La historia de los Mundiales de 1930 al 2010 !!

La Historia En Los Mundiales :

Uruguay 1930 :

El orgullo "charrúa" tuvo un momento de gloria en su historia futbolística cuando en 1930 organizó la primera Copa del Mundo de fútbol que finalmente se quedó en sus vitrinas, para fortalecer la grandeza que por esos años tenía el fútbol uruguayo.

Entre el 13 y el 30 de Julio de 1930, se disputó en Montevideo, con la participación de 13 selecciones, 4 europeas y 9 americanas. La lejanía del Río de La Plata amedrentó a varios países que renunciaron a la invitación, aunque sí fueron aceptadas por las selecciones de Yugoslavia, Bélgica, Francia y Rumania, que se lanzaron a cruzar el Oceáno Atlántico en más de 25 días de travesía. Muchos de estos equipos debieron realizar sus prácticas futbolísticas en las cubiertas de esos buques, por lo cuál la preparación no fue la óptima.

Las demás selecciones llegaron desde América como las de Argentina, Estados Unidos, Chile, Brasil, Paraguay, Perú, Bolivia y México.

Se agruparon lo conjuntos en 4 zonas, 1 de ellas con 4 participantes y las otras con 3:

Zona A: Francia, México, Argentina y Chile; Zona B: Yugoslavia, Brasil y Bolivia; Zona C: Rumania, Perú y Uruguay y Zona D: EE.UU., Bélgica y Paraguay. Clasificaba el primero de cada una y luego se disputaban las semifinales y las finales.

El partido inaugural, jugado en el Parque Central, significó la victoria de Francia sobre México 4 a 1, el 13 de julio de 1930, en un encuentro del Grupo A donde también estaban Argentina y Chile. El grupo B tenía tres selecciones: Yugoslavia, Brasil y Bolivia. El grupo C albergaba a los anfitriones, Perú y Rumania, mientras la zona D a Estados Unidos, Bélgica y Paraguay.

La primera serie dejó a las dos representaciones rioplatenses en las semifinales junto a Estados Unidos y Yugolavia, como sorpresas, mientras Brasil y Francia, los otros candidatos, fueron eliminados.

Argentina fue imbatible hasta llegar a la final. Venció a Francia 1-0, 6-3 a México y 3-1 a Chile en la primera rueda y goleó 6-1 a EE.UU. en la semifinal. Pero en el último partido perdió el invicto ante Uruguay por 4-2, luego de ir ganando 2 a 1 en el primer tiempo. Antes de ese partido Luis Monti recibió amenazas anónimas contra él y su familia. Jugó en contra de su voluntad, pero no mantuvo su verdadero nivel por los nervios.

Aquel día la Argentina formó con Botasso, Della Torre, Paternoster, J. Evaristo, Monti, Suárez, Peucelle, Varallo, Stábile, Pereyra y M. Evaristo.

En el estadio Centenario de Montevideo, el 30 de julio de 1930, hubo 10 mil argentinos que presenciaron en silencio, el festejo de los uruguayos. Ese resultado dio inicio a un clima de "guerra" deportiva y diplomática entre Argentina y Uruguay que se mantuvo por muchos años ante la hostilidad que ambas selecciones se prodigaron en esa inovidable final.

El estadio Centenario
Para esta competencia, Uruguay se prepararó a conciencia y por ese motivo construyó el mítico escenario que se hizo en tiempo récord de seis meses (de enero a junio de 1930) y se terminó cuando el torneo ya había comenzado (cuatros días después de la fecha de inicio del torneo internacional).

La demora se debió a las continuas lluvias caídas en las semanas previas. Tenía capacidad para 80.000 personas en un área ocupada de 450.000m² con un costo de 1.500.000 dólares.



Italia 1934 :

El segundo campeonato, contrariamente al primero, tuvo realmente una dimensión mundial. Treinta y dos países, que representaban a todos los continentes, se inscribieron. De las llamadas "grandes potencias" del fútbol, sólo Inglaterra estaba ausente.

La Copa de 1934 fue también la primera en que se hizo necesaria una etapa eliminatoria: eran 32 los países inscriptos para apenas 16 finalistas. A partir de octavos de final, los 16 deberían decidir su suerte sobre la base del todo o nada: los vencedores irían pasando a la etapa siguiente mientras los perdedores eran descalificados sumariamente.

Fascismo en la cancha
Los octavos de final se jugaron el día 27 de mayo. El equipo español, con su excelente arquero Zamora, eliminó por 3-1 a Brasil. Italia, bajo el comando del entrenador Vittorio Pozzo y reforzado por varios jugadores 'oriundi' (nacidos en América de origen italiano, entre ellos los argentinos Monti, Guaita y Orsi y los brasileros De María y Filó) era una de las atracciones de esa primera rueda. En la víspera del debut contra Estados Unidos, el técnico y los jugadores italianos escucharon el vehemente discurso del general Giorgio Vaccaro, miembro de la 'militia', a quien el mismo Mussolini había indicado para presidir la Federación Italiana.

