cometas, asteroides, meteoritos y hoyos negros

Cometas

Los cometas son cuerpos celestes de formas irregulares, frágiles y pequeños, compuestos por una mezcla de granos no volátiles y gases congelados (tienen un aspecto nebuloso). Tienen órbitas muy elípticas que los lleva muy cerca del Sol y los devuelve al espacio profundo, frecuentemente más allá de la órbita de Plutón. Se caracterizan por una cola larga y luminosa, aunque esto sólo se produce cuando el cometa se encuentra en las cercanías del Sol.

cometas, asteroides, meteoritos y hoyos negros


Composición


Las estructuras de los cometas son diversas y muy dinámicas, pero todos ellos desarrollan una nube de material difuso que los rodea, denominada cabellera, que generalmente crece en tamaño y brillo a medida que el cometa se aproxima al Sol. Generalmente es visible un pequeño núcleo brillante (menos de 10 kilómetros de diámetro) en el centro de la cabellera. La cabellera y el núcleo juntos constituyen la cabeza del cometa. La cabeza, incluida su difusa cabellera, puede ser mayor que el planeta Júpiter. Sin embargo, la parte sólida de la mayoría de los cometas tiene un volumen de algunos kilómetros cúbicos solamente. Por ejemplo, el núcleo oscurecido por el polvo del cometa Halley tiene un tamaño aproximado de 15 por 4 kilómetros.
A medida que los cometas se aproximan al Sol, la alta temperatura solar provoca la sublimación de los hielos, desarrollando colas enormes de material luminoso que se extienden por millones de kilómetros desde la cabeza, alejándose del Sol. La cola también se vuelve brillante en las proximidades del Sol y puede extenderse decenas o centenares de millones de kilómetros en el espacio. La cola siempre se extiende en sentido opuesto al Sol, incluso cuando el cometa se aleja del astro central. Las grandes colas de los cometas están compuestas de simples moléculas ionizadas, incluyendo el monóxido de carbono y el dióxido de carbono. Las moléculas son expulsadas del cometa por la acción del viento solar, una corriente de gases calientes arrojada continuamente desde la corona solar (la atmósfera externa del Sol), a una velocidad de 400 km/s. Con frecuencia, los cometas también presentan una cola arqueada, más pequeña, compuesta de polvo fino expulsado de la cabellera por la presión de la radiación solar. Cuando están lejos del Sol, el núcleo está muy frío y su material está congelado. El astrónomo estadounidense Fred L. Whipple describió en 1949 el núcleo de los cometas, que contiene casi toda la masa del cometa, como una "bola de nieve sucia" compuesta por una mezcla de hielo y polvo. También, en este estado, reciben el nombre de "iceberg sucio". Cuando un cometa se aproxima al Sol, a pocas UA (unidades astronómicas) del Sol, la superficie del núcleo empieza a calentarse y los volátiles se evaporan. Las moléculas evaporadas se desprenden y arrastran con ellas pequeñas partículas sólidas formando la cabellera del cometa, de gas y polvo.


