Existen principalmente dos razones por las que se reduce la altura de un vehículo...

Performance:
El objetivo es bajar los centros de gravedad para incrementar estabilidad, la calidad de manejo, reducir los cabeceos al acelerar o frenar, balanceos por transferencia de pesos en curvas y aumentar la seguridad sobre todo a altas velocidades.
Estética:
Se pretende manejar la apariencia del vehículo, reduciendo el espacio entre la parte superior de la rueda y el borde del guardabarros, logrando que el vehículo tenga un "look" más deportivo y agresivo.

Cortar los resortes:
Cortar los resortes es uno de los métodos que más atrae a los clientes que no están adecudamente informados, ya que es más barato. Al cortar el resorte cambian sus especificaciones, y las mismas pasan a ser desconocidas. Esto ocaciona problemas tanto en el confort como en el manejo y que con el tiempo comenzarán a deteriorarse otros componentes de la suspensión y del chasis. Se logra reducir la altura del vehículo lo que le da apariencia deportiva pero se vuelve inseguro con respecto al desempeño y la calidad de marcha. NO RECOMENDADO
Calentar los resortes:
Al calentar un resorte y provocar que las vueltas del espiral se colapsen, lo que se logra es destemplar el acero y ocacionar que la parte calentada del resorte se fatigue. Esto también provoca valores desconocidos de resistencia y comportamiento del resorte y por lo tanto da como resultado fallas prematuras. NUNCA HACER ESTO


Entonces, cortar o calentar los resortes de suspensión puede producir fallas que no solamente afectan al manejo, la calidad de marcha y la seguridad del vehículo, también puede provocar el continuo fondeo de la suspensión y de los amortiguadores ocacionando roturas prematuras de los mismos y obviamente un manejo inseguro, además del excesivo desgaste de las cubiertas debido a una suspensión que no se puede alinear correctamente. En algunos casos, estas fallas no se detectan rápidamente y dependiendo del tiempo en que esto ocurra, puede causar resultados caros y peligrosos.
La razón por la cual fue muy popular la práctica de cortar y calentar resortes es que hace unos años no se tenía otra opción. No existían resortes deportivos para casi ninguna aplicación, sin embargo, en la actualidad tenemos diferentes empresas que ofrecen su línea de productos para la mayoría de los vehículos (o los fabrican a medida por pedido) y con las especificaciones de altura a gusto del cliente.