El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Lo que debemos saber, los que la votaron y los que no!!!


link: http://www.youtube.com/watch?v=kafFS9KdlNQ&feature=related

Jueves, 7 de julio de 2005 | pagina 12
Las quejas de Susana Rueda, en nombre de los “gordos”, no pudieron evitar que el camionero fuera consagrado secretario general de la Confederación General del Trabajo, acompañado por José Luis Lingeri. Después recibió el respaldo de Kirchner en la Rosada
Pasaron muy pocas horas entre su consagración como titular de la CGT y la visita a Néstor Kirchner. Obviamente, no fue una casualidad, pero tampoco se trató de un mero hecho simbólico. Hugo Moyano se trasladó a la Casa Rosada con la firme intención de transmitir su respaldo al Presidente. Y, por si fuera poco, se comprometió a participar hoy del lanzamiento de la candidatura de Cristina Kirchner como senadora nacional por la provincia de Buenos Aires.
Moyano visitó al mandatario junto al abogado de la CGT, Héctor Recalde. Media hora después, todos salieron con cara de satisfacción. Kirchner, por el apoyo del camionero; Moyano, por haber logrado incluir al asesor letrado en la lista de candidatos a diputados bonaerenses del Frente para la Victoria.
Recalde será séptimo en la boleta nacional, según confirmó a este diario el diputado y dirigente metalúrgico Francisco Gutiérrez, otro de los que integrará la lista kirchnerista para renovar su banca.
Alguna vez, el abogado de la CGT fue tentado a integrar la lista del peronismo bonaerense, de la mano de Eduardo Duhalde. Nunca se concretó. Después se lo mencionó como candidato a ministro de Trabajo. Pero ese lugar quedó para Carlos Tomada. Finalmente, Kirchner lo pone ahora como candidato en un lugar con inmejorables chances de llegar al Congreso de la Nación.
Durante el encuentro, el anfitrión relató algunos detalles del acto de lanzamiento de su mujer, que se desarrollará esta tarde en el Teatro Argentino de La Plata. La propia Cristina fue testigo del entusiasmo de Kirchner, que iba y venía del despacho contiguo, donde el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, terminaba de completar la grilla de postulantes para las elecciones de octubre.
Nadie niega lo que está a la vista: hay una evidente buena disposición del camionero hacia Kirchner. Los archivos son categóricos. A pesar de haber apoyado en el 2003 a Adolfo Rodríguez Saá, en el último año, el ahora jefe único de la CGT no ahorró elogios hacia el Presidente. “Kirchner y yo luchamos por lo mismo.” “Kirchner está actuando muy bien.” “Esta CGT no se unificó para pedir paros”, fueron sólo algunas de las frases que ofreció a los medios nacionales.
Los moyanistas respondieron que el congreso de Obras Sanitarias del 15 de julio de 2004 fijó los nombres de un consejo directivo y de una conducción tripartita, que además de Moyano y Rueda integró José Luis Lingeri. Pero también aprobó una cláusula transitoria que delegaba al consejo directivo para que, transcurrido un año, regularice la conducción, nombrando un secretario general, un adjunto y un administrativo.
Lo que ayer se votó en la CGT por unanimidad fue precisamente eso: Moyano quedó como secretario general, Lingeri como adjunto y Rueda pasó a integrar la secretaría administrativa. El acto de asunción será 14 de julio, o sea, el próximo jueves.
DOMINGO 22 OCT 2006 Clarin
VIOLENCIA EN SAN VICENTE : LA RELACION DEL GOBIERNO Y LOS GREMIOS DESPUES DE LOS EPISODIOS DEL MARTES 17

Kirchner y Moyano: una alianza en crisis, pero que todavía resiste

El Gobierno aspira a que el líder de los camioneros mantenga el control de la CGT.
El sindicalismo es esto". La frase es de la privacidad de Néstor Kirchner y fue pronunciada frente a la pantalla de la TV durante las horas calientes de martes 17. El Presidente tomó nota entonces del error de haber ingresado en negociaciones con Hugo Moyano —el último contacto entre ambos había sido el jueves anterior— para su asistencia al homenaje en la quinta de San Vicente. Había creído siempre que ese acto era un anacronismo, pero nunca imaginó que el retroceso iba a ser tan grande.

