Informe sobre la contaminación en el Riachuelo

La contaminacion en el Riachuelo


Tema: La contaminación del Riachuelo.


Objetivos:

1. Explicar el estado actual del Riachuelo.

2. Explicar las causas que genera la contaminación en la salud.

3. Obras previstas para la recuperación del riachuelo.

4. Conclusión final.



Situación actual

Por más espectaculares que sean los secuestros, robos y asesinatos de cada día, la inseguridad también es ambiental, y se cobra muchas más vidas que la violencia callejera.

Después de abandonos, las "aguas" del Riachuelo siguen bajando negras y macabramente contaminadas. Lo único que goza de buena salud es el olvido. Cualquier río es fuente de vida, pero el que nos ocupa es sinónimo de muerte, hoy induce silenciosamente el doble de fallecimientos en niños de los partidos de la cuenca en la Provincia de Buenos Aires, y en los barrios de La Boca. Barracas y Villa Lugano de Capital Federal, respecto del promedio de toda la Ciudad de Buenos Aires.

El Matanza - Riachuelo tiene la longitud de 64 kilómetros desde La Boca hasta Cañuelas, por su distancia se lo considera un río, pero no huele como un río, ni tiene el aspecto de un río, y ni siquiera cumple con uno de los usos y costumbres más comunes en los ríos: tener peces. No es fuente de esparcimiento para los habitantes de su ribera, ni es navegable, y lo que es peor: no tiene agua potable, tiene cualquier otra cosa. Agua líquido de aspecto prístino, transparente, insípido, inodoro, incoloro en pequeña cantidad y verdoso o azulado en grandes masas; que posee dos partes de hidrógeno y una de oxígeno. El Riachuelo se encuentra muy lejos de satisfacer cualquier requisito.

Hasta el agua del pozo, está contaminada por, los basurales, las filtraciones que comunican al Riachuelo con las napas freáticas y por los millones de pozos ciegos y cámaras sépticas que imperan en la zona, lo que acentúa la generación de graves enfermedades.
Debiera prohibirse beber de las primeras napas.
Riachuelo: un "río" de 8.500 toneladas de hierro - chatarra que frenan el lento escurrimiento del mismo. Sacar y desguazar los 67 barcos inactivos y abandonados es un buen negocio, mientras que esperar a que se hundan para después reflotarlos y extraerlos es un tremendo negociado.
El fondo del "río" contiene, además de cascos de barcos, esqueletos de autos, basura de todo tipo, un lodo letal formado por venenosos metales pesados y sedimentados en concentraciones muy altas y muy alejadas de los porcentuales internacionalmente tolerados, con un espesor que en sitios llega a 7 metros de profundidad. Solamente entre el puente de la Noria y La Boca, existe un excedente de 4.000.000 metros cúbicos de barro contaminado resultante de desperdicios orgánicos e inorgánicos volcados por las industrias desde hace dos siglos.
Los terrenos de la Cuenca, despreciados, de bajo valor fiscal, convertidos en "tierras de nadie", se han transformado aceleradamente en el asiento del bolsón de pobreza más extendido del país, donde se están contaminando las aguas subterráneas y los alimentos de huertas, granjas o manufacturados en el lugar. Vía cadena alimentaria también nos están enfermando.
El crecimiento rápido y anárquico de barrios, villas y asentamientos ilegales de la Cuenca no se acompañó de las inversiones necesarias en infraestructura y servicios. Como consecuencia, existe un rápido aumento del número de personas que viven precariamente y en hacinamiento extremo, sin abastecimiento de agua, sin recolección de basura, sin eliminación de excretas ni de aguas residuales.
Los terrenos de la Cuenca, muy bajos y densamente poblados, están sujetos a inundaciones periódicas que durante las sudestadas ocurren de manera rápida y dramática. La necesidad de socorrismo y evacuación es habitual. Cuando llueve las tuberías rebosan y los basurales desparraman una variedad de sustancias peligrosas a las zonas de vecindad y a los cauces.
Los bajos inundables no debieron venderse ni poblarse.
Para bajar el nivel de contaminación del Riachuelo, antes que trabajar sobre sus "aguas" y su lecho, hay que hacerlo en su entorno, expandiendo la red cloacal pues el 55% de la población de la Cuenca carece de cloacas (es común la existencia de conexiones clandestinas de aguas servidas o residuales de cualquier otra índole a conductos pluviales), extendiendo la red de agua potable, pues el 35% de la población de la Cuenca carece de ella, introduciendo el servicio de recolección de residuos domiciliarios en los asentamientos (más de 12 con un total de 500.000 personas), eliminando los basurales (más de 100), y obligando a las industrias a una producción limpia o a construir plantas para el tratamiento de sus residuos. Solo el 3 % de las industrias que contaminan tienen instalados procesos de depuración.
El Riachuelo desemboca en el Río de La Plata, muy cerca de donde Aguas Argentinas tiene importantes tomas de agua para potabilizar, por ejemplo, en Bernal, a 2,4 Km. y en Palermo a 1,1 Km. de la costa. ¿Puede un río ser "cloaca y bebedero" a la vez? Es como si alguien hiciera desembocar la cloaca en su pileta y después de sacar un balde de esa misma agua, con un tratamiento de cloro, se lo diera de beber a sus hijos
Un informe de la Auditoría General de la Nación sostiene que la empresa Aguas Argentinas, incumpliendo contratos, solo efectúa el tratamiento del 12% de los efluentes cloacales que recibe en las plantas norte y sudoeste. El resto de los efluentes son vertidos al Río de la Plata, a la altura de Berazategui, sin haber recibido el tratamiento adecuado para obtener los niveles de calidad que establece el marco regulatorio. Este informe revela también la falta de control en que incurriría el ETOSS (En te regulador del agua).

