Todos los seres vivos tenemos un miedo natural a lo desconocido y aun conocido. Bienvenidos al Club Del Miedo donde vas a experimentarlo en carne propia ¿Podrás soportarlo? Únete y lo veremos...

Ver más
  • 8,645 Miembros
  • 2,207 Temas
  • 3,763 Seguidores
  • 5

[Relato] Quiero ser un Psicópata | Capítulo VIII

[Relato] Quiero ser un Psicópata | Capítulo VIII

Leer el CAPÍTULO VII

CAPÍTULO VIII

Gritos que provienen de la otra habitación. Tratas de levantarte, pero fallas. No puedes más, es demasiado para ti. Tratas de matarte, pero fallas. Entonces entiendes que ésta tortura durará para siempre.

[Relato] Quiero ser un Psicópata | Capítulo VIII


- Ethan, por favor... - Suplicaba ella, de rodillas junto al cuerpo. Las lágrimas caían sobre el rostro de su pareja, apenas respiraba y lucía sumamente pálido, como muerto.
- No puedes dejarme, no te atreverías. No... - Se llevó la mano al rostro, enjugándose el centenar de lágrimas con él, luego bajó la misma mano hacia el pecho de él, jugando (usando sus dedos) con los botones de la camisa mientras su mirada se mantenía estancada sobre los ojos, tapados por los párpados, de Ethan.

Segundos atrás fue testigo del fiambre que habían desechado aquellos hijos de puta allí (usando aquella enorme cañería, seguro), la atención que otorgó al cuerpo le retrasó un poco más la espera por hallarlo a él, pero inmediatamente lo vio al darse la vuelta y darle la espalda a aquel cuerpo de la joven. Tras hacerlo, corrió hacia su posición haciendo su mayor esfuerzo por no resbalar en la tierra mojada; al lograrlo ahuyentó al cuervo de pie sobre el pecho de su hombre, seguramente aguardando por su muerte para devorarselo como a un caramelo.

- ¡Ethan! ¡Vamos, despierta! - Le gritaba, sacudiendo su cuerpo desde el pecho. De a ratos no podía evitar echar una mirada al enorme tubo de chapa, viejo y muy usado. Pudo notar, a simple vista, no sólo su suciedad de múltiples colores rojos y marrones, sino que también vio que había algo de piel sobre su borde inferior (o al menos, creía que eso era piel).
De súbito, Megan se asustó y volvió la mirada a Ethan tras que él diera un leve respingo, moviendo su hombro derecho con brutalidad durante unos segundos, y se quejará de dolor en susurros.
- ¡Ethan...! - Dijo ella con la garganta completamente quebrada e inmersa en sufrimiento, sollozó más que nunca en ésa noche y recostó su cabeza en el pecho de su pareja (a cada lado de la cabeza, además, reposó sus manos), quedándose sin ideas más que la sublime esperanza. - Te necesito... - Añadió luego, desde ésa posición, con las cuerdas vocales más distorsionadas que nunca, como si estuviesen siendo presionadas por alambres de púa.

- Señor Reed. - Dijo entre dientes la figura de espaldas, una figura en penumbras iluminada por la luz solar penetrante por la ventana. Su voz era grave, de autoridad, de respeto hacia quienes trataran con él. La imagen se distorsionó y fue reemplazada por otra voz, por otro escenario...

Volvió en sí sentándose en la tierra húmeda, respirando agitadamente en busca de aire seguro, de un ambiente calmo. Miraba de un lado al otro, completamente aturdido.
<< ¿Dónde estoy? ¿Dónde estoy? - Se repetía una y otra vez, de primer momento no parecía reparar en Megan.

