Un golazo de Agüero no le alcanzó al City para ganar

Marcó el 2-2 definitivo ante el Liverpool. El Kun fue titular junto a Zabaleta. Su equipo quedó ahora a nueve puntos del líder United.

Un golazo de Agüero no le alcanzó al City para ganar
liverpool

Sergio Agüero apareció en el momento justo para evitar la derrota del Manchester City como local ante Liverpool. Fue empate 2 a 2 con un golazo del argentino a 13 minutos del final. Claro que el resultado no fue el esperado para el City, ya que el United, que había ganado el día anterior, quedó ahora a 9 puntos de distancia.

El primer tiempo arrancó sin demasiadas opciones de gol, pero quedó claro que era el local quien intentaba. Una buena combinación de Agüero y Dzeko que se diluyó al llegar al área fue de lo poco que ofrecía el City, que además contó con Zabaleta desde el arranque y Tévez en el banco. Del lado de enfrente, Suárez se mostraba muy sólo en los minutos iniciales.

Sin embargo, cuando Liverpool había recuperado la pelota llegó el gol del City. Dzeko la empujó para coronar una gran jugada colectiva tras centro de Milner.

Pero poco duró la alegría. Seis minutos más tarde, Daniel Sturridge le pegó de zurda casi sin carrera y la puso al lado del palo. El gol vino con polémica: los locales se quejaron de que Dzeko estaba caído y el encuentro no se detuvo.

El empate de Liverpool fue un golpe duro de digerir para el conjunto de Manchester. Los dirigidos por Mancini no encontraron variantes en ofensiva y, a pesar de que su rival no propuso demasiado, Suárez fue una amenaza constante en el área del City y poco a poco los visitantes alejaron el juego de su área.

La segunda mitad arrancó con situaciones repartidas. Suárez seguía siendo la principal carta ofensiva de Liverpool, pero Downing y Sturridge acompañaban cada vez más. Del otro lado, Agüero se mostraba movedizo y cuando se juntaba con Silva generaba aproximaciones. Pero ambos equipos carecían de la precisión final necesaria para crear una chance clara de gol.

Fue entonces un zapatazo desde afuera del área el que inclinó la balanza. Gerard la agarró en el aire y su derechazo picó justo antes del arco y se metió junto al palo.

Parecía que el City carecía de variantes para volver a marcar. Sin embargo, Agüero picó ante un pase de Gareth Barry, ganó la posición al defensor y se abrió ante la salida de Reina. Entonces, con un ángulo muy cerrado y a punto de caerse el argentino alcanzó a tocarla para ponerla junto al segundo palo.

En los minutos finales el argentino empujó a su equipo a la victoria, pero ninguno de los dos conjuntos pudo volver a quebrar la paridad.