Se aproxima una crisis de percepción. La complejidad del mundo ha llevado al ser humano a simplificar la realidad, a abstraer la naturaleza para hacerla cognoscible y, tristemente, a caer en la trampa de la dualidad. Bien y mal; objetivo y subjetivo; arriba y abajo. Pero la tendencia a ordenarlo todo choca con la misma realidad, irregular y discontinua. Muchos científicos ya han renunciado a la ilusión del orden para dedicarse al estudio del caos, que acepta al mundo tal y como es: una imprevisible totalidad.
Las 7 leyes del caos

A principios de siglo XX, los físicos especulaban con que su materia de estudio se estaba acabando, pronto no habría aspectos físicos relevantes que pudieran descubrirse. En efecto, sólo les faltaba por resolver tres problemas:

-la órbita irregular de Mercurio,
-una discrepancia entre la teoría y la cantidad de energía liberada por un agujero negro, y
-el efecto de un tercer cuerpo en el movimiento de otros dos.

Resultó que la naturaleza es bastante más sutil de lo que imaginaron y el intento de completar la información respecto al primer caso condujo a la teoría de la relatividad; el segundo hizo aparecer la teoría cuántica; y del tercero surgió la teoría del caos. Cada una de estas teorías con misterios que resolver.


La teoría del caos permite:


Nuevas formas de vivir y pensar la realidad.

Comprender la complejidad del mundo (estable y siempre cambiante), sus procesos creadores e innovadores. Dentro del caos siempre hay un orden.

Trascender la estrechez de la cultura científica.

Dejar de luchar por ahuyentarlo y pactar con él (¿o será ella?)

Comprender que cada acción, por pequeña que sea, decide dramáticamente el futuro de cada quien y del colectivo. El mundo está interconectado.

Entender que es tanto un paradigma como una ilusión.


creatividad

Conceptos generadores


CONTROL:

Obsesión por eliminar la incertidumbre y tener el control: esto es solo una ilusión.

MATICES SUTILES:


Si prestamos atención a las sutilezas (saliendo de posiciones rígidas y controladoras) abrimos dimensiones creativas profundas y armoniosas.

CREATIVIDAD:


Esta florece cuando poetas, pintores, escritores, músicos, bailarines...están inmersos en el caos. La creatividad surge cuando el ser humano asume el control de su vida.


caos


Ley del vórtice:

Vórtice: centro de un proceso circular - huracán torbellino - remolino...


fractales

Esta primera ley se refiere a los múltiples procesos autoorganizados que conforman la naturaleza, por ejemplo: un río, agua hirviendo, una bandada de pájaros volando, nuestro cerebro, el torrente sanguíneo...Estos “fenómenos” se pueden interpretar como el caos de la creatividad de la naturaleza en tanto cada elemento necesita mantener su propio espacio y simultáneamente cooperar con la totalidad en una permanente atracción y repulsión que regula y amplifica los efectos (retroalimantación positiva y negativa) provocando un equilibrio entre el caos y el orden.


Conceptos:


Grados de libertad:
Se refiere al abanico de posibilidades y conductas que se pueden dar, observar o vivir en cada situación. Cuanto mayor sea el abanico de posibilidades, mayores los grados de libertad que se registran.

Punto de bifurcación:
Se refiere a ese momento eureka, al “ya lo tengo” que me permite ver algo que cambia mi perspectiva y abre el flujo a la creatividad. En ese momento no se duda de estar en la “verdad”, se alcanzó la autoorganización del caos.

Creatividad:
Aparece en cualquier momento de la vida y se relaciona estrechamente con el concepto de verdad. Por ejemplo, al contemplar un árbol, hacemos una abstracción de nuestro conocimiento de los árboles y vemos un árbol absolutamente nuevo, las desviaciones de sus ramas, sus nudos y retorcimientos, los juegos de aire y de la luz entre sus hojas. En ese momento estamos contemplando la verdad del árbol y nos mostramos abiertos a la creatividad frente a lo que percibimos.

Ley de la influencia sutil



complejidad


Se reconoce como efecto mariposa y se cuestiona si ¿El aleteo de una mariposa en un punto del planeta, puede causar un tornado en el otro extremo?


Esta segunda ley se refiere a los cambios que provoca cualquier pequeño movimiento o efecto, que se ejerza en algún punto del planeta, sobre la totalidad. Para ilustrarla pensemos en los ligeros cambios de temperatura, la velocidad del viento y la presión del aire, algunos granos de polen flotando en el aire o el malestar de un recluso. ¿Qué provocan? Grandes epidemias, tornados o un peligroso motín... Esta ley da paso entonces a los sistemas no lineales e influye directamente en las comunidades, ciudades y sociedad en general.

