Historias Reales De Terror

Historias Reales De Terror


La Muñeca

Historias Reales De Terror

Esta historia es totalmente real. Nos pasó a nosotras, en un día que nunca olvidaremos.
Una vez yo fui a la casa de Lola (mi prima) y me quede a dormir, Lola me habia contado una historia de que escuchaba ruidos en su terraza yo no le creí, pero desafortunadamente la historia era real...
En la noche, estabamos tranquilas hablando en la habitació y de repente escuchamos como que una voz fina, como la de un bebé decia: kiki!... no sabiamos que significaba pero no le dimos importancia, Lola de casualidad tenia una muñeca con la que jugaba cuando era chica y que nos llegaba mas o menos a la cintura, esa muñeca estaba toda despeinada y con la cara pintada de negro.
Seguimos jugando y empezabamos a escuchar ruidos bajo de la cama, tampoco le dimos mucha importancia.

Ya un poco asustadas nos fuimos a dormir, en el medio de la noche, a las 2 o 3 de la mañana vimos como una imagen de una muñeca parada en la habitacion de Lola y que decia: "no my hat" (Lola siempre le ponia a esa muñeca una gorra turquesa vieja y horrible).

Al dia siguiente a la casa de Lola fue una amiga llamada Florencia (que esta medio loca) y le contamos la historia, no nos creyó pero entonces ella quiso ir al baño, cuando abrió la puerta del baño estaba la muñeca tirada en el piso (la muñeca la habiamos dejado abajo de la cama de la abuela de Lola), florencia nos creyó entonces dijo: "tenemos que atarla y tirarla"... la atamos y la dejamos al lado de la puerta de el lavadero de Lola.

Luego cuando nos fuimos de su casa hacia mi casa nos fijamos en el lavadero de Lola y la muñeca no estaba, hasta ahora no sabemos donde está pero cada fin de semana cuando me quedo con Lola a dormir escuchamos ruidos en la terraza.



Tunel Maldito

historias

Mis abuelos son de Japón pero hace tiempo vinieron a costa rica por negocios de mi abuelo, creo que ya hasta olvidaron como hablar ese bello idioma, pero lo que no olvidan son los mitos urbanos que tienen allá.
Siempre me ha atraído mucho los cuentos de fantasmas y siempre le pedía a mi abuela que me contara historias de miedo, mi abuela con mirada amarga siempre lo hacia (a pesar de que no quería).
Me contó diferentes mitos, uno en particular me llamaba la atención, se trataba de un túnel que unía 2 partes de la ciudad de Okinawa, esta ciudad siempre ha estado envuelta con el misticismo de el shintoismo o creencia en los espíritus, el tramo del túnel antes mencionado es de 200 metros, caminando puede ser cruzado como en 5 min. Me contaba, que hace años un bus escolar que venia de regreso con los niños a la salida del colegio tuvo un aparatoso choque, en este choque un aprendiz de piloto de carreras frustrado se encontró de frente con el bus, mientras este intentaba pasar al coche que tenia al frente, eran como las 4:15 p.m., no hace falta contarles que los niños y el chofer del bus murieron por el impacto.
Tiempo después del accidente y ya olvidado el asunto, una pareja dio el primer vestigio del mito urbano, cuentan que al ingresar al túnel como a las 4:00 p.m. el auto avanzaba y avanzaba pero sin embargo no lograban salir del túnel, cuando lograron salir del túnel eran las 4:30 p.m., nadie se explica porque tardaron tanto en cruzarlo, pero ella me dijo algo en comparación, en Japón tienen el mismo mito que los gringos con el piso numero 13, ningún edificio lo tiene por ser considerado de mala suerte, allí pasa lo mismo pero con el numero 4 ya que 4 en japonés se dice shi y muerte se dice ishii, esa fue la explicación de mi abuela, que por morir en la hora maldita, dejaron su marca en el túnel.

Quieren escuchar algo gracioso, la gente ya no pasa por el túnel a las 4pm



Confesiones De Una Mente enferma

reales

Entre mis amigos me conocen como un sadico,que se divierte con la sangre, eso es verdad.Creo que desde que pequeño he sentido facinacion por la muerte,recuerdo que mi primera vez que vi un cadaver fue en un cementerio abandonado, debi tener solo 6 años de edad, estaba el ataud abierto, trate por alguna extraña de abrirle la boca, el cadaver aun tenia la piel pegada al rostros, por cada tiron que daba a la mandibula, le sacaba mas y mas piel del rostro, cuando mi padre me encontro en ese momento recuerdo que me tiro al piso y me dijo que eso lo hacen los emfermos, me tomo y me llevo a la casa y me dejo encerrado en la pieza todo el dia.Pero eso me dejo tiempo para pensar y descubri un mundo hermoso para mi, pero horrible para otros.