A medida que un cometa se retira del Sol pierde menos gas y polvo, y la cola desaparece. Algunos cometas con órbitas pequeñas tienen colas tan cortas que son casi invisibles. Por otra parte, la cola de al menos un cometa ha superado la longitud de 320 millones de kilómetros en el espacio. La mayor o menor visibilidad de los cometas depende de la longitud de la cola y de su cercanía al Sol y a la Tierra. Menos de la mitad de las colas de los 1.400 cometas registrados eran visibles a simple vista, y menos del 10% resultaron llamativas. Uno de los cometas más brillantes observado desde nuestro planeta en los últimos veinte años ha sido el cometa Hale-Bopp, que alcanzó el punto más próximo a la Tierra en marzo de 1997. Además, el cometa permaneció visible durante un período excepcionalmente largo, lo que permitió a los astrónomos realizar importantes investigaciones sobre la composición y el proceso de formación de estos cuerpos celestes.
Cuando el núcleo está congelado, puede ser visto solamente debido a la luz solar reflejada. Sin embargo, cuando se crea la cabellera, el polvo refleja más luz solar y el gas de la cabellera absorbe la radiación ultravioleta y empieza a fluorescer. A unas 5 UA del sol, la fluorescencia generalmente se hace más intensa que la luz reflejada.
A medida que el cometa absorbe la luz ultravioleta, los procesos químicos desprenden hidrógeno, que escapa a la gravedad del cometa y forma una envuelta de hidrógeno. Esta envuelta no puede ser vista desde la Tierra ya que su luz es absorbida por nuestra atmósfera, pero ha sido detectada por las naves espaciales.
La presión de la radiación solar y los vientos solares aceleran los materiales alejándolos de la cabeza del cometa a diferentes velocidades de acuerdo con el tamaño y masa de los materiales. Por esto, las colas de polvo relativamente masivas son aceleradas más despacio y tienden a ser curvadas. La cola iónica es mucho menos masiva, y es acelerada tanto que aparece como una línea casi recta que se extiende desde el cometa en el lado opuesto al sol. Cada vez que un cometa visita al Sol, pierde parte de sus volátiles. Eventualmente, se convierte en otra masa rocosa en el Sistema Solar. Por esta razón, se dice que los cometas tienen una vida corta, en una escala de tiempo cosmológica. Muchos científicos creen que algunos asteroides son núcleos de cometas extinguidos, cometas que han perdido todos su volátiles.


Metioritos


Los meteoritos son cuerpos celestes de naturaleza rocosa que se fragmentan en trozos más pequeños o se desintegran al atravesar la atmósfera terrestre.

Con tamaños que oscilan entre granos de arena y bloques que superan los cincuenta metros de diámetro, se dividen en sideritos, si están compuestos por metales; lititos, constituidos por silicatos; y siderolitos, si resultan de la mezcla de metales y silicatos.

cometas


Asteroides


Los asteroides son cuerpos rocosos que pueden ser tan grandes como el satelite de un planeta o tan pequeños como una roca, incluso, cuando son aún más pequeños se les denomina meteoroides. Pueden girar alrededor del Sol igual que los planetas, pero su forma es totalmente irregular como las rocas que vemos en laTierra. Comparten en muchas ocasiones esta órbita con muchos más asteroides, por lo tanto no podemos clasificarlos dentro de la categoría de planetas mayores pero sí pertenecen a la familia de planetas menores junto con los cometas.

Asteroides

Composición


Posee tres configuraciones: rocosos, metalicos o mixtos. Los primeros al igual que las rocas terrestres, están compuestos principalmente de moleculas de Silicatos - a base del elemento de Silicio y representan el mayor porcentaje de asteroides en el Sistema Solar. Los metálicos están hechos de hierro principalmente, aunque también encontramos en ellos otros metales como el cobalto, el rodio entre otros. Y nos queda el mixto que por su nombre es una mezcla de los rocosos y los metálicos.

Hoyos Negros


Un hoyo negro es una estrella que ha sobrevivido a una explosion de supernova y su masa es varias veces mas grande que la del sol, no hay nunguna fuerza que pueda impedir su colapso. Este colapso se va acelerando rapidamente y la superficie de la estrella se mueve cada vez mas rapido hasta que al final se desliza por una fisura que ella misma a creado en el continuo espacio-tiempo. Se convierte entonces en un hoyo negro.

Meteoritos

LES DEJO UNA BUENA PAGINA QUE ENCONTRE EN LA CUAL PODRAN VER DOCUMENTALES, MONITOREOS EN VIVO E INFORMACIÓN INTERESANTE. LA PAGINA ES:
http://www.fenomenonature.blogspot.com

Fuentes de Información - cometas, asteroides, meteoritos y hoyos negros

El contenido del post es de mi autoría, y/o, es un recopilación de distintas fuentes.

Dar puntos
2 Puntos
Votos: 1 - T!score: 2/10
  • 0 Seguidores
  • 2.856 Visitas
  • 1 Favoritos

0 comentarios - cometas, asteroides, meteoritos y hoyos negros