En 1821 Simón Bolivar creó la Gran Colombia, que la conformaban el Virreinato de la Nueva Granada (actual Colombia), Capitanía General de Venezuela (actual Venezuela), Presidencia de Quito y Guayaquil (actual Ecuador), y voluntariamente también se unieron Panamá y otros países centroamericanos.
A pesar que era un gran proyecto según Bolivar, este tuvo muchos conflictos y desacuerdos para la organización y funcionamiento de este.
Unas de las razones por la cual se disolvió Gran Colombia fue por las diferencias políticas que había entre los partidarios del federalismo y los del centralismo. Otra de las razones fue porque la capital de la Gran Colombia estaba en Bogotá, y no Caracás, lo que causo que los caudillos regionales de Venezuela odiaran las instituciones, el congreso, y cualquier tipo de autoridad, agregando que Bolivar se ausentaba constantemente a su país por campañas de liberación del sur, y no tomaba control sobre el pueblo.
Venezuela fue el primero en abandonar la Gran Colombia, y los quiteños, al saber que Venezuela se había separado y que Bolivar se retiraba, también decidieron irse. Panamá decidió hacer lo mismo, pero Bolivar les pidió que volvieran, entonces volvieron a unirse el mismo año de su separación, pero cuando José Domingo Espinar toma el poder, Panamá vuelve a dejar la Gran Colombia.
Y con esto se desvanece la Gran Colombia después de 11 años de existencia.