Desde ese momento senti una facinacion por la muerte, eso comenso mi facinacion por los cementerios, y tambien las armas.Todo esto lo demostraba atravez de mis dibujo, Que como adivinaran eran de gente muerta o siendo torturadados, mi familia nunca encontro los cuadernos, que todavia exixten.Desde ese momento me prohibieron todo lo relacionado con violencia y muerte, pase gran parte de mi infancia aburrido por eso, pero me quedaba la mente para imaginar todo eso.

Entre los ocho y dies años, tuve mis momentos de cordura, y en esos años logre que me llevaran a un cementerio, fue una experiencia hermosa, unos tipos habian saqueado el cementerio y apilaron los cuerpos de los muertos, la pila tenia una altura de casi dos metros, todo eso habia ocurrido unos dias antes que yo llegara al cementerio,los muertos habian soltado sus fluidos por todo el piso,un charco amarillo alrededor de ellos, mi familia me saco del lugar.

Alos 12 años yo diria que tuve mi primera pelea, tuvieron que separarme del tipo debido a que luego de golpearlo reiteradas veces intente sacarle el ojo con las mano.La pelea no se porque ocurrio pero todavia estoy molesto de que me separaran de el, una oportunidad haci se da rara vez.

a los 13 años me regalaron un rifle a perdigones(DE METAL), mate a todo tipo de avez que luego las apilaba y las quemaba en mi patio, el fuego es otra de mis obseciones, disfruto de quemar todo lo que encuentro,quemo perros que esten muertos, pero no los mato, es el unico animal que cuido.Tambien a gatos los golpeo hasta dejarlos medio muertos y los quemo mientras agonian.

Tambien desde esa edad me visitan criaturas que todavia no se que son, las veo todo el dia en mi casa, en especial en mi pieza.Son extrañas se visten de negro y no supera la estatura de 1 MT. lo que no puedo negar de ellos que su rostro es algo extraño, no tienen nariz, su piel es de color palido y sus ojos grandes y oscuro.

Alos 15 me dedique a la brujeria, pero mi familia me descubrio y destruyo todos mi libros,incluyendo a unos que tenian mas de 50 años.Desde ese momento odio a mi familia,que como adivinaran me han tenido con siquiatra la mitad de mi vida. Espero que se mueran pronto.

Talvez en unos años mas,me conoceran debido a que me dedicare a matar gente.Me despido atentamente YO.



La Despedida

de

Era tarde, como las 19:30 estaba solo en mi casa con la simple compañía de mi sobrina, que en aquel entonces tenía menos de 4 años de edad. Todos se habían ido, mi mamá, mi hermana, tíos y demás familiares fueron al entierro de mi abuela, yo la quería bastante, fue como una mamá para mi, ella me crió desde muy pequeño y había pasado mucho tiempo con ella, su muerte fue muy dura para mí. No soy fanático de los cementerios ni mucho menos de la muerte por eso no fui, en fin, estaba viendo la televisión, sentado en la sala como lo hubiera hecho cualquier otro día sólo que en este viviría el miedo en carne propia

Mi sobrina estaba como loca, dando brincos y vueltas por toda la casa mientras yo me preguntaba ¿que acaso la muerte de mi abuela no fue nada para ella? pero obviamente era una niña que podía saber ella de muerte, me dispuse a no atenderla y seguir mirando la televisión, después de un buen rato como a las 9 de la noche sentí un ambiente demasiado tranquilo, por un momento dije: bueno que esa niña dejó de molestar y se durmió, pero ella no podía dormir si su mama no estaba con ella, así que me preocupé un poco pero no le puse mucha importancia, seguí viendo la televisión como si nada pasara pero la duda y más que nada el temor de que algo le hubiera pasado a mi sobrina me hicieron ir a buscarla.

