Los dirigidos por Mou aplastaron al Valencia en su casa con mayoría de suplentes y siguen de cerca al Barcelona. Higuaín figura estelar con un hattrick en su regreso a la red.


El Real Madrid da un baile histórico al Valencia+video


Tras obtener la Copa del Rey durante la semana ante el Barcelona, el Real Madrid volvió a pisar y a sonreir en el cesped de Mestalla.

Claro está que el contexto no fue el mismo y el partido tampoco. Por la jornada 33 de La Liga, aquí no había ninguna copa en juego y prácticamente nada teniendo en cuenta que el Valencia está prácticamente clasificado a la Champions lejos del Madrid y lejos del Villarreal y que los Merengues más allá de poder ponerse nuevamente a cinco de los Culés dan la temporada liguera casi por perdida.

Por dicha situación y por lo que significa la semi de Champions League ante el Barcelona, José Mourinho decidió guardar a casi todos los titulares y colocar en la cancha una alineación alternativa. Lógicamente, los suplentes del Madrid podrían ser titulares en casi todos los equipos del mundo y qué decir de un tridente ofensivo "suplente" compuesto por Kaká-Higuaín-Benzema.

Lo cierto es que los de Mou tuvieron una tarde iluminada y ya sabemos qué ocurre cuando pasa eso: paliza. Los madrileños bailaron a piacere al Valencia, dándole una tunda realmente pocas veces vista convirtiéndole seis goles y transformándose en el primer equipo en la historia -de cualquier competición- en anotar dicha cantidad de tantos en Mestalla.
A la hora de encontrar culpable hay que nombrar antes que a nadie a un dueto latino que estuvo encedido: Gonzalo Higuaín y Kaká. El argentino, que llevaba cinco meses sin convertir, tuvo un encuentro redondo en el que no sólo se despachó con un hattrick sino que también asisitió en dos ocasiones; el brasileño, sigue demostrando que poco de tiene de "B" y que lentamente empieza a recuperar su nivel. ¿Su saldo? Doblete de goles y asistencias.

El flamante campeón de la Copa del Rey salió a presionar a los de Emery y tras avisar un par de veces a través del francés Benzema -de gran encuentro también- incluso con un remate en el travesaño, finalmente a los 23 abriría la cuenta luego de un centro cruzado de Higuaín y una pésima salida de Guaita que nunca llegó a cortar un centro bajo que encontró al galo sólo y cómodo para poner el 1 a 0. Como si fuera poco, dos minutos más tarde, tras una contra rápida del Madrid -algo que sería una constante de los 90'- el francés Mathieu se confió en un cierre ante Higuaín, que ni lerdo ni perezoso lo terminó durmiendo y definiendo ante la salida del arquero.

La visita crecía y crecía y los goles también. A los 38, Benzema construyó una nueva contra, la abrió para Higuaín quien una acción casi calcada a la del primer tanto en esta ocasión habilitó a Kaká quien entró sólo por el centro del área para empujar el tercer tanto. Como si fuera poco, antes de irse al descanso, los de Mou volverían a mover a la red con una fórmula más que repetida: contra rápida, desborde hasta el fondo -en este caso de Kaká-, centro y gol -nuevamente Higuaín-.

Con el marcado 0-4, la afición local despidió a su equipo en el descanso con un manto de chiflidos y pañuelos dignos de lo que se estaba aconteciendo. Sin embargo y pese a mejorar en cuanto a la actitud en el complemento, en el arranque llegaría el quinto cuando Kaká se escapó nuevamente a una defensa casi invisible y asisitió nuevamente al Pipita que coronó su hattrick poniendo las cosas ¡5 a 0!Tres más tarde llegaría la "reacción" Che a través del ingresado Jonás, quien desbordó y asistió a Roberto Soldado para comenzar a ganar un poquito de dignidad logrando el primer descuento. A pesar de ello, a los 10, llegaría la última genialidad de la tarde cuando Kaká recibió en el área, tiró un fantástico túnel y clavó el sexto.

A partir de allí no habría mucho más para comentar. En el tramo final, los de Emery logrando decorar el marcador a 3-6 logrando descontar a los 36 y 40 minutos por intermedio de Jonás y Jordi pero de nada serviría.

Humillante derrota del Valencia que deja a la vista que pese a ser "el mejor detrás del dueto de gigantes" está a años luz del Madrid y del Barcelona. Los de Mou fueron una aplanadora ante un tibio conjunto local sin ideas y con una defensa francamente vergonzosa.

Video





link: http://www.youtube.com/watch?v=giEBwbrZPPU