Kirchner nunca tuvo gran consideración por los sindicalistas. Su relación con ellos se remonta a su primera época de abogado, cuando actuaba como apoderado del SUPE en Río Gallegos, el entonces poderoso gremio de los petroleros, y algo más tarde como asesor de ATE Río Turbio, con los mineros del carbón. Aún hoy cuestiona algunas posiciones de Lula y Evo Morales como resultado de la extracción gremial de ambos presidentes. Y siempre ha preferido más a un Hugo Moyano sin poder que con él.

Los incidentes del martes entre dos sectores antagónicos del sindicalismo ponen en crisis la alianza entre el Presidente y el líder de los camioneros. Pero difícilmente termine con ella.

Desde la tarde del 17, en el Gobierno se distinguieron dos posiciones contrarias sobre el futuro de la sociedad con Moyano. Al finalizar la semana solo una sobrevivió y es hija de la necesidad.

Moyano ha sido una pieza clave para la estrategia antinflacionaria del Gobierno. Tanto en la negociación salarial como incluso en la política de seguimiento de precios, el Gobierno le reconoce haber actuado en favor del proyecto oficial, donde lo incluyen. Tiene en su favor haber actuado con "racionalidad", como lo describió un ministro, en la disputa con los piqueteros por el espacio en las calles, además de ofrecer garantía de una conducción unificada en el edificio de la calle Azopardo. En la Casa Rosada aspiran a que siga siéndolo.

Aunque los "gordos" no han roto con Kirchner, la desconfianza es mutua. El Gobierno siempre los ha emparentado al proyecto de Lavagna, e incluso del de Mauricio Macri. A las puertas del año electoral, y de la definición de un candidato antagonista del Gobierno, con probabilidad el ex ministro de Economía, ese dato vuelve a ser relevante.

En los pasillos de la Casa Rosada se recordaba el viernes cómo había llegado Moyano a conquistar la conducción de la CGT. Y mencionaron un nombre: "Barrionuevo". Allí eran evidentes los esfuerzos por, en línea con la frase del comienzo, universalizar un estilo sindical y hacer que todos luzcan igual.

Habla un ministro de la primera línea: "Pretender que hay un sindicalismo civilizado es de una enorme ingenuidad. Esta vez han sido la UOCRA y Camioneros. Pero esto puede repetirse con cualquiera de ellos".

En las últimas horas el Presidente avanzó hacia una condena explícita de los hechos de violencia y de sus responsables, un déficit evidente en el comienzo.

Pero es una incógnita cómo fue que Kirchner pasó de descalificar a los organizadores del "Grupo Mausoleo", como solía llamarlos, a sumarse a un acto en el que nunca creyó, como no sea por su conocida inclinación por ocupar todos los espacios disponibles en política.

[size=12]Rodeado por los Moyano, Kirchner convocó a una “alianza policlasista”[/size]
24/08/10 Volvió a criticar a los medios y a opositores, pero aseguró que cree en “la pluralidad”.
Cuestión de familia. Un clásico del peronismo.

