Materiales Para Pernos-Muñón en Prótesis Fija.

Hola a todos!!! Esta es una monografía muy interesante para todos aquellos que estén cursando la carrera de odontología y ... como nunca tenemos tiempo para nada je , necesiten una monografía expres para presentar... espero que les sea de muy buen utilidad.


MONOGRAFIA.


Introducción.

Hoy en día, los materiales para realizar los pernos muñón son variados y todos tienen sus pros y contras al momento de evaluarlos, pero podemos utilizarlos en distintos casos clínicos, ya que esto, de alguna manera, va a determinar el material más adecuado a utilizar. Pero: ¿Cuáles son éstos materiales? , ¿Qué ventajas y desventajas presentan al momento de su elección?; ¿Qué evidencia científica existen sobre éstos?; ¿Cuáles son los materiales más recientes y sus características?
En este breve trabajo de investigación trataremos, de forma práctica, responder a estos interrogantes y poder determinar las diferencias entre los distintos tipos de pernos-muñón según sus materiales de construcción y sus usos en la clínica.


Objetivos.

El objetivo del presente trabajo es dar una reseña de las características del terreno en donde se aplican estas restauraciones, comparar las propiedades y el comportamiento de los distintos materiales utilizados para un mayor conocimiento de sus indicaciones y mejor aprovechamiento de los restos radiculares.


Material y método.

Efectuamos una revisión bibliográfica sobre los distintos tipos de pernos, describiendo sus principales indicaciones, contraindicaciones, ventajas e inconvenientes, así como los criterios de selección de los diferentes materiales para pernos dependiendo del caso.


Características del diente endodonciado.


Actualmente se sabe que los pernos no sirven para reforzar el diente tratado endodónticamente, sino que éste solo provee de retención para coronas y pilares de puentes.
La dentina posee un módulo de Young o elástico, cuyo valor es de 20 GPa. Se sabe que la deshidratación de la dentina en un diente endodonciado, comparada con el diente vital, es del orden del 9 %, lo que sería clínicamente poco significativo.
Estudios sugieren que es la pérdida de integridad estructural junto con la preparación de acceso lo que da lugar a un mayor riesgo de fracturas. Las preparaciones de acceso producen una mayor deflexión de las cúspides durante la función e incrementan la posibilidad de fractura cuspídea y la aparición de microfiltraciones en los márgenes restaurativos. Reeh y cols. observaron que la fragilidad cuspídea fue del orden del 5 % tras el tratamiento radicular, del 20 % en los casos de preparaciones oclusales y del 63% en las cavidades MOD. Es decir, que a mayor cantidad de estructura dental preservada, menor era el índice de fractura esperable. Esto es importante, ya que al utilizar este tipo de restauraciones fijas debemos evaluar el remanente dentario y buscar el material adecuado para no producir más tensiones en la raíz, que nos lleve a fracturas futuras y pérdida del remanente radicular.
Lo que sí es cierto es que la dentina cambia su disposición. Estudios posteriores de Huang y cols. compararon las propiedades físicas y mecánicas de muestras de dentina de dientes endodonciados y vitales y concluyeron que ni la deshidratación ni el tratamiento endodóntico producían el empeoramiento de las propiedades físicas ni mecánicas de la dentina. Rivera y cols. afirmaban que existe una variación de la disposición de fibras de colágeno que sumada a la deshidratación supone un debilitamiento del 14 %. Estos y otros como Randow y Glantz refirieron que los dientes cuentan con un mecanismo protector de feedback que se pierde al eliminar la pulpa, lo que también puede contribuir a la fractura dental.
La fractura vertical radicular es un problema clínico de los dientes tratados endodónticamente y se puede producir durante la preparación biomecánica, en la preparación del espacio para el poste, por excesiva fuerza en la condensación lateral y por el stress generado por el poste, lo cual puede condenar al diente a la exodoncia.
Los picos de tensión- compresión ocurren en la dentina a nivel del tercio coronal de la raíz y los picos de stress por cizallamiento ocurren adyacentes al poste, a nivel de la mitad de la raíz en piezas unirradiculares. La magnitud del stress está influenciada por la dimensión y longitud del poste y este aumenta al aumentar el diámetro y al decrecer el largo del poste.


