El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Entra y te cuento la triste historia...

Buenas tardes amigos! Hoy les quiero mostrar una autobiografía que esta haciendo un amigo que esta pasando por malos momentos... Lo estoy compartiendo por el, ya que quiere permanecer en el anonimato. Quiero saber cuales son sus criticas! Gracias de antemano!


Capitulo uno.


           Para ese tiempo presentaba mis exámenes finales, y por supuesto me sentía muy cansado después de esas interminables horas de estudio. Llegaba de la universidad y usualmente mi papá me iba a buscar en su automóvil, pero algunos días estaba algo ocupado y no podía pasar a recogerme, entonces tenía que tomar el transporte público. Como mi casa no estaba en una vía principal, el transporte me dejaba cerca, pero tenía que caminar unas cuantas cuadras, y el calor típico de mi ciudad no ayudaba para nada. Cuando al fin llegue a la puerta de mi casa y la abrí, el hipnotizante olor de la comida de mi madre invadía mis pensamientos. Creo que no hace falta mencionar que mi madre cocina delicioso. Con cariño salude a mi mamá y a mi abuela, que se encontraba en su cuarto mirando la televisión, recuerdo que miraba uno de esos “talk shows” donde intentaban resolver problemas familiares pero al final siempre terminaba alguien golpeado. Volviendo al tema,   mientras almorzaba mi mama limpiaba un poco la cocina y sin darme cuenta solté un suspiro. – “Upa, tu como que estás enamorado” –Exclamo ella con cierto son característico de mi tierra. Mi mama solía decir eso cada vez que me escuchaba suspirar pero jamás entendía  el porqué. –“No, solo estoy algo cansado” –Contesté con algo de desánimo. –“Deberías dormir un poco” –Replicó. Sin mediar una palabra, me levante de la silla y me dirigía hacia mi cuarto. No tenía sueño así que simplemente me senté en la computadora a navegar un rato. –“Vienes conmigo?” –Sugiere mi padre, quien en ese momento se disponía a hacer unos recados. –“No sé, no tengo ganas” –Refunfuñé. –“Deberías salir un rato conmigo, que te la pasas todo el día sentado sin hacer nada” –Me dijo. Con un poco de mala gana me levante y me vestí y lo acompañé.
 
            Nos montamos en el automóvil, y mientras lo encendía le pregunté –“A dónde vamos?” –Luego de una breve pausa me contestó –“Voy a hacer unas diligencias en un centro comercial que queda cerca de aquí”. Arrancamos y como normalmente lo hacíamos, mi padre y yo discutíamos sobre política y algunos otros temas tribales. Llegamos al centro comercial, nos bajamos del auto y caminamos hasta la tienda donde tenía que ir. Era un pequeño quiosco y se encontraban una muchacha haciendo su labor. –“Conoces a mi hijo?” – Le dice mi papa a una de la trabajadora. –“Mucho gusto, David.” – Y ella contesta: -“Encantada, Juliette” –junto con una amigable sonrisa. Bueno, mi papa le entrega algunos papeles y casualmente Juliette le comenta que hace días que el internet en la tienda tenía fallas, y que ya habían notificado la avería y alguien vino a revisarlo, pero le dijeron que lo iban a reparar dentro de tres días y de verdad necesitaban acceso a  internet. Yo poseía algo de conocimientos acerca de computadores y redes, y entonces, luego de pensarlo dos veces,  exprese –“Déjame revisar qué puedo hacer”. Ella me señalo donde estaban los aparatos y me dispuse a revisarlos. Resulta que un simple cable estaba mal conectado, seguramente el chico que había ido a revisar no se percató de su error.
 
