tu moto no arranca?

Seguro le ha sucedido! Necesitas salir rápido para su trabajo y la moto no quiso arrancarle ese día, o peor aún, en medio camino la falta de mantenimiento le pasó la factura y lo dejó “tirado”.

Los expertos recomiendan para evitar situaciones como estas un mantenimiento constante en partes esenciales de la motocicleta. Según el Jefe de Taller de Honda, existen varios aspectos que pueden hacer que la moto no arranque: la bujía fundida, carburador sucio, gasolina revuelta con agua, filtros de gasolina y aire sucios y un filtro de aceite no apropiado a su modelo, entre otros.

“Esto sucede por falta de afinamiento, por lo que recomendamos realizarlo cada 8 mil kilómetros, dependiendo del uso y las zonas en las cuales se conduzca la motocicleta, ya que en trayectos con mucho polvo o si se conduce a altas velocidades hay que efectuar este servicio con más frecuencia”, explicó.

Pero, si ese día en particular la moto no quiere arrancar, tenga en cuenta los siguientes consejos que le pueden sacar de un apuro:

-Lo primero es comprobar que el interruptor de encendido está en su posición y que efectivamente la gasolina está llegando al carburador. Para ello basta con comprobar que al abrir el tornillo de evacuación la gasolina sale.

-Si el motor no suena o lo hace con poca fuerza el problema es la batería, este se puede confirmar verificando la potencia de las luces y el nivel de ruido de la bocina. Para estar más seguro, se puede revisar los bornes de la batería, que no estén sucios y que hagan bien el contacto. Si se cuenta con un voltímetro y este indica menos de 12'5 V, la batería está baja de carga, así el consejo es empujar la moto y tratar de arrancarla en la segunda marcha.

-Si la batería está bien, el problema puede ser un fusible. Es importante que estos sean siempre iguales y si al cambiarlo vuelve a quemarse es porque hay un cortocircuito, lo que ya tendrá que resolverlo un mecánico.

-Si después de poner combustible, la moto pierde potencia y comienza a dar saltos y golpes, puede ser que esa gasolina contenga agua. Para comprobarlo se puede sacar un poco en un recipiente pequeño y si aparecen una especie de “burbujas” ahí está el problema. La recomendación es vaciar el depósito y limpiar o cambiar el filtro.

Aunque las motocicletas son vehículos muy confiables, son máquinas que requieren un mantenimiento efectivo sobre todo si es su herramienta de trabajo.




10 consejos


Esté atento a los consejos anteriores para no verse sorprendido en carretera.

Revise nivel de aceite y combustible.

Ponga atención al estado de las llantas (que no tengan rayos flojos, reventaduras o deformaciones.)

Observe el estado de las cubiertas (altura de taco mínima de 3 mm., que no tengan rajaduras, cortaduras, deformaciones, que estén con la presión indicada en su manual según uso para uno o dos pasajeros)

Revise los frenos (si son hidráulicos que no tengan fugas de líquido, inspeccione mangueras o tubos conductores del fluido de frenos que no estén deformados o con daños que más adelante terminarán en posibles fugas)


Accione los frenos para verificar el agarre, devolución con facilidad y el ajuste del juego libre según manual de operación de la motocicleta. Esta acción vale para ambos sistemas, hidráulico y mecánico.

Inspeccione el estado de la suspensión (que no tenga fugas de aceite, revise que se comprima y devuelva con facilidad)

Examine que la columna de la dirección gire con facilidad hacia ambos lados.

Revise que el cable de embrague y el del acelerador se accionen con facilidad, que en toda su carrera no se localicen partes más duras, esto es indicador de alguna anomalía que se necesita corregir.

Compruebe la condición de la cadena de tracción si el modelo tiene. Lavar y ajustar según manual.

Revise luces y bocina.

Inspeccione el torque de los tornillos de manivela, que los de sujeción de los ejes de orquilla trasera y ejes de ruedas estén socados y con sus respectivos seguros o sus tuercas de seguridad en buen estado.

Fuente: Taller de Servicio de Honda.

2 comentarios - tu moto no arranca?