Principios importantes para la utilización de postes.


Principios de diseño.
Todos los tipos de postes precisan una preparación intraconducto similar. Para asegurar el éxito de nuestros trabajos con pernos es fundamental tener conocimiento del diseño adecuado. En general, la longitud del perno deberá ser equivalente a dos tercios de la longitud total de la raíz, dejando siempre de tres a cuatro milímetros de gutapercha apical. El diámetro de la preparación no superará idealmente el 60 %del diámetro radicular. En el caso de los pernos colados es recomendable tallar además un contrabisel sobre el muñón remanente para ferulizarlo con la estructura del perno-muñón.

Retención y resistencia.
La función principal de un poste es retener el muñón. La retención del poste se refiere a su capacidad para resistir fuerzas de desinserción. Esta propiedad se ve influida por la longitud, el diámetro y la conicidad del perno, el cemento empleado y el carácter activo o pasivo de su inserción. De este modo, la longitud y el diámetro confieren mayor retención. Los postes cilíndricos son más retentivos que los postes cónicos. Los postes activos son más retentivos que los pasivos, aunque su uso hoy en día está totalmente descartado.
La retención aumenta a medida que disminuye la convergencia. Se debe tratar de preparar una cavidad con paredes paralelas o con una convergencia mínima, el perno tiene que adaptar al conducto lo mejor posible, dado que la retención es proporcional a la superficie total.
Con respecto a la longitud del poste, a medida que aumenta su longitud obtenemos mayor retención. Este no debe lesionar el sellado. La profundidad de colocación está relacionada con la morfología del diente y la altura del tejido óseo alveolar.
Al aumentar el diámetro del perno, disminuye la cantidad de dentina entre el poste y la superficie extrena de la raíz, por consiguiente, es un área de concentración de fuerzas cuando se generan cargas; por esto el diámetro debe ser mínimo.
En cuanto a la resistencia, se trata de una propiedad referida a la capacidad del poste y del diente para hacer frente a fuerzas laterales y de rotación. Está influenciada por la cantidad de estructura remanente, la longitud y la rigidez del poste y la presencia de zonas retentivas que impidan la rotación y la ferulización.

Distribución de tensión.
Los pernos con retención de cemento distribuyen las fuerzas de forma más uniforme, no existiendo grandes concentraciones de esfuerzo, ya que la capa de cemento actúa como amortiguador entre el poste y el cemento dentario.
Existen varios tipos de tensión. Una es la tensión comprensiva, que se produce cuando una carga tiende a comprimir un cuerpo; y la tensión por flexión que se presenta en fuerzas tangenciales; estos dos tipos de tensiones están relacionadas con la angulación buco lingual que presentan dichas piezas.

Efecto ferrule.
La dentina supragingival que presenta un resto radicular recibe el nombre de ferrule. Se trata de un aspecto muy importante a tener en cuenta tanto si colocamos un poste, una corona o ambos. Proporciona resistencia. Un diente con ferrule de 1 mm de altura vertical dobla en resistencia a la fractura a los dientes sin ferrule. Se considera que un ferrule adecuado cuenta con 2 mm en altura y 1 mm de grosor dentinario.

Posibilidad de retirada.
Ante la eventualidad de que sea requerido un retratamiento de conductos es importante que el poste pueda retirarse al menos con relativa facilidad.

Clasificación de los pernos intraconducto.

Desde un punto de vista general podemos dividir los postes en:

Postes colados.

Postes prefabricados, y estos a su vez y dependiendo del material en:

Postes metálicos.
Postes de fibra.
Postes cerámicos.


Clasificaciones anteriores dividían los pernos en activos y pasivos, lo que actualmente ha quedado en desuso teniendo en cuenta que los activos transmiten excesiva tensión a la dentina radicular provocando múltiples fracturas. Otros autores los clasifican en cónicos y cilíndricos. Los cilíndricos no generan efecto cuña por su mejor asentamiento en relación a los cónicos, pero requieren mayor eliminación de dentina en el ápice radicular, una zona muy crítica para ello.