El campeonato de 1934 sería, para la Italia fascista de Mussolini, lo que las Olimpíadas de 1936 habrían de ser para la Alemania de Hitler: un medio de afirmar la superioridad de un país, de un régimen, de una raza. Los jugadores dedicaron al Duce su primera victoria: una goleada de 7-1 ante los débiles norteamericanos.

Además de los ya nombrados, Italia y España, seis equipos se habían clasificado en octavos de final: Checoslovaquia, Alemania, Austria, Suiza, Hungría y Suecia (éste último equipo eliminó a la Argentina).

En cuartos, el partido más dramático lo protagonizaron Italia y España. Disputaron 210 minutos de lucha, violencia y confusión en los cuales los italianos llegaron a la victoria con un discutido gol de Meazza, quien habría tocado la pelota con la mano.

En semifinales, en la misma tarde en que Checoslovaquia derrotaba a Alemania, los seleccionados de Italia y Austria (el 'Wunderteam') disputaban la 'partida decisiva anticipada' del Campeonato. Los austríacos, pese a jugar bien, no consiguieron vencer a la 'Squadra Azurra' y perdieron por 1-0 con gol del ítalo argentino Guaita.

La final, disputada el 10 de junio en Roma, coronó vencedores a los italianos por 2-1 ante Checoslovaquia.



Francia 1938

Los franceses, de fútbol modesto en esa época, no pretendían ganar la Copa, sino mas bien, que exista una clara victoria del deporte sobre la política. Pero toda Europa se encontraba en víspera de una nueva guerra. Austria había sido anexada a Alemania. El 'Wunderteam' austríaco fue a reforzar al seleccionado alemán.

España, gran adversaria de Italia, estaba inmersa en una sangrienta guerra civil y no podía pensar en fútbol. Inglaterra, era otra ausencia lamentada.

Desde América llegarían los boicots de Uruguay, todavía resentido por la ausencia europea de 1930 y de la Argentina, que no se había conformado por perder ante Francia el derecho de patrocinar la Copa de 1938. Gracias a la no asistencia argentina, Brasil quedó automáticamente clasificado para octavos. Italia, nuevamente comandada por Vittorio Pozzo, era muy superior a la del mundial anterior. Sólo Giuseppe Meazza (el capitán) y Giovanni Perrari quedaban de aquel equipo.

Brasil, Italia, Hungría y Suecia pasaron a las semifinales. Adhemar Pimenta, técnico del Brasil no contaba con su figura Leónidas da Silva para el encuentro contra Italia, que los brasileros perdieron por 2-1. Esa lesión (llena de suspicacias) no le habría impedido jugar en el partido por el tercer lugar contra Suecia, en el cual vencieron por 4-2 en Burdeos.

En la final contra Hungría, Pozzo consiguió llevar a la victoria a su equipo, con un 4-2 que nadie ponía en dudas.



Brasil 1950


La guerra impidió que se jugaran los torneos de 1942 y 1946. En 1950, el certamen volvió a Sudamérica y la sede fue Brasil.

Desde el 24 de junio al 16 de julio se disputó el cuarto torneo en el cual participaron 25 países, pasando 16 a las finales. Escocia, Turquía e India, que habían obtenido ese derecho, desertaron. Se invitó a Francia y Portugal. Este dijo no y los galos aceptaron siendo incluidos en el grupo IV con Uruguay y Bolivia pero, a último momento, anunciaron que no participarían.

Por diferencias con el Comité Deportivo brasileño, la Argentina no participó. El campeón fue Uruguay, que con goles de Schiaffino y Ghiggia, en un histórico partido, le aguó la fiesta a Brasil por 2 a 1. El flamante Maracaná, no tuvo consuelo.



Suiza 1954

Del 16 al 30 de junio, se desarrolló el quinto certamen de fútbol. Participaron 36 conjuntos llegando 16 a las finales.

En los octavos de final, participaron los 14 ganadores de zona, Suiza como sede y Uruguay como último campeón, reglamentación que se ponía en vigor por primera vez. Un absurdo sistema se aplicó en la etapa decisiva en donde en cada grupo de cuatro se colocaron dos equipos presumiblemente fuertes y dos débiles. Aquellos juagrían con éstos y pasarían dos a la nueva etapa.

En las semifinales, Hungría, en tiempo suplementario, le ganó a Uruguay 4-2 y Alemania Occidental a Austria por 6-1.

En la final del Mundial de Suiza de 1954, Alemania se impuso a la hasta entonces invencible Hungría por 3 a 2, luego de ir perdiendo por 2 a 0. El gol de la victoria fue marcado por Helmuth Rahn, seis minutos antes de finalizar el partido.

La Argentina continuaba con la negativa a los compromisos internacionales con los europeos, por lo que no participó de la Copa.

El goleador del torneo
Sandor Kocsis (Hungría)
Convirtió 11 goles: 3 a Corea del Sur, 4 a Alemania, 2 a Brasil y 2 a Uruguay. Le decían 'cabeza de oro'. Fue un centrodelantero muy eficaz, con un gran cabezazo.



