acá va un ensayo sobre los sentimientos no se si esta bueno pero me saque 10 asique re bien jajaja





Los sentimientos, son sensaciones inevitables en la gente, es algo que todo ser vivo existente experimenta por mas mínimo que sea. Sentir es uno de los dones más preciados que tenemos los seres humanos, ya que posiblemente somos los que más sentimientos podemos experimentar: el dolor, el odio, el miedo, el amor, la decepción, la pasión, la indecisión, el entusiasmo, el rencor, el deseo, etc.
Sentir es algo que a veces se vuelve inexplicable, y... buen a esto me refiero, también es contradictorio, porque a su vez lo podríamos describir de mil formas, por ahí no con palabras, sino que con un abrazo, con un beso, con un gesto o una acción podemos describir y demostrar mucho mejor que hablando o escribiendo.

Lo primero que hay que hacer para experimentar esos sentimientos que motivan, que dan vida, que se contagian positivamente, es aprender a sentirlos con uno mismo, es valorarse, y valorar la vida que tenés,

Para sentir primero debe haber una acción, un hecho que motive ese sentimiento; es decir que cada sentimiento tiene su “¿por qué?”.
Algo que se ve claramente en las personas es que, frente a la misma acción o al mismo hecho varía el sentimiento en cada una. Por ejemplo: si uno siente emoción ante una escena de una película no necesariamente todo el que vea esa escena va a sentir emoción.

No hay sentimiento tan lindo como el amor, por un novio, una novia, un amigo o una amiga, un familiar, o hasta una mascota, etc.

La pasión es un sentimiento que se puede experimentar en distintos ámbitos, ya sea la pasión mutua entre dos personas que se puede demostrar en la intimidad o la que tienen miles de personas por un equipo, la que los pone a cantar y gritar, la que hace que aunque sea el peor equipo la gente siga cantando y gritando como si fuera el campeón.

Un sentimiento que personalmente experimento seguido, es el de “extrañar” a una persona que ya no está, otros pueden extrañas a una mascota o hasta un objeto. Normalmente se da con algún ser querido que se fue y que por lo que hasta ahora creemos no vamos a poder ver mas, o quién sabe por ahí si, yo prefiero pensar que algún día va a existir esa oportunidad, o quiero pensar eso, como todos los que tenemos un ser querido fallecido supongo; acaso no es el hecho mas codiciado poder tener tan solo un día para disfrutar con esa persona por ultima vez, para poder hacer las cosas que no hiciste en su momento o decirle lo que pensas que te falto cuando tuviste la oportunidad.

Obviamente no todos los sentimientos son agradables, a veces sentimos odio, rencor, indecisión, no sabemos distinguir que va a ser lo mejor para cada uno, y nos viene esa sensación de angustia, de tristeza. Es ahí cuando nos dan ganas de dejar todo lo que tenemos e irnos a otro lado, de desconectarnos por un tiempo y que cuando nos conectemos otra vez ya este todo solucionado, y sin embargo no podemos y lo sabemos y esto agrava los sentimientos desagradables, hace que cerremos los ojos y no nos demos cuenta de que no todo lo que nos pasa es malo, y que así como nosotros sentimos decepción, fracaso, desilusión, envidia, por otro lado sentimos amor, pasión, ilusión.

Todos tenemos temores, sentimos miedo, y sabemos también que algún día vamos a tener que enfrentarlo, que no podemos vivir esquivándolo, es un sentimiento que se tiene que superar, que cuando se lo enfrenta y se lo elimina llega ese sentimiento de superación; el miedo es una “barrera” en la vida que cuando se la logra romper, se da paso mas, una de las tantas formas de crecer como persona es superar los miedos que van apareciendo en el transcurso de la vida, siempre va a existir el miedo y aunque superes el miedo a algo, inevitablemente vas a tenerle miedo a otra cosa que intentarás superar y no siempre lograras.

