Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias

El seleccionado de fútbol de la Argentina jugará en el estadio Malvinas Argentinas de Mendoza su compromiso ante Uruguay, por la novena fecha de las Eliminatorias Sudamericanaspara el Mundial Brasil 2014, según anunció hoy el gobernador de la provincia, Francisco Pérez.


Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias


A través de su cuenta en la red social twitter, el mandatario mendocino escribió: “Buenos días, hace instantes acordamos que en octubre (segunda semana), Argentina-Uruguay jugarán en Mendoza el partido por las eliminatorias".

El seleccionado argentino jugará así su primer partido oficial en el máximo escenario deportivo mendocino, inaugurado en 1978 para el Campeonato Mundial que organizó nuestro país.

En el caso de los uruguayos, será la segunda presentación oficial, ya que lo hicieron en julio pasado enfrentando a Chile por la Copa América, encuentro que finalizó igualado en un tanto.

El último partido que un seleccionado argentino disputó en el escenario enclavado en el parque “General San Martín”, fue el amistoso disputado ante Chile en 2007, que finalizó igualado sin tantos.


Fuente: http://de-todo-futbol.blogspot.com.ar/2012/03/argentina-se-muda-mendoza-en-las.html

mendoza
eliminatorias




Los candidatos para que votes en nuestro Blog:


ºLionel Messi
ºDiego Maradona
ºPelé
ºJohan Cruyff
ºMichael Platini
ºRonaldo Luis Nazario
ºZinedine Zidane
ºGarrincha
ºAlfredo Di Stefano
ºFranz Beckenbauer
ºEusebio
ºGary Lineker
ºOtro




Historia de nuestros candidatos [Parte III]


futbol

Lionel Messi

Argentina


Lionel Messi es para muchos el sucesor de Diego Armando Maradona. Las comparaciones con Pelusa están a la orden del día en el ámbito futbolístico de la Argentina, donde las aguas están divididas entre quienes lo consideran mejor que el "10", entre quienes dicen que hay que darle tiempo y entre quienes piensan, definitivamente, que está lejos de serlo.
Nació en Rosario el 24 de junio de 1987 y de muy chico empezó a demostrar un enorme talento para jugar a la pelota. Dio los primeros pasos en las Inferiores del club Newell's Old Boys, hasta que un problema hormonal que afectaba su crecimiento cambió los planes de su familia y por supuesto, también su futuro.
Ante la necesidad de realizar un tratamiento costoso para su hijo, los padres de Messi se trasladaron a España, ya que Newell's no estaba dispuesto a pagar los gastos médicos y en la Argentina parecía no tener lugar en los clubes importantes (River, de hecho, se negó a ficharlo).
Luego de la primera prueba de fútbol en el club catalán los entrenadores no dudaron: decidieron fichar a Messi y hacerse cargo del tratamiento médico. Su crecimiento futbolístico fue notable dentro del Barsa y en poco tiempo pasó a ser considerado como una de las grandes promesas del club.
Debutó en Primera el 16 de octubre de 2004, ante Espanyol, y empezó a convertirse en el niño mimado de toda la parcialidad catalana, que en poco tiempo lo adoptó como uno de los grandes ídolos de la historia de la institución.
La primera alegría llegaría con la conquista de la Liga en la temporada 2004-2005. Después, ya con más protagonismo y siendo uno de los grandes responsables de esas conquistas, lograría otras dos Ligas en el plano local y dos Champion's en el plano internacional, además de otros torneos como Copa del Rey, Supercopa de España y Supercopa de Europa.
Con la selección argentina jugó el Mundial de 2006, donde no tuvo mucha participación, y ganó el Mundial Sub 20 de 2005 y la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008.


2012



Diego Maradona

Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias

Diego Maradona no necesita presentación, quienes son fanáticos del fútbol saben exactamente de quien estamos hablando. La biografía que te presentamos a continuación dista de ser la típica que puedas encontrar en la Web, en ella encontrarás un breve repaso de su vida, las mejores fotos de Maradona y sus momentos inolvidables en la selección Argentina, Boca Jrs., Napoli y sus otros equipos.

‘Pelusa’, su apodo tradicional desde niño, nació el 30 de octubre de 1960 en el sur de Buenos Aires, en la provincia de Lanús, en un humilde barrio llamado Villa Fiorito. Desde niño todos sabían que sería jugador de fútbol, a pesar de ser muy pequeño, pues contaba con habilidades que ningún otro niño podía siquiera descifrar.

A los 9 años se probó en las divisiones inferiores de Argentinos Jrs. con la ilusión de poder hacer las mismas jugadas que Ricardo Bochini, el número 10 de Independiente de Avellaneda y su ídolo por ese entonces. Así comenzaba la carrera de Diego Maradona en el fútbol, jugando con las categorías infantiles del club que unos años después lo haría debutar en la máxima división del fútbol argentino.

