El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Evolucion e historia de la Pelota de Futbol

Anuncios

La pelota de cuero más antiguo que existe se encontró en 1999 y probablemente tiene más de 450 años. Se encontró escondido en las vigas del dormitorio de María Estuardo en el Castillo de Stirling en Escocia. El balón está hecho de una vejiga de cerdo cosida con un recubrimiento de cuero. La reina solía arrojar el balón desde su balcón al inicio de los partidos disputados entre el personal de la casa real y los soldados. Los partidos solían diputarse entre docenas de hombres y probablemente estaban más cerca del rugbi moderno que del balompié actual.


Evolucion e historia de la Pelota de Futbol


Nadie sabe con certeza cómo llegó a quedar atrapado el balón entre las vigas, pero muy posiblemente quedó atascado allí al ser pateado a través de la ventana abierta. Un poema escrito por James Robertson en 2001 en el dialecto escocés cuenta la historia de cómo el poeta imaginó la escena:

El balón del Castillo de Stirling que supuestamente María Estuardo arrojó desde su tocador al jardín inferior para dar inicio a un partido de fútbol disputado por las tropas estacionadas en palacio.

Hasta 1931, el deporte del fútbol, introducido en nuestro país, según todas las referencias conocidas, por marineros ingleses que arribaron a las costas del puerto del Callao, en las postrimerías del siglo pasado, se practicaba con una pelota que por sus características distaba mucho de ser la que se utiliza actualmente en los más diversos lugares del mundo. Testimonios de esa época nos hablan de los problemas que presentaban los antiguos balones, cuyo principal defecto radicaba en una deformación que les restaba equilibrio y esfericidad, haciendo que rebotaran mal y se tornaran prácticamente inasibles e indominables.

Pero además, esa imperfección determinada por el abultamiento ("pitón, pichina" que se originaba en ellos como consecuencia del necesario repliegue interior del pico de las antiguas cámaras, se acentuaba más con el grueso tiento o cordón de cuero que se utilizaba para cerrar la boca de la pelota, el cual a su vez se convertía en una dolorosa molestia que los futbolistas de ése entonces se veían obligados a soportar y que podía hasta llegar a lastimarlos cuando era cabeceada en la parte del cerramiento de la misma.

Es de suponer que a través de mucho tiempo rondó en la mente de muchos aficionados o personas ligadas a la práctica de este deporte, la idea de solucionar tales inconvenientes mediante la invención de un sistema que posibilitara crear un balón perfectamente redondo y armonioso, que no perdiera precisión ni rebotara hacia cualquier lado, y cuya ductilidad permitiera ser dominado a voluntad por el jugador.

La pelota de fútbol tuvo muchas transformaciones a lo largo de su historia. La milenaria China, hace 25 siglos atrás utilizaba como práctica para el ejército, un juego el cual consistía en impulsar una pelota de cuero crudo rellena de crines.

Más adelante los griegos y los romanos usaron vejigas de cerdo infladas. La pelota fue evolucionando hasta llegar a la forma actual. Nótese que en todos los casos lo importante ha sido conseguir un balón lo más esférico posible.

En 1870 tras los nuevos cambios surgidos por la industrialización, la esfera de goma sustituyó por completo a los modelos anteriores de pelotas de futbol.

Para 1880 en Inglaterra, un artesano creó la pelota de futbol de cuero. Ésta estaba dividida en gajos, era cosida a mano y contaba con un tiento, por el cual se inflaba.

Las primeras reglas de la asociación de fútbol de 1863 no especificaban estándares para los balones, aunque una revisión de 1872 definió que los balones debían tener forma esférica, una circunferencia de entre 27 y 28 pulgadas (68,58 y 71,12 centímetros respectivamente) y un peso de entre 13 y 15 onzas (368,5 y 425,2 gramos respectivamente). Los requisitos se han mantenido prácticamente iguales hasta la actualidad.

Desde entonces los únicos cambios importantes han sido en cuanto a los materiales de fabricación y la forma de los gajos. El balón de Goodyear presentaba gajos similares a los de las actuales pelotas de baloncesto. Más adelante los gajos se ubicaron en pares o tríos en seis paneles alrededor del balón.

Los gajos se cosían a mano desde su interior y luego el revestimiento total se cosía desde el exterior dejando una característica costura a la vista. Durante los años 1950 Richard Buckminster diseñaría la denominada buckyball, la cual ubicaba sus gajos según la estructura de 20 hexágonos y 12 pentágonos.

Las antiguas pelotas de cuero tenían el defecto de absorber mucha agua, pero esto fue solucionado en los años 1960 con la introducción de los balones fabricados 100% de cuero sintético.