            -“Creo que ya está listo, revisa a ver si hay internet”-comente mientras me levantaba del suelo. Con una sonrisa de Juliette confirmé que el problema estaba resuelto. Vaya que si sonreía. Mi papa me revolvió el cabello y me abrazó cordialmente y dijo –“mi futuro ingeniero” –con una sonrisa llena de orgullo. Hablábamos de temas triviales mientras se hacía algo más tarde y por alguna casualidad de la vida mi padre le pregunto a Juliette si ya había comido, pues ya eran algo más de las dos de la tarde; ella contesto que no. Nos despedimos con un beso y un abrazo, y partimos mi padre y yo. Y le comento –“Sera que le compramos algo de comer?”. –“No sé, que quieres comprarle?” –Me contestó. Luego de una breve pausa se me ocurre una idea: -“Que tal si le compramos unos churros?” –“Esta bien, pero los pagas tu” –me dice mientras suelta una breve carcajada. –“Pues no hay problema.”
 
            Como es de esperar, fuimos a comprar la comida. Y cuando volvimos a la tienda, pude ver desde la distancia la expresión de sorpresa de Juliette. –“Son para mi?” –exclamó ella, pero su sonrisa; era diferente, sonreía de oreja a oreja y podía ver destellos de sus ojos color miel; sí, tal cual como en las caricaturas. Sentì algo asi como un golpe de adrenalia junto con un escalofrio, rapidamente recorriendo mi cuerpo. Era uno de esos momentos en el que quieres que la aguja del reloj se detenga. Aquella sonrisa quedo grabada en mi mente, con martillo y cincel. Si pudiese describirla con una sola palabra, sería “cautivante”.
 
           
 Capitulo dos. 


“Te tengo buenas noticias” –Exclamo mi papá, mientras una sonrisa se dibujaba en su rostro. –“Que pasó?” –conteste con expectativa. –“La encargada de la tienda vio tu trabajo y ha decidido contratarte”. Me emocioné mucho, como si a un niño le dieran golosina, ya que había conseguido un trabajo teniendo apenas 17 años, algo bastante difícil de conseguir en mi país. –“¨Pero no es en la sucursal a donde fuimos la última vez, será en otro centro comercial un poco más lejos, pero te puedo llevar.” –Comentó. Yo, con un poco de decepción pero al mismo tiempo contento por mi suerte; acepté el puesto. Para esa época eran finales de noviembre e iba a comenzar a trabajar desde diciembre hasta enero todos los días, incluyendo sábados y domingos.
 
            Estaba muy emocionado, era mi primer día en el campo laboral, por fin podía saborear lo que es tener algo de dinero al final del mes. “Bendición papá” –Exclamé mientras me bajaba del automóvil. –“Dios te bendiga hijo” contesto mi padre. Con un entusiasmo poco discreto me dispuse a caminar al centro comercial. Era un día soleado y con vientos perfumados de nuevas oportunidades. Abrí la puerta y me topé con ella. “Hola, como estas?” –Dijo Norelí con una cordial sonrisa. Antes había ido a esa tienda pero yo, por lo tímido que soy, apenas conocía su nombre. –“Hola, bien y tu?” –Conteste junto con un cálido abrazo. Esa tarde ella me enseño como se hacían algunas cosas, como facturar, me enseño los precios de los productos, y cosas así por el estilo. Ya faltaba poco para salir, eran cerca de las 7 pm y la salida era a las 8 y entonces, era hora de limpiar el local. –“Hagamos algo”-Comenté –“Yo no vengo a ser carga para nadie, más bien una ayuda. Así que un día limpias tú, y el siguiente lo hago yo, si?”. Ella con una expresión de sorpresa en su rostro espetó –“En serio?”. –“Pues sí, porque no?” –Contesté y supuse que jamás había visto a un hombre haciendo labores de limpieza. –“Pero hoy limpias tú” –Expresé con un tono burlesco y una carcajada. –“pues no me da risa” replica con una evidente risa.
 