Suecia 1958

Decir fútbol es decir Pelé, y viceversa. El año de su consagración fue 1958 en el Mundial de Suecia. Tenía tan solo 18 años. Empezó jugando como suplente y terminó siendo la figura absoluta del mundial.

E n el Mundial de Suecia, sus dotes futbolísticos habían subyugado a todos. Sus goles, que quedaron para siempre en la historia de los mundiales, resultaban increíbles para el mundo y para él mismo.

Después de derrotar a Suecia por 5 a 2, al festejar la copa, Pelé lloró como un chico, pero Brasil reía. Podía presumir, esta vez en serio, de tener un jugador que era ' o mais grande do mundo '.

Para este sexto torneo, realizado en 12 ciudades de Suecia, se contó con un total de 50 países participantes de los que saldrían los 16 finalistas.

El goleador del torneo
Just Fontaine (Francia)
El delantero de la selección de Francia marcó los 13 tantos de su récord como artillero en seis partidos, entre los cuales se destacan los cuatro que le hizo a Alemania Occidental en la definición del tercer puesto, una marca que le permite ostentar el mejor promedio de gol por partido: 2,20.

En la primera ronda marcó 3 goles ante Paraguay, 2 a Yugoslavia y 1 a Escocia. En Cuartos de Final le convirtió 2 goles a Irlanda del Norte. En semifinales, 1 gol a Brasil. Y por el Tercer puesto los 4 goles a Alemania Occidental.

Antes de la disputa de la Copa del Mundo, Fontaine no era titular, sino suplente pero tuvo la suerte de acceder al debut en ese torneo tras una lesión del delantero Raymond Blair.

El máximo goleador de los mundiales conformó un "trío de asesinos del área" junto a Raymond Kopaszewski (Kopa) y Michel Piantoni, autores entre ellos de casi el 80 por ciento de los 23 tantos que hizo Francia en aquel campeonato.



Chile 1962

El Mundial corrió peligro cuando el 21 de mayo de 1960 un violento terremoto arrasó las ciudades de Talca y Concepción, designadas subsedes y dejó 5.700 muertos y 3 millones de personas sin techo. Ante el desastre, el presidente de la Federación Chilena, Carlos Ditborn Pinto, dijo: "Porque nada tenemos, todo lo haremos".

Entre el 30 de mayo y el 17 de junio de 1962, se desarrolló en Chile el séptimo torneo. Brasil se consagró Campeón Mundial de Fútbol, por segunda vez en la historia. Igualando así la performance de Italia, que había obtenido los títulos en 1934 y 1938, y la de Uruguay (1930 y 1950).

Brasil, Francia y Yugoslavia eran los tres países que, hasta el momento, habían concurrido a todos los campeonatos.

De los 51 participantes, pasaron 16 a la etapa final que se cumplió en varias ciudades del país trasandino: Santiago, Arica, Viña del Mar y Rancagua.

Fue uno de los mundiales más violentos. Al tercer día ya había 34 lesionados. Hubo tres jugadores con las piernas fracturadas, otro con la cadera rota y un argentino con lesiones en las costillas.

Pese a que Pelé se lesionó y solo pudo jugar algún partido de la primera ronda, Amarildo, su sustituto, suplió con gran dignidad y eficacia al rey. Pero fue Garrincha la gran estrella brasileña.

En la final, en una tarde casi tropical, de 20 grados, con el estadio Nacional completo, Brasil derrotó por 3 a 1 a Checoslovaquia, un gran adversario. Chile, apoyado por un público fervoroso, conquistó el tercer lugar.



Inglaterra 1966

El octavo torneo, jugado entre el 11 y el 30 de julio, levantó polvareda. Inglaterra, el local, salió campeón. Pero ni el hábil juego de Bobby Charlton, su gran figura, consiguió despejar la sospecha de que los ingleses fueron favorecidos por los árbitros.

De los 53 participantes pasaron 16 a la etapa decisiva (Brasil como campeón e Inglaterra como sede y los 14 ganadores de los grupos elimiantorios).

En octavos, la Argentina se había clasificado en su grupo luego de ganarle 2 a 1 a España, 2 a 0 a Suiza y empatar 0 a 0 con Alemania. Después se enfrentó en cuartos de final con los ingleses. Para qué?... El partido estaba 0 a 0. Luego de una serie de jugadas bruscas, el árbitro, el alemán Rudolf Kreitlein expulsó a Rattin por discutir. Sobrevino el escándalo: protestas, forcejeos y hasta una sentada de Rattin nada menos que en la alfombra reservada a la reina.

El partido terminó 1 a 0 a favor de los ingleses con una gran bronca de los argentinos y las sospechas de que el árbitro había sido, digamos... parcial. Las sospechas aumentaron cuando en la final, ante Alemania, el juez de turno dio por bueno a los ingleses un gol que no había sido gol. Finalmente Inglaterra le ganó 4 a 2 a los alemanes y se consagró por primera vez Campeón Mundial.



Alemania 1974


El 13 de Junio de 1974, bajo un cielo plomizo se comenzó a disputar en el Waldstation de Francfört, la 10ª Copa Mundial de Fútbol. Brasil, campeón en México '70, igualó 0-0 con Yugoslavia ante unos 73.000 espectadores. Esa tarde el argentino Luis Pestarino fue juez de línea.

