La mitología griega cuenta que "Crono, con el nombre romano de Saturno, era un Titán hijo de Gea y Urano. Después de destronar a su padre el oráculo le dijo que un hijo suyo haría lo mismo que él había hecho con su padre, destronarlo.
"Saturno comiendo a su hijo"

Estaba casado con su hermana Rea y ambos eran los dioses supremos. Saturno decidió comerse a todos sus hijos según iban naciendo y llegó a comerse a los cinco primeros: Hestia (Vesta), Deméter (Ceres), Hera (Juno), Posidón (Neptuno) y Hades (Plutón).
Rea, sin poder contener más su sufrimiento, cuando tuvo a Zeus (Júpiter) engaño a Saturno dándole una piedra envuelta en pañales, piedra que comió Saturno creyendo que era su hijo.
El oráculo se cumplió y cuando Zeus se hizo mayor rescató a sus hermanos haciendo que su padre los vomitase y tras una guerra, llamada la titanomaquia, derrotó a los Titanes y derrocó a su padre." (www.culturaclasica.net )
Gracias a este cuadro he descubierto una afición, y es la pintura e intentaré robarle tiempo a la vida para dedicarle más atención a este arte."