 
            Hasta donde logro recordar nada importante sucedió al día siguiente, aparte de que me toco limpiar a mí, pero al llegar a casa me topé con una agradable sorpresa: Mi papa había hablado con la encargada y le comunico que por algunos problemas personales de una de las trabajadoras de la otra tienda, ella iba a ser transferida la otra sucursal, y que yo iba a trabajar en su lugar. Y  por si no ha quedado claro, pues sí. Iba a trabajar con Juliette.


Capitulo tres.


        Poco a poco la sangre que pensaba que corría por mis venas al fin comenzó a moverse. No seria una exageración decir que ese mes fue el mejor de toda mi vida. Todos los días llegaba a la tienda y sin importar lo que estaba haciendo ella se levantaba y me daba un abrazo. Con ella, por alguna razón, la conexión fue instantánea, podía hablar con ella como si la conociera de hace años. Para que entiendan un poco más lo que quiero expresar,  les voy a relatar un poco lo que fue de mi vida antes de ella. 
        Desde muy pequeño he sufrido mucho rechazo... Recuerdo la primera vez que me gustó una chica. Si mal no recuerdo era primer o segundo grado de primaria, y  pues un día quise decirle que me gustaba. así que hice un aviocito de papel con una nota que decía: "Quieres ser mi novia?" . La chica cuando recibió el mensaje, lo miro con una expresión de confusión y vi que empezó a escribir algo en el avión. Lo lanzo hacia mi dirección y hasta pude ver las estelas de ilusión que dejaba a su paso. Cuando lo recibí en mis manos, ella había dejado esto: " ". Y lo mas extraño es que no recuerdo nada mas de ese lapso de mi vida, solo recuerdo ese escenario. 
        También recuerdo que una vez, una chica que vivía por mi casa y que conocía de hace algunos años me pidió el "empate". Yo era un niño pequeño y pues dije : "Porque no?" -A pesar de que ni sabia lo que era ser novio de alguien, simplemente le seguí la corriente. A fin de cuentas un día jugábamos al escondite todos los chicos de la calle, como hacíamos algunas tardes. Recuerdo que le tocaba contar a otro amigo, y cuando empezó la cuenta regresiva, ella bruscamente tomo mi brazo y nos escondimos; y luego, con la voz jadeante de tanto correr me dijo: "No le digas esto a nadie" y me besó. Y pues, eso fue todo. El "gran primer beso". La verdad es que no sentí nada más que un par de labios sobre los míos. La deje de ver un tiempo y todo quedó así como en el aire, y ahora creo que me odia pero no se porqué. Apenas y nos saludamos.
        Muchas personas experimentan su primer noviazgo en la secundaria, pero ese no fue mi caso. SI les cuento la verdad, las chicas con las que me gradué no eran muy sociales. El salón siempre estaba segmentado; el grupo de las muchachas por la derecha y los varones a la izquierda. No es que la escuela lo impusiera así, solo que naturalmente nos dividimos así. Y bueno era raro que los varones hablaran mucho con las chicas y por esa causa nunca tuve una amiga. Las conocía, pero no sabia más allá de sus nombres y de sus calificaciones, pues todas eran muy cerradas y en su mente si un chico no era atractivo, no valía la pena hablar con el. Por decirlo así eran muy superficiales. Espero que nadie se entere quien soy. Sin embargo se puede decir que habían excepciones. 
        Ahora que me acuerdo, tambien en secundaria, como cuando estaba en octavo grado fui a la casa de mi mejor amigo, y el vivia cerca de otra compañera de estudio y casualmente ese dia, su amiga; que tambien estudiaba con nosotros estaba de visita en su casa. Hablamos con ellas y salimos a caminar y hablar. Pasamos una hermosa tarde simplemente "echando cuentos" como dicen por aqui. Y bueno, empece a sentirme atraido por aquella chica. Pasa el día y le cuento a mi mejor amigo lo que estaba sintiendo, y el decicio decirle a ella lo que le habia comentado. Y adivinen que respondio ella. "Me da lástima". Esas son cosas que te marcan de por vida, heridas dificiles de sanar. 
        Hay muchas mas cosas que les quiero contar, pero el nudo en mi garganta y el mal clima en mi cabeza no me dejan pensar con claridad. 
 
