Pepe volvió a las andadas. Esta vez su víctima fue el Chori Domínguez con el que mantuvo un pique durante todo el encuentro que enfrentó a Real Madrid y Rayo y que se saldó con un pisotón del portugués al argentino en el minuto 38 de partido.




En un lance del encuentro, Pepe pisó con los tacos al rayista cuando este fue derribado. El Chori cayó sobre el césped del Bernabéu y fue entonces cuando el central le dejó un recadito a lo que el delantero respondió minutos más tarde con un codazo que también quedó impune, luego Karanka, en rueda de prensa, volvio a quejarse del arbitro. El Madrid es un circo.

Pepe, el eterno carnicero

karate
Madrid
pepe
taekwondo


PEPE APRUEBA EL POST:
futbol