El 20 de octubre de 1976 se producía su debut en Primera División y su equipo caía por 1 a 0 ante Talleres de Córdoba. Con Argentinos Jrs. jugaría hasta el año 1981 cuando es transferido a Boca Jrs., pero en ese club aprendió a jugar un estilo de fútbol que le exigía lucha, temperamento y amor propio. Además sus excelentes actuaciones le valdrían la convocatoria para la selección nacional de su país por primera vez el 27 de febrero de 1977, cuando apenas tenía 16 años de edad. Estuvo muy cerca de disputar el Mundial de Argentina 78’ pero el técnico Cesar Luís Menotti decidió optar por la experiencia de otros jugadores para ocupar el puesto.

En 1979 tendría su revancha en el Primer Mundial Juvenil Sub-20 realizado en Japón. Diego Maradona confirmaría la brillante actuación que tuvo en todo el campeonato el 7 de septiembre, cuando su equipo venció a la Unión Soviética en la final por 3 a 1, con un gol suyo, y el era escogido como el Mejor Jugador de Torneo.


mendoza




Pelé


eliminatorias


Tras empezar a jugar a los siete años en el Siete de Septiembre, tres años más tarde comenzó a hacerlo en el Radium. Su etapa juvenil se completa con su paso por el Canto do Rio, el Amerinquinha y en el Baurú Atlético. En 1956 ficha por el Santos, logrando en el campeonato siguiente conseguir 36 goles. En 1958 consigue ser el máximo realizador del torneo, logrando 58 tantos, por lo que es llamado por el seleccionador brasileño para participar en el Campeonato Mundial de Suecia. Tiene tan solo 17 años y ya consigue su primer título mundial y de su selección, al vencer al país anfitrión por 5 goles a 2, con dos tantos del propio Pelé. En 1959 consigue nada menos que 126 goles en 103 partidos, aunando no sólo eficacia sino belleza en cuanto a la ejecución. El mejor representante de la escuela brasileña, Pelé mostraba un excelente manejo del balón, apostando por el fútbol en su variante más espectacular.
En 1962 nuevamente acudió a un Mundial, el de Chile, en el que su selección, de la que él es el mejor estandarte, sale de nuevo como campeona. En la final, la selección carioca consiguió vencer a la de Checoslovaquia por 3 goles a 1, si bien Pelé no pudo estar presente al sufrir una lesión. Los años siguientes se convierten en un reguero de triunfos en el campeonato nacional, logrados con goles y juego espectacular.
En 1966 disputa el Mundial de Inglaterra, en el que el país anfitrión resulta vencedor. Este mismo año se casa con Rose Mary Cholby, naciendo al año siguiente su hija Cristina. En 1969 consigue marcar el tanto número 1.000. Un año después, en el Mundial de México, se proclama nuevamente campeón con el seleccionado brasileño, consiguiendo Pelé marcar el primer gol de la final. Brasil venció a Italia por 4 a 1.
Después de 109 partidos y 93 goles, se retira de la selección brasileña el 18 de julio de 1971, en un partido jugado contra Yugoslavia en el mítico estadio de Maracaná. Todavía jugará con el Santos hasta 1974, año de su fichaje por el Cosmos de Nueva York. Al retirarse del fútbol brasileño, consigue hacerlo nada menos que con 1.114 partido jugados y 1.090 goles. Sus cifras no dejan de ser mareantes, pues, también con el Santos, disputó 359 de 367 partidos internacionales, logrando anotar 367 tantos.
En el retiro dorado del Cosmos juega de 1975 a 1977, logrando la liga de Estados Unidos este último año. Definitivamente se retira del fútbol el 1 de octubre de 1977, día en que se juega el partido Cosmos-Santos. Pelé disputará un tiempo con cada equipo. En la cumbre de su fama, 700 millones de personas ven por televisión el espectáculo.
Como futbolista, Pelé ha conseguido los máximos galardones, estableciendo records muy difíciles de batir. En doce ocasiones ganó el Campeonato Paulista, siendo además durante nueve años seguidos el máximo goleador del torneo; cinco veces se proclamó campeón de la Copa de Brasil. Es el máximo goleador en un solo encuentro, en el que marcó 8 tantos. También ha sido el futbolista que más puntos ha conseguido con su selección, 108.
Tras dejar el fútbol se dedicó a los negocios, actividad en la que también consiguió el éxito. Su actividad es casi frenética. Hace de comentarista deportivo, columnista de periódico, actor ("Evasión o victoria" ), asesor de la federación Brasileña de Fútbol y un largo etcétera.