Conceptos:


El poder de la impotencia:
Las personas sentimos necesidad de impactar en las demás y estar en contacto con los otros sin embargo esto es cada vez más difícil porque el poder por dinero, bienes materiales, amor, sexo, religión... desplazan los valores espirituales y humanistas. El poder da “seguridad” a las personas. Este es el síntoma de nuestro propio sentido de impotencia. Rompiendo este esquema, la ley del caos nos recuerda que no tenemos el poder para controlar (en el sentido tradicional) sino que todos poseemos el efecto mariposa de la influencia sutil.

El poder de la influencia sutil:
Una sonrisa, un pequeño favor, un saludo...hace comunidades sanas, interrelacionadas. Mi modo de ser (positivo o negativo) es lo que define mi influencia sutil y ésta debe ser auténtica, conciente, verdadera, creativa y basada en valores porque inevitablemente tendrá efectos a largo plazo. Un maestro que actúa con influencia sutil (positiva o negativa) sobre sus estudiantes está definiéndoles su futuro. Todos influimos en todos.

Ley de la creatividad y la renovación colectivas.


“Seguir la corriente” crear comunidades autoorganizadas


efecto mariposa


Esta tercera ley se refiere a la capacidad que tiene el ser humano de trabajar y participar “espontáneamente” en la resolución de situaciones o problemas de la comunidad. Esto se logra en sistemas abiertos, no lineales, creativos y caóticos. No se requiere que alguien dirija y mande (que tenga el poder de decidir por los demás) se trata de un sistema similar a la WEB: nadie la controla, pero “todos” la utilizan, la renuevan, la alimentan...Esto requiere de importantes dosis de creatividad colectiva para que dentro de ese caos, sucedan cosas ordenadas y productivas que no son la suma de partes mecánicas que aportó cada quien, sino de formas adaptables y resistentes del colectivo.

Conceptos:


Coevolución:
Se refiere a la maravillosa posibilidad que tienen los sistemas de evolucionar conjuntamente , de cooperar en vez de competir. En los sistemas caóticos fluyen las interconexiones, la coevolución.

La extrañeza de la colectividad caótica o atractor:
La conducta de un sistema es impredecible, no es mecánica. Los latidos del corazón contienen algo “extraño”: no son regulares y esto le permite estar sano. El cerebro mantiene una actividad caótica permanente y esto permite su autoorganización y buen funcionamiento. Cada sistema tiene atractores extraños que le permiten su funcionamiento. Uno básico es la diversidad que se necesita en todo sistema para ser fuerte y creativo, otro tiene que ver con las empresas , estas deben ser sistemas que no alienen a los trabajadores, que no les impongan ideologías que no sofoquen la creatividad y finalmente otra tiene que ver con el diálogo, que no es lo mismo que intercambio ni discusión, es negociar, escuchar, decidir, es un proceso abierto, creativo.

Ley de lo simple y lo complejo


tiempo


Esta cuarta ley se refiere a la coexistencia de lo simple y lo complejo y su relatividad. Uno es reflejo del otro y son inseparables.
Explorar qué hay en medio

Algo que se originó de manera simple puede alcanzar niveles de complejidad importantes y viceversa. Un ejemplo de esta ley son los fractales cuyas imágenes son muy complejas, pero se desarrollan de manera muy simple. Otro ejemplo es la sociedad, que es una forma relativamente simple que emerge de los sueños, deseos y contribuciones complejas de sus miembros, en ella alternan la simplicidad y la complejidad de manera intermitente. Un ejemplo de intermitencia es un carnaval que rompe con la cotidianidad y el orden de una sociedad. El caos del carnaval permite la renovación para conservar la cohesión social.


Otro ejemplo es una enfermedad familiar que puede generar el efecto de unir a la familia.


Conceptos:


La complejidad y la casualidad como puerta para el orden:
Cuando estamos frente a sistemas muy complejos (por ejemplo los números irracionales) y su complejidad se vuelve infinita, termina pareciendo un sistema casual y aleatorio. La casualidad es utilizada por personas que desarrollan tareas creativas como detonantes de nuevas creaciones. Ejemplo: pintura derramada, una palabra dicha, un gesto, un error en la computadora..

El acto de simplificación y la complejidad:
Cuando todo parece complicarse, “aparece” el orden de lo simple y viceversa. Esto sucede porque estas cualidades no están en los objetos o las situaciones, están en las interacciones que hay entre ellas y de nosotros con ellas.
Un problema serio es que al ser humano lo cautiva la simplificación y esto conduce a estereotipos que categorizan a las personas, a los sentimientos....caemos en lo bueno y lo malo, en pautas y modelos. Hay que romper aplicando el arte de la simplicidad y la paradoja de la complejidad.