 Capitulo cuatro.


        Estaba acostado en el colchon de mi cama chateando por el celular con Juliette, soliamos hablar de muchas cosas; ella sabia todo de mi, y yo de ella. Nos volvimos buenos amigos en poco tiempo. Ella sabe cosas de mi que jamas le he contado a nadie más. Regresando un poco a la historia, ese dia ella me dice que tiene malas noticias: "Me tengo que ir de la ciudad". Sentia como mi aliento desalojaba mi cuerpo y se me dificultaba respirar. Para mi ella era demasiado importante, y simplemente le respondi con una carita triste porque no queria que supiera que estaba tan triste.No queria que mis sentimientos interfiriera con su decision. No me especificoporque se queria ir, solo me dijo que tenia algunos problemas personales y que  alla le ofrecian otro trabajo. Pasaron cerca de dos semanas si mal no recuerdo, pero fueron de las peores, esas semanas que te cuesta conciliar el sueño y que necesitas un esfuerzo titanico para levantarte porque no tienes ganas de hacer nada y te preguntas porque aun respiras. Para aclararles un poco mas el panorama, una vez mas les voy a explicar un poco mi situacion. 

        Como me gradue de bachiller, obviamente el siguiente paso era entrar en la universidad, y casualmente varios de mis amigos ibamos a estudiar la misma carrera en la misma universidad, y entonces nos pusimos de acuerdo para ir el mismo dia a la universidad e inscribirnos todos juntos y quedar en la misma seccion. Y bueno, dicho y hecho. Empezamos a estudiar todos juntos. Yo en bachillerato tenia buenas notas, y si les soy sincero mi mejor amigo paso a cuestas de mi, ya que muchos de los examenes eran en pareja y yo hacia todo el trabajo. Para hacer un poco mas corto el cuento, yo pasé todas las materias del primer trimestre. Pero ellos no, y lo peor de todo es que como ellos eran mi grupo de amigos, no me preocupe por hacer nuevas amistades y ahora habia pasado a el segundo trimeste,  y sin amigos. Y generalmente los grupos se forman en los primeros dias de clases.  No tenia nadie con quien hablar, todos eran conocidos, pero ningun amigo. 
        Para empeorar aún más las cosas, mi hermana se habia casado, y se fue del pais debido a la situacion de crisis por la que esta pasando mi nacion, pero bueno, eso es otro tema. No fue nada facil decir adios, puesto que las intenciones eran que se fuera para no volver más. Ahora hablo con ella pero a traves de internet, y el cambio de horario no hace ayuda. Igualmente no es lo mismo sin ella aqui. Mis padres ambos trabajan, y por esta razon casi nunca estan en la casa, solo comparto el poco tiempo que tengo con ellos los sabados y los domingos. Pero de lunes a viernes me quedaba practicamente solo en mi casa. Solo quedaba mi abuela en la casa, pero ella lo que hace todo el dia es ver television, y como no oye muy bien, es poco agradable hablar con ella, apartando el hecho de que no confio en ella. No sabe guardar un secreto. Tampoco tenia ningun vecino, el amigo que vive en frente de mi casa lo unico que hace es hablar de aquellas caricaturas japonesas y de videojuegos. Es mayor que yo pero el aun no ha superado esa etapa, tampoco es alguien de fiar. En ese momento mi vida cabía en la definicion de soledad. 

        Soy una persona muy cerrada y con el pasar de los años, confio cada vez menos en las personas. Por eso tengo pocos amigos, pero amigos de verdad...  