futbol


Ronaldo Luis Nazario


Argentina


Considerado uno de los mejores delanteros de la historia del fútbol mundial, su nombre siempre ha sido el más sólido sinónimo del gol. Conocido en todo el mundo por su habilidad con los pies y su impresionante facilidad para sortear defensas, su magia con el balón lleva años encandilando al fútbol mundial, que se ha rendido a los pies del espectáculo. Decir Ronaldo… es decir gol. Y hablar de goles soñados, de sprints letales y de ejecuciones inenarrables, es hablar de Il Fenónemo.
De familia humilde, la madre de Ronaldo, divorciada, trabajaba catorce horas al día en pizzerías o supermercados para sacar adelante a sus tres hijos. Vivían en el suburbio de Benito Ribeiro, olvidado y lejano como otros tantos arrabales de la zona norte de Río de Janeiro, cuyos habitantes desconocen la paradisíaca zona sur de la ciudad, con sus playas, sus lujosos coches y sus ricas gentes. Con 14 años, Ronaldo estuvo a punto de jugar en el Flamengo, pero no tenía dinero suficiente para costearse los cuatro pasajes de autobús necesarios para llegar desde su casa hasta el club. Empezó a jugar en el Sao Cristovao, que dos años después le trasladó al Cruzeiro de Minas Gerai, y con 16 años su vida dio un vuelco. En aquel club se revalorizó rápidamente y todos los equipos pujaban por él.
Se lo llevó el PSV de Holanda, donde jugó las temporadas del 94 al 96. En su última campaña fue elegido por la FIFA mejor jugador del mundo. Ese mismo 1996 Ronaldo fichó por el Barcelona y su traspaso se convirtió en aquel momento en el más caro del fútbol español: 4.500 millones de pesetas. Vistiendo la camiseta azulgrana se ganó la fama mundial con inolvidables tantos como el que le marcó al Compostela el 12 de octubre de aquel año y que fue emitido por todo el mundo para conmemorar el nacimiento del nuevo Pelé. El 20 de enero de 1997 fue consagrado nuevamente por la FIFA como mejor futbolista del mundo, y ese mismo año recogió el Balón de Oro que concede la revista France Football. Aquel verano, incluso antes de que terminase la temporada, Ronaldo dejó el Barcelona para fichar por el Inter de Milán. Pero en los años siguientes le acompañarían las lesiones y apenas jugó con la elástica neoazurra.
Ronaldo llegó al Real Madrid en 2002 de la mano de Florentino Pérez. El carioca debutó de blanco el 6 de octubre del 2002, en un partido de Liga ante el Alavés en el que los blancos ganaron 5-2 y Ronie marcó el cuarto y último tanto merengue. En su primera temporada con la elástica madridista, el brasileño firmó unos números de fábula. Sus 29 goles fueron determinantes para que el Real Madrid conquistara la Liga y la Copa Intercontinental (diciembre de 2002), ante el Olimpia de Asunción paraguayo. Ronaldo abrió el marcador en el Yokohama Stadium al marcar a pase de Roberto Carlos y volvió a brillar con su habilidad y velocidad características. Ese año recibió de nuevo el Balón de Oro y el FIFA World Player.
En su segunda campaña de blanco (03-04), los números de Ronie mejoraron y se alzó con el Pichichi de la Liga (24 tantos, más cuatro en la Liga de Campeones). A nivel de títulos, el Real Madrid sólo pudo sumar a su palmarés la Supercopa de España ante el Mallorca. En la siguiente temporada Ronaldo volvió a rendir a un buen nivel. Anotó 21 goles en Liga y 3 en la Copa de Europa. Luego, sus registros goleadores bajaron. Las lesiones empezaron a pasarle factura (sobre todo una grave sufrida tras una entrada del rojiblanco Perea en el Vicente Calderón). Pero pese a jugar sólo 23 partidos de Liga, Ronie se mantuvo en su línea, anotando 14 dianas en Liga y dos en otros tantos partidos de Champions.
En su último año, Ronaldo anotó un gol en siete partidos de Liga. Su rendimiento vino marcado por la intervención a la que fue sometido en los albores de la temporada para limpiar unas calcificaciones en su rodilla. Desde entonces no gozó de continuidad en las alineaciones de Fabio Capello y el brasileño abandonó la disciplina del Real Madrid el 30 de enero de 2008 para fichar por el Milan.


