Metodología de Estudio [Para Universitarios]

Metodología de Estudio
"Así, todo reposa sobre el cerebro que sabe que sabe y tiene conciencia".


EXÁMENES

Los exámenes no son más que cortes en el proceso continuo del aprendizaje, cuando se supone que una nueva conducta ya ha sido fijada, para comprobar el acierto de esa conjetura o, en su defecto, para establecer cuál es la dificultad que detiene el proceso y guiar al alumno hacia su superación.

Después de leer lo anterior, quizá Ud. se esté preguntando de qué realidad estamos hablando, porque en la que conoce, las cosas no parecen ser tan simples e incomprometidas. Quizá esté pensando en que los estudiantes temen a los exámenes o en que algunos profesores de enseñanza secundaria los amenazan con ellos, por ejemplo, como castigo por indisciplina. Quizá lo que muchos estudiantes desearían que se les enseñara en primer término sería cómo aprobar exámenes. No ignoramos esta situación, como tampoco la ignoran los especialistas sobre el tema, quienes la han analizado largamente desde todos los puntos de vista posibles', que son muchos y complejos.

Sin embargo, los exámenes son lo que hemos dicho y, desde el enfoque práctico que hemos adoptado para elaborar este trabajo, no tendría sentido que desarrolláramos ideas que el estudiante no podría poner en práctica, porque corresponden a situaciones que le son dadas y que no puede modificar. Nos limitamos a mencionar la función para la cual fueron creados como herramienta. Si el alumno asumiera conscientemente esa concepción quizá le ayudaría, al menos, a asignar a los exámenes una dimensión menos exagerada dentro de su carrera y, de este modo, a no vividos tan dramáticamente.

De todas maneras, creemos haber respondido al deseo general de saber cómo hacer para tener éxito en los exámenes: todo este libro es la respuesta. Estudiando como lo hemos sugerido difícilmente se deba afrontar una reprobación -salvo que el problema esté en aquello que es dado al estudiante y que no puede modificar, como por ejemplo, el profesor que examina.

Fundamentalmente -sintetizamos- hay que estudiar bien. No obstante, agregamos algunas ideas:


1.Distribuir el estudio en el tiempo de tal manera que no sea necesario un esfuerzo desmedido en los días precedentes al examen. No estudiar el día anterior.
2.No realizar ninguna actividad que produzca cansancio físico o nervioso en los dos o tres días preliminares. Dormir bien, no abusar del café y del cigarrillo.
3.Conocer y familiarizarse antes con el (o los) profesores que formarán el tribunal examinador para facilitar la comunicación.
4.Averiguar qué tipo de exámenes acostumbra utilizar el tribunal; conocer sus características.
5.No hablar con los demás examinados sobre los contenidos de la materia mientras se espera turno para rendir.


Exámenes Orales

Esta clase de exámenes requiere sobre todo habilidades propias del orador: transmitir eficazmente un mensaje a través del lenguaje verbal y corporal. Es un arte y se lo adquiere con la práctica.

Sugerimos:

a)Ensayar, si es posible en grupo, con compañeros que van a rendir la misma materia, una exposición de cada bolilla del Programa. Utilizar como guía el mismo Programa o las sinopsis o guías temáticas que se hayan elaborado. Exponer cuidando el buen uso de:

la lengua (sintaxis, significados precisos, ausencia de muletillas y de expresiones librescas, etc.)
la voz (articulación clara, volumen y tono adecuados)
el lenguaje gestual (que acompañe discretamente al verbal y que manifieste aplomo; no hacer "gestos muletillas", como balancearse permanentemente sobre las piernas, ir y venir en recorrido fijo sin ton ni son, mirar al vacío en lugar de mirar a los profesores).
la información aprendida (que sea presentada más como explicación para alguien que no sabe que como repetición memorística).

b)Consultar antes del examen sobre la posibilidad de presentarse al mismo llevando alguna guía de exposición.


Exámenes Escritos

En estas pruebas se luce el buen escritor que, además, aprendió a trabajar siguiendo fielmente instrucciones o consignas.

Hay tres clases de exámenes escritos:


a) De ensayo o de composición o no estructuradas: son aquellas en las cuales el profesor asigna un tema bajo la forma de un título o de varias preguntas o cuestiones y el alumno tiene libertad para encarar su desarrollo como crea conveniente y que, por lo mismo, admiten varias respuestas correctas. Ej., "Causas de la Revolución Francesa"
b) Estructuradas, objetivas o de respuesta breve: son aquellas en las cuales el problema planteado está muy delimitado y, por eso mismo, admiten sólo una respuesta correcta. Constan de un número elevado de ejercicios o preguntas (20, por ej.). Un ejercicio correspondiente a esta clase de prueba sería, por ejemplo:

Complete sobre la línea punteada:
La revolución francesa ocurrió en el año .

c) Semiestructurada: son las que contienen ejercicios de las dos clases. mencionadas antes.