        Llegue a caer tan bajo que simplemente no podia aguantar las ganas de llorar. Habia pasado varias noches sin dormir, porque ella se iba, y era la unica persona en quien confiaba. Y asi como entro a mi vida, se iba. Probablemente sin dejar rastro. Bah, pero que digo. No les quiero llenar la cabeza de mentiras. Estaba enamorado. Por ella sentia cosas que jamas habia sentido antes con tanta intensidad, tantas emocines, tenia tantas cosas que decirle, cuando estaba con ella nada mas importaba. Solo queria ver aquella sonrisa que me cautivó el primer dia que la conocí. Me sentia terrible. Pasaba todo el dia en el cuarto con las ventanas cerrada y la conrtina extendida; ni un rayo de luz entraba a la habitacion. Para desahogar un poco lo que sentia decidi entrar a un chat por internet donde se puede hablar anonimamente con extraños, y yo pedia ayuda. Las personas fueron muy amables  conmigo y el consejo que me dieron fue que hablara con ella.

        Luego de que reuní el valor suficiente, me dispuse a escribirle. Y le dije todo lo que les comente antes (sin decirle lo que sentia por ella), le dije que me sentia mal, me sentia solo y que ella, la unica persona que alguna vez se habia interesado en escuchar lo que tenia que decir; se iba a ir. Pero que no queria que lo que esto afectara su decision de dejar la ciudad, pues la vida se mueve y no tiene compasion por nadie. Ella me dijo que no me preocupara. Y bueno me estuvo comentando que ella tambien habia pasado por algo así, pues sus padres se divorciaron y fue una epoca dura para ella y que hasta tuvo que ir al psicologo. Me dijo que callarse las cosas es una de las peores decisiones que una persona puede tomar. Luego de una larga y significante conversacion le envié: "Sabes que? Solo queria decirte que te quiero." y ella me respondió: "Yo tambien te quiero". 
        Esas simples cuatro palabras salvaron mi vida. Estoy seguro que si no hubiese sido así, no estaria contandoles esto... Pocas personas aprecian el verdadero valor que tiene un "te quiero". A partir de esa noche simplemente senti que le debía mucho.
 Capitulo cinco.


 Esta es una biografía anonima puesto que aqui expondré muchas cosas que prometí jamas contar... Solo una persona conoce quien soy, pero confío en ella y sé que no habrá ningun problema. Igualmente algun día se lo voy a mostrar a Juliette. 
        Siguen pasando los dias y el mes de Diciembre acaba. Ya no iba a trabajar todos los dias sino solo los miercoles. Pero un dia recibo la buena noticia: Juliette ya no se va. No se como describir esa sensacion, es como de liberacion, como si te quitaran un peso enorme del cuello. Sin exagerar queria saltar de la alegria. Pero esa alegria duró muy poco...
        Recordando algunos lindos momentos que pasé con ella puedo mencionar un dia que eran cerca de  las 4 de la tarde y nuestros estomagos pedian a gritos algo de comer, y le digo: -"Que quieres comer hoy?" -"Vas a brindar?" -contesta con los ojos brillosos y de nuevo su hermosa sonrisa de oreja a oreja. -"Que quieres comer?" -vuelvo a preguntar. "Sorprendeme"- fue su respuesta. Salí a buscar algo de comer y la verdad es que no sabia que escojer; algo salado o algo dulce, y de pronto veo una tienda donde venden rollos de canela y ese tipo de cosas, y vi una especie de bandejas que traian varios rollitos rellenos con canela y dulce, y los compré. Al regresar a la tienda llego con una cara de desilucion y la comida escondida tras de mi y le digo "No consegui nada" y seguidamente le muestro los rollitos y una vez más, pude disfrutar de aquella sonrisa, pero esta vez mucho mas intensa. Era su postre favorito. Simplemente me encantaba verla así, me hacia muy feliz. 