2012


Franz Beckenbauer

Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias


La vida futbolística del alemán Franz Beckenbauer está reflejada en decenas de fotografías en las que aparece recibiendo y levantando trofeos, o en imágenes que aun perduran en el tiempo quitando un balón, haciendo un pase de larga distancia, jugando al toque o simplemente caminando el campo de juego con una elegancia que siemre caracterizó su estilo de juego.
Sin embargo la imagen que está indeleble en la mente de los aficionados es la de aquella semifinal del Campeonato del Mundo disputada en el estadio Azteca de México en 1970 en la que renunciaba a ser sustituido y se mantenía en el campo con una clavícula rota.
Es difícil olvidar cómo capitaneó a la selección alemana del '74 a la que llevó a la gloria frente a la "Naranja Mecánica" de Johan Cruyff. Como jugador inventó la posición del líbero y nadie mejor que él interpretó ese papel.
Beckenbauer era el eje alrededor del cual funcionaba todo su equipo y el fútbol cobraba sentido. Nadie discute que ha sido uno de los mejores jugadores de la historia y no es sorpresa que conforma la lista especial de los cinco mejores futbolistas de todos los tiempos.
El "Kaiser" conquistó como jugador la Copa del Mundo 1974 en una final inolvidable ante la Holanda de Cruyff, una Copa de Europa con el Bayer de Munich y un puñado de títulos nacionales y continentales.
Nacido el 11 de septiembre de 1945 en un barrio popular de Múnich, el joven Franz fichó por oscuras razones, a menudo debatidas en Alemania, un acontecimiento histórico, por el Bayern Múnich, antes que por el gran club bávaro de la época, el TSV 1860 Múnich.
Debutó pronto en el primer equipo y participó en el ascenso en Primera División del Bayern en 1965.
Para entonces ya era padre de un niño y agente de seguros sin gran convicción. Pero su estilo elegante, poco tenía que ver con el fútbol alemán de entonces, estaba llamado para grandes cosas.
Así Franz el líbero superó a Franz el agente de seguros y propulsó al Bayern, desde su puesto en la cancha, a la cima del fútbol alemán y europeo: cuatro título de Bundesliga (1969, 1972, 1973, 1974), cuatro Copas de Alemania (1966, 1967, 1969, 1971) y triple vencedor de la Copa de Europa, actual Liga de Campeones (1974, 1975, 1976).
En el Mundial de Alemania 1974, conquistó el título máximo al vencer a la Holanda de Johan Cruyff 2-1.
En 1977, salió a la conquista de Estados Unidos y se encontró en Nueva York, en el Cosmos, con el brasileño Pelé. En 1982, puso fin a su carrera tras ganar un quinto título de campeón de la RFA con el Hamburgo.


mendoza


Johan Cryuff

eliminatorias


La infancia de Johan Cruyff estuvo ligada a un balón de fútbol y al Ajax de Amsterdam, pues con sólo diez años fue escogido entre otros 300 niños para formar parte de las categorías inferiores del club.
A la edad de doce años perdió a su padre, por lo que se vio obligado a ayudar a su hermano con la economía familiar. Un par de años después, encontraría una nueva figura paterna en el cuidador del campo del Ajax al que ayudaba en su trabajo.
Dentro de la estructura del Ajax pasó rápidamente por todas las categorías inferiores (incluidos trabajos como el de limpiabotas y cuidador del vestuario), hasta que consiguió llegar a la primera plantilla, y debutar en la primera liga holandesa a la edad de 16 años.
La figura de Johan Cruyff se convirtió en un referente del mundo del fútbol, consiguiendo en tres ocasiones el Balón de Oro, otorgado por la revista francesa France Football, en los años 1971, 1973 y 1974 (estos dos últimos vistiendo ya la camiseta del Fútbol Club Barcelona).
La ruptura con el Ajax llegó en la temporada 1973-74, cuando el club de la capital holandesa negoció el traspaso de Cruyff al Real Madrid. Al saberlo el jugador, hizo muestra de una rebeldía que también le caracterizó durante toda su carrera, y decidió no fichar por el Real Madrid, sino por su máximo rival, el FC Barcelona, club por el que tenía mayor estima en su juventud. El traspaso de Cruyff al Barcelona se convirtió en el más caro en la historia del fútbol hasta ese momento (60 millones de pesetas) y firmó un contrato de 12.000 dólares mensuales.
En el verano de 1974 disputó como capitán de la selección holandesa el mundial de Alemania. El conjunto holandés desplegó un juego que pasaría a la posteridad como fútbol total, y que giraba en torno a la figura de Johan Cruyff. La final la disputaría contra Alemania, los anfitriones, que encabezados por Franz Beckenbauer, se impondrían por 2-1. Johan Cruyff fue designado como el mejor jugador del mundial.
Su estancia en el FC Barcelona duraría tres temporadas más, en las que sólo conseguiría ganar una Copa del Rey, aunque continuó marcando diferencias como estrella futbolística. Problemas con la directiva le llevaron a tomar la decisión de abandonar el club.
Tras un breve período de inactividad, en el que se le hizo un partido homenaje por parte del Ajax, decidió enrolarse en la liga estadounidense de fútbol, fichando en 1979 por Los Angeles Aztecs. La temporada siguiente la jugaría con los Washington Diplomats, y el año de 1981 lo empezaría la segunda división española, jugando varios meses con el Levante UD, para posteriormente finalizarlo en Washington de nuevo.
La carrera de Cruyff parecía estar llegando a su fin, pero sorprendentemente fichó de nuevo por el Ajax con la edad de 34 años. Durante sus dos temporadas en el club de su infancia consiguió ganar las dos veces la liga, además de una copa, pero su última temporada, la 1982-83, resultó especialmente complicada para el jugador, ya que se produjo la muerte del que había sido para él su segundo padre. Cruyff cayó en un bajo estado de ánimo, y el presidente del Ajax llegó a declarar que al jugador ya le faltaban capacidades para seguir jugando en la primera división holandesa.Y es así como salió a relucir de nuevo el espíritu rebelde de Cruyff, que decidió fichar por el máximo rival, el Feyenoord de Rotterdam, contando ya con 37 años.


