Ayer mientras buscaba algo que ver en TV, estuve mirando varios videos de la serie TED, una organización sin fines de lucro que invita a destacadas figuras relacionadas con la tecnología, el medio ambiente y otros temas importantes para que presenten sus opiniones sobre diferentes temas.

Entre los videos que encontré, me llamó mucho la atención una presentación titulada “The numbers behind copyright math” (Los números detrás de las matemáticas de los derechos de autor) del autor Rob Reid.

Reid asegura que el costo económico de la piratería presentado por las organizaciones como The Motion Picture Association of America (MPAA) o la Record Industry Association of America (RIAA) no son más que pura falacia para justificar su intensa actividad cabildera a favor de leyes como la infame SOPA.

Reid analiza los números de la siguiente forma:

La MPAA dice que la piratería de las películas causan una pérdida de 373.000 trabajos relacionados de una forma u otra con la industria cinematográfica, sin embargo Reid contradice estos números señalando que el Departamento de Trabajo de los Estados Unidos calcula que esta industria emplea un total de 361.000 personas, lo que significa que si usamos los número de la MPAA, nadie estuviera trabajando en esa industria.

Reid señala además que las ganancias de la industria cinematográfica han aumentado considerablemente en los últimos años, dado los lucrativos contratos con los distribuidores de películas, incluyendo canales de cable como HBO, los cines, etc.

Por su parte, tanto la MPAA como la RIAA frecuentemente dice que la piratería representa pérdidas de $58 mil millones de dólares a la industria de la música y el cine. Reid dice que estos números están sumamente inflados, ya que de ser ciertos, sería el equivalente a que toda la producción de maíz, frutas, trigo, arroz y tabaco combinado de los Estados Unidos desapareciera, algo que traería un colapso económico para el país.

El punto final que Reid hace en su presentación es el valor arbitrario que la RIAA asigna a cada canción que es pirateada, unos $150.000 dólares. Esta cifra ha sido aprobada legalmente y es usada por la RIAA para calcular las pérdidas ocasionadas por individuos cuando son demandados por descargar canciones ilegalmente de la Internet. (RIAA ha demandado más de 30,000 personas en los Estados Unidos) Usando estos números, Reid dice si una persona descarga diez canciones ilegalmente, significaría que le está causando $1.5 millones de dólares de pérdidas a la industria de la música, algo totalmente absurdo.

Para los que quieran ver la presentación de Reid, pueden ver el video aquí (en inglés con subtítulos), o pueden también leer una explicación más detallada que Reid hizo en la página de TED

La falacia del costo de la piratería