30 de octubre de 1974, Kinshasa, Zaire...

La Pelea del Siglo - Alí vs Foreman - Rumble in the Jungle!
La pelea se corrió al 30 de octubre por una lesión de Foreman


"Lo encontré, por supuesto. Era lo que antes se llamaba Congo Belga. Para esa fecha era la República de Zaire y ahora es la República Democrática de Congo.
En esa época era un lugar cargado de misterio. No se sabía nada sobre el país.
Kinshasa era una ciudad triste y la pelea se llevó a cabo en este increíble y ruinoso estadio de fútbol en las afueras de la ciudad."



En una calurosa noche, Foreman, que defendía su cinturón, logrado contra todo pronóstico ante Joe Frazier, no pudo con el estilo de Ali. El nuevo campeón, en toda una lección de boxeo, aguantó todos los ataques de su rival y le tumbó en el octavo asalto en una pelea que será recordada por siempre.

Boxeo


"Todo el mundo estaba preocupado por Alí.
Tenía 32 años y se creía que a esa edad iba a perder esta pelea porque George Foreman era un oponente formidable.

Alí preguntaba "¿Qué voy a hacer esta noche?", y Angelo Dundee respondía "vas a bailar, Muhammad, esta noche vas a bailar"... "¿Qué voy a hacer esta noche?", insistía Alí, y el resto de su equipo cantaba a coro "Bailar, Muhammad, vas a bailar"... ¿Y por qué no bailó Muhammad Alí aquella noche? Puede que lo más sensato fuera pensar que Alí se dio cuenta de que ya no tenía las piernas necesarias para poder hacerlo."



Llevada a Kinshasa por un 'joven' promotor llamado Don King y con la mediación de Mobutu Sese Seko, presidente de Zaire, que pagó cinco millones de dólares a cada púgil por ir a pelear a tan exótico lugar, una masa de 60.000 espectadores no cejó de gritar 'Ali bomaye' ('Ali mátale') hasta que Foreman cayó tumbado ante la mirada del ya nuevo campeón y del árbitro Zach Clayton, y ya no pudo levantarse poniendo fin a un récord de 40 victorias y ninguna derrota.


Alí


"La pelea en sí fue extraordinaria. Alí simplemente se quedó parado dejando que Foreman lo aporreara.
Pensé que era un suicidio quedarse en las cuerdas así y dejar que Foreman, quien era un pegador reconocido, un duro noqueador, le pegara."



El nuevo campeón, elevado a símbolo de la raza negra, se subió a las cuerdas y bajo la lluvia festejó con sus incansables fans la recuperación de un cinturón arrebatado sin haber perdido en un combate, pero sí por negarse a combatir en Vietnam. Ali era nuevamente el más grande de todos los tiempos.


box


"En el octavo asalto recuerdo que vi a Alí bajar sus manos y dije: "Ah, saben, está dejando caer los guantes, eso es una evidente señal de cansancio".
No había terminado de decir esas palabras cuando Alí rebotó de las cuerdas y golpeó a Foreman con una derecha. Todo había terminado.
En ese instante supe que George no se iba a levantar. Hacía un esfuerzo por levantarse pero todos sabíamos que no lo haría. Estaba totalmente atontado."



Sin embargo, durante muchos momentos, el público temió por una nueva derrota, tras la sufrida ante Frazier en su primer intento por recupera el trono perdido. Ali, que contaba por entonces con 32 años, aguantó el chaparrón de golpes al que le sometió el campeón refugiado en las cuerdas.


foreman


"Supongo que fueron los más extraordinarios segundos que vi en un cuadrilátero de boxeo.(...)
De lo que no quedan dudas es que lo que le hizo a Foreman esa noche en Zaire pasó a la historia como una de las actuaciones más extraordinarias en los anales del boxeo."




La Pelea del Siglo - Alí vs Foreman - Rumble in the Jungle!


Ese boxeo ágil, inteligente y de bailarín ('Vuela como una mariposa, pica como una abeja') no aparecía por ningún lado. Pero no era así. Ali esperaba su momento. No paraba de hablar y descentrar a su rival, y aguardaba que se le acabase la energía. Y su momento llegó en el octavo asalto. Una combinación con la derecha acabó con el campeón.

Boxeo


La mejor pelea de todos los tiempos había terminado...




Foreman muchos años después adujo la gran Argentina - Brasil en Italia '90: Alí, Foreman, Zaire y Agua con Droga