Postes colados.
Hasta 1980 constituían el método más usado y adecuado. Su adaptación a los conductos es perfecta y su radioopacidad excelente. Es un procedimiento cómodo para elevar la dimensión de varios muñones a la vez por el método indirecto. Una ventaja importante es su conformación íntima a la configuración del conducto radicular preparado. Se pueden colar en todas las aleaciones disponibles, pero es preferible hacerlo en aleaciones preciosas o semipreciosas para aproximar su módulo de elasticidad al de la dentina, y evitar fenómenos de corrosión. Las desventajas, además de la posibilidad de corrosión, es la necesidad de degastar parte de la estructura coronal. Otros inconvenientes son que incrementan el coste, y que al requerir dos citas aumenta el riesgo de contaminación del conducto. Paulatinamente están siendo desbancados por los prefabricados.

Postes prefabricados.
Dentro de sus ventajas son su fácil uso, posibilidad de ser colocados en una sola sesión terapéutica, pueden ser retirados con mayor facilidad, no se corroen. Su desventaja es su difícil aplicación cuanto mayor es la pérdida dentaria.

Postes metálicos.
Fabricados en distintas aleaciones (titanio, preciosas, acero inoxidable, cobalto-cromo) y con distintos diseños, vienen colocándose ampliamente a lo largo de los últimos 20 años. Las aleaciones de titanio son las mejores para evitar la corrosión, poseen un menor módulo de elasticidad que los de acero inoxidable, generando una menor tensión dentro del conducto radicular y por consiguiente una menor factura radicular, pero por el contrario son las que menor resistencia mecánica presentan. Acero y latón poseen una baja resistencia a la corrosión. El cobalto-cromo y las aleaciones nobles son las que incorporan una mejor combinación de resistencia mecánica y resistencia a la corrosión, siendo el latón la aleación menos deseable. También contamos con postes en el mercado que incorporan una extensión coronal tallable. Se trata de un sistema cuya ventaja es la de incluir todo en una pieza, pero que a su vez exigen la eliminación de parte de dentina coronal remanente para el completo asentamiento del muñón, por lo que no merece la pena emplearlos.
Multitud de sistemas inicialmente concebidos para ser roscados se insertan cementándolos de forma pasiva. Su diseño de roscas permite que sean macrorretentivos, pero si queremos utilizarlos conjuntamente con cementos de resina y aprovechar las ventajas de la adhesión, una buena recomendación es chorrearlos con una arenadora, aumentando su retención en un 50 %.
Los postes cilíndricos de lados paralelos, distribuyen mejor las tensiones en comparación a los de forma cónica.

Postes de fibra.
Surgieron en 1988 de la mano de Duret y acompañando a todas las evoluciones que la adhesión trajo consigo. Su composición y morfología está muy estandarizada, y su principal cualidad es su módulo de elasticidad, similar al de la dentina. Su comportamiento clínico se define como anisótropo, es decir, depende del ángulo de incidencia de la fuerza aplicada. Están compuestos por una matriz de resina que contiene distintos tipos de fibras de refuerzo en disposición longitudinal, con una proporción habitual que gira en torno al 64% de fibras y 36% de resina. La estructura interna del poste absorbe el esfuerzo que es aplicado al complejo poste-corona y conduce la fuerza a través del eje longitudinal de la raíz; pero este tipo de distribución de las fibras paralelas al eje del poste de fibra de carbono tiene una resistencia a la fuerza trasversal mucho menor comparado con la fuerza comprensiva y aplicada en el eje de las fibras.
Los primeros en salir al mercado se componían de fibras de carbono y eran negros. Por motivos estéticos se crearon postes blancos con fibras de vidrio, cuarzo y sílice e incluso pernos híbridos combinando carbono y cuarzo. Por último surgen pernos de fibra traslúcidos; para permitir la polimerización de cementos duales transmitiendo la luz a través de los mismos, y radiopacificadores para permitir su localización radiológica.
Los autores que aprueban su uso afirman que una vez cementados conforman un sistema integrado por muñón, perno, cemento y adhesivo, ejerciendo este último el papel de rompefuerzas (módulo de Young 8 GPa).
Su fracaso habitual es el descementado, modo de fracaso calificado como favorable, en cuanto a que la raíz se puede volver a tratar para la colocación de un…nuevo…perno.
Permiten el cementado de coronas cerámicas resolviendo los casos con una estética satisfactoria.

