La verdadera historia de los padrinos mágicos

Dentro de los estudios Nickelodeon antes de que los primeros episodios de los padrinos mágicos salieran al aire, se había realizado un episodio de prueba titulado desire,(deseo en español), un titulo pobre en contenido ya que solo se trataba de un episodio de prueba. Un día nos reunimos todos los colaboradores en la sala principal para ver el episodio, Butch Hartman(creador de los padrinos mágicos) también estaba presente. Notamos que el capitulo había tenido ciertas modificaciones de las cuales nadie se había percatado antes de esa reunion. Ahora el episodio llevaba como título,Timmy wishes death(timmy desea la muerte), todos estábamos confundidos, nadie sabía que pasaba, ni siquiera Hartman. El episodio comenzaba tal y como lo habíamos hecho al principio, Timmy jugaba un videojuego en su consola. los padrinos mágicos en la pecera(como era de esperarse). La animación era de muy mala calidad ya que como dije antes era solo un episodio de prueba y no saldría al aire nunca. Todo marchaba bien en el episodio cuando de pronto Timmy se aburrió de jugar y llamo a Cosmo y Wanda para pedirles un deseo,(como era de esperarse), recuerdo que las voces de los personajes eran diferentes a las voces originales, mas bien parecía como si solo una persona hiciera las voces de los personajes. Timmy grito “Cosmo, Wanda” de una manera exaltada y violenta, después dijo: deseo la muerte, entonces los padrinos levantaron sus varitas, las convirtieron en cuchillos y comenzaron a apuñalar a timmy una y otra vez hasta descuartizarlo, Cosmo y Wanda reían de una forma muy diabólica. La pantalla comenzó a llenarse de un lienzo rojo que al parecer era sangre de Timmy. Hartman estaba furioso y salió de la sala pensando que le habían jugado una broma. Pero el episodio aun no terminaba, después de eso Cosmo y Wanda se quedaron viendo fijamente la pantalla, como si viera al espectador, como por aproximadamente 3 minutos. Por cada segundo que pasaba los personajes se volvían un poco más realistas. De pronto entran los padres de timmy a la habitación y comienzan a llorar de forma realista y que transmitía al espectador un fuerte sentimiento de soledad y tristeza. Después de eso se escucha una voz tenue diciendo, yo he surgido de la sangre del demonio y no, no me iré. Lo extraño era que la voz se escuchaba dentro del estudio pero no podíamos identificar exactamente de donde provenía. Entonces Cosmo y Wanda explotan, si ya se que suena raro pero sus cuerpos explotan como si fueran bombas, sangre y pedazos de órganos saltan por la habitación y en ese momento la toma cambia, y pasan la fotografía de el cadáver de un niño descuartizado y pedazos de órganos bañados en sangre. La toma vuelve a cambiar y pasan la fotografía de la cabeza de una niña muerta pero con los ojos abiertos y como si viera al espectador. luego la toma volvió a cambiar y ahora solo se podían apreciar los créditos de los padrinos mágicos pero como creador no aparecía Butch Hartman sino que aparecía las siglas S.D. todos estábamos confundidos y obviamente aterrorizados. Butch Hartman mandó a hacer una averiguación de los hechos pero no encontraron nada. Hartman pidió que nunca volviéramos a mencionar ese episodio. Todo el material del episodio fue destruido. después de eso, cada vez que cierro los ojos, veo los rostros de Cosmo y Wanda viéndome fijamente a los ojos, como si quisieran asesinarme. Tarde tiempo para borrar todas esas imágenes de mi mente. Algunos de los que estábamos en aquella sala tuvimos que recurrir a la ayuda psicológica para recuperarnos del trauma.

8 comentarios - La verdadera historia de los padrinos mágicos

@informatico2013 +1
El episodio perdido de los looney tunes

La verdadera historia de los padrinos mágicos

Un reconocimiento especial a quien quiera que haya escrito esta creepy. A pesar de ser una más en el campo de episodios perdidos, supo sacarme un buen susto. Supongo que ahora tendré que pensarlo dos veces antes de ver los Looney Tunes

“Ya era adulto, tenia 23 años y mis padres murieron en un accidente de tránsito. Por desgracia mía, no tenía a nadie a mi lado: mis parientes más cercanos vivían en Carolina del Sur, algo muy lejos de Alabama. Nosotros eramos los únicos de la familia que no teníamos el mínimo contacto cercano con nadie. Como yo no trabaja y no podía mantener solo el departamento, tuve que conseguir algún empleo rápido, algo que me encajara y que me gustara. Fui cuadra por cuadra, buscando negocio por negocio algún cartel de “Se busca empleado” o “Se busca ayudante“. No tuve suerte este día, lo iba a intentar mañana. Me acosté, puse el despertador a las 7:00 para ir bien temprano a buscar trabajo. Dormía tranquilamente hasta que me llego a mi cabeza recuerdos de lo que paso ese horrible día en la casa de mi mejor amigo Juan. No pude conciliar el sueño en toda la noche, me llegaban y llegaban recuerdos.