futbol


Michael Platini

Argentina


Se destacó por su gran habilidad y su extraordinario remate de tiro libre. Suplía las limitaciones de físico con una técnica y una visión de juego depuradas, que le encumbraron a lo más alto del fútbol europeo. Considerado como el mejor jugador francés de la historia hasta la llegada de Zinedine Zidane, Platini es un héroe nacional en el país galo. El juego de Platini parecía tocado por los dioses.
Empezó su carrera deportiva en 1966, con 11 años, en el A.S. Joeuf, club de tercera división que dirigía su padre. Debutó profesionalmente en el Nancy en mayo de 1973 y permaneció en ese club hasta 1979, cuando fue contratado por el club Saint Étienne, donde obtuvo la Liga francesa de 1981. En 1982 pasó a jugar en la Juventus de Turín, Italia. Con este equipo obtuvo la Liga y Copa de Italia, la Copa de Europa, Recopa y Supercopa de Europa además de la Copa Intercontinental, tras vencer en Tokio a Argentinos Juniors, de Argentina, en definición por penales luego de empatar en 2 tantos, partido en el que marcó un gol y convirtió el penal en la definición.
Integrante primordial del mítico equipo bianconero, que bajo la dirección técnica de Giovanni Trapattoni, habría logrado las grandes hazañas en Europa (las 3 Grandes Copas) y conquistado de forma excluyente la liga. En ese período se formó la columna vertebral de la selección campeona mundial FIFA de 1982.
Su debut en la selección de su país se produjo el 27 de mayo de 1976, cuando Francia enfrentó a Checoslovaquia en el estadio Parque de los Príncipes, en París. En 1978 debutó en la Copa del Mundo, con casi 23 años. En ese mundial su equipo cumplió un correcto papel, aunque no pasó de la primera ronda. En el partido que jugó frente a Argentina convirtió su primer gol en la selección. Luego participó en los mundiales de 1982 y 1986, torneos en los que su selección llegó a semifinales. Se podría decir que en España 1982 su carrera alcanzó vuelo internacional y se perfiló como uno de los más grandes futbolistas del siglo. En esa ocasión disputó uno de los partidos más recordados de la historia de los mundiales: la semifinal contra Alemania Federal. En este partido, que comienzan ganando los alemanes, Francia logra empatar con gol de Platini y adelantarse en el marcador estableciendo un 3 a 1 a su favor; pero en el tiempo de descuento los alemanes empatan, y terminan ganando el partido por penales.
En México 1986 Francia disputó otros dos partidos memorables. Uno en octavos frente a Italia, y sobre todo el partido frente a Brasil, en los cuartos de final. Brasil llegó sin haber perdido ningún partido, y con la valla invicta; Michel Platini logró vencerla empatando el partido. La definición por penales decidió que Francia fuera el semifinalista. Pelé calificaría posteriormente a este partido como el partido del Siglo. En todos los encuentros Michel Platini marcó su estampa.
En 1984, siendo el capitán de su equipo, Francia y Platini consiguieron el primer gran título internacional de la selección: el Campeonato de Europa.
En 1983, 1984 y 1985 obtuvo el Balón de Oro, trofeo que otorga anualmente la revista France Football al mejor futbolista de Europa. Michel Platini es el único jugador que obtuvo el trofeo durante tres años consecutivos.
En 1987, a los 32 años, se retiró del fútbol. Después de tomar esa decisión, manifestó que ya no encontraba placer en lo que hacía, y para él el objetivo del fútbol debe ser el poder disfrutarlo. Un año después se hizo cargo del seleccionado francés, y en 1989 fue nombrado directivo de la Federación de Fútbol de su país. En la Eurocopa disputada en Suecia en 1992 dirigió a su selección, donde cumplió una discreta actuación. En 1998 fue elegido copresidente del Comité Organizador del mundial de Francia, tarea que realizó satisfactoriamente.


