Quien es mas fiel el hombre o' la mujer...?


Quien es mas fiel el hombre o' la mujer...?


Reflexiones sobre la infidelidad. La Lic. Diana M. Resnicoff habla en profundidad sobre esta cuestionada temática, porcentajes, definiciones y la naturaleza del acto.Para empezar me parece fundamental definir la infidelidad. En principio podemos decir que es la transgresión a un acuerdo de exclusividad sexual que hacen los miembros de la pareja. Ahí encontramos las primeras diferencias. Para algunos solamente pensar en otra persona, tener fantasías sexuales con alguien que no sea tu pareja, es ser infiel.

Para otros, el contacto corporal erótico, aunque no se llegue al coito, es infidelidad. En ciertos casos la infidelidad se da solamente cuando se involucran los sentimientos. Y en las parejas más liberales, como es el caso de los Swingers, está permitido el intercambio sexual fuera de la pareja siempre y cuando sea consensuado y en presencia del otro miembro.





consejos





Lo que está claro es que la transgresión a este pacto da lugar a las respuestas más extremistas y a la irracionalidad más implacable. Una persona infiel pasa de ser la pareja ideal a ser el varón o mujer más indeseable del mundo. Llama la atención como alguien que soporta los maltratos y descalificaciones más degradantes en otros aspectos y situaciones, se rebela ante una conducta de infidelidad sexual como si fuera realmente lo único condenable en la vida conyugal. Una de las causas más frecuentes de separación es justamente ésta, y si no se llega a ese punto hay que prepararse para los ajustes y reproches interminables, y para que la “víctima” de la infidelidad pueda montarse sobre el poder que le da haber sido traicionada y maltratar “con razón” a su pareja cada vez que tenga ganas.



celulares








¿Quién es más infiel, el varón o la mujer?






Hace algunas décadas no cabían dudas de que el varón era más infiel, teniendo en cuenta que “con la señora del hogar” no estaban permitidas cosas que sí lo estaban con “las de la calle”. Hoy sabemos que las reglas cambiaron, la mujer tiene un rol más activo en la búsqueda de placer sexual, y no hay demasiadas diferencias entonces en lo que a la infidelidad respecta. Sí sabemos que las motivaciones que llevan a cometer este acto suelen ser distintas. En los varones la necesidad de reafirmar su autoestima y machismo, la búsqueda de variedad sexual, la “cortesía masculina” que impide dejar pasar una oportunidad que está servida, la insatisfacción sexual en la pareja y en el caso de padecer un problema sexual testearse para comprobar si afuera también les pasa, son las causas más comunes. En las mujeres, la insatisfacción afectiva y los problemas de comunicación en la pareja, la sensación de no sentirse importantes y especiales para su compañero y una sexualidad muy mecánica y poco creativa son factores desencadenantes de la infidelidad. A pesar de los diferentes cambios culturales en los últimos tiempos, todavía se condena socialmente (y a veces legalmente) más a la mujer que al varón. En el varón una infidelidad es casi una avivada. En la mujer un acto propio de una “prostituta barata”.

¿Qué porcentaje de las personas que tienen pareja estable son infieles?

Algunos estudios como el realizado por el Instituto Kinsey de EEUU revelan que el 37% de los hombres casados y el 29% de las mujeres de Estados Unidos habían tenido relaciones sexuales fuera del matrimonio, aventuras que se daban incluso en parejas que se describía a sí mismas como felices. Por otro lado, a pesar de que las relaciones extramatrimoniales se condenan y la fidelidad es un valor básico y fundamental en el matrimonio, en el 72 por ciento de las 56 sociedades más importantes la transgresión del pacto de fidelidad sexual es frecuente.






¿Somos infieles por naturaleza?





Según David Buss, de la Universidad de Michigan y Robert Wright, autor del libro The Moral Animal la infidelidad está inscrita genéticamente en nuestro código instintivo, o sea, la naturaleza nos dotó de un gen de la infidelidad, como una garantía de supervivencia para los humanos. Así el varón busca tener el mayor número posible de relaciones con el mayor número posible de mujeres, como una forma de garantizar que tendrá el mayor número de hijos. Las mujeres tendrían, además del instinto de tener hijos, el de buscar los códigos genéticos del varón más fuerte, inteligente y valeroso posible, en otras palabras, el mejor varón que pueda conseguir. De acuerdo a estos teóricos la pareja para toda la vida es una utopía. Estamos preparados para relaciones estables, monógamas, pero de una duración limitada, para luego cerrar ese vínculo y más adelante iniciar otro.


iphone



Según otra teoría las mujeres son infieles por naturaleza. Un estudio realizado por los profesores Steven Gangestad, Randy Thornhill y Christine Garver, de los departamentos de Psicología y Biología de la Universidad de Nuevo México, en Albuquerque, las mujeres son sexualmente más activas pocos días antes, durante y después de su período de ovulación, mostrando diferentes tipos de conductas provocativas. Sin embargo, el problema no radica en que las mujeres se muestren más sexuales durante "esos días", sino que el deseo, el apetito y el mayor interés sexual que experimentan de pronto, se da hacia quienes no son sus parejas.




programas




Para cerrar, me parece importante alentar la reflexión sobre este tema. Si una persona tiene la necesidad de estar con otra persona que no sea tu pareja, preguntarse el “para qué”, es decir desde que necesidad o motivación lo hace. Luego tomar la decisión que sea, pero es bueno tenerlo claro. Por otro lado, si nuestra pareja “confesó” o lo / la descubrimos, tratemos de (cuando se pase un poco el enojo) dialogar. Que fue lo que pasó, si responde a alguna falla de la relación, si puede reparar lo que hizo, si tienen que modificar sus acuerdos al respecto. Acordémonos que existe el perdón, y cuando uno perdona asume que elige seguir adelante a pesar de todo haciéndose cargo de esa decisión y no haciendo cargo a la otra parte. Y también hay que tener en cuenta que muchas parejas luego de una infidelidad han crecido y evolucionado, porque supieron como transformar una crisis en una oportunidad de progreso. Por supuesto que esto implica mucha madurez, diálogo y entendimiento, pero en definitiva lo que me interesa dejar en claro es que una infidelidad no siempre es negativa, lo que es negativo y destructivo es la manera en que habitualmente se maneja la situación.




imagenes

wallpapers



SI TU CREES QUE TU SEXO ES MAS FIEL


humor
2011