Comencé a gritarle, a buscarla y después de haber buscado en los cuartos y jardín de la casa la encontré en la cocina, sentí un gran alivio pues ya me había preocupado bastante, pero me llamó la atención que cuando me acercaba a ella me percaté de que tenía la mirada hacia la pared que esta junto a la ventana de la cocina, se estaba riendo, para ser sinceros tenía una risa muy linda pero esta vez sentí tanto escalofrío al verla que preferí ignorarla y simplemente gritarle: !que haces aquí, vámonos a la sala¡ pero ella seguía como si estuviera ida mirando hacia la pared vacía, y sobre todo seguía con esa risa que nunca voy a olvidar.

Fui a donde estaba y me senté al lado de ella y le pregunté ¿qué ves? pero siguió sin responder nada, sin esperar lograr nada sentado allí con ella me dispuse a llevarla cargando a la sala, justo cuando me levanté ella dijo algo que no pude escuchar bien por que habló muy bajo y con el ruido que hice al levantarme hicieron imposible escucharlo, así que le pregunté ¿qué dijiste? ella me dijo:
Mira no se fue ahí está, al principio no sabía de que hablaba pero no pasó mucho tiempo para imaginar que podía referirse a mi abuela y sentí que mi piel se enchinaba y le dije, no, ella ya se murió no digas eso, vente, vámonos pero volvió a decir:
- no mírala ahí está, mi abuela nos está saludando, dice que te quiere mucho.
Cuando la oí sentí el miedo más horrible que he sentido en toda mi vida, sin importarme mi sobrina salí corriendo de la casa, hacia el jardín, no sabía qué hacer, me preocupó mi sobrina pero mi miedo era tan grande que la dejé ahí. Comencé a gritarle desde la puerta que se saliera de la casa pero nadie respondía, desesperado me puse a llorar, pensando en si era verdad lo que me dijo y en que haría para sacarla de ahí. La calle estaba desierta, nadie pasaba, ni mis amigos, ni vecinos, nadie y mi desesperación se acrecentaba cada vez mas así que tuve que entrar a la casa por ella pero cuando entre ella estaba en la sala, acostada en uno de los sillones, durmiendo lo cual creí lógico porque eran como las 10 de la noche, pero no había notado que estaba tapada con cobijas que estaban demasiado alto para que ella las alcanzara y mi miedo atacó todo el cuerpo, ¿no sé si han sentido como a veces la gente los mira y una sensación te hace voltear? pues eso sentí, al hacerlo grité muy fuerte pues vi en la división de la sala y el comedor a mi abuela parada viéndome con lágrimas en los ojos, no soporté el pudor, el miedo, la euforia y perdí el conocimiento.

Desperté y mi mamá estaba poniendo unas cosas en la mesita que hay junto a mi cama, cuando vio que abrí los ojos, me dijo que si me sentía bien y me preguntó qué era lo que había pasado, aun con miedo le conté lo que paso, ella no sé si lo creyó o no pero me dijo que encontró a varios de mis vecinos aquí en la casa porque decían haber escuchado un grito, y fueron a ver qué pasaba.

Supuse que mi familia llegó al poco tiempo de lo que había pasado, pero cada vez que voy solo a la cocina de mi casa el miedo me invade, por las noches no puedo dormir solo y mucho menos quedarme solo aquí en esta casa, aun que a veces pienso que no fue tan malo, tal vez mi abuela solo quería despedirse de mi.




El Colegio Poseido

terror

Nadie se esperaba lo que iba a pasar en un tranquilo y apacible colegio de un barrio malagueño. Esto paso hace solo unas semanas, una compañera de mi clase trajo una grabadora donde ella en su cuarto grabo unas voces que decían su nombre y que al final se reía todos medio incrédulos nos reíamos algunos se asustaron pero la mayoría nos lo tomamos a cachondeo. Ese mismo día decidimos poner su grabadora en la clase una clase pequeña, la pusimos en medio encima de una mesa la grabadora grabo durante toda la media hora del recreo.

Termino el recreo y todos subimos para escuchar antes de que viniera el siguiente profesor lo que se había grabado en el recreo, paso un rato en la grabación cuando de repente se escucha unos ruidos como si se estuviera moviendo muchas mesas a la vez un poco mas alante de la grabación se escuchaba una voz muy suave diciendo que algo iba a pasar.

Una de las niñas de la clase atemorizada no quería entrar mas en la clase pero nosotros la mayoría nos lo seguíamos tomando a cachondeo y hacíamos bromas con todo lo que había pasado.

Al otro día la niña que el día anterior se llevo la grabadora se le olvido esta vez y todos haciendo bromas sobre los espíritus bajamos al recreo sin saber nada de lo que iba a ocurrir.