El equipo argentino dirigido por el técnico Vladislao Cap logró superar la primera ronda. En la segunda, el equipo argentino perdió por 3 a 2 ante Polonia, empató 1 a 1 con Italia y le ganó por 4 a 1 a Haití, pero perdió por goleada ante Holanda por 4 a 0.

Aunque salió segunda, Holanda fue precisamente la gran revelación de 1974. El movimiento continuo de todos sus hombres se unió al color naranja de su camiseta y el equipo holandés pasó a la historia como ' la naranja mecánica '. La gran estrella fue Johan Cruyff, el cerebro del equipo. Siempre jugó con la camiseta '14'. Romper con el estilo estático y sólo rematador del clásico delantero centro le valió ser señalado como el sucesor de Pelé.

Pero Cruyff no le bastó a Holanda para ganar la Copa. Alemania la derrotó en la final por 2 a 1, con tantos de Beitner (de penal) y Müller.

Al márgen de los resultados, Alemania '74 pasó a la historia como el Mundial del fútbol total.


Argentina 1978


El domingo 25 de junio de 1978, la selección nacional de fútbol conquistó por primera vez en la historia la Copa del Mundo. El equipo dirigido por César Luis Menotti y capitaneado por Passarella desarmó en la final a la 'naranja mecánica'. Le ganó 3 a 1 a Holanda y lo hizo en tiempo suplementario.

La campaña argentina comprendió 5 triunfos, 1 empate y 1 derrota. En primera ronda venció 2 a 1 a Hungría, con goles de Luque y Bertoni y 2 a 1 a Francia con tantos marcados por Passarella y Luque y perdió con Italia 1 a 0.

En la segunda rueda, con dos goles de Kempes, se impuso a Polonia 2 a 0, empató con Brasil 0 a 0 y derrotó a Perú 6 a 0 con 2 goles de Kempes, 2 de Luque y 1 de Tarantini y Houseman.

El goleador indiscutible fue Mario Kempes quien ratificó su título de ' matador ' cuando convirtió los dos primeros goles de la final. Seis minutos antes de que termine el partido Bertoni metió el tercero. La Argentina toda festejó el título con caravanas, cánticos y banderas. En momentos dramáticos para el país, el triunfo futbolístico fue un respiro, sueño de una noche de invierno.



España 1982


Entre el 13 de junio y el 11 de julio se disputó la Copa Mundial de Fútbol de 1982.

El mundial tuvo como mascota a 'Naranjito y la pelota oficial fue la Adidas Tango España 82. El diseño no variaba mucho de la Tango de 1978, ambas usaban como material el cuero, pero este modelo traía costuras impermeables de poliuretano que reducían la absorción de agua en caso de lluvias.

Italia ganó el mundial al derrotar a Alemania Federal por 3-1 en la final. Con su tercer título (ganó los mundiales de 1934 y 1938), Italia igualaba al también tricampeón Brasil bajo la tutela de jugadores como Paolo Rossi, Dino Zoff, Antonio Cabrini y Marco Tardelli.

Uno de los partidos más memorables del campeonato fue la semifinal entre Alemania Federal y Francia. Se produjo un terrible incidente cuando el arquero alemán Harald Schumacher le cometió una fuerte falta al jugador francés Patrick Battiston, cuando éste estaba en camino de convertir un gol, dejándolo inconsciente. Los franceses se mostraron atónitos cuando el árbitro no expulsó al arquero y ni siquiera cobró la falta. Sin embargo, el partido también se destacó por sus momentos deportivos. Cuando el partido terminó 1-1, la selección francesa marcó 2 goles durante el suplementario. Sin embargo, los alemanes no se rindieron y marcaron otros dos goles para volver a igualar el partido.

La prórroga terminó 3-3, y para decidir quien sería el rival de Italia en la final se recurrió por primera vez a los tiros desde el punto del penal.

Se patearon 12 y los alemanes ganaron la definición por 5-4, clasificándose nuevamente a una final del torneo.

La Argentina, comandada por César Luis Menotti, terminó segunda en el grupo III: le ganó a Hungría 4-1 (2 goles de Maradona, 1 de Bertoni y 1 de Ardiles) y a El Salvador 2-0 (Bertoni y Passarella). Perdió en el partido inaugural con Bélgica por 1-0. En la segunda ronda perdió con Italia 1-2 (gol de Passarella) y Brasil 1-3 (gol de Ramón Díaz).




Mexico 1986



Maradona sólo sorteó a 5, sí como suena, a 5 ingleses sólo y metió el gol. Fué, es y será el golazo de la historia de los mundiales, pero por supuesto, no fue el único.

Acompañado por una máquina aceitada por Bilardo, México '86, fue el mundial de Maradona. Hasta tal punto que Dios metió mano en el asunto cuando el Pelusa volvió a doblegar al arquero inglés Peter Shilton.

