El primer filósofo

¿QUIÉN FUE EL PRIMER FILÓSOFO? (Ensayo Abreviado)
Escrito por: Lic Ramón D. Peralta
Ilustrado por: Jordi Rodriguez Morillo


Viernes, buen día para hacer nada, así que lo aprovecharé. Habrán notado que prefiero usar Psicología Antropológica que a la inversa, y solo de coqueto que soy. Los coquetos solemos hacer gala de cierta originalidad, para solo terminar diciendo que somos mas de lo mismo. Aunque el porcentaje de psicología que tienen mis escritos superan holgadamente la antropología, en cuyo caso bien podríamos acordar que lo mío ademas de un delirio, es una sórdida expresión de filosofía de la psiquis (la de antes).

El primer filósofo

Me mandaron un mail preguntándome ¿quien fue el primer filósofo?, y aquí está mi respuesta. Del primer filósofo nada se sabe, pero si infiero que nació en algún punto del paleolítico donde se separa conciencia de inconsciencia. ¿Pero qué es esto?, pues para los que no han leído mis ensayos anteriores, os diré que soy de la no tan firme creencia que el primer filósofo nació con el primer ser humano con racionalidad. Se que no digo nada, pero no se enojen: "soy un vendedor de bagatellas".

Cuando hablé sobre inteligencia humana (ver: http://www.copia-oculta.org/2012/11/que-es-la-inteligencia-humana-filosofia.html), hice mención a la separación en la mente del hombre, de lo estríctamente intuitivo, instintivo y esencial (inconsciente), y de esa nueva función que la evolución (en apariencia) nos proporcionó y que nos permitió construir nuevos métodos de adquirir conocimientos (conciencia). También hablamos de que el lento proceso de maduración de bebe-niño-adolescente-adulto, fue decisivo para que el ser humano como especie se eleve como dominante en este planeta. La mágica vivisección de la razón y lo intuitivo, que lejos de dividir, unió.

conciencia

Como algunos creen que la filosofía mas eficiente, es la que aborda los profundos análisis con simpleza, intentaré adherirme simulando que creo en esas románticas proclamas. Los griegos se hicieron famosos como filósofos, por los mismos motivos que se hicieron famosos los romanos, los alemanes, ingleses y estadounidenses. La hegemonía del poder en occidente brinda sus beneficios por pertenecer. Tampoco quiero que me vean mas pacato de lo que soy, en Oriente por aquellos primeros tiempos (cosa que no cambió en algunas escuelas), la filosofía de vida predominante los obligaba a mimetizarse en el ascetismo, que es una forma de engendrarse en la "invisibilidad" para los occidentales. En otras palabras, al igual que los primeros gnósticos, aquellos sabios entendían que la filosofía no era de nadie en particular, so por el contrario el mundo de las ideas y el conocimiento pertenecía a la humanidad y el universo.

inteligencia

Dicho con menos "glamour", a esos gigantes de la sabiduría oriental, le importaba un soberano rabanito poner su firma en un doxai o manuscrito, por la sencilla razón que lo consideraban como impropio para esa elite. Los occidentales como nunca fuimos demasiados proclives a semejante elevación intelectual, emocional y espiritual, preferimos edificar este "bonito" culto al personalismo y las formas, que nos permite estudiar la filosofía según el nombre de cada filósofo sin que ahondemos demasiado en la filosofía en sí. Razón por lo cual, la gestalt nos jugó una conspicua jugarreta, para hacernos creer que aprehendemos de filosofía merced a puro empirismo, experiencia y razón.

historia

Explicado con lenguaje coloquial, el "dedo por delante del sol". El astro rey, la filosofía, queda opacada por el individualismo, quien en sus formas y profanas solemnidades se ve como el soberano, haciéndonos creer que el brillo de la luz es color gris. Así es como llegamos al punto de separar escuelas de la filosofía, jerarquizada por filósofos y algo por debajo por filosofía. Ojo, no nos engañemos, las clasificaciones en la filosofía son tan antojadizas como el mismo empirismo y la ontología en su conjunto. Digo esto porque a pesar de que los occidentales nos creemos "brillantes", sin duda resulta mas dócil el análisis de la filosofía oriental que esta "ensalada rusa" que supimos consumir. La filosofía es una sola, a pesar de los mismos filósofos.