Postes cerámicos.
Nacidos por requerimientos estéticos, son los materiales con mayores cualidades ópticas, aunque presentan más inconvenientes que ventajas, ya que resultan excesivamente rígidos y su extracción en caso de retratamiento es casi imposible. Se presentan en el mercado como postes preformados de bióxido de zirconio para hacer muñones de composite directamente sobre ellos, o por método indirecto para confeccionarlos en el laboratorio también en cerámica. Existen postes que combinan ambos materiales, por ejemplo la fibra de sílice reforzada con zirconio.
A continuación presentamos un cuadro resumen sobre las ventajas, desventajas y tendencias de los distintos tipos de pernos actualmente disponibles.


Tipo de perno:

Metal
Colado.
Acero Inoxidable.
Titanio

Aleación de Titanio.
TODOS POSEEN:
-Excelente radioopacidad.
-Fácil de recortar con fresa adecuada.
-Coste ( no los colados)
-Muy conocidos clínicamente. -Estética pobre.
-Rígido.
-Difícil de eliminar.
-Problemas de biocompatibilidad con acero inoxidable.
-Está disminuyendo su utilización.
-Actualmente se utiliza más el acero inoxidable, titanio y aleación de titanio.

Fibra de carbono.
Fibra de vidrio.

ESTOS POSEEN:
-Fácil de recortar.
-Menos rígido.
-Fácil de retirar.
-Biocompatibilidad.
-Coste.
-Varía la radioopacidad entre marcas.
-Aún se está recopilando documentación clínica.
-Estética pobre (fibra de carbono).
-Aumenta su uso (no en los de carbón).
-Existen muchas marcas en el mercado

Zirconio:
-Buena estética.
-Radioopacidad excelente.
-Biocompatible. -Se debe recortar con disco de diamante.
-Rígido.
-Difícil de cortar si está roto al raz de la raíz.
-Coste.
-Uso mínimo.
-Pocas marcas en el mercado.

Revisión bibliográfica comparativa entre los distintos tipos de pernos.
Estudios in vitro.