Mientras los Kirchner juguetean con la candidatura del “pingüino” Néstor o la “pingüina” Cristina para 2011, el ex presidente y actual titular del PJ se paró ayer en el centro del escenario ante un Luna Park colmado. Lo flanqueaban los Moyano. A su derecha, campera de cuero marrón y barba canosa: Hugo. A su izquierda, camisa manga corta blanca y un resfrío que le hacía frotarse la nariz cada minuto, Facundo, uno de sus ocho hijos, titular del gremio de empleados de peajes y flamante jefe de la Juventud Sindical Peronista (JSP) , brazo sub-40 de la avanzada política del camionero.
Entre las banderas de camioneros, metalúrgicos, ferroviarios, peones de taxi, portuarios, canillitas, colectiveros y la JP Evita, un video fogoneó la mística, fusionando los gobiernos Perón, la lucha contra “los cipayos y traidores” del menemismo y la alianza con los Kirchner de los últimos años.
En su debut ante un escenario masivo, Facundo desplegó su oratoria. Fue evidente su intención de enterrar en la historia las divisiones de los 70, en las que la JSP a la que perteneció su padre libraba una batalla sin cuartel con la Tendencia de izquierda del peronismo, en la que militaban Néstor y Cristina. Habló de Felipe Vallese y de José Ignacio Rucci, le pegó a los medios que “intentan hacer creer que este gobierno crea un clima de enfrentamiento” y aseguró que “la justicia social no se negocia ni se debate, se conquista”.
Hubo ovación cuando, dos veces, presentaron a Hugo como quien “desde mañana (por hoy) presidirá el PJ bonaerense”. Nadie reparó en que su asunción es interina, ante la convalecencia de Alberto Balestrini.
Moyano padre aseguró que “estamos viviendo momentos decisivos, dando la batalla final para imponer el modelo nacional y popular” y recordó con sorna a Patricia Bullrich Luro Pueyrredón (sic). “Con sus tres apellidos no puede confundir más. Seguro quiere aumentarles ahora a los jubilados para volver a bajarles si alguna vez es presidente”, pronosticó.
Si padre e hijo se habían mostrado aperturistas de cara a 2011, Néstor Kirchner fue más contundente. “Convoco a la recuperación de una alianza policlasista entre los trabajadores, la clase media y los empresarios nacionales” aun “de los que no piensan en todo como nosotros” porque “creemos en la pluralidad y la diversidad para construir la victoria del modelo nacional y popular en 2011”.
Hacia el final, no faltaron los clásicos embates a la prensa (“Si la concentración mediática nos quiere seguir injuriando, que sigan”) y a la oposición (“Los mismos que fundieron al país son los que ahora quieren dilapidar esta recuperación. Tengamos memoria”, pidió).
Después, Kirchner se abrazó a los Moyano bajo una lluvia de papelitos. Hoy, en ese mismo escenario, el intendente platense Pablo Bruera prometerá un peronismo distinto.

Los Moyano

Hugo Moyano acumula poder gremial y avanza hacia la política (hoy asumirá la conducción del PJ bonaerense). Pero también su familia ocupa posiciones de poder.

Su hijo Pablo conduce, en los hechos, el sindicato de camioneros y organiza bloqueos plantas industriales como metodología de lucha.

Facundo, que lidera el sindicato de trabajadores de peajes, también protagonizó tomas violentas de oficinas. Ayer fue entronizado como secretario general de la Juventud Sindical Peronista.

Liliana Zulet, esposa de Moyano, conduce la obra social de los camioneros y dos constructoras que realizan obras para el sindicato.


Textuales

Kirchner: “Convoco a la recuperación de una alianza policlasista entre los trabajadores, la clase media y los empresarios nacionales”.

Mas acuerdos salariales
El Gobierno sumo ayer dos nuevos acuerdos de incrementos salariales que estan en linea con el 20% que habia cerrado Hugo Moyano.

Los choferes de colectivos acordaron con las lineas de la region metropolitana un ajuste salarial levemente superior al 20%, que implicara el pago de tres sumas fijas de $ 170. La primera sera retroactiva a enero y las restantes se sumaran a los sueldos de mayo y setiembre.

Segun las empresas, el Gobierno se comprometio a reconocer los mayores costos con mas subsidios.

Tambien llego a un acuerdo el sindicato de publicidad, con tres subas acumulativas del 6% a pagar entre enero y mayo.
Una sociedad por cuatro años mas