Un problema que salta a la vista en este año 2012, donde muchos cultores de la cosificación y clasificación contumaz, patinan en relacionar una escuela con otra, pues los anclajes están tan enterrados en la arena y en el fango, que los mismos filósofos de cartel pugnan por hacerse de un lugar como tendero del escaparate o almacén. Hoy la gran mayoría de los filósofos, solo trabajan de repositores y clasificadores.

metafísica


Cuando me enseñaron las diferencias entre empirismo, ontología y racionalismo, realmente sentí que había comprendido el "abc" de la filosofía, hasta que un día comencé a filosofar. Claro que tantos años de consumir empirismo y ontología quizás fue primordial en este inasible e incunable sentido crítico que llevo quizá desde la cuna, quizá no. Otro de los pruritos que emergieron, se soporta en el absurdo de contrastar empirismo y ontología con escepticismo y a su vez este con dogmatismo. Menos mal que yo solo soy un estúpido mas y no cambiaré nada, y con este anuncio solo intento decirle que no es necesario que se alarme.

inconsciente

Hay silogismos que son "maravillosos" como por ejemplo: "ser según no ser", o, "ser según las cosas", o, "ser relacionado con su ser o no ser", etc. Después de tantos años de estudiar y repetir estos oxímoron, sinéqdoque y reduccionismos llegamos todos a entender que quiere decir: ¿Que quiere decir?. Quiere significar muchas cosas, pero básicamente dice que alguien antes que nosotros pensó en forma de lenguaje algunos conceptos que luego cobraron vida consensuados por las mayorías, sin que hoy ofrezca mucha resistencia desde lo racional ergo filosófico. ¿Monismo o dualismo?, esa no es la cuestión, sin embargo no son pocos quienes han arriesgo una multiplicidad de dimensiones donde se insinúa que el cuerpo/mente es mas que la suma de sus partes, y que ese espíritu y alma por su lado posee una sinergia epistémica del que poco se sabe, mejor "nada". Solo intuimos, vaya magna paradoja, lo mejor de la filosofía se hizo con intuición. Y aquí es donde volvemos a los orígenes, ergo primer filósofo.

filosofía de la mente

No sería nada descabellado inferir que la filosofía nació junto con la conciencia del hombre, sin embargo lo es. Es decir, a partir de que el hombre empezó a gobernar y controlar su racionalidad fue creando soluciones a sus problemas, los cuales cimentaron un conocimiento, que fue transmitido en forma de experiencia de generación en generación. No importa que esa transmisión haya tenido un exótico, gutural y rudimentario lenguaje, fue una forma de lenguaje al fin. Y si lo hicieron solo con miradas, histrionización y/o por imitación, mas excelsa y eficiente la filosofía. No hay mejor filosofía que aquella que no necesita de lenguaje. Y mejor que no descubramos que la telepatía existió, porque en caso que exista mucho será lo que tendremos que rever.

antropología filosófica

Hay una quizás, y solo quizás estrecha relación entre conciencia y racionalidad, sin embargo en apariencia el componente evolutivo o pensamiento crítico estaría en el inconsciente. Vaya, me metí en un "callejón sin salida". No obstante algunos estudios en psiconeurología y neurobiología detectaron, que ante determinados condicionantes el cerebro humano recibe refuerzos de irradiación en sectores que no comportan el consciente (hasta ahora conocido). En otras palabras, la idea de un inconsciente del tipo descrito por Freud y Jung, tiene muy pocos e inofensivos enemigos por estas horas. Y si bien hay muchos que sostienen teorías sobre un inconsciente viciado de superficiales capas de empirismo y ontología, yo sostengo que no es así. Yo "creo" que el inconsciente es la huella antropológica que lleva consigo el ser humano como testimonio de como fue "provisto" en los orígenes. Como ellos no tienen como probar lo suyo ni yo lo mío, me animo a sostener esta "locura" hasta tanto la ciencia dirima el afable contubernio. ¿Qué ciencia?.



