Era cerrado, pero los hinchas coparon Ezeiza

El amistoso frente a Godoy Cruz se iba a sin jugar público, pero la gran cantidad de gente que se acercó al predio obligó al cuerpo técnico a habilitar una tribuna.

Un mes sin ver a River es demasiado. Así lo demostró el centenar de hinchas que se acercó esta tarde al predio de Ezeiza para observar el amistoso frente a Godoy Cruz, pese a que se había advertido que el duelo sería a puertas cerradas.

Entonces, ante la gran concurrencia de simpatizantes millonarios, el cuerpo técnico aflojó y permitió el ingreso de los hinchas, que ocuparon una de las dos tribunas que contiene el complejo de River.

Desde allí alentaron a Almeyda, Trezeguet y al resto del plantel, pero además se dieron el gusto de presenciar el primer entrenamiento de Jonathan Bottinelli con la camiseta de River.