El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Siux.

‚ÄúSe ha o√≠do muchos casos sobre personas pose√≠das que cometen asesinatos estando pose√≠dos sin conciencia, sin control alguno de sus propios cuerpos o mentes, pero no muchos en los que son cosas tales como un chaleco, casa o incluso mu√Īecos que se llegan a quedar con el v√≠nculo de su antiguo due√Īo, querido lector.‚ÄĚ

Siux.

Es 8 de marzo, mi cumplea√Īos, mi madre dijo que me tendr√° una sorpresa en cuanto llegue a casa del colegio, la verdad estoy emocionada.

-Hola Aledith, ¬°felices 16! ‚Äď dijo Antonio, mi novio, D√°ndome un beso y un abraso. ‚Äď Ah!, por cierto toma! ‚Äď me extendi√≥ una caja de contextura peque√Īa. La abr√≠, era una cadena con un hermoso dije de alas.

-¬°Gracias! Es hermoso, ¬Ņpodr√≠as pon√©rmelo, por favor? ‚Äď Claro- acto seguido, me coloco la cadena alrededor del cuello. La hora de la salida hab√≠a tocado, por fin √©ramos libres.
Antonio me acompa√Īo a mi casa, mi madre lo hab√≠a invitado a pasar con nosotros despu√©s de clases, entramos y mi t√≠a, que ven√≠a de noruega corri√≥ hasta m√≠ y me envolvi√≥ en sus brazos , su olor llego a mis fosas nasales , se sent√≠a bien tenerla de vuelta , ella ten√≠a unos 23 a√Īos, a√ļn estaba en forma y sin hijos, no la critico.

-¬°feliz cumplea√Īos! S√≠ que te extra√Īe, pero ya ve a arreglarte que no me ir√© a ning√ļn lado.

-vale , eso espero t√≠a Ellen, no tardo nada- dije esto √ļltimo acompa√Īado de una peque√Īa risa , Antonio ven√≠a detr√°s de m√≠, mi madre nos dejaba pasar tiempo a solas, con la condici√≥n de que su hija no ser√≠a madre a los ya 16. Antes de llegar a mi habitaci√≥n m√≠ hermano Alejandro se me cruzo y me dio un abrazo, el apenas ten√≠a 3 a√Īos as√≠ que me abrazo las piernas y yo lo cargue en mis brazos. El apenas y balbuceaba un ‚Äúfeliz cumplea√Īos‚ÄĚ igual me pareci√≥ tierno de su parte y lo baje.
Entre a mi habitaci√≥n y abr√≠ mi armario. Hab√≠a ropa nueva para la ocasi√≥n -mi madre- pens√© para mis adentros. La tome y me fui al ba√Īo a cambiarme. No lo har√≠a con Antonio hay.

- Hey, Aledith ir√© a cambiarme a mi casa, no estar√© en tu fiesta de cumplea√Īos con el uniforme del colegio- me dijo, antes de entrar al ba√Īo, me gire.

- No es una fiesta, es solo una reunión informal.

- Cof cof fiesta cofcof ‚Äď dijo, con una tos falsa saliendo de mi cuarto.
Fui al ba√Īo a ducharme y me cambie, baje y Antonio ya hab√≠a llegado con una ropa casual.
Celebramos con pastel, m√ļsica y una que otra copa. Mi t√≠a se acerc√≥ a m√≠ con una funda.

- Toma, aledith.

- ¬ŅQu√© es esto? ‚Äď dije tomando la funda algo floja.

- Solo √°brelo!

- Vale, vale.

Lo abrí, dentro había un hermoso Oso, su piel era color clara y tenía un lazo que le rodeaba el cuello.
A esta edad yo ya no era de juguetes, mire al oso un poco confundida.

- Es‚Ķ. ¬Ņlindo?

- Jajá, te lo compre porque lo vi en la repisa de una tienda, se veía hermoso y abrazable pensé que te gustaría.

- Sí, me gusta.

- Me alegro ‚Äď dijo con sinceridad.

Acepte el regalo para hacer sentir bien a mi tía, fui a dejarlo a la mesita de mi habitación y baje nueva para terminar la fiesta.
Mis padres fueron a dejar a mi t√≠a al aeropuerto, hab√≠a venido unos d√≠as por mi cumplea√Īos, ella hacia eso todos los a√Īos, me gusta ese gesto.
Me quede arreglando la casa con Antonio, era lo menos que podía hacer después de la fiesta, digo, reunión informal.

- Bueno, supongo que terminamos- dijo con un tono cansado- ser√° mejor que me valla antes de que tus padres encuentren una escena para adultos ocurriendo en su sof√°.

- Ja, ja, que gracioso ‚Äď dije empuj√°ndolo a la salida- adi√≥s Antonio ‚Äď lo vi irse no antes sin voltearse y gui√Īarme el ojo.

Me llego un mensaje de mi padre unos minutos después que decía: AlEdith, llegaremos un poco tarde, saldremos con tu tía por algunas copas cuida de tu hermano.
Fui a ver a Alejandro, √©l estaba dormido en su cama de coche de carreras, entre y lo arrope por encima de los hombros y Sal√≠ de ah√≠. Entre a mi habitaci√≥n que por cierto estaba oscura, recuerdo haber dejado encendida la luz , de cualquier modo , no le tome mucha importancia y entre, me puse algo c√≥modo y me tumbe en mi cama , me levante de sobresalto al sentir algo en ella, era el peluche. ¬ŅQu√© diablos hacia all√≠? Lo hab√≠a dejado en la mesita de noche , lo tome y lo puse encima de noche, otra vez y me dorm√≠. Un ruido me despert√≥, mire la hora, eran las 3:05 AM , me levante y baje a la cocina por un vaso de agua cuando un ruido se escuch√≥ a mis espaldas, me gire, no hab√≠a nadie , deje el vaso encima de la mesa y fui a la sala buscando de donde hab√≠a provenido el sonido. ¬°BUM! El vaso que hab√≠a dejado encima de la mesa se hab√≠a roto a mis pies. Di un grito asustada. Mis padres bajaron corriendo.