El informe del Defensor del Pueblo de la Nación Eduardo Mondino, resalta también que en la Cuenca, Aguas Argentinas solo ejecutó el 24 % de la inversión comprometida en Febrero de 1997.
Hoy, merced a la recesión, el "río" recibe un 25 % desde efluentes industriales (125.000 mts3 diarios a través de conductos cloacales, pluviales o directamente al suelo) y un 75 % desde efluentes cloacales (375.000 mts3 de aguas servidas por día) y se presume que no son más de 65 empresas las responsables de la contaminación no biodegradable del 80% del "río", tóxicos sedimentables que permanecerán en el cause aún cuando cesen las descargas que le dieron origen. Si ocurriese la anhelada reactivación industrial, el citado 25 % se podría elevar a un 60 %.

El Riachuelo tiene concentraciones de mercurio, zinc, plomo y cromo superiores en 50 veces a los niveles máximos permitidos. La concentración de E.Coli (Bacteria) es similar al de una cloaca.
Estamos ante una cloaca a cielo abierto, detritos humanos e industriales, soberano foco infeccioso.
Contaminantes arrojados al "río": cadmio, mercurio, níquel, plomo, cromo, arsénico, selenio, fenoles, bencenos, tolueno, hidrocarburos clorados, pesticidas, herbicidas, plaguicidas, detritos humanos y animales, materiales orgánicos en suspensión, detergentes, etc.

Resulta imperioso que se haga público el listado de las 65 empresas responsables del 80 % de la descarga de efluentes industriales al "río" que cita el P.G.A. (AR - 0136) el cual les otorgaba un plazo de 4 años para disminuir y controlar la contaminación industrial, con un crédito especial. Plazo que se venció, y nadie se hace cargo.