Todos fueron golpes de efecto que solo sirvieron para ocultar la verdad. Que el 17 de octubre violento en San Vicente habia herido de muerte a Hugo Moyano. Que los rivales sindicales internos del camionero se unian para derrocarlo. Que Kirchner le habia sacado su apoyo para siempre. Y que Cristina iba a terminar con su liderazgo apenas pisara la Casa Rosada.
Lo que se comprobo ayer en el Deportivo Español es que el pacto de los Kirchner con el polemico Moyano esta mas fuerte que nunca. Que el camionero es el gendarme de la banda salarial del 20%. Que los enemigos se debilitan. Y que tiene, por lo menos, cuatro años mas para disfrutar en el poder.
Una familia con poder de fuego
Pablo Moyano
Tomo la posta de su padre y esta al frente del Sindicato de Camioneros. A los 36 años, ya protagonizo varias polemicas. En 2006 encabeza un boicot contra los supermercados chinos en reclamo por mayores medidas de seguridad para los choferes. Y el dia del traslado de los restos de Peron, su chofer y hombre de confianza, Emilio "Madonna" Quiroz, participo de un ataque a tiros contra un sector del gremio de la UOCRA. Ni bien asumio Macri, participo del primer paro que le hicieron.

Hugo Moyano
Nacio en 1944 en La Plata, pero vivio en Mar del Plata desde chico. En 2003, cuando Kirchner fue candidato a Presidente, apoyo a Adolfo Rodriguez Saa. Luego, tejio una alianza con el Gobierno. Casado, en algun momento acusado de comprar campos por valores millonarios, el gremialista mas poderoso (puede llegar a parar totalmente el transporte) suele ser clave en las negociaciones salariales. Este año, Camioneros arreglo un 19,5% de aumento y marco tendencia. El anuncio se hizo en la Casa Rosada.

Juan Facundo Moyano
Tiene 23 años y es el jefe del Sindicato Unico de Trabajadores de Peajes y Afines. "Moyanito", como lo llaman, genera una especie de panico entre los concesionarios de los peajes por "la dureza de sus negociaciones". En los ultimos tiempos, encabeza dos protestas mediaticas: los trabajadores levantaron las barreras y dejaron pasar gratis a los automovilistas. Una fue para exigir mejores condiciones salariales. La otra, mayores medidas de seguridad.
El actometro
Camisetas
Con el estadio ya casi vacio, Moyano se fotografio con los 78 camioneros que llegaron desde Tierra del Fuego. Los fueguinos le pidieron camisetas para jugar al futbol: un juego verdiblanco y otro rojo, de Independiente, donde Moyano pisa fuerte. Le paso el pedido a su hijo Pablo.

El detalle
Cristina Kirchner cedio al pedido y se puso la gorrita de los camioneros para las fotos.

Piropos subidos de tono
La investidura presidencial no amedrento a los camioneros, que le dedicaron desde el clasico "veni Cristina, veni con los muchachos", hasta otras letras bailanteras mucho mas subidas de tono.
MIÉRCOLES, 26 DE NOVIEMBRE DE 2008

Morales Solá relaciona a Néstor Kirchner en el “bloqueo” de Moyano La Nación y Clarín
Un ataque contra todos los argentinos

