El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas

Anuncios


[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas

@LeoRokr
La Muerte

viva la muerte
arte mexicanojose guadalupe posadacalaveras mexicanassocio politico
jose g posada


"La muerte, es democrática, ya que a fin de cuentas, güera, morena, rica o pobre, toda la gente acaba siendo calavera". J.G.Posada

gente calavera

vale la pena leer.



El Día de Muertos, efeméride de celebración o, mejor dicho, de duelo renovado según la tradición judeo-cristiana, adquiere en México una luminosidad, un colorido y, sobre todo, un carácter festivo muy particular que lo hace único y sorprendente que desconcierta a los extranjeros que no están familiarizados con sus tradiciones, herencia precolombina que se defiende apelando a un tenaz sincretismo sustentado por esa enorme masa indígena que sigue hablando su lengua y rezando a sus dioses enmascarados tras los íconos impuestas por el conquistador

Cabe destacar que el Día de Muertos mexicano difiere radicalmente del Halloween celta llevado a los Estados Unidos por los inmigrantes irlandeses y, como la CoCaCoLizada Navidad, desvirtuado en aras del mercadeo anglosajón.

caricaturistas de mexico

De hecho, mientras el halloween tiene que ver con el terror que se le tiene a las ánimas cuando éstas deciden infiltrarse en el mundo de los vivos (y a la muerte en si), ésta, en México, es alegre, traviesa, divertida. El día de los muertos, con su correspondiente vigilia, es una celebración, motivo de felicidad, es el recuperar a esos antepasados que partieron antes que nosotros y que, como amigos queridos que deciden visitarnos, vienen a compartir comidas, música y tradiciones.

Al fin y al cabo un duelo se vive por el hijo o el hermano que emigra, el amigo perdido, o ese amor que se termina.

[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas

Aquí la Parca es algo de quien te puedes burlar, con quien puedes convivir, y en este día divertirte...hasta que llegue el inevitable momento en que la tengas que acompañar. Posada reflejó magistralmente en sus grabados esta manera tan particular que tiene el mexicano de ver y enfrentarse a la muerte.

José Guadalupe Posada, nació el 2 de febrero de 1852 en Aguascalientes, centro del país -tierra defendida por los aguerridos chichimecas en una lucha que se extendió durante toda la segunda mitad del siglo XVI- en una genial expresión de la memoria heredada, siempre relacionó a los vivos con los muertos. Muy pronto se reveló como un extraordinario dibujante, contraviniendo sistemáticamente las reglas de la pintura academicista mexicana, aunque sus mejores habilidades estaban en el grabado y sobre todo, en una nueva técnica introducida en México en 1826 por el italiano Claudio Linati de Prevost: la litografía.

La Muerte

Maestro del afiche, valiéndose de sus grabados, criticó la desigualdad social y las injusticias que se vivieron durante el sangriento período conocido como el porfiriato, con personajes como los revolucionarios, políticos, militares, bandoleros, borrachos, damas elegantes, charros, toreros y obreros, muchos de ellos en forma de calavera que se convirtió en el sello característico del artista mexicano. Cómo olvidar al Revolucionario, las Calaveras en Bicicleta o a Don Quijote, grabados representativos de Posada y su más célebre personaje: La Catrina.

Finalizaba el siglo diecinueve y en México, como en el resto de Latinoamérica, ya había pasado el tiempo de las luchas por la independencia, pero la distribución social de los espacios de poder no había cambiado radicalmente. Los criollos enriquecidos abrían las fronteras al latifundio y la intromisión avasallante del capital extranjero hacían cada vez más insoportable las condiciones de vida de la mayoría de la población, predominantemente indígena.

viva la muerte

Los aislados estallidos sociales eran inmediatamente sofocados por las fuerzas represoras y los sectores más críticos a la dictadura debieron actuar de manera sigilosa adoptando una política de bajo perfil que, sin estridencias, actuase para crear una conciencia política reivindicadora. Y es entonces que la figura creada por José Guadalupe Posada se convierte en vehículo decisivo de la protesta, con sus originales imágenes que hablaban directamente a la tradición popular. Para ese entonces, la prensa satírica, heredera de esa Revolución Francesa llegada al país azteca en las mochilas de las tropas de Maximiliano, tenía en México una tradición de por lo menos cincuenta años. Pronto vendría la revolución.