Isidor y Brondum en 1992 estudian la carga intermitente hasta llegar al fracaso de pernos colados de oro cónicos y postes paralelos prefabricados de titanio con muñones de composite, comprobando que los postes de titanio eran más resistentes al fracaso.
Isidor y cols. en 1996 comparan oro colado, fibra de carbono y titanio sometiéndolos a carga intermitente. Los postes de fibra de carbono proporcionaron…el…menor…índice…de…fracasos.
Purton y Love en 1997 analizan la rigidez y la retención en postes de acero inoxidable y fibra de carbono de 1 mm cementados con cemento de resina. Comprueban que los postes de acero inoxidable son rígidos y retentivos y recomiendan no usar postes de fibra en diámetros pequeños.
Sidoli y cols en 1997 evalúan el comportamiento frente a cargas de fractura de los perno- muñones de oro colado, acero inoxidable, fibra de carbono con cemento de resina y grupos control sin poste, sin registrar diferencias entre los dientes con postes, de modo que observaban mejor respuesta en los dientes sin perno.
Martínez Insua y cols. en 1998 practican carga hasta la fractura sobre postes de oro colado y de fibra de carbono. Los muñones colados soportaron más carga, pero…su…fractura…era…más…desfavorable.
Manocci y cols. en 1999 someten a carga intermitente en medio húmedo a dientes restaurados con pernos de fibra de carbono y cuarzo; zirconio y dientes sin poste como grupo control. Encuentran menos fracturas en los dientes con postes de fibra que los demás grupos, incluso en los controles, y concluían que los postes de fibra refuerzan las raíces.
Drummond en 2000 estudia la retención y resistencia a la flexión con termociclado de sistemas de acero inoxidable y tres marcas de postes de fibra con procedimientos de adhesión de uno y varios pasos, no encontrando diferencias en la retención, y observando disminución en la resistencia a la flexión de los postes de fibra sometidos a termociclado.
Cormier y cols. en 2001 practican carga hasta la fractura y observan el tipo de fracaso (favorable o desfavorable) en postes de acero inoxidable, oro colado y cuatro marcas de postes de fibra. El sistema de pernos de acero inoxidable arroja el mayor porcentaje de fracaso, no reparable en su mayor parte; y los de fibra de vidrio el menor, siendo la mayoría de fracasos de este grupo reparables.
Butz y cols. en 2001 comparan pernos de oro colado, combinaciones de postes de titanio y muñones de composite, zirconio-composite, y zirconio-cerámica. Los someten a carga cíclica, y después a carga hasta la fractura. Obtienen un 63 por ciento de supervivencia en combinación zirconio-composite frente al 94 por ciento…de…titanio-composite.
Raygot y cols. en 2001 aplican cargas de fractura sobre perno-muñones de oro colado, acero inoxidable y fibra de carbono sin encontrar diferencias.
Acallan y cols. en 2002 compararon postes prefabricados de titanio, fibra de vidrio, cuarzo y zirconio, y observaron mayores cargas de fracaso para postes de fibra de cuarzo, y modos de fracaso más favorables con postes de fibra, concluyendo que era preferible el uso de postes de fibra respecto a postes de titanio y zirconio.
Ottl y cols. en 2002 estudian la carga de fractura de cinco sistemas de postes de metal, cerámica, zirconio y fibra de carbono; todos cementados con resina, y un grupo control sin poste. Observaron que los postes de fibra de carbono eran los que mejor se comportaron, mientras que los de zirconio fueron los menos resistentes bajo el efecto de estas fuerzas. Utilizaron raíces simuladas de composite con propiedades similares a las de la dentina y el grupo control fue ligeramente…superior…al…de…zirconio.
Gallo y cols. en 2002 comparan la retención entre postes prefabricados de acero inoxidable de 1,25 mm de diámetro cementado con fosfato de zinc, y postes de fibra de 1, 1,25 y 1,5 mm cementados con cementos de resina, contradiciendo la creencia de que los cementos de resina proporcionan más retención que los tradicionales.
Heydecke y Peters en 2002 realizan un meta análisis de 10 estudios in vitro e in vivo sobre pernos de oro colado y prefabricados de metal, no hallando diferencias significativas en cuanto a los datos de fractura, y observando porcentajes de supervivencia para postes y muñones colados in vivo situados en torno al 86-88 por ciento.
