El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

El lengua larga

Anuncios

Hay un dicho árabe que afirma: “Cuidado para que tu lengua no ahorque tu cuello”. La figura de la lengua larga, en este dicho, simboliza la rapidez y liviandad con la que algunas personas hablan.

Vivir es comunicarse. En el relato de la creación se dice que Dios creó a Eva porque no era bueno que el hombre estuviera solo. La vida sin comunicación sería incompleta. Las relaciones humanas deberían ser un camino de dos vías.

El instrumento de comunicación que el Creador entregó al ser humano fue el don de la palabra. La palabra sería la herramienta que serviría para construir puentes y unir vidas. Pero, la entrada del pecado transformó la palabra en un instrumento ambivalente. El ser humano puede con ella construir o destruir, herir o curar, levantar o derribar.

Las personas sabias son felices porque aprendieron a usar la palabra como un bálsamo curador y un pincel restaurador. La palabra dicha en el momento oportuno revoluciona vidas y transforma situaciones. Mira a tu alrededor. Hay gente cuyo corazón es tierra seca, esperando una gota de agua. Esa gota puede ser la palabra y tu boca un manantial.

“El que guarda su boca guarda su alma, mas el que mucho abre sus labios tendrá calamidad” Prov. 13:3. Se entiende claramente el resultado del uso de la palabra. Si tú hablas con prudencia, en la medida adecuada, recibirás como recompensa la vida. Este proverbio en el original hebreo dice: “conserva su vida”. La vida, es parte, el resultado de lo que tú haces con la palabra.

Por otro lado “el que mucho abre sus labios tendrá calamidad”. Abrir los labios con facilidad es hablar sin pensar, instintivamente, sin medir las consecuencias. Irónico como pueda parecer, la víctima no es el prójimo, sino el propio dueño de la palabra.

Usa hoy el don de la palabra para elogiar y no para adular, para aconsejar y no para criticar, para perdonar y no para condenar. Busca a Jesús, que es el Verbo, la Palabra de Dios y pídele que habite en ti y hable a través de sus palabras. Escucha, acepta, abre los brazos, brinda oportunidades, construye, restaura, y siempre construye mirando al Señor.

Anuncios

1 comentario - El lengua larga

@mago_juan
\"Usa hoy el don de la palabra para elogiar y no para adular, para aconsejar y no para criticar, para perdonar y no para condenar. Busca a Jesús, que es el Verbo, la Palabra de Dios y pídele que habite en ti y hable a través de sus palabras. Escucha, acepta, abre los brazos, brinda oportunidades, construye, restaura, y siempre construye mirando al Señor\".

Dios no esta aqui, ni vendra.....

Padre nuestro, de todos nosotros,
de los pobres, de los sin techo,
de los marginados y de los desprotegidos,
de los desheredados y de los dueños de la miseria,
de los que te siguen y de los que en tí... Ya no creemos.

Baja de los cielos pues aquí está el infierno,
baja de tu trono, pues aquí hay guerras, hambre, injusticias,
no hace falta que seas uno y trino,
con uno solo que tenga ganas de ayudar nos bastaría.

¿Cuál es tu reino?,
¿El vaticano?,
¿La banca?,
¿La alta política?

Nuestro reino es Nigeria,
Etiopía, Colombia, Hiroshima,
el pan nuestro de cada día
son las violaciones,
la violencia de género,
la pederastía, las dictaduras,
el cambio climático.

En la tentación caigo diario,
no hay mañana en la que no esté tentado
de crear a un Dios humilde, justo,
un Dios que esté en la Tierra, en los valles, los ríos,
un Dios que viva la lluvia,
que viaje a través del viento
y acaricie nuestra alma,
un Dios de los tristes, de los homosexuales,
un Dios más humano,
un Dios que no castigue, que enseñe,
un Dios que no amenace, que proteja,
que si me caigo me levante,
que si me pierdo, me tiende a su mano,
un Dios que si yerro no me culpe
y que si dudo me entienda,
pues para eso me dotó de inteligencia,
para dudar de todo.

Padre nuestro de todos nosotros,
¿Por qué nos has olvidado?,
Padre nuestro, ciego, sordo y desocupado,
¿Por qué nos has abandonado?

Abre tus ojos, tu corazon, tu alma, tu piel y veras que dios no lo es todo ni es nada.
Mi fe no cabe en la biblia, ni el coran, ni el tora. Mi fe es mucho mas grande.....