        Como haciamos normalmente, veiamos peliculas en el trabajo (si, peliculas enel trabajo), si mal no recuerdo veiamos "The silence of the Lambs". Y en plena pelicula ella pausa la pelicula y me pregunta: -"Te consideras de mente abierta?" y le respondÍ : -"Del uno al diez, yo creo que un siete u ocho" -mientras en mi mente trataba de maquinar porque me hacia esa pregunta. -"Y tu agarras las indirectas rapido, no?" -me pregunto de nuevo y le respondi: -"Yo voy lento pero seguro", agarro dos de tres". -mientras soltabamos unas carcajadas y aun preguntandome porque tal pregunta. Unos dias despues, hablabamos por el celular, y de pronto lanza la pregunta : -"No has notado algo diferente en mi?" . Yo quede un poco confundido y le respondi : "Pues no se, la forma tal dulce como tratas a todos?". Y de pronto, como una revelacion se me ocurrio que podia ser. 

     Cuando te preguntan si eres de mente abierta que se te viene a la cabeza? Algo relacionado con la sexualidad probablemente. Y entonces supuse que tendria que ser algo relacionado con eso, pero como le pregunto directamente algo así? Si mis suposiciones no eran acertadas las consecuencias iban a ser graves. Asi que tome un poco de riesgo y le pregunté: -"Lo que me quieres decir tiene algo que ver con una palabra que empieza por la letra "L" ?" . Ella respondio: "Porqué "L"?" y le conteste con un poco de temor: "Contesta mi pregunta"  -Y me contesta: -"Pues sí, por la letra "L" o "G"."


Capitulo seis.


   Mi cabeza palpitaba, mi corazon iba a mil y mi mente aun no lograba digerir lo que ella me habia acabado de decir. Luego me envio un largo parrafo diciendome que ella es la misma mujer que conocí, que simplemente no estaba interesada en hombres. Sencillamente no cabía en mi mente. Le respondí que no importaba, que yo no juzgo a nadie y que la iba a seguir queriendo de la misma manera, porque igualmente sigue siendo la persona mas especial que he conocido. Obviamente dije eso porque no la queria hacer sentir mal, pero la verdad es que me sentí decepcionado. SIendo sincero no la quiero ver así, me duele por dentro y me duele aún mas no poder decirle porque soy un cobarde. Supongo que mi mente no era tan abierta como yo creía. Hay un dicho que dice que uno no sabe quien es hasta que te toca reaccionar.
        Esa noche fue dura. No pude dormir. Cuando por fin logre conciliar un poco el sueño, volvio su imagen a mi mente y senti como la angustia invadia cada uno de los rincones de tu cuerpo, como si estuviese cayendo al vacío y mi pulso se acelera, sin olvidar el nudo de boy scout en mi garganta.  En mi mente solo habia una incognita:  Puedo seguir mirandola a los ojos? 

        Era miercoles, me tocaba trabajar ese dia; pero no recuerdo bien que pasó y ya no me tocaba ir, alguien mas iba a cubrir mi turno. Pero sentía un incontrolable deseo por verla, tenia que saber si aún podia hablar con ella como antes y no estaba dispuesto a esperar una semana más. Y bueno, como mi papá no sabía que no me tocaba trabajar ese día y entonces me llevo hasta el centro comercial, no me importaba trabajar sin paga con tal de hablar con ella. De nuevo me recibio con un caluroso abrazo, de esos que no quieres que acaben... Y pasé toda la tarde preguntandole porque había tomado esa decision, para ver si eso me ayudaba a despejar un poco mi mente. Por razones claras no compartiré las cosas que ella me contó, me parece que es poco prudente. Ella me habia comentado de sus ex-novios, y le pregunté cuales eran los reales... Me dijo que si habia tenido novios pero que su ultima novia era la empleada que habia sido despedida, y que yo estaba cubriendo su puesto. Y le pregunté cual era su actual pareja y me respondio que aun no quería revelarselo a nadie... le dije que si no me queria decir, no estaba en la obligación. Y continuamos hablando y me revela que tambien, una de las otras dos empleada que trabaja en la otra sede, comparte sus gustos. Y yo solo por curiosidad le pregunte si Eriana, la otra empleada que trabajaba en la otra sede, también pensaba igual. Para mi sorpesa, la respuesta fue afirmativa. Estaba en un estado de shock. ¿Cuanta gente que conozco tiene esos gustos y no lo sé? Creanme que si ella no me lo cuenta jamás me hubiese enterado...