2012


Zidenine Zidane

Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias


Desde muy pequeño sintió afición por el deporte, a los cuatro años ya montaba en bicicleta y a los seis empezó a practicar el judo. Pocos años después acudía al estadio de Marsella y se enamoró del que considera un jugador maravilloso, Enzo Francescoli, que por entonces jugaba en el Olympique y al que aún admira por su juego en el River Plate.
Empezó su carrera futbolística en el equipo de La Castellane, del barrio marsellés del mismo nombre, donde nació. Jugó en modestos equipos de la periferia de Marsella, como el US Saint Henri y el Septemes. Cuando tenía 14 años fichó por las categorías inferiores del Cannes.
A partir de entonces, su ascensión fue sistemática. Con 17 años debutó en la Primera división francesa frente al Nantes. Su siguiente equipo fue Burdeos, donde rindió considerablemente durante 4 años.
En 1996, Zidane fichó por la Juventus de Turín, club con el que engrosó considerablemente sus palmarés, y a su vez jugó por la selección francesa. El equipo francés tuvo en Zidane a su eje principal para convertirse en la mejor selección francesa de la historia. Fue elegido como el mejor jugador del Campeonato Mundial de Fútbol de 1998, en el que ganó la final ante Brasil anotando dos goles de cabeza. También se coronó campeón en la Eurocopa Holanda 2000.
A nivel de clubes ganó casi todos los títulos posibles (Liga, Copa, Supercopa de Italia, y la Copa Intercontinental). Sólo le faltaba un título la Copa de Europa (Liga de Campeones), pues había perdido dos finales, una de ellas contra el Real Madrid, el que sería su siguiente equipo, y con el que conseguiría el trofeo que le faltaba.
El 9 de junio de 2001 fue presentado como jugador del equipoo español Real Madrid. El traspaso supuso unos 78 millones de euros, lo que le convirtió en el jugador más caro en la historia del fútbol. Aunque al principio le costó acomodarse a un equipo plagado de estrellas (los periodistas bautizaron al equipo como "Los Galácticos", culminó la temporada anotando el gol que daba la victoria por 2-1 al Real Madrid ante el equipo alemán Bayer Leverkusen en la final de la Liga de Campeones de 2001-2002.
Las lesiones impidieron que repitiese su actuación de 1998 con la selección de su país en el Mundial de 2002, donde, defendiendo el trofeo, su equipo tuvo una actuación mucho menor a la esperada y fue eliminado en la primera ronda sin anotar un solo gol.
Zidane se retiró de la selección francesa tras culminar una mala Eurocopa de fútbol 2004, en la que Francia cayó derrotada en cuartos de final por 0-1 contra Grecia a pesar de que tuvo una buena actuación anotando 3 goles. En el año 2005 volvió a la selección con la meta de la Copa Mundial de Fútbol de 2006, siendo un jugador clave para su selección durante la fase de clasificación.
Fue Balón de Oro en 1998, mejor jugador del mundo según la FIFA en 1998 y 2000, campeón del Mundo y de Europa con la selección francesa, pieza clave en la todopoderosa Juventus de los últimos años 90. Medio centro ofensivo a la antigua usanza, con gol, llegada, visión de juego, generoso con los delanteros y un enorme despliegue físico.
Destaca principalmente en su manejo del balón, controles de todo tipo, regates, fintas, lanzamientos de falta y asistencias de gol.


mendoza


Alfredo Di Stéfano


eliminatorias


En sus comienzos en Ríver Plate lo llamaron "El alemán", sobrenombre que después el fútbol todo lo cambió por el de "La saeta rubia".
Comenzó en Ríver en 1945, jugó un solo partido y pasó al Club Atlético Huracán donde jugó en 1946, en 25 partidos, y anotó 10 goles.
Volvió a Ríver y se desempeñó durante las temporadas de 1947, 1948 y 1949. Totalizó en el fútbol argentino 91 partidos jugados y 60 tantos . Y perteneció al equipo que logró el Campeonato de 1947.
Ese mismo año, integrando la Selección Argentina, logran el Campeonato Sudamericano de Guayaquil.
En 1949 debutó en Millonarios de Medellín, en Colombia, integrando el equipo (con una delantera totalmente argentina, entre ellos Pedernera, Báez, Reyes, Mourín) que logró los campeonatos de 1949, 1951 y 1952, marcando en total 259 goles.
En 1953 dejó Colombia, fue transferido a España y el 23 de septiembre comenzó a jugar para el Real Madrid donde estuvo hasta 1964. Intervino en 510 encuentros y logró 418 goles. Con este equipo, logró los campeonatos de 1953/54, 1954/55, 1956/57, 1957/58, 1960/61, 1961/62, 1962/63 y 1963/64. Ocho campeonatos en total, y en cinco de ellos Alfredo Distéfano fue el goleador.
Participó en 31 partidos integrando la Selección española de fútbol y marcó 23 tantos (Entre 1957 y 1962).
En 1964 pasó a Español de Barcelona, donde jugó hasta 1966, año en que se retiró del fútbol profesional.
Volvió a Argentina y fue Técnico, entrenando al Boca Juniors Campeón de 1969 y de Ríver Plate, Campeón en 1981