Si el inconsciente es tan primitivo como el hombre, se presume que es anterior a la conciencia, en cuyo caso la posibilidad de tener un pensamiento racional existía a priori de la memoria y conciencia de la razón. También sería bueno poder establecer si conciencia de razonar es lo mismo que racionalidad, porque sin duda podría dar luz a un área que todavía navega en las penumbras. No se ustedes, pero asumo que mi perro, el "Boby", tiene una racionalidad primaria y no tan elemental, que le permite cuanto menos entender lo que quiero que haga o deje de hacer, sin que medie un lenguaje uniformador. Cosa que no puede lograr Boby respecto de mi, o quizá si pero a nivel de inconsciente. Vaya lío en el que me metí. Cuando un perro me ladra me doy cuenta cuando es amistoso o cuando debo salir corriendo y ponerme a refugio, ¿es esto consciente o inconsciente?. Se me dirá que es fruto de la experiencia, so empirismo, ontología, racionalismo y todos los "ismos" que recuerden, sin embargo para mi no es así. Por ejemplo: ¿por qué grita una mujer y llega a subirse a una silla o mesa cuando ve una cucaracha en su casa?. Todos reaccionamos a las cucarachas, quienes nos saben asquerosas, antiestéticas, antihigiénicas, etc, sin embargo somos conscientes de que son inofensivas, so la reacción irracional de algunas personas es refleja y desmedida, ¿por qué?. "No son pocos quienes sospechan que hay mas racionalidad en algunos animales que en algunos hombres".




Las fobias son miedos que tienen en su mayoría poco y nada de racionalismo, no obstante son reales y existen. Lo mismo pasa con algunas enfermedades psicosomáticas y otros trastornos de la personalidad que no necesariamente se soportan en la conciencia cultural y psicosociológica. Están dando vueltas en una rotonda mientras procuro que su mente se ablande un poco y poder lograr lo que me he propuesto, que mis lectores enfrenten este escrito con el mismo espíritu crítico que debería tener todo ser humano ante una propuesta del conocimiento.

El primer filósofo

La proclividad al dogmatismo parece ser tan natural como el mismo instinto de supervivencia, quizás porque uno dependa del otro y viceversa. Dogmatizar un conocimiento no solo significa aceptarlo y reconocerlo como tal, sino que invoca memorización profunda y sublime. Es por ello que digo que el hombre como tal, se separó de su eslabón anterior, en caso de que no sea un algo distinto a un primate u homínido, cuando descubrió su propia conciencia, permitiéndole en el camino sobrevivir mejor y transmitir mejor esos conocimientos a su prole . Esa memoria inmanente, es lo que le permitió la autocontemplación y autopercepción. Ese instinto por supervivir le daba la posibilidad de dudar, protegerse, cuidar su propio cuerpo y el de su progenie, también lo llevó a bien utilizar sus "sentidos"; pero solo cuando logró disponer de una memoria con conciencia, fue que comenzó a inteligir su propia existencia, y de ésta para con el mismo proyectado e introyectado en el entorno. En la medida que fue evolucionando esa conciencia fue década tras década, generación tras generación sepultado el inconsciente hasta dejarlo sumergido tan hondo que hoy nos cuesta tan solo admitir que somos eso, un animal con capacidad de inteligir retrospectivamente y sentir en introspección esa inteligencia.

conciencia

En ese primer cuadro de composición del hombre signado en el inconsciente, están albergados los sentimientos, las sensaciones, la intuición, el instinto y el nexo entre el mundo de las abstracciones y la materia. La conciencia, arquitecta de la negación y la autocensura, es quien al cabo de tantos siglos se encargó de hacer ver como absurdo algo que nos viene de fábrica. Así fue como llegamos a este estadío donde con gran eficacia logramos engañar a los sentidos, la intuición, los sentimientos y al instinto. O lo que es peor, logramos inventar un conocimiento que parte de negaciones y censuras anteriores para edificar dogmas con tal fuerza, que nos impide severamente la labor filosófica o de autocomtemplación pura. Es probable en este sentido, que haya existido mas pensamiento puro en los primigenios que en nosotros.

inteligencia

El escepticismo, que algunos sospechan como una rebeldía de la conciencia ante el dogma, solo se trataría de una reacción instintiva, en nostalgia de un alguien que llevamos dentro que en definitiva es tan auténtico como la misma mentira. El pensamiento crítico es inherente a instinto de supervivencia, y si bien también asoma en la conciencia, lo hace para recordarnos que nuestra misión es evolucionar permanentemente, y no lo que estamos dejando de ser/hacer.