        Ella tenia un telefono que no era "inteligente" entonces solo podia chatear por facebook a traves de su laptop, y no podia disfrutar del "Whatsapp". Entonces recordé que habia una manera de usarlo a traves de la computadora y me dispuse a instalarselo. Recuerdo claramente que en su fondo de pantalla habia una especie de collage con imagenes que decian "me encantas Juliette", "I love you pretty face", y algunas otras cosas. Cuando terminó la instalacion me volteo y de nuevo logre ver aquella sonrisa deslumbrante que tanto anhelaba. 

        Dias despues nos encontrabamos de nuevo en la tienda, y escuchabamos musica en su computadora. Me estaba mostrando algunos grupos que a ella le gustaban y la verdad es que tenemos gustos bastante similares. Y mientras veiamos los videos, cada vez que llegaba un mensaje salia un pequeño aviso que indicaba que habia llegado un mensaje de "whatsapp" y mostraba un poco del contenido del mensaje. Usualmente yo apartaba la mirada, ya que soy un fan de la privacidad y tampoco me gustaria que estuviesen leyendo mis mensajes... Pero esa vez no voltee la mirada por alguna razon, y logre divisar que el aviso decia que una tal "Paola" habia enviado un mensaje que decía: "donde esta mi carita linda?" . Sentí como una bomba cayendo al fondo de mi estomago, mi vision se distorsionaba un poco y mi corazon pisaba el acelerador. En eso me interrumpe Juliette y me dice: -"Estoy hablando con Eriana, solo que le puse ese nombre porque si revisan mi computadora no saben quien es". Ella no se dió cuenta de su pequeño descuido, pero para mi ya todo estaba claro. Sin embargo, no quise preguntarle. 

        Ella me conto una vez que todas las empleadas se llevaban muy bien y que siempre solían hacerle bromas a Eriana, porque tenia una muletilla: "Te va a ir bien". Y les encantaba ver como se ponía. Varios dias despues, por alguna razon las llaves de la tienda cayeron en mis manos, y tenia que llevarselas a Juliette a su casa. Mi papá me habia ido a buscar a la universidad y luego fuimos a cortarme el cabello, para luego dirigirnos a su residencia. Llego al frente de su casa y la llamo a su celular para que abra la puerta y reciba las llaves, y luego sale ella. Se me escapa un suspiro al recordar. Llevaba una linda blusa y unos shorts cortos que dejaban que el aire acariciara sus hermosas piernas. Salí del auto, le di un abrazo y un beso y simplemente no pude dejar de mirarla. No queria que ella se diera cuenta asi que simplemente bajé la mirada y me limité a contemplarla a traves del reflejo de las puertas del automovil. Mi papa y ella intercambiaban palabras pero si les soy sincero no recuerdo una palabra de lo que dijeron. Mientras mi papa conducia camino a casa, le envie un mensaje a Juliette que decia: -"A donde vas tan guapa? e.e" . Luego de cerca de dos minutos llega un mensaje de ella: "Mi novia se tiene que poner guapa porque la vine a visitar! Att: te va a ir bien" 
       Capitulo siete.


"Tranquilo, si?"
 
No tienen ni puta idea cuanto odio esa frase


Capitulo ocho.



 Una de las vendedoras que trabajaba en la sucursal de Juliette fue despedida porque cometío un grave error,  pero ese no es el caso. El caso es que Eriana vivía en casa de su ex-pareja, y obivamente como habian terminado, ella se tenía que ir de la casa. ¿Y adivinen a donde se mudó? a la casa de Juliette, y ahora trabajaría con ella tambien, y lo peor es que yo tambien trabajaría con ella. Era una persona muy cerrada, siempre de brazos cruzados y encarada. No teníamos nada en comun, lo que hacía nuestras conversaciones muy escasas de palabras; me costaba mucho mantener una conversasion con ella...