Lindante a La Boca, y cruzando el Riachuelo, en Dock Sud, se encuentra el muy peligroso polo petroquímico, iniciado en 1920, donde 50 empresas se agolpan en 260 hectáreas. Refinerías de petróleo, plantas de recepción y almacenaje de petróleo y sus derivados, plantas de recepción y almacenaje de productos químicos, planta de coque, central termoeléctrica, industrias de procesos, empresas de transporte, amarres, areneras, estaciones de servicio, un puerto con movimiento anual de 2700 buques y puentes de acceso con un movimiento automotor promedio de 5500 vehículos diarios.
Un importante accidente en este polo petroquímico haría desaparecer la ciudad de Avellaneda, parte de la Ciudad de Buenos Aires y los "afortunados sobrevivientes" maldecirían el aire contaminado que deberían respirar.

Esta impresionante combinación hace de este rincón una de las áreas estratégicas más vulnerables de nuestro país desde el punto de vista de seguridad nacional, y con los mayores índices de contaminación del aire, cada tanto las nubes tóxicas provocadas por accidentes químicos obligan a desalojar a alumnos de las escuelas del lugar y muchos vecinos, en particular niños, están sufriendo serias enfermedades, registrándose nacimientos con malformaciones congénitas.
El agua y el aire, fuente y sustento de vida, al contaminarse, se han transformado en los criminales más peligrosos del planeta: matan 27.000 personas todos los días.


Contaminación y Salud

Según la Organización Mundial de la Salud: SALUD es un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solo la ausencia de enfermedad o dolencia.
En la Cuenca, la situación es contraria y alarmante.
El vecino no puede pescar peces porque no los hay, pero si puede contraer enfermedades devastadoras.

7.000.000 personas mueren cada año en el mundo por enfermedades causadas por las aguas contaminadas.

El agua es nuestro alimento vital y el disolvente de todos los demás, regula la temperatura corporal, en todas las edades mantener una correcta hidratación es vital para la salud, transporta nutrientes a los tejidos y representa el 70 % del peso total de un individuo, pero nada hacemos por tener aguas seguras ni por el saneamiento de nuestros insalubres ríos.

Nuestro "río" nos horroriza, ya no sirve para alimentar, ni para recrear, entretener o refrescar a quienes habitan en sus orillas, solo sirve para envenenarlos.
El 30 % de la mortalidad infantil tiene origen en enfermedades hídricas, evitables con el abastecimiento de agua segura.

EL AGUA POTABLE SALVA MÁS VIDAS QUE LAS VACUNAS.
La ONU señala que el 80 % de las muertes en los países en vías de desarrollo derivan del consumo del agua no potable y de falta de sistemas de saneamientos.

Las cifras golpean en especial a los menores de 5 años: 6.000 niños mueren a diario en el mundo de alguna enfermedad relacionada con el consumo de agua no potable y con las malas condiciones sanitarias (un niño cada 14 segundos).
Estas Cifras son aterradoras.

En ciertos grupos, más del 90 % de los niños pueden portar gusanos parásitos en sus intestinos, y muy pocos saberlo.
Son causa frecuente del consumo de agua contaminada. Algunos, como el Ascaris lumbricoides (Parásito), pueden migrar más allá de la luz intestinal y provocar grave daño en el hígado, en los pulmones y aún en el cerebro.
En las guardias pediátricas de Capital Federal son muy frecuentes los diagnósticos de metahemoglobinemia ( enfermedad hereditaria causada por el consumo de alimentos en mal estado). Un estudio realizado en 1988 en el gran Buenos Aires arrojó niveles altos de nitratos en la mitad de las muestras, y niveles altos de bacterias en un tercio de ellas.
Los nitratos presentes en el agua de las napas contaminadas, al ser ingerida por los niños, pueden transformarse en nitritos y generar un cuadro de cianosis grave, conocido como "síndrome del bebé azul" con riesgo de muerte (Se lo llama así ya que sus efectos se notan en la coloración azulada de la piel, mucosas).