-¬ŅQu√©? ¬ŅQu√© paso? ‚Äď dijo desesperada dirigi√©ndose a m√≠.

- Na-nada solo que el vaso se rompió cuando me tropecé, lo siento.

- ¬ŅQu√©? Pero estas bien?

-sí, eso creo.Maravillosamente el vidrio no me había cortado, me quede limpiando los restos de vidrio. Más tarde, habiendo terminado me volví a dormir.
Me levante al d√≠a siguiente, s√°bado, me sent√© en la cama, era una ma√Īana fr√≠a, amaba esos d√≠as, y me fije en la mesa y no estaba el peluche , no estaba me lo puse a buscar por toda mi habitaci√≥n , no estaba, baje y lo busque all√≠ tambi√©n, mi madre, que estaba haciendo el desayuno se fij√≥ de mi comportamiento me pregunto.

-¬Ņqu√© haces?

- el oso, no lo encuentro.

-b√ļscalo bien, debe de andar por ah√≠.
En ese momento, mi hermano bajo con el peluche entre sus brazos.

- Hey, ¬ŅC√≥mo conseguiste eso?

- Etaba en mi cama-dijo las palabras entrecortadas con una sonrisa-

Me dejo desconcertada y asustada pero se lo deje.
Ya estaba almorzando con mi hermano en la mesa, mis padres se habían ido a trabajar, si, en sábado. Estaba en mi habitación cuando se escucharon unas voces infantiles en el cuarto de al lado, reconocí una voz, la de mi hermano, la otra fue irreconocible, abrí su puerta, estaba sentado en el piso con el peluche delante de él.

- ¬Ņcon qui√©n hablas?

- Con siux.

- ¬Ņsiux?

- Si, es el nombre del ni√Īo que habita en el peluche.

- ¬ŅQui√©n te dijo eso?

- El ‚Äď dijo, se√Īalando al mu√Īeco-

- No, la verdad, dime quien te lo ha dicho ‚Äď dije, sin siquiera mirar al peluche-

- Es enserio, el me lo dijo- dijo con una voz engreída y firme-
Tome el peluche y lo lleve a mi cuarto y lo encerré en el armario con llave. Mi hermano vino detrás de mí mirando con curiosidad.

- Es suficiente, Se quedara all√≠ un tiempo ‚Äď le dije saliendo del cuarto con √©l.

Las noches habían estado tranquilas unos días, sentía que todo había vuelto a la normalidad pero la bomba estaba a punto de explotar.
Eran las 3:00 AM cuando escuche la puerta de mi habitaci√≥n sonar, me levante y la abr√≠, esperando ver a alguien , pero no hab√≠a nadie , escuche otro golpe , pero no era de la puerta, me gire y el armario estaba abierto de par en par , abr√≠ los ojos como platos me acerque y mire dentro de √©l , horrorizada , pegue un grito que estoy segura , se escuch√≥ en toda la calle, el cuerpo de mis padres y mi hermano estaban dentro del armario mutilados , me entraron ganas de vomitar cuando vi al maldito oso de peluche al costado del armario , me agache para agarrarlo pero mi vista se nublo y sent√≠ desplomarme en el suelo. me despert√©, abr√≠ el armario y solo estaba el oso dentro , fui a ver a mis padres y solo estaban dormidos , me alegre tanto de que solo haiga sido un sue√Īo, pero algo se me atraves√≥, era yo, ¬°ERA YO MISMA! Acerc√°ndose a la cama de mis padres con un cuchillo y rebano el cuello de mi madre silenciosamente, yo solo era una simple observadora, ya que no pod√≠a moverme , ni siquiera hablar , y mi otro yo empez√≥ a apu√Īalar a mi madre y despu√©s lo hizo con mi padre a pesar de que ya estaba muerto , despu√©s pude moverme , pero ella se dirig√≠a al cuarto de mi hermano , No , eso no lo pod√≠a permitir , pero lo hizo , y yo no pude hacer nada , y ella tomo y llevo a cada uno de los cuerpos y los puso en mi armario , despu√©s de eso se recost√≥ en mi cama como si no hubiera pasado nada. Todo se torn√≥ oscuro, me sent√≠a caliente, en llamas , estaba ardiendo en vida, tampoco pod√≠a respirar, era frustrante , horrible, pero todo paro y una risa se escuch√≥ acompa√Īado de un ‚Äúquiero jugar otra vez contigo‚ÄĚ me levante todav√≠a en el suelo , la polic√≠a llego y se llev√≥ los cuerpos sin vida de mi familia, viv√≠a atormentada por siux d√≠a y noche , intente deshacerme de √©l , pero volv√≠a , no pod√≠a hacer nada. Me levante a la ma√Īana siguiente y recib√≠ una llamada, era un n√ļmero desconocido. Conteste.

- ¬Ņdiga?

- Hola, aledith. Te acuerdas de mí? Estuvimos juntas en primaria, soy Arelis.

- Ah, si ¬ŅQu√© pasa? ¬ŅC√≥mo conseguiste mi n√ļmero?

- T√ļ me lo diste, recuerdas?

- Ah sí claro

- Bueno, quiero invitarte a mi fiesta de cumplea√Īos 15, por cierto trae un regalo

- Ah ¬Ņs√≠? , te dar√© algo que estoy segura que te encantara ‚Äď dije mirando a siux el oso.

Anuncios

1 comentario - Siux.

@Kakadetoro
No hay comentarios. ¡Sé el primero!