        Ahora recordando otro momento lindo que pasé con Juliette, estabamos un día hablando de tonterias realmente y en eso me dice que ella siempre ha querido una gorra  vinotinto que tenia una "V" de Venezuela color blanco contorneada con lineas amarillas, con la viscera plana, y yo archivé eso en mi memoria. Un dia iba saliendo de la universidad y al frente habian unos buhoneros y logré divisar la gorra que Juliette tanto quería. Sin pensarlo cruzé la calle y hable con el vendedor y aparté una gorra para que me la entregara el dia siguiente, el miercoles; porque acababa de vender la ultima. Ese mismo dia en la tarde recibo un mensaje de Eriana: " " y le contesté: "Hola como estas? :p " y estuvimos hablando no se de qué pero salio a relucir el tema del 14 de febrero, san valentin. Ella me pidio ayuda para ver que le podía regalar. Le comente acerca de la gorra y le dije que si quería le daba la gorra y que se la regalara a Juliette, que yo le iba a cobrar solo lo que me costó. Cometí el gran error de decirselo. En fin, me dijo que no tenia dinero y que queria regalarle algo mas especial. ¿Y ahora que iba a hacer yo? Compré esa gorra para Juliette y ahora le dije a Eriana; si se la regalo me va a odiar, porque ella sabe cuanto desea esa gorra. Pero en mi mente dije "Me vale todo". Efectivamente, al otro dia volvi a hablar con el vendedor, le termine de pagar y me entregó la gorra. Mas tarde en el trabajo volvió a mi la duda. ¿Se la doy o no?. Estuve toda la tarde pensando en eso pero al final reuni la valentía y lo hice a pesar de lo que fuese. La coloqué debajo de su chaqueta mientras ella iba al baño, para que así cuando estuviesemos recogiendo para irnos, la encontrara. Cuando ya nos ibamos, me pidio que le pasara su chaqueta; arruinando la sorpresa. Levante la chaqueta dejando expuesta la gorra, extendí mi brazo, tomé la gorra y se la entregué. Su expresión no tenía precio. Creo que no saltó de la emocion porque estabamos en público. Una vez mas rocé un pedazo del cielo: pude observar su hermosa sonrisa. Incluso me pidío que le tomara una foto para subirla a instagram. "A gift from my beautiful friend" 

No sabes cuanto me duele..

         Hay algunas cosas que no les he comentado... a pesar de que conocerla es una de las mejores cosas que me ha pasado, de alguna manera, es tambien una de las peores... Porque al conocerla, aprendi a disfrutar de los pequeños detalles, descubrí que tengo sentimientos y que mi cabeza no solo alberga conocimientos. Y es la peor, pues sembró en mí un dilema. Ya mis sentimientos por ella estaban desvaneciendo porque intenté forzosamente pensar que ella era mi amiga, me metí en la cabeza que yo no pretendia nada, y que tampoco le interesaba a ella.


Muchas gracias por pasar! En la fuente esta el perfil de WATTPAD donde pueden seguir la historia, que se va actualizando mientras va pasando..

1 comentario - Entra y te cuento la triste historia...

MasterXT +1
Pero explícame algo, ¿Los policias sabian que asuntos internos les tendia una trampa?

PD: Lo leí todo.
MasterXT
@aerosmithjunior Oye y porqué no publicas el resto aquí?, me da paja registrarme en esa página.
aerosmithjunior
@MasterXT Es que aun no los ha escrito, eso es lo que te quiero decir xd pero ya la cosa va algo adelantada :3
aerosmithjunior
@MasterXT Puede ser que suba otro capitulo hoy