Por: Joaquín Morales Solá
Una vez, hace poco tiempo, un periodista le preguntó a Hugo Moyano si al sindicato de camioneros lo manejaba él o su hijo Pablo. "Yo", contestó. Y agregó enseguida: "No puedo ser injusto. El pibe hace lo que yo le digo".
Hace más tiempo, un ministro lo consultó a Néstor Kirchner sobre si debía aceptar un insistente pedido de Hugo Moyano para reunirse con él. "Con Hugo hay que hablar siempre. No importa si te gusta hacerlo o no. Tenés que hacerlo", le respondió, tajante. Hablemos, entonces, de Moyano y de Kirchner, eternos aliados en las cosas nobles e innobles de la vida.
Impedir la salida de diarios es como cortarle las dos piernas al periodismo. La prensa tiene sentido cuando su trabajo sale a la luz pública, cuando los lectores pueden acceder libremente a sus informaciones, a sus análisis y a sus opiniones. ¿De qué serviría el afán de los periodistas si un grupo de pendencieros solventados por un sindicato clausurara las puertas de la libertad? ¿En qué subsuelo de la calidad cívica habrá caído la Argentina si un grupo de adeptos oficialistas estuviera en impunes condiciones de clausurar la salida de los diarios? Moyano ha metido sus camiones en supermercados, en empresas de peajes y en otras compañías, a veces para dirimir viejas peleas entre los devaluados caudillos sindicales. Todos son hechos graves, sin duda, porque la violencia exenta de culpa es una perversión de cualquier sistema democrático.
Sin embargo, ninguno de aquellos atropellos tiene la importancia institucional que podría revestir la decisión de frenar la distribución de los diarios. Es difícil incorporar estos valores tanto en Moyano como en Kirchner, porque ambos tienen la convicción de que el periodismo que no es oficialista merece la extinción. En el pequeño y aldeano universo de sus ideas, el periodismo no oficialista es puro mercantilismo.
La embestida de Moyano contra los dos principales diarios argentinos no puede entenderse sólo como una disputa entre gremialistas. Hace unos diez días, Néstor Kirchner se refirió a los dos diarios peyorativamente, como suele hacerlo siempre, en una disparatada conferencia que dictó en Santiago de Chile. Fue Kirchner quien abrió el cauce de una acción más expeditiva por parte de su amigo sindical. Las palabras siempre preceden a los hechos y nunca hubo mejor ejemplo que el de Moyano llevando a la acción las palabras previas del ex presidente.
Funcionarios del gobierno nacional aseguran que hicieron todo lo posible por frenar el ímpetu moyanista. ¿Acaso la prensa debería ir ahora en peregrinación a Olivos para agradecer el gesto? Si fuera como ellos dicen, ¿no se limitaron a devolverle al periodismo la libertad que le corresponde por mandato constitucional? Quizá todo haya sido hecho con la factura de quien espera recibir un agradecimiento.
Kirchner usa fuerzas de choque diversas para amedrentar a sus adversarios, reales o supuestos. Moyano es demasiado dependiente de Kirchner como para hacer lo que promete hacer sin haber contado, al menos, con la mirada cómplice del ex presidente. Kirchner es, a su vez, demasiado dependiente de Moyano como para negarle una grata autorización. La sociedad entre ellos parece indestructible. Cuando se habla de la prensa, además, sólo hay que remontarse a la crisis con el campo: fue Moyano el que comenzó con una ola de descalificaciones a la prensa que luego hizo suya el propio Kirchner.
Al ex presidente lo condenan el contexto y la historia. Un hombre fuerte en el poder, que se jacta de que en el país no se mueve una hoja sin su consentimiento, no podría pretextar ahora que su aliado anda haciendo correrías por su cuenta. En los últimos días, esa alianza ha sido más explícita, al punto de que a Kirchner no se lo ha visto de otra manera que no sea al lado del jefe de la CGT. En su última aparición junto a Moyano, Kirchner volvió a descalificar a medios periodísticos.
La descalificación del periodismo forma parte de la historia de Kirchner. Ningún otro presidente de la democracia argentina habló tanto de la prensa y de los periodistas para desacreditarlos, ningunearlos y difamarlos. Su derecho a la inocencia se encoge entonces dramáticamente. Ningún otro presidente le permitió al jefe de la CGT tantos atropellos, ninguno abandonó con tanta soltura la neutralidad ante los actores sociales y ninguno hizo tan poco para devolverle a la nación política una noción del orden público.
Sábado, 25/06/2011 | 20:15 hs
Con Bodou, Cristina Kirchner ratifica alianza con Moyano y su apoyo a Bonafini
El actual ministro de Economía, Amado Boudou, es cercano tanto al líder de la CGT, como a la titular de Madres de Plaza de Mayo. Para D´Elía es "un mimo a la CGT".


Luego de develarse uno de los misterios mejor guardados, el vice presidente de Cristina Fernández de Kirchner, se ratifica el apoyo a Hugo Moyano y a las Madres de Plaza de Mayo. Es que el elegido, actual ministro de Economía, Amado Boudou es cercano tanto a Moyano, como a Hebe de Bonafini.
Es así, como luego del anuncio, Bonafini respaldó la designación y dijo: "Estoy muy contenta, Boudou es una gran persona". No es para menos, dos personas que la apoyaron durante el escándalo de Sergio Schoklender, pueden llegar a ocupar importantes puestos: Boudou como vice presidente y Gabriel Mariotto como vice gobernador, acompañando a Daniel Scioli en la fórmula por la Ciudad de Buenos Aires.