futbol

Roberto Baggio

Argentina


Roberto Baggio es un futbolista inclasificable. Superdotado como un Johan Cruyff, y provisto de un fuerte carácter al estilo de un Eric Cantona, siempre permanecerá en los anales del fútbol de alto nivel como un caso aparte. Il Divino Codino (‘la coleta divina’), un jugador atípico que se quedó a un lanzamiento penal de la gloria suprema, supo hacerse un sitio como verdadera leyenda del fútbol italiano.
La historia de Roberto Baggio es la de un delantero extraordinario por la naturaleza que, sin embargo, tuvo que hacer gala de un coraje increíble para conseguir imponerse a base de sacrificio y de sufrimiento, por culpa de las lesiones recurrentes en la rodilla derecha. Se trataba de un jugador de instinto, que compensaba el no ser especialmente corpulento (1,74 m y 73 kilos) con una técnica individual sin parangón y una inteligencia inusual a la hora de leer el juego. El elegante Baggio ejerció toda su carrera en Italia, desde su debut en el Lanerossi Vicenza (en 1982, en la tercera división italiana) hasta que colgó las botas en el Brescia, en 2004.
Por todos los rincones del planeta, decenas de miles de tifosi sucumbieron a los encantos de este atípico cerebro goleador, que marcó 205 tantos en la Serie A. “Baggio no es un ‘nueve’, pero tampoco un ‘diez’. Es un ‘nueve y medio’”, señaló en su momento Michel Platini, el actual Presidente de la UEFA, al hablar de los comienzos de su sucesor como director de juego del Juventus de Turín.
Italia, a sus pies
Baggio, natural de Caldogno, pequeña localidad del Véneto, hizo sus pinitos futbolísticos en las categorías menores del Lanerossi Vicenza. Allí metió la friolera de 110 goles en 120 partidos, que le sirvieron además para debutar dos años más tarde en el primer equipo, con apenas 15 años. Sin embargo, en el último partido de la temporada 1984/85, contra el Rimini (que a la sazón entrenaba un tal Arrigo Sacchi), sufrió una gravísima lesión en la rodilla derecha. Al cabo de una interminable rehabilitación, tardó un año y medio en regresar a los terrenos de juego. Era el primer capítulo de un rosario de lesiones que, con cada recaída, iba a poner en peligro el resto de su carrera.
Durante aquel largo periodo de baja, el jugador atravesó por una profunda crisis espiritual y, finalmente, decidió convertirse al budismo. “Eso me ayudó a controlar mejor mis pensamientos”, precisó este ferviente budista que antes de los partidos se entregaba a sesiones de meditación en solitario.
A lo largo de cinco campañas, Baggio pasó a defender los colores del Fiorentina (39 goles en 94 encuentros). La Fiore lo había fichado previamente a su lesión, y accedió a esperar 18 meses antes de verlo debutar. Un gesto que el delantero no olvidaría jamás, hasta tal punto que, en abril de 1991, en su primera campaña en el Juventus, se negó a tirar un penal contra la Viola antes de ir a saludar a sus antiguos tifosi, quienes habían digerido mal su marcha a Turín.
Las cinco temporadas que pasó en la Juve fueron las de la consagración y el reconocimiento de su talento, con la conquista de una liga, una Copa de Italia y una Copa de la UEFA, además del brazalete de capitán, un título de Jugador Mundial de la FIFA, 78 goles marcados y su consolidación internacional. Pero al regresar de la Copa Mundial de la FIFA 1994, volvió a lesionarse, tras haber marcado un golazo contra el Padua. En sus cinco meses en el dique seco, asistió impotente a la eclosión de un joven talento a quien el nuevo entrenador, Marcello Lippi, prefería: un tal Alessandro Del Piero…
Contra la voluntad de la afición bianconera, Baggio fue traspasado al Milan, donde, asociado en ataque a George Weah y Dejan Savicevic, se adjudicó un segundo scudetto consecutivo. Sin embargo, a pesar de sus goles, su técnica y su exquisito toque de balón, su progresión siguió viéndose entorpecida por su rodilla, y por una gran incomprensión a cargo de varios de sus entrenadores. “Ya no hay sitio para los poetas en el fútbol moderno”, le espetó Óscar Washington Tabárez cuando, en los albores de la temporada 1996/97, Baggio se quejó por no ser utilizado lo suficiente.
Tras un paso exitoso por el Bolonia, donde anotó 23 tantos en el curso 1997/98 (el mejor total de su carrera), tuvo otra etapa menos destacada en el Inter de Milán, entre 1998 y 2000. Finalmente, Baggio iba a pasar sus cuatro últimas temporadas como futbolista en el Brescia, al que mantuvo en la Serie A con 45 dianas en 95 encuentros. El 16 de mayo de 2004, a cinco minutos de la conclusión del Milan-Brescia (4-2), abandonó el césped por última vez mientras todo San Siro, puesto en pie, le tributaba una prolongada ovación.