historia

Pero el escepticismo moderno, tampoco es demasiado intuitivo en la medida que ese pensamiento crítico del hombre actual solo en sus extremos llega a combinar una serie determinada de algoritmos, que terminan redundando en un nuevo enfoque de algo que ya existía a priori. Es decir, el escepticismo vale cuando no aterriza en otro dogma, ontología o empirismo, cosa que suena además de distópico como mesiánico. Todos somos escépticos alguna vez en la vida incluyendo al mas dogmático, como también el mas escéptico no deja de suscribir dogma en algún momento de su vida. Hablo de sesgos no de excepcionalidad. "Ser según las cosas o ser según no ser", no deja de ser el fruto de la idealización secular de una concepción dogmática de la filosofía. De hecho con cada meta que me impongo para probar algo o teorizar algo a partir de la filosofía rescato algo de dogma y algo de escepticismo. El problema de las proporciones lo establece la racionalidad, que ciertamente se ve mas engañada que asistida. La conciencia del conocimiento es una gran impostora, y lo que es peor es tan enemiga de la racionalidad como lo es el escepticismo sin razón. En cuyo caso debería ser una misión algún desprestigiado y demodé sentido de ubicuidad introyectivo solo posible en las mentes preclaras, aquellas que han alcanzado un nivel de elevación espiritual tal que lo hacen especial. Filosofar para la humanidad y por la humanidad.

metafísica

En ese orden os digo, que veo como erróneo el suponer que las religiones no fueron construidas con filosofía. Por el contrario todo pensamiento abstracto exige de una profunda acción filosofal. Obviamente hablo de los primigenios (filósofos metafísicos), pues para los demás solo se tratará de dogma, expresión que minimiza las funciones racionales llevándolas al terreno de la ley del menor esfuerzo. Y no solo me refiero a los dogmas políticos, sociológicos y religiosos, ergo la filosofía también se ha encargado de hacer del dogmatismo un "poder superior". Nada mas absurdo que cuando se dice: "no es un conocimiento empíricamente controlable hasta que la ciencia no lo demuestre". Sin duda el inconsciente lleva consigo también la necesidad de la certidumbre, cosa tan utópica como ridícula, puesto que también la ingeniería esencial y natural del ser humano me dice que el día que nos amiguemos con la certidumbre, la vida perdería toda motivación. Digo motivación y no sentido, pues ya sabemos que sentido no tiene, en el aspecto de que hablamos de sentido como atadura supraestructural de la certidumbre. Explicado con otro ejemplo, si supiéramos que cuando morimos se extingue la vida definitivamente sería un espanto, pero si supiéramos que existe vida en el mas allá, también. La certidumbre en el conocimiento de la inmortalidad (transmigración del alma o vida en otro universo o dimensión), cambiaría radicalmente este paso por la vida (terrenal) hasta incluso llegar a extinguirla completamente (suicidio en masas). Y la certidumbre en el conocimiento de que no hay mas vida que esta nos consagraría a un espiritualismo nunca antes imaginado. Porque en el fondo, el monismo materialista y ateo es quizás el mas hipócrita de los dogmas metafísicos. Es una autocensura que no se soporta en el inconsciente sino en la conciencia de la negación, ergo es un escepticismo forzado y superficial que solo intenta mitigar miedo e intuición. El problema de la negación, es que en la psicología antropológica es relativamente fácil detectarla, y sino es fácil tampoco es muy difícil, pues en última instancia, aun los mas insensibles (en apariencia) sucumben ante el instinto de supervivencia. Nadie acepta la muerte y el que lo hace, solo puede hacerlo partiendo desde un invento de la conciencia, pero que nunca será real. Tampoco despreciemos la fuerza de la autosugestión profunda, quien en algunos casos llega a poner en dudas al propio inconsciente (ver casos de quienes se creen profetas, mesías o mártires, etc).

inconsciente

Lo repito, el inconsciente es aquello que quedaría si nos quitan todas las capas de conciencia que hemos ido edificado merced a la memorización de conocimientos aceptados como tal, luego de tantos siglos de filosofía y aprendizaje. Son como telas epidérmicas puestas una sobre otra, escombros de viejos dogmas, empirismo, escepticismo y gnoseología, entre otras. Es lo que seríamos o ya fuimos, cuando la especie humana experimentó o experimente nuevamente el exterminio casi total de su género en este planeta. Podemos extinguirnos por un montón de causas, sobre todo por culpa de nosotros mismos, y quizás solo quizás tantos textos religiosos y narraciones de eventos cataclísmicos extraordinarios, de los cuales el mas recurrente y global es el "diluvio universal", nos lleve a experimentar nuevamente esto que os infiero. En dichas narraciones, se describen a sujetos especiales, que se salvan porque "asumen con fe" algo desconocido pero que se intuye. En otras palabras es la ruptura con todo dogma y filosofía hegemónica y mundanal, que tiene como mérito final, la individualización. Es decir, al romper con un conocimiento universalizado o supradogmático se halla la salvación.