- Ethan - Lo llamó ella. Continuó tornando la cabeza de un lado al otro hasta que por fin la halló.
- Megan... - Mencionó boquiabierto y relajando sus inhalaciones, petrificando sus ojos en los de ella, en ella. Estaba... Perfecta, nada le había pasado. Bueno, no perfecta, pero ya saben. La imponente luz del amanecer comenzaba a plagarse sobre ellos, dándoles la bienvenida a un nuevo día, a un nuevo comienzo de sus vidas. Ella no logró contenerse y lo abrazó con ganas y emoción, ahora en lágrimas de alegría.
- Pensé-Pensé que te había perdido. -
- Y yo a ti. - Respondió él, abrazándola sólo con su brazo izquierdo, mientras que utilizaba el otro como sostén sobre la tierra.
>> ¿Qué-Qué pasó? - Apenas podía pensar, estaba muy atónito y perturbado. Segundos atrás había oído sus gritos, había oído cómo la penetraban y maltrataban, había sentido cómo miles de ratas se alimentaban de su alma (la de él) indefensa pero ahora; ahora todo era diferente.
- No estoy segura. - Contestó ella, hizo una pequeña pausa para regresar a la anterior posición; al hacerlo estiró un poco más la pausa para refregarse la manga del saco sobre la punta de su nariz. Tomó aire, intentó calmarse, y continuó: - ; Estábamos en la casa de aquel hombre y nos raptaron; a ti, a mí. Nos golpearon violentamente en la cabeza, comenzando contigo. Luego aparecí acá, igual que vos. -
- Pero... - Dijo Ethan, volviendo a escudriñar el acampado de barro. No era posible, ¿Había estado soñando? ¿Podía ser un sueño tan real? ¿Podía un sueño tener tantos detalles? Bueno, era algo que tenía que analizar por partes, tomarlo con pinzas. Primero, Megan llevaba los jeans puestos y no estaban cortados ni nada por el estilo, su cuerpo no demarcaba golpes (más que el que ella mencionó, en la parte posterior de la cabeza); ni él presentaba heridas. Además, debía formularse otra pregunta: ¿Podía la realidad ser tan morbosa?
Bueno, sí, él lo sabía.

Ethan se incorporó, ella lo imitó. Una vez de pie, ambos sacudieron la mugre en sus ropas y observaron a la oscura cañería a su derecha.
- Debieron arrojarnos por allí. - Comentó Megan, a lo cual él no dio observación alguna. Por lo contrario, volteó su cabeza hacia ella y dijo preocupado:
- Megan, estás pálida. -
- Tú también. -
Ahogados en un millar de problemas, con semillas morbosas plantadas en sus consciencias, empezaron a caminar en dirección al sol, en busca de la carretera y, por ende, su coche. Si es que seguía allí, si es que esos malditos no se habían encargado de él también...

<< ¿Por qué nos soltaron? ¿Qué querían con nosotros? - Pensaba Ethan en privado sin detener el paso y capturando con los ojos los rayos del sol naciente. - ¿Qué HICIERON con nosotros? -

[Relato] Quiero ser un Psicópata | Capítulo VIII

  • 5
  • 7Calificación
  • 0Seguidores
  • 0Visitas
  • 0Favoritos

8 comentarios

@lauci Hace más de 2 años
bien goncy,te apiadastes de ellos en este relato crei que iva a pasar lo contrario
@DOOCG Hace más de 2 años
muy bueno
@tmhd Hace más de 2 años
¡Genial! R+1
@quitosin Hace más de 2 años
Me gusta como se va desenvolviendo la trama, aunque solo te haría algunos alcances... como el hecho de escribir entre paréntesis ciertas apreciaciones, en una parte creí leer, al comienzo del capítulo IV:


&quot;Ya iban tres cadáveres en ésa casa (al menos, tomando en cuenta los de ésa noche)&quot;

Pienso que está de más el entreparéntesis, pues invita a saber algo que no está pasando allí en ese momento sino que te saca de la escena.

Siguiendo en el mismo capítulo:

&quot;Megan, todavía en el centro de la habitación (bajo el foco de luz)&quot;

La frase pudo ir sin el entreparéntesis, a mi parecer... pues el estilo de narración te lo permite comentar sin ellos.

Bueno son solo alcances para hacer mejor la lectura, en ningún momento son con ánimos de ofender, al contrario la propuesta es buena e ingeniosa y con mi comentario solo apelo a que sea aun mejor. Tampoco soy experto de seguro con menor experiencia que tú, pero todos podemos aprender de los demás, las críticas siempre son buenas cuando se saben tomar desde el punto de vista al que se refieren.

Espero seguir leyendo esta historia. +1
@mabgia Hace más de 2 años
[Relato] Quiero ser un Psicópata | Capítulo VIII
Gran capitulo, por ahi arriba veo otro, espero llegar hoy
@DarkWolf884 Hace más de 2 años
[Relato]     Leyenda  o Mito  la pata sola
@Mishino Hace más de 2 años
[Relato] Quiero ser un Psicópata | Capítulo VIII
Tienes que ser miembro para responder en este tema