Posada describió con originalidad el espíritu del pueblo mexicano desde los asuntos políticos, la vida cotidiana, los desastres naturales, el terror por el fin de siglo que hacía temer por el fin del mundo, las creencias religiosas y la magia a través de las imágenes que denunciaban descarnadamente la desigualdad existente en la sociedad sometida a la dictadura de Porfirio Díaz, a la vez que cuestionaban su moralidad y su extranjerizante culto por la modernidad. Esta situación hizo de su obra un pilar fundamental en la imaginería mexicana, un artista proveniente del pueblo que se nutrió del imaginario popular mexicano y al que se dirigió como público, lo que le significó ataques despiadados y persecuciones.

arte mexicano

El estallido de la Revolución de 1910 significó el triunfo de su particular manera de hacer política, de combatir las injusticias. Durante casi medio siglo, el maestro Posada trabajó incansablemente en la prensa dirigida a los trabajadores, así, sus primeros trabajos, le brindaron la posibilidad de desarrollar su destreza artística como dibujante, grabador y litógrafo; por esos tiempos, realizó algunas ilustraciones satíricas que aparecieron en la revista El Jocote. Historias de crímenes y pasiones, de aparecidos y milagros, ilustró corridos, caricaturizó a los personajes más representativos de la sociedad mexicana, desde revolucionarios, obreros, fusilados, borrachos, catrinas y catrines, charros y toreros, hasta políticos, bandoleros. Sentó precedente al convertirse en el ilustrador más representativo de las famosas "calaveras" (versos con alusión a la muerte que se ilustraban con esqueletos vivos personificados). Cabe agregar que fue él quien creó lo que fuera el primer personaje del comic moderno mexicano, Don Chepito Mariguana.

Las calaveras de Posada no tenían como objetivo hablar de la muerte en un sentido religioso o trascendente, sino, como recuerda la historiadora Montserrat Galí, «Es una reflexión sobre los vivos, sus defectos, sus flaquezas y sus vicios. Así, las calaveras no tienen en el fondo mucho que ver con la muerte y mucho menos con reflexiones trascendentes, sino con todo aquello de los vivos que se presta a la sátira, la burla y al "relajo"»


jose guadalupe posada

Modesta en apariencia, de bajo costo, reproducida velozmente gracias a la técnica litográfica, la obra de Posada influyó en artistas de la estatura de José Clemente Orozco y Diego Rivera, para nombrar a las figuras cimeras de la plástica mejicana del S.XX. Sus obras se conservan en el Instituto Nacional de Bellas Artes, el Museo José Guadalupe Posada de su ciudad natal, Aguascalientes, y en innumerables colecciones particulares.

calaveras mexicanas

Su muerte, ocurrida en México D.F. en 1913, a los 61 años, dejó tras sí un registro invalorable de los sucesos políticos durante el porfirismo y la revolución. Alimentador de la cultura popular, sus imágenes fueron parte indiscutida del complejo proceso de transformación de México hacia una nación moderna que, aunque poseedora de una tradición que se remonta a más de mil años antes de la Conquista llevada a cabo por los españoles, aun tiene un largo camino por recorrer para liberarse de los males que también aquejan a parte de Latinoamérica y que, gran país, gran cultura, se magnifican en la permanencia de un status quo que no solo permanece inconmovible, sino que, en algunos casos, pareciera agravarse.

NOTA: Cabe señalar que, aunque los grabados con esqueletos y cráneos representan un porcentaje muy pequeño dentro de su obra, a Posada se le conoce como "el novio de la muerte" y las calaveras constituyen su sello y el motivo de una fama que lo distingue hasta la actualidad.




socio politico
jose g posada
gente calavera
caricaturistas de mexico
[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas

La Muerte

viva la muerte
arte mexicano
jose guadalupe posada
calaveras mexicanas
socio politico

jose g posada

gente calavera
caricaturistas de mexico
[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas
La Muerte
viva la muerte

arte mexicano

jose guadalupe posada
calaveras mexicanas
socio politico
jose g posada
gente calavera

caricaturistas de mexico

[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas
La Muerte
viva la muerte
arte mexicano
jose guadalupe posada

calaveras mexicanas

socio politico
jose g posada
gente calavera
caricaturistas de mexico
[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas

La Muerte

viva la muerte
arte mexicano
jose guadalupe posada
calaveras mexicanas
socio politico

jose g posada

gente calavera
caricaturistas de mexico
[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas
La Muerte
viva la muerte

arte mexicano

jose guadalupe posada
calaveras mexicanas
socio politico
jose g posada
gente calavera

caricaturistas de mexico

[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas
La Muerte
viva la muerte
arte mexicano
jose guadalupe posada


"La muerte, es democrática, ya que a fin de cuentas, güera, morena, rica o pobre, toda la gente acaba siendo calavera"
calaveras mexicanas

socio politico































jose g posada

gente calavera

caricaturistas de mexico

[ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas

Anuncios

4 comentarios - [ Viva La Muerte ] Jose G. Posada *Calaveritas

@The_Rolas +1
Excelente!!!
@LeoRokr +1
gracias por pasar !!
@The_Rolas +1
@LeoRokr Gracias por el aporte, varias no las había visto.
@totetote +1
Esta es una de las cosas que mas definen a la cultura mexicana, y no tiene nada del romanticismo prehispánico del que abusan muchos.
@LeoRokr +1
gracias por tu comentario amigo