Yo soy el encargado de cerrar todos los días la clase con llave para que no entre nadie a coger nada de otro o a hacer cualquier cosa a todo esto cerré la puerta y bajé con unos compañeros hacia el recreo paso la media hora y al subir, abrí la puerta y para nuestra sorpresa no te puedes ni imaginar lo que había pasado, nada mas entrar "TODAS" las mochilas sin excepción de ninguna estaban puestas en un montón una encima de otra al lado de la pared todas las mesas estaban puestas en forma de cruz y las sillas estaban todas con las patas encima de la mesa incluso asta la del profesor nadie nos explicábamos que había pasado allí , la profesora me preguntaba a mi si yo había sido, yo le dije que no y mis compañeros los que bajaron conmigo lo aseguraron no había pasado nada .

A la otra mañana la chica de la grabadora esta vez si se la trajo y volvimos a grabar otra vez en el recreo para nuestra sorpresa al escuchar la cinta se escuchaba un lloro de un niño pequeño diciendo el nombre de Patricia asustados todos decidimos ir a contárselo a nuestra tutora esta no creyéndoselo fue a decírselo a la profesora de la clase de al lado la jefa de estudios que había estado mas tiempo en el colegio, esta dijo que en nuestra clase una profesora de repente se volvió loca y asesino en una especie de ritual a un niño pequeño lo puso sentado en una silla puesta encima de la mesa esta mesa en el centro de la clase y todas las demás en forma de cruz y esta en medio .

Según nos contó esta profesora Patricia se escapo y poco después la cogieron y al parecer el ritual lo hizo el mismo día en que escuchemos el lloro del niño y había pasado hace unos diez años.

Asustados todos incluidos la profesora cogimos nuestras cosas bajamos las persianas y cerramos la clase con llave y asta ahora no se a vuelto a abrir.

Pero todo aun no acaba aquí hace unos días unos niños hicieron una foto a nuestra clase por que ya sabían lo que nos había pasado y en esa foto salía la persiana subida, que cuando cerramos la clase estaba totalmente bajada y no solo estaba subida y la luz encendida que la dejamos apagada no solo eso en la foto recoge como una mujer no mas de 25 años esta asomada por la ventana. Toda esta historia es 100% real aun esa clase no se a abierto, ni los profesores se atreven a entrar.



El Aula De Musica

Historias reales

Hola, mi nombre es lucía y vivo el la provincia de málaga. cuando yo tenía 10 años estaba en un colegio llamado "Pablo Ruiz Picasso" (si, es homenaje al pintor). en la aula de música decían muchísimos alumnos que allí murió la hija del profesor de música. como no quiero dar detalles llamaremos a mi profesor "j". pues bien, yo creía en lo sobrenatural, ya que tuve muchas experiencias espirituales, y me daba terror ir a esa aula. los viernes era cuando yo iba a esas aulas y siempre le preguntaba a j si podíamos dar las clases en nuestra clase de siempre, donde dábamos ciencias, lenguaje y dibujo. decía pocas veces que, pero cuando decía que no se le ponía una cara de tristeza y lamento.

un día j nos propuso que cantáramos tres canciones para la entrega de los diplomas a los mayores que se iban a instituto, muy entusiasmados aceptamos. lo que no sabíamos es que tendríamos que cantar en la aula de música, eso nos aterraba. un viernes después, entramos en el aula de música y cantamos mientras j nos grababa la voz con una de esas grabadoras especiales para los músicos. al finalizar la canción el profesor puso en marcha la grabadora y para nuestra sorpresa se escuchaba:

"gruñjs (crujidos), papá, gruñjs, papá ven"

la grabación no era muy clara pero se podían escuchar perfectamente "papá ven", era la voz de una niña. el profesor paro la grabadora y se puso a llorar y nos dijo que nos fuéramos a clase de matemáticas. no se que a sido de él, ni de su historia, porque el lunes no apareció, ni el martes, ni el miércoles... nunca.

les aseguro que esta historia es totalmente verídica.





Fuente : http://www.pasarmiedo.com/

7 comentarios - Historias Reales De Terror

@jorge841
me voy a dormir despues me seguis contando
@rm-erick +1
2 am fuck yea; muy buena la muñeza; concuerda con la hora...
Ahora si me puedo ir a dormir...
@rm-erick +1
rm-erick dijo:2 am fuck yea; muy buena la *muñeza; concuerda con la hora...
Ahora si me puedo ir a dormir...

Correción *muñeca...