Sao Paulo "Campeon" Resumen Del Primer Tiempo

Durante el entretiempo de la final en el Morumbí el plantel del Club Atlético Tigre fue agredido por los agentes de seguridad de estadio. Hubo jugadores heridos con cortes y excoriaciones. El arquero Damián Albil fue apuntado con un revolver por los mismos agresores. Un bochornoso final de Copa que merece respuestas

El partido correspondiente a la segunda final de la Copa Bridgestone Sudamericana 2012 fue suspendido por el árbitro chileno, Enrique Osses, al constatar las agresiones al plantel de Tigre en el entretiempo, dentro de los vestuarios del estadio Morumbí. Hubo serios incidentes que involucraron a agentes de seguridad de la Federación Paulista y los jugadores del Matador, los cuales poseen heridas y algunas excoriaciones por la gresca. Estos hechos por el cual no estaban dadas las garantías para que el equipo de Victoria retornase al campo de juego obligaron a las autoridades de la CONMEBOL a dar por finalizado el encuentro cuando aún restaba un tiempo por jugarse.
Todo comenzó cuando los jugadores del Matador se aprestaban a ingresar al vestuario tras un primer tiempo que no era favorable, con el resultado de 0-2 a cuestas y con los locales que comenzaban a recrear artilugios provocativos dentro del terreno de juego, la bronca se fue disipando. Sin embargo, el epicentro estaba esperándolos después de descender las escaleras que comunicaban a los vestidores.
Un grupo de 15 robustos agentes de seguridad, contratados por el club San Pablo, que nada tenían que hacer allí comenzaron a agredir verbal y físicamente a los jugadores de Tigre a medida que iban pasando por ese angosto pasillo. El primero en recibir golpes fue Mariano Echeverría y sus compañeros atónitos al ver la agresión comenzaron a responder con empujones. Esto enardeció a los agentes que comenzaron a contraatacar con armas blancas de metal que generalmente utiliza la policía para disuadir pequeñas masas, las cuales produjeron en los deportistas hematomas de gran tamaño y excoriaciones.
La gota que rebalsó el vaso fue cuando uno de estos agresores escribió un revolver con el cual, primero apuntó hacia la humanidad de Damián Albil y luego utilizó para aplicarle un culatazo al arquero de Tigre.
Ya con los hechos consumados llegó la policía paulista que obligó a los jugadores y cuerpo técnico a ingresar al vestuario rápidamente, a base de empujones y malos tratos.
Al ver el crudo panorama en el camarín visitante, donde se pudo observar jugadores convalecientes e integrantes del cuerpo técnico de Néstor Gorosito seriamente golpeados, se tomó la acertada determinación de no salir al campo de juego para disputar los segundos 45 minutos.
La Confederación Sudamericana de Fútbol decretó finalmente la conclusión del partido con el resultado de 2 a 0 favorable al San Pablo FC, que se alzó con el título completando una escena dantesca en Brasil.

RESUMEN DEL PRIMER TIEMPO:

San Pablo (2): Rogério Ceni, Paulo Miranda, Rafael Toloi, Rhodolfo, Cortez; Denilson, Wellington, Jadson; Lucas, Osvaldo y Willian José.
DT: Nery Franco.
Suplentes: Denis, Edson, Douglas Pereira, Maicon, Cicero, Ganso y Ademilson.
Tigre (0): Damián Albil; Erik Godoy, Norberto Paparatto, Mariano Echeverría, Lucas Orban; Martín Galmarini, Diego Ferreira, Gastón Díaz, Ramiro Leone; Rubén Botta; y Ezequiel Maggiolo.
DT: Néstor Gorosito.
Suplentes: Javi García, Matías Escobar, Nicolás Martínez, Matías Pérez García, Federico Santander, Agustín Torassa y Diego Ftacla.
Goles: Lucas (22′PT) y Osvaldo (27′PT)
Amonestados: San Pablo: Denilson (32′PT), Rogerio Ceni (38′PT). Tigre: Martín Galmarini (35′PT), Erick Godoy (42′PT), Gastón Díaz (44′PT)
Expulsado: 45’PT. Paulo Miranda (SP)
Árbitro: Enrique Osses (Chile)
Asistentes: Francisco Mondría y Carlos Astroza (Chile)
Estadio: Morumbí (San Pablo FC)


resumen

paulo



final