Y si lo pensamos un poco aunque muchos de esos sentimientos sean desagradables, ¡que bueno que existan!, qué seríamos si no sintiéramos nada, que vida aburrida ¿no?, ir a trabajar, ir a comprar, ver tele, comer, dormir, ir al gimnasio, hacer las cosas solo por el hecho de hacerlas, no porque tenés ganas, ni porque no las sentís, solo porque sí, por cumplir con la rutina insensible de todos los días, no dormís porque te sentís cansado, ni comes porque sentís hambre, y no vas al gimnasio para sentirte fuerte o saludable, etc. Me imagino una vida así, nos extinguiríamos rápido ¿no? Sin amor, estaríamos todos solos, no habría parejas, seriamos pocos y cada vez menos hasta que ya no quede nadie. Aunque por otro lado tampoco seria aburrido, o no lo sentiríamos así al menos.
Pero por suerte no es así y sentimos, nos cansamos, tenemos ganas, queremos hacer cosas, movernos, nos enamoramos, nos peleamos, etc.

Si nos ponemos a analizarlo, cada sentimiento con el tiempo nos lleva a experimentar otro sentimiento diferente, quién no paso del amor al odio, o del miedo a la confianza; en fin, los sentimientos son una cadena, que empieza cuando nacemos y quien sabe si termina cuando morimos, por ahí se reduce, se deja de sentir, y es una liberación del cuerpo, o mejor dicho una liberación de los sentimientos que este nos permite , “obliga o condena” como alguna vez un filosofo llamado Platón describió a la muerte como una liberación del alma, ya que consideraba que el alma es prisionera del cuerpo, que este solo permite sentimientos desagradables como el dolor. Mm... no se si estaría tan bueno, yo no haría el cambio, dejar de sentir dolor y perderme también de ese hermoso sentimiento que se da cuando se recibe una caricia, un mimo o un abrazo de alguien querido.
A veces nos sentimos solos; la soledad provoca angustia, que lleva al desgano, a la decepción. Todos los sentimientos influyen notablemente en la vida cotidiana, no por nada cuando uno hace las cosas mal o con desgano escucha seguido las palabras: ¿te sentís bien? O ¿Cómo te sentís?
Es claro que cuando hay angustia y desgano, aparece un sentimiento de cansancio que influye directamente con las actividades de la gente, con el trabajo, el colegio, las obligaciones, que sin importar lo que sientas tenés que cumplirlas, aunque necesites frenar y tomarte tu descanso, o “desconectarte”.

Por diferentes experiencias de la vida algunos sentimos o demostramos mas que otros, muchos por ahí parece que no sintieran, actúan como si no conocieran la ternura, el amor, no soy nadie para juzgar pero a veces creo que mucha gente no tiene esos sentimientos, que no los experimentó nunca y que va a pasar toda su vida sin experimentarlos, y eso es lamentable porque los sentimientos son esenciales para la convivencia, se contagian, y así como se contagia el entusiasmo y la alegría se contagia el enojo, el odio, el desinterés y hasta el egoísmo que en fin es lo único que parecen sentir estas personas de las que hablo; perjudicando así la convivencia de muchos.


No se si este es el mejor ensayo sobre los sentimientos, ni siquiera esta muy completo, por ahí sea el peor, y hasta no tenga nada que ver con un ensayo porque nunca hice uno, pero siempre hay un primera vez para todo, y este es la primera vez que hago un ensayo, y por algún motivo llegue a escribir sobre este tema, y mientras lo hice sentí muchas cosas, al principio sentí frustración, que no iba a poder, después me elegí un tema, sentí que podía, hasta que “me bloquie” y me sentí frustrado. Volví a elegir un tema y resultó ser “los sentimientos” nuevamente llego un momento en el que no sabia que escribir, y sentía enojo conmigo mismo sentía que no servía y no podía hacer esto. Y ahí me di cuenta que todo eso que me pasaba eran sentimientos y que lo único que tenia que hacer era explicarlos y expresarlos a mi parecer en forma escrita, espere que se me valla el enojo para no ser tan negativo y quedo lo que hay a la vista. Espero que este bien así siento satisfacción de haber logrado hacerlo. Sin embargo me queda un sentimiento pendiente que es las ganas, este me surge debido al hecho de pensar sobre lo que escribí. Al terminarlo me quede con ganas de seguir continuarlo, con el tiempo, de hacer un trabajo mas completo que seguramente no me lleve a ningún lado ni me sirva para mucho a la vista de otros, pero personalmente a pesar de que es un resumen de todo lo que podría seguir escribiendo me hizo pensar y sentir muchas cosas, que nunca pensé sentir o pensar por el hecho de escribir algo.