El 28 de junio de 1986 fue el domingo de gloria. En la final, la selección nacional le ganaba 2 a 0 a Alemania Federal, con goles de Brown y Valdano. Imprevistamente los alemanes igualaron, pero pocos minutos antes de que el partido finalizara, Burruchaga, luego de una corrida desde el mediocampo, perforó la red alemana.

Argentina ganó 3 a 2 y se consagró Campeón Mundial de Fútbol. Fue la primera vez que la escuadra argentina ganó la copa mundial fuera del país. La Argentina fue una fiesta, días después, en el balcón de la Rosada, Maradona alzó la copa y todo el pueblo gritó.

México no tendría que haber hospedado la cita mundialista, pero Colombia tuvo que renunciar in extremis ante unos requirimientos económicos imposibles para sus paupérrimas arcas.
El único inconveniente fue la hora de los partidos, que por exigencias del directo televisivo -los europeos tenían que poder verlos a horas convenientes- se disputaron a mediodía, es decir, bajo un sol asfixiante.



Estados Unidos 1994


En el transcurso del Mundial '94, que se jugó en Los Angeles, los argentinos pasaron de la euforia al desconsuelo. Encabezados por Maradona, la selección nacional derrotó a Grecia por 4 a 0, con 3 goles de Batistuta y uno de Diego. Y volvió a triunfar frente a Nigeria por 2 a 1 con goles de Caniggia. Pero después vino lo que vino, el control antidóping a Maradona dio positivo (fue suspendido por la FIFA durante 15 meses), entonces el desastre.

La Argentina cayó por 2 a 0 ante Bulgaria. Salió tercera en el grupo y quedó eliminada en octavos de final ante Rumania por 3 a 2.

En la final, Brasil le ganó a Italia por penales (fue la primera vez que un campeonato tuvo esta definición), y se consagró Campeón Mundial por cuarta vez. La selección brasileña no se parecía a la que había conquistado el título de 1970. Dirigidos por Carlos Parreira, los brasileños se esforzaron más en evitar los goles que en conseguirlos. Los salvaron las arremetidas de Bebeto y Romario. Italia, otro grande del fútbol, había llegado a la final con mucho sufrimiento.

Para los argentinos fue un trago amargo, porque además Maradona, la máxima estrella de todos los tiempos, después de jugar 20 años en primera, comenzó a retirarse.



Francia 1998

El 16º Campeonato Mundial le regaló al país anfitrión una fiesta completa. Por primera vez en la historia, Francia logró coronarse como campeón, invicto y con un rendimiento parejo sobre el resto de los equipos. Venció en la final por 3 a 0 a Brasil. El equipo liderado por la megaestrella Ronaldo no pudo contra el local y fracasó en el intento de lograr el pentacampeonato.

Por su parte, la selección argentina fue eliminada en cuartos de final ante Holanda. El equipo venció en primera fase a Japón por 1 a 0, 5 a 0 a Jamaica y 1 a 0 a Croacia. En octavos enfrentó al histórico rival de Inglaterra en uno de los más vibrantes partidos del torneo. Terminó el tiempo reglamentario con un empate en dos goles, pasaron los tiempos suplementarios y persisitió la igualdad. Recién en los penales, gracias a la actuación del arquero Roa, los argentinos se impusieron y pasaron a la siguiente ronda, siendo eliminados por los holandeses.

Durante el torneo se marcaron 171 goles en 64 partidos, lo que otorgó un promedio de 2,67 tantos por partido. Hubo 22 jugadores expulsados y el goleador del torneo fue el croata Davor Sucker, con 6 goles. Francia, Italia y Bélgica terminaron el campeonato invictos.

La selección argentina llegó al gol número 100 en su historia de mundiales jugados y por primera vez marcó 5 tantos en un solo partido (contra Jamaica).

La fiesta del mundial estuvo teñida de violencia a raíz de la presencia de 'hooligans' ingleses, que protagonizaron incidentes con hinchas alemanes, marroquíes y la policía francesa.

Antes de iniciarse el torneo el presidente de la FIFA, el brasileño Joao Havelange, cedió el cargo a su heredero, el suizo Joseph Blatter.

Al Qaida preparaba un atentado
Las selecciones de fútbol de Inglaterra y Estados Unidos eran objetivos de atentados terroristas que preparaba la organización terrorista Al Qaida durante el Mundial de Francia.

En un partido Inglaterra-Túnez (2-0) disputado en el Velodrome de Marsella, un grupo vinculado a Al Qaida pensaba asesinar al portero David Seaman y al delantero Alan Shearer, de Inglaterra, y lanzar una granada contra el banquillo de los suplentes ingleses.

Al mismo tiempo, se planeaba cometer un atentado en el cuartel general de la selección estadounidense.

Los presuntos autores de esos planes de atentados fueron detenidos dos semanas antes del inicio de la competición y los hechos se mantuvieron en secreto por motivos de seguridad.

También había atentados previstos durante el Mundial-2002 de Japón y Corea del Sur pero Al Qaida estaba demasiado mal organizada para cometer actos terroristas en Asia, donde no cuenta con redes locales.




Corea Japón 2002

La XVII versión de la Copa se realizó en Corea del Sur y Japón, entre el 31 de mayo y el 30 de junio de 2002. Este torneo fue el primero organizado por dos países, el primero en realizarse fuera de Europa y América y el primero en realizarse en Asia.

