Un maleducado Messi escupe al banco del Real Madrid.


Diversas televisiones nacionales y autonómicas han mostrado su malestar con Santa
Mónica, empresa encargada de distribuir la señal del partido Barcelona-Real Madrid, por lo que consideran "clara muestra de censura" en el resumen remitido tras el encuentro. En el mismo no aparecen algunas de las escenas que han causado la indignación del Real Madrid, como por ejemplo un escupitajo de Lionel Messi al banquillo blanco, donde se encontraba José Mourinho o el momento en que Pep Guardiola se dirige a esa zona de los suplentes visitantes para decirles "¡sois una banda!". El club blanco desearía que se facilitaran esas imágenes.

Habitualmente se emite un resumen de tres minutos, pero esta vez se fue hasta los cinco. Sin embargo, prácticamente todas las imágenes se centraban en el aspecto deportivo y obviaban buena parte de los incidentes post partido. Ante la insistencia de las cadenas de televisión pidiendo imágenes adicionales, la respuesta fue que se prefería ofrecer en su mayoría "imágenes positivas de fútbol", y no otras que "podrían enturbiar la imagen del fútbol español".

Según pudo saber EL MUNDO, en diversas grabaciones anónimas (algunas ya circulan por youtube) sí aparecen esos momentos de tensión con Messi y Guardiola. De los resúmenes oficiales emitidos sólo se desprende la mala conducta de Mourinho, que tuvo un altercado con Tito Vilanova, segundo entrenador del Barça, y que soltó una bofetada al portugués tras la acción del dedo en el ojo.