Uruguay, especialista en ganarle a anfitriones


Uruguay, especialista en ganarle a anfitriones


Derrotó a organizadores de Juegos Olímpicos, Copas América y mundiales. Además, Tabárez siempre venció a organizadores de torneos en su segundo ciclo

seleccionEl festejo uruguayo tras ganarle los penales a Argentina en la Copa América 2011


Quizá en la selección uruguaya aflore una rebeldía extra cada vez que se enfrenta a un anfitrión en un certamen internacional. Lo cierto que una especialidad de la celeste es ganarle al país que organiza la competencia que se disputa. Ya sea Juegos Olímpicos, Copa América o Copas del Mundo.

La primera vez ocurrió en los Juegos de 1924, en Colombes. Allí, los celestes golearon a Francia 5 a 1 por los cuartos de final. Dos goles de Scarone, otros dos de Petrone y uno de Romano condujeron a la selección a semifinales, instancia en la que derrotó a Holanda 2 a 1, para luego jugar la final con Suiza y ganarle 3 a 0.

En Ámsterdam, en 1928, Uruguay le dio otro testazo al local: venció a Holanda en octavos de final 2 a 0, gracias a los tantos de Scarone y Urdinarán. Luego le ganó a Alemania, en cuartos, a Italia, en semifinales, y a Argentina, en la pulseada por la medalla de oro.

En Copas del Mundo

Uruguay tiene en sus pergaminos -para muchos- la victoria más importante en la historia de los mundiales. El 16 de julio de 1950 la selección celeste no solo le ganó al organizador del mundial, Brasil, sino que le dio vuelta el partido gracias a los goles de Schiaffino y de Ghiggia.

Lo más fresco en mundiales fue la victoria a Sudáfrica en Pretoria, en el mundial de 2010. Con los dos goles de Forlán y uno de "Palito" Pereira, la celeste volvió a triunfar en esta clase de torneos luego de 20 años, justo ante el dueño de casa.

En Copas América

En este rubro, Uruguay también es especialista. En 1920 Uruguay se llevó la Copa América en Chile, ganándole al local en el último partido. Una historia que se repitió en 1926, con los trasandinos también como anfitriones, en que la selección celeste ganaría su sexto título continental.

Los peruanos fueron los que más sufrieron con Uruguay en esta competencia cuando organizaron el torneo. En la de 1927, Uruguay no fue campeón pero le ganó al país incaico por 4 a 0. Situación que también aconteció en 1935, cuando la celeste le ganó el primer partido 1 a 0, resultado que días después le sirviera para obtener su séptima corona continental.

Argentina padeció esta situación en tres oportunidades. En la de 1937, si bien el equipo albiceleste salió campeón en el torneo que organizó, en el partido que jugaron ante Uruguay, la victoria fue celeste por 3 a 2. En 1987, el equipo uruguayo ganó 1 a 0 con el recordado gol de Antonio Alzamendi en el Estadio Monumental por la semifinales. Ese año el equipo de Francescoli y compañía lograron la decimotercera Copa América. El recuerdo más fresco es el que ocurrió hace poco más de un año, en Santa Fe. El equipo uruguayo venció a Argentina por penales, tras empatar 1 a 1 en los 120 minutos por los cuartos de final del torneo. Días después, Uruguay se transformaría en el más campeón de la competición.

En 1999, Uruguay dejó afuera por esa vía a Paraguay, con las atajadas a mano cambiada de Carini. Y, en 2007, Uruguay eliminó a Venezuela en cuartos de final con una goleada 4 a 1, con dos tantos de Forlán, uno de Pablo García y otro del "Cebolla" Rodríguez.

Uruguay

Tabárez y sus éxitos contra anfitriones

Tomando en cuenta exclusivamente el segundo ciclo del Maestro al frente de la selección, Uruguay siempre le ganó a los organizadores de los torneos internacionales que disputó. A Venezuela, en la Copa América de 2007, a Sudáfrica en el mundial 2010 y a Argentina en la Copa América de 2011.

En dos de esos partidos, ante los albicelestes y africanos, Uruguay utilizó la camiseta blanca, justo la que va a usar ante Gran Bretaña este miércoles en Cardiff.

partidosfutbol

especialista