Por su lado Juan Cabandié, legislador porteño, también en la misma línea que Bonafini, apoyó la candidatura de Amado Boudou: "Es un amigo de la militancia y su trabajo en materia económica es muy fuerte", para luego referirse al caso de los hermanos Noble.

También Luis D´Elía expresó: "Creo que la elección de la Presidenta es un mimo a la CGT, siempre tuvieron buenas relaciones", y agregó: "Es un tipo querido, fue una de mis elecciones en lo privado".

link: http://www.youtube.com/watch?v=Wt0_CSD1OeM

20 de junio de 2012
Pablo Moyano recalentó la disputa: “Boudou está más sucio que un mecánico”
El hijo del secretario general de la CGT redobló la apuesta luego de que el vicepresidente advirtiera que el Gobierno aplicará la ley de abastecimiento por el paro nacional que realizan los camioneros. "Si quiere pulsear con camioneros, que Boudou se presente".
El secretario adjunto del Sindicato de Camioneros, Pablo Moyano, recalentó la disputa con el vicepresidente Amado Boudou al advertir que "está más sucio que un mecánico".

"Salió el señor Boudou del sarcófago, creíamos que ya estaba con (José) Pedraza", apuntó Moyano en referencia al titular del gremio Unión Ferroviaria, quien se encuentra detenido en el marco de la causa por el crimen del militante del PO Mariano Ferreyra.

De esta manera, el hijo del secretario general de la CGT redobló la apuesta luego de que Boudou advirtiera que el Gobierno aplicará la ley de abastecimiento por el paro nacional que realizan los camioneros.

"Si quiere pulsear con camioneros, que Boudou se presente", desafió Moyano durante una entrevista al canal América 24 que se emitió anoche.

De inmediato agregó: "La vergüenza es que este señor, que está más sucio que un mecánico, venga a decirnos a los trabajadores lo que tenemos que hacer", en referencia a la investigación por la ex Ciccone Calcográfica.

“Estamos pensando en un paro nacional de camioneros y en llevar 100 mil personas a Plaza de Mayo", indicó el hijo del líder de la CGT.
Sobre la relación con el Gobierno de Cristina Kirchner indicó que “hay un ninguneo” y que “el Gobierno quiere sacar a Moyano de la CGT y poner a otro sector de Lescano o Cavalieri. Nosotros queremos una central obrera que reclame siempre”.

link: http://www.youtube.com/watch?v=9Vtx7G0Ha44

“Moyano no cambió. Él siempre estuvo con los trabajadores cuando estuvieron los militares, con Menem, con la Alianza y todos. Fue el Gobierno el que se alejó de los trabajadores y no escucha sus reclamos. El único dirigente que representa a los trabajadores es Hugo Moyano”, indicó el dirigente gremial.
Este es el desglose de la relación de los Kirschner con su brazo armado, la herramienta con que suplieron la ley, suplieron a gendarmeria en otros casos , con "camioneros" llegaron a lugares donde nunca pudieron haber llegado. Hoy como siempre interesados en sus propios intereses nos ponen al medio de sus contiendas egoístas, peleados por ver quien es mas rico o mas poderoso. Siguen avasallandonos , golpeándonos sin tapujos, la falta de escrúpulos es notable , no guardan ya ni siquiera la forma, ni siquiera les importa el escarnio publico. Hoy mas que nunca debemos ser analiticos, no dejar pasar esta situacion y llegado el momento tomar el toro por las astas y cobrarles con nuestro pequeño instrumento que es el voto. "Seamos realistas es gente demasiado rica como para preocuparse y ver la realidad de gente tan pobre como nosotros

4 comentarios - Lo que debemos saber, los que la votaron y los que no!!!

kka94 +1
Camyf dijo:Ladrones
2005



si pero ahora no están bloqueando una empresa sino hospitales , estacione de bomberos cosas esenciales no le importa un pito al gordo


el pueblo no son los camioneros