El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

No eres un accidente

NO ERES UN ACCIDENTE

Yo soy tu Creador. Te cuidé antes que nacieras. (Isaías 44:2)
No eres un accidente
No eres un accidente.
Tu nacimiento no fue un error o infortunio, tu vida no es una casualidad de la naturaleza. Tus padres no te planificaron, Dios lo hizo. A él no lo sorprendió tu nacimiento. Es más, lo estaba esperando.

La Biblia dice el cumplirá su propósito en mí…. Salmo 138:8

Puesto que Dios te hizo con un propósito, también decidió cuándo habrías de nacer y cuánto has de vivir. Él pensó de antemano en los días de tu vida, escogió tu momento exacto de nacer y de morir. La Biblia afirma: “tu viste cuando mi cuerpo fue cobrando forma en las profundidades de la tierra: ¡aún no había vivido un solo día, cuando tu ya habías decidido cuánto tiempo viviría! ¡Lo habías anotado en tu libro” Salmo 139:16biblia

Dios nunca hace nada por cualidad, ni tampoco comete errores. Él tiene un propósito para cada cosa que crea. Todo, animales y plantas, fue pensado por Dios, incluso cada persona fue creada con un propósito en mente.

El propósito de Dios para crearte fue su amor. La Biblia destaca “mucho antes de la fundación del mundo él esta pensando en nosotros y se había predispuesto para que fuésemos el enfoque de su amor” Efesios 1:4

¿Por qué hizo Dios todo esto? ¿Por qué se tomó la molestia de crearnos un universo? Porque es un Dios de amor. Esta clase de amor es difícil de captar, pero es intrínsecamente confiable. ¡Fuiste creado como un objeto muy especial del amor de Dios! El te hizo para poder amarte. Y puedes basar tu vida en esta verdad.


link: http://www.youtube.com/watch?v=vPAmNV5Pxjg&feature=related


La Biblia nos dice: “Dios es amor” No dice que Dios tiene amor, ¡el es amor! El amor es la esencia del carácter divino. Hay un amor perfecto en la comunión de la Trinidad, así que Dios no necesitaba crearte. No se sentía solo. Pero quiso crearte para así expresar su amor. Dios dice: “A quienes he cargado desde vientre, y he llevado desde la cuna. Aún en la vejez, cuando ya peinen canas, yo seré el mismo, yo los sostendré. Yo los hice y … cuidaré” Isaías 43:3,4

No soy un accidente. Me hizo para amarme. No debo de avergonzarme de mi parentela, ni mi condición social en que nací. Dios me hizo y tiene un plan para mi vida.

3 comentarios - No eres un accidente

@tauroth +6
Primero demuestrame sustancialmente que dios existe... y te creo toooooooodo lo que has dicho.

@nosedonde -2
tauroth dijo:Primero demuestrame sustancialmente que dios existe... y te creo toooooooodo lo que has dicho.


Demuestrame que tu existes. y no eres un programa que te suplanta, o alguien mas que se hace pasar por ti..
@Bigmotherfucker
si es un programa también existe como como series de 1 y 0, si es alguien más entonces quien existe es ese alguien más, pero que existe existe.
@Angelica99
Sustancialmente Dios, el Creador de todo lo que vemos, está implícito en cada una de esas cosas. La materia es energía condensada. Nuestros ojos físicos no pueden ver la energía, pero ahí está.
Como ver a Dios con éstos ojos si El es energía. Pero lo podemos sentir, con nuestro corazón, con nuestra intuición, que viene de nuestro corazón, de nuestra alma.

A los que no QUIEREN Creer, es difícil hacerles ver un punto de vista diferente.
A Dios se llega con el Corazón. Y si nuestra mente está llena de letras y nuestro corazón lleno de soberbia, el entendimiento de Dios se vuelve imposible.

Dicen: "yo tengo corazón"..."Yo amo a los demás"... pero no es cierto. Ellos creen amar a su prójimo y creen tener corazón, se creen muy buenitos, no pueden ver su propio egoísmo.
Las puertas de la iglesia están abiertas... y cuantos van?... cuantos van a darse el tiempo de conocer a su Padre Divino, a su Creador?
Prefieren defender a la ciencia, lo palpable. Tienen una venda en los ojos que no les deja ver hacia arriba, hacia lo Divino. Se siguen revolcando muy a gusto en éste mundo de pasiones sin freno. Bueno digamos algunos se frenan, más o menos, pero se olvidan de lo que aprendieron en su primera comunión.
Como realmente convences a quien no quiere creer.

Hace poco murió un cuñado. Mi hermana atea, y ahora quiere creer que él seguirá viviendo en algún lugar. Me pregunta... le digo lo que sé... ella, quiere creer. Pero siempre es un acontecimiento extremo el que te hace cambiar de opinión.
Y los que sí creen, o medio creen, fallece alguien, un ser muy amado, le ruegan al Padre. Ellos creen que El no los escucha y dicen: "Donde está Dios que no me escuchó".
El siempre oye, pero en ocasiones nos dice: No, no es el momento de recibir eso. Pero El siempre sabe que es lo que queremos y lo que nos corresponde recibir.