Llegó el día. Me vestí rápidamente para salir a buscar empleo, busque en todo mi barrio y no encontraba nada, otra vez no era mi día, hasta que vi un cartel en una tienda de películas, videojuegos y series. No me demoré en absoluto en conseguir empleo: el dueño me aceptó sin preguntarme nada ni pedirme curriculum. Empecé mi trabajo como vendedor. Mi única tarea era arrendar lo que había en la tienda. La tienda atendía las 24 horas y yo trabajaba en horario nocturno, de 8:00 PM a 0:00 PM. Mi primer día era como estar en el cielo: sabía que desde ahora ya iba a empezar a ganar dinero, iba a poder pagar el arriendo del departamento. No me costó adaptarme a las ordenes de mi jefe, la tienda era muy grande y con una variedad de películas y series, sobretodo dibujos animados para los niños. Mi segundo día de trabajo era normal como el anterior, era un noche bien calmada y fría. Pude contemplar la densa neblina que rodeaba la tienda, y el guardia de seguridad que protegía la puerta principal andaba algo intranquilo. Se pudo apreciar un ambiente bien tenso, las dos únicas personas que quedaban en la tienda se fueron, quedamos nosotros (yo y el guardia). Como ya eran más de las 1:24 de la madrugada, el guardia me dijo que ya era hora de cerrar. Estaba preparando mis cosas para irme, pero me dijo que me quedara aquí porque se veía peligroso afuera por la densa neblina. Mientras veíamos en una tele pequeña “Las aventuras de Fabricio“, las luces comenzaron a parpadear. Pegué un susto de la silla; el guardia me dijo que me quedara tranquilo, ya que era común que pasara esto en la tienda. Le pregunté si había alguna clase de espectro o algo paranormal. El guardia terminó riéndose y seguíamos viendo la serie. Se mostraron los créditos de la serie, apagamos y el guardia me dijo que fuéramos a la bodega a buscar algunas de las series guardadas en unas cajas. Lo acompañé. Como la bodega quedaba aparte del local, salimos afuera por el callejón, done había demasiada neblina y era imposible ver. Entramos a la bodega y vimos una pila de cajas amontonadas, buscábamos alguna serie o película interesante. Una de las ventanas de la bodega se abrió violentamente y entró un viento que hizo que una de las pilas de caja se cayera encima de mi. El guardia no podía contener su macabra risa mientras me rescataba de la pila de cajas. Yo recogía los cassetes de video para ponerlos en su lugar, hasta que vi una cinta con un nombre que me dejo frío unos momentos, la cinta tenia el título de “Looney Tunes: The daffy duck murderer” (Looney Tunes: El pato Lucas asesino).
Llegó a mi mente una visión de lo que paso hace 8 años. El guardia preguntó si estaba bien, salí de la visión y le dije que sí. Volví a leer el título de la cinta. Al momento pensé que se trataba de una broma para llamar la atención al espectador, ya que estos eran mis dibujos favoritos de la infancia. Le avisé al guardia que viniera a ver esto: vio el título y emitió una risa entre dientes, pero a mi no me dio absolutamente nada de risa. Me dijo que volviéramos al local y le echáramos un vistazo. Sentí que mi subconsciente me hablaba de que viera esta cinta , pero yo me negaba por dentro. El guardia insistió que le echáramos un vistazo. Volvimos a la tienda para revisar el contenido de esta cinta: mis manos estaban temblando y algo sudadas. Inserté el video en el reproductor VHS. Nos sentamos con algo de comer para ver la cinta y encendí la televisión a Modo Video. De inmediato la cinta empezó a reproducirse: apareció la intro con un tipo de efecto ‘screenfade‘, al momento la intro no era la misma que los demás episodios de Loo
@ElRodriDs +1
5 maneras para ser un buen estudiante
@Y_Rock +1
Hahahahaha me dio mucha risa ese GIF
@kalymancito
XD
@diferaz
a la lei esto solo y me dio un escalofrio