A partir de los años 1980 un equipo de ingenieros de Japón, Alemania y México retoma la idea de Goodyear y así nacen los balones laminados. Los balones laminados sobresalen por su resistencia a la humedad y larga vida útil.

En 1930 se celebró en Uruguay el primer Mundial de Futbol, en él se usaron pelotas pesadas dolorosas de patear. La pelota de tiento (por donde se inflan) con la que se jugaron los partidos entonces distaba mucho de ser tan esférica y ligera como las de hoy en día. La mayor innovación llegó con la Telstar en México 1970 y Alemania 1974. Después continuó en Argentina 1978 (Tango), España 1982 (Tango España), México 1986 (Azteca), Italia 1990 (Etrusco), E.U.A. 1994 (Questra), Francia 1998 (Tricolore) y Corea-Japón 2002 (Fevernova).

Hasta ahí, y según los entendidos, ninguna pelota de futbol podía opacar a la famosa Tango de Argentina 1978. No obstante, en Alemania 2006 apareció el Teamgeist, palabra en alemán que significa "espíritu de equipo". Principalmente destaca su fabuloso diseño esférico, presenta una configuración absolutamente innovadora de 14 paneles (frente a los 32 de antaño), por lo cual la superficie exterior es completamente lisa y esférica. Por tal motivo la precisión, tanto en el disparo como en el control del balón, ha experimentado una notable mejoría.

El balón de futbol utilizado en la actualidad es, desde un punto de vista geométrico, un icosaedro truncado. Un icosaedro es uno de los cinco sólidos regulares o platónicos, y es el que más se aproxima a la forma de una esfera; tiene doce aristas y veinte triángulos, por lo que al truncarlo se obtiene una figura geométrica con doce pentágonos y veinte hexágonos, en total 32 caras (además de 90 aristas o "costuras". Un icosaedro truncado llena el 86.74% de una esfera con diámetro equivalente, y al inflarlo la superficie se curva y llena hasta el 95% de la esfera, suficiente para ser usado en el juego.

Pero el icosaedro truncado no es un invento artificial, en la naturaleza se encuentra en la molécula del fulereno C60 (buckminsterfulereno), que es 100 millones de veces más pequeña que un balón de fútbol y que, sin embargo, comparte exactamente la misma simetría y la misma topología (es decir, la secuencia de conexiones).

¿Será simplemente una asombrosa casualidad? Lo cierto es que esa peculiar secuencia de hexágonos y pentágonos es una combinación idónea para curvar una superficie y cerrarla sobre sí misma para formar lo más parecido a una esfera con sólo sesenta puntos idénticos interconectados; o lo que es lo mismo, con sesenta átomos de carbono enlazados cada uno con tres vecinos idénticos a él.

Otro aspecto interesante es cómo la simetría relaciona unos átomos con otros. En el balón de futbol hay dos tipos de costuras, las que unen dos hexágonos y las que unen un hexágono y un pentágono (de la misma forma, en el fulereno hay dos tipos de enlaces). Sin embargo, los puntos de intersección entre costuras son todos idénticos, es decir, equivalentes por simetría (cada punto pertenece a dos hexágonos y un pentágono). Del mismo modo en el fulereno todos los átomos de carbono son equivalentes a todos los demás por simetría.

Los fulerenos son la tercera forma más estable del carbono, tras el diamante y el grafito. Fueron descubiertos recientemente, y se han hecho muy populares entre los químicos, tanto por su belleza estructural como por su versatilidad para la síntesis de nuevos compuestos. Estas moléculas fueron llamadas así en honor de Richard Buckminster Fuller, conocido arquitecto que popularizó el domo geodésico, ya que los buckminsterfulerenos presentan una forma parecida a esa clase de bóveda.

Imagenes:

Uruguay 1930

info

Italy, 1934

futbol

France, 1938

imagenes

Brazil, 1950

historia

Switzerland, 1954

balon

Sweden, 1958

Evolucion e historia de la Pelota de Futbol

Chile, 1962

info

England, 1966

futbol

Mexico, 1970

imagenes

West Germany, 1974

historia

Spain, 1982

balon

Mexico, 1986

Evolucion e historia de la Pelota de Futbol

Italy, 1990

info

United States, 1994

futbol

France, 1998

imagenes

South Korea, Japan, 2002

historia

Germany, 2006

balon

South Africa, 2010

Evolucion e historia de la Pelota de Futbol

Proximamente:

info

Anuncios

2 comentarios - Evolucion e historia de la Pelota de Futbol