Ley de los fractales


Observar el arte de la naturaleza


Percepción


Esta quinta ley se refiere a los modelos recurrentes e incesantes de la naturaleza. Por ejemplo las formas de las hojas del helecho, la lava endurecida después de una erupción, las formas que generan la fluorescencia de las olas del mar, las terminales nerviosas del cuerpo humano...Estos modelos de la naturaleza son los modelos del caos y los científicos los llaman fractales. Éstos nos permiten relacionarnos desde lo matemático, lo caótico y lo estético, con las formas no lineales, con formas como la orilla de un acantilado, la copa de un árbol... para calcular su dimensión (medida aproximada de su complejidad) y apreciar el misterioso e impredecible movimiento que lo ha creado y lo mantiene cohesionado.
Las computadoras pueden crear fractales muy hermosos, sin embargo los naturales tienen individualidad, espontaneidad, profundidad y capacidad de misterio.

leyes del caos

incertidubre


Conceptos:


Fractal:
Término acuñado por Mandelbrot de la fusión de las palabras fractus (romper) + fracture (fractura), dando una función doble (sustantivo/adjetivo) a su creación.  Un fractal está constituido por elementos cada vez más pequeños, el concepto de longitud no está claramente definido: Cuando se quiere medir una línea fractal con una unidad, o con un instrumento de medida determinado, siempre habrá objetos más finos que escaparán a la sensibilidad de la regla o el instrumento utilizado, y también a medida que aumenta la sensibilidad del instrumento aumenta la longitud de la línea.

Autosemejanza:
La autosemejanza es un concepto que se puede entender de una forma muy intuitiva; a grandes rasgos, visualicemos un objeto geométrico, o una figura, ahora imaginemos que esta figura está compuesta de figuras más pequeñas, cada una de las cuales se ve idéntica a la figura original excepto por el tamaño; y a su vez cada una de estas figuras más pequeñas se compone de figuritas todavía más pequeñas y así sucesivamente...

Ley de los rizos fractales de duración


influencia sutil

Esta sexta ley se refiere a la dificultad de utilizar adecuadamente el tiempo en el mundo “moderno”. Se cuestiona la desaparición de sus cualidades e invita a reconectarnos con él, a vivir el tiempo de manera creativa y no con el tic-tac del reloj. Para lograrlo tenemos de dejar atrás la creencia de que el tiempo es una línea recta y reconocerla como una línea fractal, con giros, curvas y arabescos.

¿No es cierto que el tiempo parece detenerse cuando estamos enamorados o tenemos un accidente?

¿No es cierto también que se ha mercantilizado el tiempo? Se dice “gasté, ahorré, perdí..como si fuera dinero.

El tiempo, al igual que los fractales son autosemejantes, se curva, se vierte, se separa, fluye...basta escuchar una buena melodía para entenderlo o recordar un sueño eterno que tomó solo unos segundos al cerebro recrearlo


Conceptos:


Relojes elásticos de la naturaleza:
Cada elemento del universo, desde el más pequeño hasta el mismo cosmos, lleva un reloj interior que mide su paso individual. Cada sistema se autoorganiza. Esto lo logra contemplando y armonizando el tiempo de cada uno de los elementos que lo componen. Cada persona tiene múltiples sistemas y por lo tanto múltiples relojes internos.

Es necesario dejar atrás la creencia de que solo el tiempo externo es real, esto es una amenaza para nuestra autoorganización fractal interna. Hay que pactar de nuevo con nuestros relojes internos.


Las 7 leyes del caos


Tiempo creativo:
Para sentir el tiempo interno, es necesario vivir cada experiencia, estar presente, sin prisa, esto permite renovarse, descubrir nuevos ritmos, que fluya la creatividad. En un acto creativo, el tiempo trasciende al lineal, al externo y se convierte en un tiempo de dimensiones fractales.
Es necesario dejar atrás la creencia de que solo el tiempo externo es real, esto es una amenaza


Ley de la corriente de una nueva percepción


creatividad


Esta sétima ley reconoce que cada partícula del universo tiene su propia historia, trabaja a partir de ella y tiene una evolución autónoma, sin embargo, de manera mágica todo se unifica para formar una entidad global interdependiente. El ser humano que la habita es quien la ha fraccionado marcando fronteras, arrasando con las selvas, agotando el agua, exterminado especies... Es necesario un sutil cambio que nos regrese a la percepción real del mundo como algo orgánico, completo, holístico, al mundo que instintivamente pertenecemos como un elemento más en armonía con el resto, en la caótica armonía autoorganizada que permite un sistema dentro de otro sistema. Los procesos de la tierra son indivisibles y constituyen un holismo que hay que mantenerlo y alimentarlo para que no se “rompa”. El mundo no es una máquina, las sociedades no funcionan mecánicamente, ni las personas tampoco, todos somos una unidad caótica autoorganizada.

Somos seres caóticos


En la Teoría del Caos existen tres componentes esenciales: El control, la creatividad y la sutileza. El control por dominar la Naturaleza es imposible desde la perspectiva del caos, pactar con el caos significa no dominarlos sino ser un participante creativo. "Mas allá de nuestros intentos por controlar y definir la realidad se extiende el infinito reino de la sutileza y la ambigüedad, mediante el cual nos podemos abrir a dimensiones creativas que vuelven más profundas y armoniosas nuestras vidas".

caos



Fuente:
Lectura del libro: Las 7 leyes del caos, ventajas de una vida caótica, escrito por John Briggs y F David Peat

fractales