2012

Garrincha


Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias


Manuel Francisco Dos Santos nació en la pequeña ciudad brasileña de Pau Grande, cercana a Río de Janeiro, el 28 de octubre de 1933. Fue un puro representante carioca, con las alegrías, extravaganzas, espontaneidad y melancolía que caracterizan a muchos brasileños nacidos en esa parte de la nación sudamericana, y como varios de sus compatriotas, despertó admiración y simpatía.
Al pequeño se lo llamó Mané, que es un diminutivo de Manuel. Con el tiempo se le agregó a tal sobrenombre, primero nacional y después internacional, un apodo que quedó registrado para siempre en la historia del fútbol mundial: Garrincha, que en portugués tiene que ver con el sonido de una pájaro.
Con un aspecto físico algo chaplinesco, una pierna izquierda inclinada hacia adentro mientras que la pierna derecha era 6 centímetros más pequeña y doblada hacia fuera, Garrincha se convirtió en uno de los más grandes regateadores de la historia del balompié. Aquellos que pudieron presenciar sus actuaciones sobre la franja derecha de ataque (el otrora puntero derecho) de cualquier equipo que le tocó jugar, jamás olvidaron esa habilidad increíble, casi endemoniada.
La fama comenzó a llevarlo del brazo en el club Botafogo, su primer equipo profesional, y en donde jugó 581 partidos, logrando 232 goles. Con 20 años de edad, debutó en 1953 frente al Bonsucesso. El resultado final de ese encuentro fue de 6 a 3 a favor del Botafogo y Garrincha convirtió 3 goles.De ahí en más, el fútbol quedaría fascinado por uno de sus duendes más traviesos y creativos.
En una carrera caracterizada por grandes logros deportivos, el Botafogo de Garrincha fue Campeón de la Liga Carioca en 1957, 1961 y 1962 y de la Liga Río-Sao Paulo en 1962 y 1964. En esa época el formato del campeonato nacional era distinto al actual y en la Liga Río-Sao Paulo participaban los mejores equipos brasileños del momento.
De hecho, El Botafogo de Garrincha y el Santos de Pelé son considerados dos de los conjuntos más sobresalientes de la historia de Brasil y sus enfrentamientos marcaron un hito en el balompié del pais sudamericano. Siempre con el "7" en la espalda, Garrincha dio la vuelta al mundo mostrando su habilidad y destreza no sólo para el Botafogo.
Los puntos máximos de su carrera los tuvo en los campeonatos mundiales de 1958 y 1962. En el torneo de Suecia sorprendió y despertó elogios de todo tipo e idioma al igual que su compañero de equipo, el entonces adolescente y desconocido Pelé.
Brasil se trajó de Estocolmo la copa del mundo con un resultado categórico de 5 a 2, a pesar del esfuerzo del seleccionado sueco que terminó confundido ante la habilidad de los sudamericanos cuya línea de ataque estuvo conformada por Garrincha, Didí, VaVá, Pelé y Zagalo (algo así como el "Dream Team" del fútbol).


Fin de la tercera parte de los candidatos, pasa por nuestro Blog y deja nos tu elección !



Web : http://de-todo-futbol.blogspot.com/

Facebook
: /DeTodoFutbol
Twitter : @DeTodoFutbol


mendoza
eliminatorias
futbol

Argentina

Comentarios Destacados

@exe_tecla1 +8
Argentina no se muda a ningún lado,siempre estuvo en su país...ya era hora de que el fútbol saliera de Capital Federal una vergüenza para el resto del país...

ERA HORA CARAJO!!!

11 comentarios - Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias

@Tomasdrk
che y contra ecuador se juega aca en buenos aires?
@exe_tecla1 +8
Argentina no se muda a ningún lado,siempre estuvo en su país...ya era hora de que el fútbol saliera de Capital Federal una vergüenza para el resto del país...

ERA HORA CARAJO!!!
@Virux_711 +3
me parece muy bien, tendria q ser como en brasil q cada partido de local cambia de sede!
@Jesusabel -1
Menos mal q no juegan en estadios de la b
@federiki +3
Que suerte ahora que viene el frio se mudan de la heladera, bien por el cambio Argentina se muda a Mendoza en las Eliminatorias
@RRMH7 +3
En el monumental últimamente hay mucha mufa hay juega un equipo de la B