Drummond y Bapna en 2003 estudian la resistencia a la flexión con carga estática y cíclica con y sin termociclado, sistemas de zirconio, fibra de carbono, cuarzo y vidrio probado en seco y húmedo. Las fibras de carbono y de vidrio obtuvieron la mayor resistencia a la flexión. Los postes de fibra perdieron del 11 al 24 por ciento de su resistencia a la flexión con la carga cíclica y el termociclado, dato interesante teniendo en cuenta que estos factores no abundan…en…los…estudios.
Fernández Bodereau y cols. en 2003 contrastan la carga de fractura de dientes con pernos de fibra de carbono, pernos de titanio, perno-muñones colados y un grupo control, y concluyen que los pernos de fibra soportan mayor carga, siendo su modo de fracaso más favorable. Estos mismos autores, estudian en 2004 la adaptación al conducto de pernos colados de cobre, aluminio, pernos de titanio y pernos de fibra, todos cementados con resina. Concluyen que la adaptación de los colados es la mejor entre los tres grupos, pero que por su rigidez y por no permitir una adecuada penetración del cemento, generan tensiones excesivas que…pueden…fracturar…la…raíz.
Newman y cols. en 2003 comparaban la resistencia a la fractura en conductos estrechos y planos en postes de acero inoxidable y dos tipos de fibra de vidrio con composite reforzado con fibras de polietileno y observaron que los postes de acero inoxidable aguantaron más carga, y que los modos de fracaso de los postes..de…fibra...eran...más...favorables.
Qualtrhough y cols. en 2003 comparan la retención de postes de titanio, fibra de cuarzo, vidrio y carbono cementados con cemento de resina. Concluyen que los pernos de fibra de cuarzo son los más retentivos y que los demás grupos presentan valores similares, además los postes de fibra paralelos resultaron más retentivos..que...los…postes...de...fibra...cónicos.
Reid y cols. en 2003 realizan carga cíclica y microfiltración con termociclado sobre postes de titanio cementados con fosfato de zinc, tres tipos de postes de fibra de carbono y uno de cuarzo con muñones de composite, sin encontrar diferencias en el desplazamiento de los muñones. Los postes de metal mostraron mayor microfiltración que el resto, aunque al estar cementados con un cemento distinto al de los demás grupos éste no era un dato fiel.
Coelho Santos y cols. en 2004 someten a restos radiculares endodonciados a pruebas de tensión diametral comparando un grupo control sin poste, cinco tipos de postes de fibra y un grupo de prefabricados metálicos. Observan que los valores..más..altos..son..los..de..los..postes..de..fibra.
En la revista CRA Newsletter de julio del 2004 se compara la fuerza de los pernos de fibra de vidrio con los de metal. Miden la fuerza requerida para romper el poste aislado, y la fuerza requerida para romper el perno dentro del sistema: diente, adhesivo, cemento, muñón y corona. De manera aislada los pernos de metal soportan las mayores cargas antes de la fractura, y dentro del conjunto todos los pernos obtuvieron resultados similares. Esto sugiere que los pernos de fibra pueden utilizarse con las mismas indicaciones que los pernos de metal.
Fokkinga y cols. en 2005 agrupan los datos bibliográficos relativos a cargas de fracaso in vitro de sistemas de pernos colados, de fibra, metal prefabricado y cerámica desde 1984 a 2003 y observan que las mayores cargas de fracaso son las de los colados, mientras los modos de fracaso más favorables corresponden a..los..pernos..de..fibra.
Goto y cols. en 2005 someten a fatiga perno-muñones de oro colado, prefabricados de titanio y de fibra de vidrio. Los postes metálicos se cementaron con fosfato de zinc y los de fibra con resina. Concluyeron que los postes de fibra proporcionaban mayor resistencia; tras ellos los de titanio y por último los pernos colados.
Por medio de estudios de elementos finitos se ha simulado el comportamiento de distintos pernos cementados en el interior de las raíces. Asmusen y cols. en 2005 realizaron estudios de elementos finitos para conocer la distribución de tensiones a lo largo de raíces con pernos de fibra de vidrio, prefabricados de titanio y zirconio. La distribución de estrés fue en aumento según el material (de menor a mayor tensión) fibra de vidrio, titanio y zirconio; mayor en postes cónicos que cilíndricos y se reducía con agentes adhesivos como cementantes, incrementando el módulo de elasticidad y el diámetro.
Baldissara y cols. en 2006 realizan un análisis de fatiga en 35 dientes restaurados con pernos colados y pernos de fibra encontrando fallos adhesivos de..rango..similar.
Bitter y cols. en 2006 comparan la resistencia adhesiva de 200 postes de zirconio y 60 postes de fibra de vidrio con 6 adhesivos diferentes. Los postes de fibra..obtuvieron..los..mejores..resultados.