La falta de infraestructura futbolística en estos dos países obligó a un gasto histórico en la construcción de estadios. De los 20 estadios, 18 fueron construídos especialmente para el torneo.

Participaron 32 selecciones. Algunos equipos considerados de segundo y tercer orden en el fútbol internacional lograron excelentes resultados, como los semifinalistas Turquía (superó la primera ronda por tener mejor diferencia de goles que Costa Rica) y Corea del Sur (eliminó a Italia y España para llegar a las semifinales), mientras la debutante selección de Senegal quedó entre los ocho primeros.

Por el contrario, algunos de los favoritos en llevarse el título, fueron eliminados en la primera fase como Argentina, Portugal y Francia, en la peor campaña en la historia de un campeón defensor de la Copa Mundial al obtener un solo punto y no marcar gol alguno. Francia perdió ante Senegal en su debut y además no ganó ninguno de sus siguientes partidos.

La final fue disputada por dos de las principales potencias: Brasil y Alemania. Brasil avanzó al ganarle 1-0 a los turcos. La mínima diferencia fue siempre el margen de victoria de un seleccionado alemán que nunca terminó de convencer. Así dejaron fuera a Paraguay, a Corea del Sur y Estados Unidos (que en su primer partido del torneo sorprendió al vencer 3-2 a la Portugal de Luis Figo y Rui Costa y le ganó 2-0 a México -su vecino- en los octavos). Lo curioso de la final de la Copa del Mundo fue que Brasil y Alemania, pese a su larga trayectoria, jamás se habían enfrentado en un mundial.

En Yokohama, Ronaldo (quien finalizó como el máximo goleador del certamen con ocho anotaciones) batió en dos oportunidades al arquero Oliver Kahn, lo que permitió que Brasil obtuviera su pentacampeonato y convirtiera a Sudamérica en el continente con más titulos en la historia del torneo.

Un punto negro en el desarrollo fue el pobre desempeño de los árbitros, acusados de favorecer a la selección surcoreana en los enfrentamientos contra Italia y España en octavos y cuartos de final, respectivamente.



Alemania 2006

Italia ganó el Mundial de Alemania 2006, lo que supuso el cuarto título para los italianos. Si tuviéramos que elegir una imagen del Mundial, seguramente nos quedaríamos con el cabezazo de Zidane a Materazzi, que tanto y tanto hemos visto repetido y reproducido.

Alemania, que jugaba en casa, hizo buen papel en el campeonato y quedó tercera. La selección de Jurgen Klinsmann jugó un fútbol de ataque, lo que le supuso acabar el Mundial como máximos goleadores, con 14 goles, 5 de ellos a cargo de Miroslav Klose y 3 de Lukas Podolski, que tuvieron una buena actuación.España perdió, como siempre, en los cruces. Esta vez fue Francia la que dejó en la cuneta a “la Roja”. Por su parte, Cristiano Ronaldo también tuvo su papel estelar con Portugal, que realizó un gran Mundial.

Los goles fueron para todos los gustos, pero nos quedamos con el de Maxi Rodríguez para Argentina como uno de los mejores goles del Mundial de Alemania en los 64 partidos que se disputaron y en los que se marcaron 147 goles.


Actualidad en argentina :


Son 11 que golean

Maradona hizo la primera práctica de fútbol cuando falta una semana para el debut contra Nigeria. Tres en el fondo, con Jonás cubriendo el lateral derecho y Tevez ingresando arriba. Fue 4-0 a los suplentes con tres de Higuaín y uno de Messi.

Romero; Demichelis, Samuel, Heinze; Jonás Gutiérrez, Mascherano, Verón, Di María; Messi; Higuaín y Tevez. Esos fueron los 11 que puso Maradona en la primera práctica de fútbol desde la llegada de la Selección al HPC de Pretoria. Las sospechas se van descubriendo en el césped. Ahora falta que Diego confirme a este equipo para el debut del sábado 12 contra Nigeria en el Ellis Park. Pero por lo menos hubo un adelanto...

A excepción de Diego Milito y el Chino Garcé, que se recuperan de sus molestias, todos tuvieron minutos en cancha para mostrarse. Los sparrings de Batista ayudaron a completar los dos equipos teniendo en cuenta los puestos. Y ahí se vio que Diego cambia su idea inicial de jugar con cuatro centrales en el fondo como lo habían hecho en el amistoso con Alemania. Queda afuera Otamendi y por esa franja se mueve Jonás, un volante por naturaleza.

El corrimiento de Jonás permite el ingreso de un hombre más para buscar el arco rival. Y el elegido es Carlitos Tevez. Messi, en lugar de pararse como delantero, retrocede unos metros y cumple la función de enganche. Esa es la fórmula de Diego para ir a ganar el primer partido del Mundial. Ya anduvieron bien en la práctica: 4-0 a los suplentes con tres de Higuaín y uno de Messi.



Argentinidad al palo


Pasó otra jornada de entrenamientos y Maradona todavía no probó al equipo titular en una práctica formal de fútbol: está claro que quiere a todos enchufados para el debut ante Nigeria.