filosofía de la mente

Estamos en presencia de un tema muy lindo de filosofar, pues la "fe" no está precisamente en el dogma sino en la antítesis. En cada uno de estos mitos posdiluvianos, nos encontramos ante una persona que junto a su familia encuentra la salvación, pues justamente hace caso omiso a lo que dicta el dogma, empirismo, ontología, cultura y ciencia (etc) idolatrado por los hombres, para seguir el llamado o advertencia divina que parte de su propia intuición ergo metafísica. Quizá lo mas próximo a la filosofía pura. Uno contra el resto del mundo, quién es el único que termina teniendo "razón".

antropología filosófica

Bajo estas mismas pautas, no sería nada esotérico deducir que nada mas racional que la metafísica, y nada mas filosófico. Cosa que pone mucho mas lindo el filosofar, porque me permite enfrentar a los "filósofos dogmáticos", quienes tienen en un mismo círculo su ámbito de pensamiento. Si fuera una película bien podría titularse: "Yo, mi alter ego y mi yo-yo". Insisto, el problema de la filosofía dogmática no es que sea dogmática, sino que desperdicia tiempo, lo cual es imperdonable. No digo que dios existe, pero tampoco que no existe o deba existir o no existir. Tampoco me debo mostrar indiferente, porque aunque no haga a la diferencia en el hombre, tampoco debo descartar ningún nuevo conocimiento en ese devenir de la certidumbre, que algunos llaman ciencia. La ciencia es otra impostora en el sentido de la certidumbre, puesto que la ciencia de hoy será el mito desmentido del mañana, así fue siempre. En síntesis, que la certidumbre sea utopía, y que todos lo entendamos como solo eso, en cuyo caso la ciencia siempre será lo que es "un conocimiento en movimiento".



La física y la matemática cuántica prometen romper con muchas leyes, postulados y dogmas de las ciencias clásicas, sin embargo nos empecinamos en usar eufemismos absurdos: "conocimiento empíricamente controlable dictaminado por la ciencia". Y si es así, ¿por qué relegamos la metafísica y el escepticismo a un segundo plano?, y si fuera que somos tan racionales ¿por qué no asumir que todo conocimiento tiene fecha de caducidad y que cada dogma merece ser ajustado periódicamente?. Hablo de inconsciencia colectiva, pero también hablo de conciencia colectiva, que muchos promueven como "inteligencia colectiva". Acá solo imploro que la racionalidad y la filosofía también se mantenga en movimiento.



El inconsciente del ser humano tiene desde lo esencial, natural y primitivo un diáfano sentido evolutivo, pero cimentado en un "desconocimiento superior", es decir no sabemos por qué debemos evolucionar, ni cual es el rumbo, ni hasta donde llegaremos, y lo que es paradigmático, intuimos que debemos buscar ese conocimiento a sabiendas que no nos conviene llegar a él. . Intuimos de donde partimos pero necesitamos probarlo, pero también nuestros mas sabio inconsciente nos dice muy sumergidamente que debemos vivir ergo preservarnos de la extinción. Ese instinto por la supervivencia es lo que nos mueve a correr los mojones del conocimiento, y también nos advierte cuando alguno de esos conocimientos adquiridos nos está poniendo en riesgo, aunque conscientemente lo neguemos. Pero hay un "Noé o un Gilgames" escondido en nosotros que se enfrentará a toda esta estupidez que supimos construir con inteligencia, para convertir en mito la ciencia, el dogma y la conciencia, ... solo para salvar al hombre. Cuando os preguntes nuevamente ¿quién es el primer filósofo?, la respuesta será "soy yo". En cada uno de nosotros se esconde muy en lo profundo, el primer filósofo (búscalo y encuéntrate).-

0 comentarios - El primer filósofo

Los comentarios se encuentran cerrados