Para resumir, del total de los trabajos in vitro tenemos que:
 El 3,12% de los trabajos avala el uso de postes de fibra.
 El 1,56% en encuentran que el comportamiento de los postes de fibra es similar al de los metálicos.
 El 1.04% afirman que los postes metálicos resisten más que los de fibra.
 El 0,78 observan que los postes de fibra poseen fracasos más favorables.


Estudios in vivo, estudios prospectivos.


Weine y cols. en 1991 revisan tras 10 años la supervivencia de postes y muñones colados advirtiendo un 6,5 % de fracasos, de forma que 5 de cada 9 fracasos no estuvieron relacionados con los postes.
Torbjoner y cols. en 1995 comprueban el índice de fracaso a los 4-5 años de 456 postes colados cónicos y 322 prefabricados cilíndricos metálicos. Los colados obtuvieron un 15% de fracasos frente a un 8 % de los prefabricados. La causa más frecuente de fracaso en ambos sistemas fue la pérdida de retención.
Fredricksson y cols. en 1998 estudian los índices de fracaso a los 27-41 meses de 236 postes de fibra de carbono, sin encontrar fracasos relacionados con los postes.
Ferrari y cols. en 2000 estudian los índices de fracaso en revisiones a los 1-6 años de 1.304 postes de fibra de carbono o cuarzo con 4 cementos. Obtuvieron un 3,2% de fracasos. Además 25 postes se descementaron al remover las…coronas…provisionales.
Ferrari y cols. en 2000 analizan los índices de fracaso a los 4 años de 100 postes colados y 100 postes de fibra de carbono. Detectan un 16 % de fracasos en postes colados, un 5 % en postes de fibra, y un 9 % de fracturas radiculares con postes colados. Glazer en 2000 revisa los índices de fracaso a los 6,7-45,4 meses de 59 postes de fibra de carbono con un resultado del 7,7% de fracasos y un índice de supervivencia acumulativa del 89,6 %.
Scotti y cols. en 2001 controlan 205 postes de fibra de cuarzo a 2,5 años con un 98,3% de éxito. Ocurrieron 3 fracasos, 2 por descementado y uno por…fractura…del…muñón.
Malferrari y cols. en 2001 informan sobre el comportamiento de dos tipos pernos de fibra de cuarzo traslúcida en 84 dientes a 20 meses, indicando un 100 % de éxitos.
Ferrari y Grandini en 2002 evalúan a 12 meses 40 dientes con postes de fibra en combinación con un cemento de composite experimental. Localizaron 3 fracasos: 2 por lesiones periapicales recurrentes y 1 por fracaso adhesivo.
Malferrari y cols. en 2003 controlan 180 postes de fibra de cuarzo a los 30 meses. Hablan de un 1,7% de fracasos que se produjeron en su totalidad al retirar la corona provisional. Mentik y cols. en 2003 examinan el índice supervivencia de 516 perno-muñones colados conformados por alumnos de odontología encontrando un 82% de supervivencia en la región anterior. La causa más frecuente de fracaso fue la pérdida de retención. Walton y cols. en 2003 valoran el índice de fracaso a los 1-14 años de 515 postes colados y prefabricados sin encontrar diferencias significativas entre los grupos.
Ellner y cols. en 2004 evalúan perno-muñones colados cónicos, prefabricados de oro, pernos colados del sistema Parapost® y prefabricados Radix-Anchor®. El porcentaje total de fracaso fue de un 6% de 50 pernos sin encontrar diferencias…significativas…entre…los…grupos.
Monticelli y cols. en 2004 comparan el comportamiento de tres tipos de pernos traslúcidos, 225 en total, durante 2-3 años. Publicaron un 6,2 % de fracasos totales. Se produjo el descementado del 3,5% de los casos; en el resto de fracasos hubo recurrencia de las lesiones periapicales.


Estudios in vivo, estudios retrospectivos.