A la mañana, a mover los músculos en el gimnasio. Parecía que a la tarde sí, al fin, Diego Maradona realizaría la primera práctica forrmal de fútbol desde que la Selección arribó a Pretoria. Pero no. Hay misterio, y no solamente por esas lonas y esos candados en las puertas que volvieron a cerrar la posibilidad de acceder al predio o de espiar algún movimiento. El misterio, está claro, tiene una razón: el técnico quiere que todos sus futbolistas estén "al palo", con esa mezcla de ansiedad y entusiasmo por tener la posibilidad de ingtegrar el equipo titular para el debut ante Nigeria. Y entonces, el Diez la muñequea. Los hace desear. Para que después canalicen toda esa energía en la cancha...

Habrá que ver si Maradona, finalmente, elige una defensa con cuatro centrales. Si Jonás se ubica en lugar de Otamendi. Si Maxi Rodríguez se ganó un lugar como volante derecho o si habrá una formación con tres puntas por el ingreso del Apache. Habrá que ver. Y que esperar. Por lo pronto, Diego Milito y Ariel Garcé, los únicos futbolistas averiados, trabajaron en forma diferenciada en el gimnasio y con ejercicios aeróbicos y, sobre todo el delantero, es probable de que llegue en condiciones físicas para el estreno.

A la tarde, entonces, Maradona eligió otra vez un ensayo táctico, en espacios reducidos, y sin la presencia de 11 futbolistas por bando. Tal vez mañana aparezca la bendita práctica formal de fútbol. Y si lo hace, habrá que agarrarse: será una explosión de energía contenida de parte de los futbolistas. Como Diego quiere.




"Quiero un gran Mundial"


Distendido, sonriente, Messi contó cómo se está preparando para la competencia en la que espera romperla con la Selección. A diferencia del Mundial anteriores, en éste llega como gran estrella: "Estamos fenómeno".

Es su segundo Mundial. Claro que a diferencia del anterior, en el que era un pichoncito, en éste es la gran estrella del Mundial, es la gran estrella del Barcelona. Tiene 22 años y Lionel Messi se prepara como el 10 de la Selección, como el crack que tiene que explotar para que la Argentina llegue lejos. Y él, Leo, se mostró distendido en la primera aparición pública. "Estamos fenomenal, el grupo está muy bien. Estoy con muchas ganas, trabajando mucho", dijo. Y afirmó que "no pienso en ser el jugador del Mundial. Estoy esperando que arranque. Esta Selección no me tiene a mí solo sino a grandísmios jugadores y hay que aprovecharlo".

Dijo que se siente feliz porque viene de una temporada bárbara. Y como todos, remarcó cómo está el grupo, cómo está él. "Me siento contento, estoy muy bien en esta Selección. Si miramos jugador por jugador, es una grandísima Selección. El tiempo acá nos sirve para juntarnos como grupo y estamos muy bien. Estamos en el camino correcto y haciendo las cosas bien. Hay que seguir trabajando de esta manera, es impresionte la competencia sana que hay entre nosotos, una competencia fuerte".

En este Sudáfrica 2010 que lo tiene como gran figura, como hombre clave de Selección (en el de Alemania 2006 no era titular y ni entró en el último partido), Messi contó que "estoy muy bien. Llego en un gran momento. Quiero hacer un gran Mundial como todos los que estamos acá. Llego muy bien".


AHORA LES DEJO TODAS LAS PELOTAS DE LOS MUNDIALES DE FÚTBOL !!!

Uruguay 1930
maradona


Italia 1934
gol

Francia 1938
ingleses

BRASIL 1950
Mundial 86

SUIZA 1954
futbol

SUECIA 1958
Argentina

CHILE 1962
La historia de los Mundiales de 1930 al 2010 !!

INGLATERRA 1966
maradona

MEXICO 1970
gol

ALEMANIA 1974
ingleses

ARGENTINA 1978
Mundial 86

ESPAÑA 1982
futbol

MEXICO 1986
Argentina

ITALIA 1990

La historia de los Mundiales de 1930 al 2010 !!

USA 1994

maradona

FRANCIA 1998
gol

COREA - JAPON 2002
ingleses


ALEMANIA 2006
Mundial 86


SUDAFRICA 2010

futbol


LOS DOS TROFEOS !!!

"Copa Jules Rimet"
Argentina
El Trofeo Jules Rimet fue el premio original para los ganadores de la Copa Mundial. Originalmente llamado Victoria, pero por lo general conocido simplemente como la Copa del Mundo o Coupe du Monde, fue renombrado oficialmente en 1946 para honrar al entonces Presidente de la FIFA Jules Rimet quien en 1929 colaboró para crear la competición. Diseñado por Abel Lafleur y hecho de plata esterlina chapada en oro con una base azul de lapislázuli, medía 35 cm (14 in) de altura y pesaba 3,8 kg (8,4 libras). Se componía de una copa octagonal, sostenida por una figura alada representando a Niké, la diosa griega de la victoria. El Trofeo Jules Rimet fue llevado a Uruguay para la primera Copa Mundial de Fútbol a bordo del Conte Verde, el cual zarpó de Villefranche-sur-Mer, justo al norte de Niza, el 21 de junio de 1930. Este fue el mismo barco que llevó a tierras sudamericanas a Jules Rimet y a los equipos de Francia, Rumania y Bélgica que participarían en el torneo ese año. El primer equipo en ganar el trofeo fue Uruguay, los campeones de la Copa Mundial de 1930.