En el largo plazo y combinados con otras sustancias, los nitritos, pueden también formar cancerígenos. Así mismo, los efectos del plomo, son de acción retardada, pudiendo provocar un tremendo déficit intelectual en el niño; en la misma dirección, el mercurio produce alteraciones neurológicas; el cadmio produce enfisemas, alteraciones renales, anemias y cáncer de próstata; el arsénico motiva cáncer de piel y de pulmón; los virus entéricos se excretan en las heces y pasan a las aguas transmitiendo hepatitis infecciosa tipo "A" y son muchos los agentes contaminantes que arrojados al "río" o al ambiente corrompen la salud del vecino, y sensiblemente al feto materno.

Aquí mostramos una tabla con los componentes que se encuentran en el Riachuelo y el origen de cada uno.
Las moscas son cada vez más difíciles de combatir. Su importancia debe enfocarse en que son portadoras de bacterias fecales en sus patas, y contaminan con ellas alimentos, utensilios y superficies, propagando enfermedades diarreicas.
Con abundancia de aguas estancadas, y bajo condiciones biometeorológicas adecuadas, es común la proliferación (multiplicación abundante) que constituyen uno de los motivos de mayor molestia e irritación para los habitantes de la cuenca. El más corriente es el Culex pipiens. Si bien no es agente de enfermedades severas, es frecuente que el rascado asociado a la mala higiene condicione una piodermitis que puede ser potencialmente severa especialmente en los niños. El Aedes aegypti, vector del dengue, otrora tropical, ya está instalado entre nosotros. Es el mismo vector de la fiebre amarilla, enfermedad que en siglo XIX produjo una mortandad enorme en Buenos Aires.

La ausencia de saneamiento apropiado conduce a enfermedades diarreicas, que sumadas a la desnutrición, al hacinamiento, al estrés mental severo y a la exposición al frío, predisponen a una gripe potencialmente mortal. La gripe es el eslabón final de una cadena de dificultades más profunda.


Obras previstas para recuperar el riachuelo

Las obras previstas contra la contaminación necesitarían una inversión cercana a los US$ 3.000 millones. El plan pretende darle cloacas y agua potable a cerca de 5 millones de habitantes de la zona.
La presentación conjunta (Nación y provincia de Buenos Aires) realizada ante la Corte Suprema fue el primer paso formal de un plan de saneamiento del Riachuelo y de obras hidráulicas que requerirán una inversión de no menos de 3.000 millones de dólares. Esta estimación que hicieron para Clarín técnicos oficiales no incluye el costo por el traslado o reconversión de las industrias
contaminantes. Debido a la cantidad de obras, en el Gobierno abren el paraguas y estiman un plazo de 10 años para llevar adelante el plan.
No está claro como se financiará la limpieza del Riachuelo. Se sabe sí que será compartida por las tres jurisdicciones y que se buscarán préstamos externos.
El otro paso formal que dio el Gobierno fue la presentación del proyecto de ley de emergencia de la cuenca Matanza − Riachuelo que luego será girado al Congreso.

# Instalación de cañerías para llevar agua potable y cloacas a los 4 millones a los que habitan las tierras cercanas al Riachuelo.

# Se hará un relevamiento y registro de las industrias que vierten efluentes y contaminan, aunque los técnicos aseguran que la contaminación mayor viene por el lado de los residuos orgánicos.

Conclusión

La contaminación del riachuelo comenzó hace décadas, desde el comienzo del proceso de industrialización. Llevara muchos años descontaminarlo y se necesitarán muchos recursos y la ayuda y decisión de muchos gobierno.

Bibliografía:

• http://www.greenpeace.org/argentina/es/

• http://www.lanacion.com.ar/

• www.ecoportal.net

Fuentes de Información - Informe sobre la contaminación en el Riachuelo

Dar puntos
0 Puntos
Votos: 0 - T!score: 0/10
  • 0 Seguidores
  • 5.371 Visitas
  • 0 Favoritos

0 comentarios - Informe sobre la contaminación en el Riachuelo