Armand y cols. en 1994 estudian 150 casos con pernos de fibra de carbono a 4 años mostrando un fracaso por descementado. Decloquement y cols., en 1994, consideran 400 casos con pernos de fibra de carbono observando 12 descementados.
Bolla y cols. en 1995 evalúan 137 casos de fibra de carbono a 4 años fracasando 5 casos, 4 por descementado y 1 por fractura del perno-muñón.
Dallari y Rovatti en 1996 vigilan 350 casos durante 6 años de reconstrucciones con pernos de fibra de carbono, encontrando un fracaso por descementado.
Fredrickson y cols. en 1998 presentan 236 casos con pernos de fibra de carbono a 2-3 años. Observan 5 fallos no relacionados con los postes.
Ferrari y cols. en 2000 investigan 1.304 casos de 1-6 años, 804 de fibra de carbono, y 454 de fibra de vidrio. Localizan 25 fracasos por descementado y 16 no…relacionados…con…el…poste.
Ferrari y cols. en 2000 realizan el seguimiento a 4 años de 100 casos reconstruidos con pernos de fibra y otros 100 con perno-muñones colados. En el grupo de los pernos de fibra se halló un 95 % de éxitos, en cuanto a los fracasos el 3% de los pacientes no se presentaron a las revisiones y un 2% se asociaron a lesiones periapicales recurrentes. En el grupo de los colados el porcentaje fue de un 84% de éxito, el 9% de fracasos fueron debidos a fractura radicular, el 3% a lesiones periapicales y el 2% por dislocación del perno. El 2%..de..los..pacientes…no…acudieron…a…las…revisiones.
Rovatti y cols. en 1994 atribuyen para 160 casos de dientes con pernos de fibra de…carbono…con…un…100%...de…éxito.

En los estudios in vivo llevados a cabo los porcentajes de éxito oscilan entre el 84-100 %de éxito. La tendencia actual camina hacia la utilización de postes de fibra, y la literatura avala, aunque no de forma abrumadora, su uso clínico.



Conclusiones.

La función del poste es retener el muñón, por lo que no todos los dientes endodonciados requerirán la colocación de un perno. La estética que proporcionan, el módulo de elasticidad y el comportamiento anisótropo de los postes de fibra les convierte en un material adecuado para dientes anteriores, más sometidos a fuerzas laterales.
Con respecto a los postes colados, si bien su uso está quedando atrás, todavía son una buna elección por sus características de retención y fidelidad en relación a su conformación estructural más semejante a la anatomía del conducto radicular.



Bibliografía:

-María Quintana del Solar, Marisol Catilla Camacho, Carlos Matta Morales, “Resistencia a la fractura frente a carga estática trasversal en piezas dentarias restauradas con espigo-muñón colado, postes de fibra de carbono y de aleación de titanio”. Revista estomatológica Herediana, 2003; 13 (1):24-29. Fuente: Articulo en Internet.
-Mauricio Naranjo Pizano, Patricia Ortiz Perez, Clara Lucia Osorio Jaramillo, Jovan Ramiro Sepúlveda. “Comportamiento de dos sistemas de postes prefabricados reconstruidos con resina sometidos a carga cíclica.” Fuente: Articulo en Internet.
-Od Beatriz Millán de Rodríguez. “Pernos colados versus pernos prefabricados”. Universidad Central de Venezuela, Julio 1992. Fuente: Articulo en Internet.

Fuentes de Información - Materiales Para Pernos-Muñón en Prótesis Fija.

Dar puntos
63 Puntos
Votos: 8 - T!score: 8/10
  • 0 Seguidores
  • 20.457 Visitas
  • 4 Favoritos

9 comentarios - Materiales Para Pernos-Muñón en Prótesis Fija.

@poli4 Hace más de 3 años
+10 y agregado a la comunidad!
@TheLJustice Hace más de 3 años
ok... saludos colega estudiante de odontologia XD ... Saludos desde México !!!
@da1703 Hace más de 3 años
Hola! muy buena la info! mis diez del dia... para vos!
@manolo_NK Hace más de 3 años
hola margaryta! va super! 30 puntotes! yo creo que no necesitas de mi ayuda,,, jeje saludos!
@guanst Hace más de 3 años
mas diez! hay que tenerlo en cuenta para cuando ejercen luego y dejan los conductos muy finos o muy cortos y encima tallan con fresas redondas dejando irregular la zona. A tenerlo en cuenta! muy bueno post y agregado a la comunidad !
http://www.taringa.net/comunidades/odontotecnica/2759166/Materiales-Para-Pernos-Munon-en-Protesis-Fija.html
@gonziib Hace más de 3 años
Muchas gracias margarytapancha por responder los mensajes y las recomendaciones, me sirvió mucho. Te dejo 10 como muestra de agradecimiento