Durante la Segunda Guerra Mundial, el trofeo fue conservado por el campeón de 1938, Italia. Ottorino Barassi, el vicepresidente italiano de la FIFA y presidente de la Federación Italiana de Fútbol, retiró el trofeo en secreto de un banco en Roma y lo escondió en una caja de zapatos debajo de su cama para impedir que los nazis se apoderaran de él.

El 20 de marzo de 1966, cuatro meses antes del inicio de la Copa Mundial de Fútbol de 1966 en Inglaterra, el trofeo fue robado durante una exhibición pública en el Salón Central de Westminster. El trofeo fue encontrado sólo siete días después, envuelto en periódico al fondo del seto de un jardín suburbano en Upper Norwood, Londres, por un perro llamado Pickles.

Como medida de seguridad, The Football Association fabricó en secreto una réplica del trofeo para ser usada en las celebraciones posteriores. La réplica también fue usada en ocasiones subsecuentes hasta 1970. Fue vendida en una subasta en 1997 por £254.500, cuando fue comprada por la FIFA. El alto precio de venta, varias veces el precio reserva de £20.000-£30.000, llevó a especulaciones de que el trofeo subastado no era una réplica, sino el genuino. Después de la subasta, la FIFA puso en exhibición a la réplica en el Museo Nacional de Fútbol en Preston, Inglaterra.

La escuadra brasileña ganó el torneo por tercera vez en 1970, adquiriendo el derecho de conservar el trofeo real a perpetuidad, como había sido estipulado por Jules Rimet en 1930. No obstante, la copa fue robada de nuevo el 19 de diciembre de 1983, cuando fue tomada de una exhibición en la sede de la Confederación Brasileña de Fútbol en Río de Janeiro. El trofeo se encontraba en un gabinete con un frente de cristal antibalas, pero su parte posterior hecha de madera fue abierta con una palanca. El trofeo nunca fue recuperado, lo que sugiere que puede haber sido fundido. Eventualmente cuatro hombres fueron juzgados y declarados culpables por el crimen. La Confederación encargó la fabricación de una réplica, hecha por Eastman Kodak, usando 1,8 kg (3,97 lb) de oro. Esta réplica fue presentada ante el presidente brasileño en 1984.



TROFEO COPA MUNDIAL DE LA FIFA
La historia de los Mundiales de 1930 al 2010 !!

El trofeo de reemplazo fue introducido en la Copa Mundial de Fútbol de 1974, siendo ganado en esa ocasión por Alemania Occidental. Diseñado por Silvio Gazzaniga y producido por Bertoni, Milano (GDE Bertoni), mide 36,8 cm (14,4 in) de altura y está hecho con 5 kg (11 lb) de oro sólido de 18 quilates (es decir, 75% de oro) con una base de 13 cm (5,1 in) de diámetro con dos anillos de malaquita. El trofeo, que pesa 6,175 kg (13,6 lb) en total, representa a dos figuras humanas sosteniendo al planeta Tierra.

El trofeo tiene la inscripción visible "FIFA World Cup" (Copa Mundial de la FIFA) en su base. Los nombres de los países que han ganado cada torneo están grabados en la parte inferior del trofeo, y por lo tanto no son visibles cuando éste está colocado verticalmente. El texto señala el año en cifras y el nombre de la nación ganadora en inglés, por ejemplo "—1978 Argentina" ó "—1998 France". Hasta el año 2006 nueve ganadores han sido grabados en la base. Se desconoce si la FIFA retirará el trofeo después de que todas las placas de nombres en la base se hayan llenado; sin embargo, esto no ocurrirá por lo menos hasta después de la Copa Mundial de Fútbol de 2038.

Las regulaciones de la FIFA actualmente establecen que el trofeo, a diferencia de su predecesor, no puede ser ganado definitivamente: después de poseerlo durante los 4 años en que tienen derecho sobre él, los campeones del torneo reciben una réplica (un trofeo con baño de oro en lugar de uno de oro sólido).

Poco antes de la Copa Mundial de Fútbol de 2006 en Alemania, el trofeo fue regresado brevemente a Italia para una restauración antes de ser eventualmente concedido al mismo país. El 14 de julio de 2006 se reportó que el Trofeo de la Copa Mundial aparentemente se había roto después de haber estado en manos italianas por tan sólo unos pocos días. Fabio Cannavaro, el capitán de Italia, fue fotografiado sosteniendo un pedazo de malaquita que se había roto de la base, la cual fue subsecuentemente reparada.

GRACIAS POR VISITAR EL POST !!!
POR FAVOR COMENTEN Y DEJEN PUNTOS !!!

nacho_0804@hotmail.com