Vendaje funcional para el pie.

INDICACIONES DEL VENDAJE FUNCIONAL:

Distensiones ligamentosas de primer grado y alguna de segundo grado.
Prevención de las laxitudes ligamentosas.
Pequeñas roturas musculares parciales.
Roturas de fibras musculares.
Distensiones y elongaciones musculares.
Fisuras de hueso largo.
Fisura de costillas.
Despues de la retirada de escayola, para iniciar rehabilitación
Descarga en las tendinitis.

CONTRAINDICACIONES DEL VENDAJE FUNCIONAL:

Rotura tendinosa
Rotura ligamentosa.
Rotura muscular.
Fracturas.
Edemas.
Varices.
Heridas de consideración.
Alergias a las masas adheridas.

DEBEN EVITARSE:

Las arrugas en la planta del pie.
Las compresiones en los metatarsianos.
Las compresiones del talón de Aquiles.
Las compresiones del hueco poplíteo.
Técnica de contención:

Se trata de la técnica que por medio del vendaje limita el movimiento que produce dolor. También se la puede denominar técnica blanda, ya que su aplicación se lleva a cabo fundamentalmente con vendas blandas.

El material ideal para trabajar con esta técnica:
Vendas elásticas puras.
Vendas elásticas autoadhesivas.
Vendas elásticas adhesivas.
Es una técnica eminentemente clínica y deportiva.

Técnica de inmovilización:

Es la técnica que por medio del vendaje anula el movimiento que produce dolor.
También se la puede denominar técnica dura, ya que se realiza fundamentalmente con vendas rígidas. El material ideal para trabajar con esta técnica es el esparadrapo.

Para vendar el esparadrapo más usual es el de 3,8 cm de ancho. Esta medida está reconocida
internacionalmente. Para articulaciones pequeñas se utiliza el de 1 cm de anchura y para las grandes articulaciones el de 5 cm de ancho. Todo este esparadrapo tiene también una longitud estándar de 10 metros de largo, puesto que se considera que el esparadrapo de 3,8 centímetros de ancho y de 10 centímetros de largo es el material necesario para vendar un tobillo.

Se trata de una técnica eminentemente deportiva. Sólo se ha de colocar para el acto deportivo, o sea: se coloca antes de la actuación/encuentro y se retira después.

Técnica mixta o combinada:

Es la técnica por medio de la cual utilizamos los principios de las dos anteriores.

Los materiales idóneos para trabajar con esta técnica son las vendas elásticas−adhesivas, autoadhesivas y adhesivas, y reforzamos con tiras de esparadrapo. Se trata de una técnica eminentemente clínica y deportiva.

Pasos previos antes de realizar un vendaje funcional:

Se tiene que saber, en primer lugar, si el vendaje que va a llevarse a cabo sera preventivo o curativo, y los pasos que se deberán seguir serán los siguientes:

1. Diagnóstico médico indicando la lesión.
2. En el caso de prevención pre−competición hay que seguir la pauta indicada a continuación:
2.1. Protecciones en rebordes óseos o huecos anatómicos.
2.2. Prevendaje, si se utilizan vendas adhesivas o esparadrapo.
2.3. Construcción del vendaje.
2.4. Moldear.
3. En el caso de vendaje curativo:
3.1. Prevendaje, en vendajes adhesivos o con esparadrapo.
3.2. En función de los días que necesitemos que el paciente lleve el vendaje hay que utilizar el material y la técnica adecuados.
3.3. En tales casos, se aconseja una técnica mixta o de contención y la revisión del vendaje cada 5 días, y, sobre todo, hay que comprobar que este vendaje no pierda tensión, pues de lo contrario perderían funcionalidad.

Fuente:

2 comentarios - Vendaje funcional para el pie.

@victor1977
gracias para tener en cuenta