Gente Aca Les Dejo un poco de info sobre lo sucedido ayer







Los jugadores de River terminaron llorando en el centro del campo de juego y acorralados por la policía. Foto Diario Co Latino/AFP/Alejandro Pagni


Por Juan Ignacio Pereyra
Buenos Aires/dpa

River Plate comenzó el domingo cargado de tensión, temiendo que la peor pesadilla podía hacerse realidad. Y así fue: el “millonario” descendió por primera vez en sus 110 años de historia, los hinchas no lo soportaron y la violencia se apoderó del estadio Monumental.

Los jugadores de River terminaron llorando en el centro del campo de juego y acorralados por la policía, que los protegía ante el inminente peligro de que cientos de hinchas, trepados a los alambrados, invadieran la cancha.

El miedo y el suspenso dominaron la tarde. Varias horas antes de que el estadio abriera sus puertas, los hinchas comenzaron a llegar con la ilusión de revertir la serie ante Belgrano de Córdoba y evitar jugar la próxima temporada en la Segunda División.

Apenas comenzado el encuentro, Belgrano se encontró con un gol que enmudeció al Monumental. Pero fue invalidado por posición adelantada y enseguida Mariano Pavone adelantó a River.

La hazaña parecía cerca. En las tribunas, el partido se vivía como una pelea de boxeo. Gritos, reclamos e insultos. “Dale Pezzotta, equivocate a favor de River”, le pedía al árbitro un hincha del “millonario”, afónico antes de los 10 minutos de juego.

El aliento era ensordecedor y los hinchas mantenían la ilusión, pese a que el equipo de Juan José López mostraba muchas fallas.
Los minutos pasaban y la tensión aumentaba. Y todo se derrumbó a media hora del final: Guillermo Farré empató para Belgrano, que concretaba su retorno a la Primera División de manera soñada.
De inmediato, el hincha afónico comenzó a llorar, desconsolado. Para colmo Juan Carlos Olave le atajó un penal a Pavone. “Ya no quedaban esperanzas de nada. Esto es una catástrofe, no puede ser, no puede ser, nos vamos a la B”, gritaba.
Cuando quedaba un minuto para que se cumpliera el tiempo reglamentario, cientos de hinchas no aguantaron la angustia y se treparon a los alambrados. Comenzaron a arrojar todo tipo de objetos hacia la policía, que rodeaba todo el perímetro del campo de juego detrás de un vallado extra que se colocó ante la posibilidad de que hubiera incidentes.

Inmediatamente un centenar de policías rodearon a los jugadores de River, que se concentraron en el centro del campo de juego. Cualquier cosa podía pasar: los hinchas amenazaban con invadir la cancha, como hicieron en el partido de ida, cuando una decena ingresó al césped, empujó a algunos jugadores y los increpó mano a mano.

Los hinchas tiraban piedras y fierros, que habían obtenido tras destrozar las tribunas. Tras varios minutos de tensión, los jugadores y cuerpo técnico de River se retiraron del campo de juego con sus rostros llenos de lágrimas y silbados por la multitud que colmó el Monumental.

Pero la pesadilla seguiría, porque durante más de una hora, los hinchas destrozaron el Monumental por dentro, se enfrentaron con la policía, incendiaron autos del estacionamiento del estadio e intentaron ingresar al sector donde estaban los jugadores.

Y no se quedaron ahí: rompieron todo lo que pudieron en los alrededores del estadio. Los hinchas de Belgrano se quedaron en la tribuna, celebrando el ascenso y esperando que la ira se apagara. Estaba sentenciado: River había descendido al infierno.

river plate

RIVER PLATE SIGUE SIENDO EL MAS GRANDE Y SIEMPRE LO SERAAAAAAAAA!



gol



aca les dejo un video que hicieron hinchas de River Plate `para alentar al equipo en este fuerte momento!

link: http://www.youtube.com/watch?v=***