Según cuál de estas tres clases de examen se deba rendir, son las precauciones a tomar. Obviamente, las semiestructuradas requieren todas las que mencionaremos para las otras dos clases.

En las pruebas de ensayo, antes de comenzar a escribir, conviene elaborar una guía de exposición sobre el tema (mentalmente o en borrador). Al hacerlo hay que tener en cuenta la relación entre la cantidad de información que conocemos y el tiempo de duración de la prueba; hay que seleccionar aquella en función de ésta, de tal modo que se pueda escribir sobre todo lo que es esencial al tema. Elaborada o pensada la guía, recién se empieza a escribir cuidando, especialmente, la sintaxis y el significado preciso de las palabras. Conviene trabajar con un reloj a la vista para controlar el tiempo. Antes de entregar el examen, releerlo y corregirlo.

En cambio, cuando se trata de pruebas estructuradas, importa leer todo el examen antes de comenzar a resolverlo. La idea de la totalidad orienta la resolución de los ejercicios individuales y permite calcular y distribuir el tiempo. Comenzar a resolver los ejercicios leyendo con suma atención la instrucción o consigna y ateniéndose a contestar exclusivamente lo que pide y en la forma en que lo pide; por ej., si dice "Conteste marcando con una cruz la respuesta correcta", Ud. debe hacer una cruz y no escribir "'ésta" o "sí"; si dice "Mencione la teoría (. .. )", Ud. debe nombrarla y no explicarla, pero si dice "Explique la teoría ( ... )", entonces no debe nombrarla sino explicarla; etc. La correcta interpretación de la consigna es fundamental en este tipo de pruebas, por lo cual le sugerimos prestar atención a la siguiente lista de palabras y sus significados; son de uso común en los exámenes:




* ANALIZAR: descomponer en partes y considerarlas de a una.
* COMPARAR: señalar las semejanzas y las diferencias entre dos o más cosas o ideas.
* CRITICAR: formular un juicio, apoyando o rechazando (según corresponda) una afirmación y respaldado con argumentos.
* CUESTIONAR: formular preguntas o problemas pertinentes, que pongan en entredicho un juicio o una teoría.
* DEFINIR: establecer el significado preciso de una expresión.
* DESCRIBIR: enumerar ordenadamente las características más importantes de una cosa, hecho o situación.
* DISCUTIR: examinar dando argumentos a favor y en contra de un juicio.
* EJEMPLIFICAR: mencionar casos que corresponden a una idea.
* ENUNCIAR: formular con precisión y brevedad una idea, teoría o principio.
* EVALUAR: formular un juicio de valor sobre la verdad, la bondad, la utilidad, la conveniencia, etc., de algo.
* EXPLICAR: desarrollar lo implícito en una idea o juicio, aclarando su significado; señalar las causas de un hecho o suceso.
I* LUSTRAR: representar una idea mediante un dibujo; ejemplificar.
* INTERPRETAR: traducir a otro lenguaje más claro; parafrasear.
* OPINAR: formular un juicio sin fundamentarlo rigurosamente.
* RELACIONAR: establecer las conexiones que unen dos cosas o ideas (por ejemplo, conexión de causa-efecto, de medio-fin, de motivo-acción, de simultaneidad, de sucesión, de premisa-consecuencia, de implicación, etc.).
* RESUMIR: enunciar brevemente un tema respetando el orden y el lenguaje del original del cual se toma.
* SINTETIZAR: enunciar brevemente lo esencial de un tema organizándolo de un modo personal.


EMPIECE A PREPARAR EL EXAMEN CUANDO COMIENCE A CURSAR LA MATERIA

Interprete el programa;
Busque la bibliografía;
Ordene el material a medida que lo obtiene
Estudie a la par que cursa


Área de Asesoría Pedagógica - UNL
Secretaría Académica


Extractado de: BON Stella M. (1983) “Metodología de estudio”. Buenos Aires. Editorial Albatros


5 comentarios - Metodología de Estudio [Para Universitarios]

@naosmo
HackingPC dijo:Es facil decirlo.


aqui un tema que presente... de 30 paginas resumidas en 4 con los aspectos principales
y una red de ideas que imprimi en 4 hojas x 2hojas. para presentar, realizada en Corel Draw mientras estudiaba. la idea no es leer la red, sino que el espectador pueda serguir el oral a travez de ella.. tambien es un ayuda memoria, (por eso el tamaño), que a un golpe de vista intenta ser disparador del concepto....
Metodología de Estudio [Para Universitarios]


el documento:
El Papel De La Educación Frente A los Desafíos De Las Transformaciones Científico Tecnológicas (D. Filmus).word
http://www.megaupload.com/?d=EUHAQV7S
@gordalechonaaa
motro, ya van dos que te tiro puntos... la verdad que me re sirven tus post. GRANDE