Lo dijo Guillermo Laura, Presidente de la Fundación Metas Siglo XXI. Implica desdoblar las funciones de la moneda, el peso impreso como instrumento de pago y la moneda virtual para medir el poder adquisitivo y garantizar que el ahorrista reciba lo mismo que depositó.

"La moneda virtual asegura el desarrollo"


Negocios

Moneda


El programa que está presentando Guillermo Laura lleva seis años de profundo estudio. Hoy es un compendio presentado en un libro que hasta tiene escritos los proyectos de ley que habría que aprobar para ponerlo en práctica. Se trata de la Moneda Virtual, un mecanismo que fue creado por Chile hace muchos años con excelentes resultados 
y que según Laura, permitiría, sin costos y rápidamente, ser 
la plataforma de un vasto plan de desarrollo para el país. Claro que, como todo, requiere de decisión política para su instrumentación.
Laura vino hace unos días a Córdoba a presentar su nueva iniciativa, invitado por el Rotary Club de Córdoba.

economia


–¿Qué es la moneda virtual?

–Es una unidad de cuenta 
que va paralela porque es diferente a la moneda corriente. El peso impreso sirve para pagar, pero esta sirve para medir los valores y es indexada. Fue instrumentado por Chile en 1947 y todo su resurgimiento se asienta en esto.

–¿Cómo funciona?

–Allí se llama Unidad de Fomento (UF), fue creada en tiempos de alta inflación en ese país para resguardar a los ahorristas, de manera que no terminaran comprando dólares como hacemos los argentinos, dólares que a propósito se desvalorizan constantemente.

–¿Pero cuál es el mecanismo concreto?

–Ellos llevan sus ahorros al banco, depositan y supongamos al final del año, reciben el dinero que depositaron, más la inflación del período, más un interés del tres por ciento anual aproximadamente. El banco, a su vez, está obligado a convertir todos los plazos fijos de más de 90 días en UF que van a la producción, a créditos hipotecarios, al desarrollo de la economía. Es una unidad de cuenta indexada a la inflación, no impresa ni acuñada.

–¿Y el peso impreso?

–Esto implica desdoblar las funciones de la moneda, el peso impreso como instrumento de pago y la moneda virtual para medir el poder adquisitivo y garantizar que el ahorrista reciba lo mismo que depositó en el banco, más un interés, o sea que no termine teniendo tasas negativas como ocurre ahora aquí.

–Si yo dejo 100 pesos en 
el banco y la inflación es del 30, ¿me dan 130 pesos más un interés?

–Exacto, un interés del orden del tres por ciento anual, que puede sonar bajo, pero es interés real, es decir se suma a la inflación. Qué hace el banco con eso, se lo presta a empresas, a comercios, a otras familias que quieren construir viviendas por ejemplo, y estos tienen que devolver esos préstamos con la misma moneda, entonces la economía siempre gira con una moneda estable, de poder adquisitivo estable.

–¿De dónde saca el banco ese 30 por ciento más de pesos para darme si hay esa inflación?

–Es lo mismo que le cobra al que recibió el préstamo, que tiene que devolver lo mismo que recibió, en pesos, siempre los pagos son en pesos.

–Pero entonces está dando un préstamo carísimo.

–No, es un préstamo en moneda real, tenemos que mirar no la cantidad de billetes sino qué poder adquisitivo le está devolviendo. Si yo te presto cinco mil ladrillos, devolveme eso, no 50 ladrillos. Estamos acostumbrados a que con la inflación, lo que terminás devolviendo es nada.

–¿Cuál es el índice que se usa para la moneda virtual?

–El de la inflación.

–Pero en Argentina hay varias inflaciones.

–El proyecto se remite a lo 
que dice la Constitución desde 1853, es el Congreso de la Nación el que debe definir el valor de 
la moneda. Claro que hace falta voluntad política para hacerlo aquí. En Chile lo define el Banco Central.

–¿Un sistema indexado no generaría más inflación?

–Está claro que en Chile, lejos de aumentarla la bajó, gracias al desarrollo económico conseguido con todo esos ahorros. Aquí, hasta hay fallos de la Corte Suprema, en mi opinión totalmente infundados, diciendo que la indexación tiene un efecto que potencia la inflación. Mi argumento es muy simple: el único país del mundo que prohíbe la indexación es Argentina. Con eso deberíamos tener la moneda más estable del mundo y, sin embargo, tenemos la segunda inflación más alta del mundo. A la inflación la provoca la máquina de imprimir cuando emite más billetes que los bienes que existen en el mercado.

–¿Qué logró Chile con el sistema?

–Ha logrado tener la moneda más estable del mundo, mucho más estable que el dólar; tener la bancarización más profunda de toda América latina y el spread más bajo del mundo.

–¿Cuál es el costo de crear algo así?

–Ninguno, se trata de una norma que hay que dictar y la podemos disponer en forma inmediata. De lo contrario ¿qué hace una persona en un contexto inflacionario como tuvo Chile en su momento o como tiene hoy Argentina, cuando tiene una disponibilidad de ahorro?

–Compra dólares.

–Exacto, pero esos dólares están afectados por la inflación del dólar que en el siglo 20 fue del 1.006 por ciento. Perdió el 95 por ciento del poder adquisitivo. Quien tenia en 1901 100 dólares, terminó con cinco dólares. Ese proceso de inflación en lugar de mitigarse es cada vez peor y en los últimos 35 años la inflación del dólar fue el 75 por ciento.

–Qué mala noticia, sin embargo el dólar aquí es protección frente al peso.

–Sí pero los dólares guardados no generan intereses y además perdés por la inflación del dólar.

–¿Y qué ganancias les ha dado la UF a los chilenos?

–Mirá, supongamos que en 1975 yo guardé 100 dólares en una caja de seguridad en Argentina o debajo del colchón, hoy, tengo 100 dólares. Si en ese mismo año, un ahorrista chileno llevó 100 dólares al banco y el banco lo convirtió en UF, hoy, tiene de capital 400 dólares y 1.200 dólares en intereses. Mirá si funcionará. Los 100 dólares de ellos se convirtieron en 1.600 dólares, capitalizando todos sus intereses. Esto fue lo que provocó el milagro del ahorro, cuando la gente vio que podía blindarse contra la inflación que en ese momento era muy alta, más que la argentina.

–¿Y el ahorro fue lo que los llevó al crecimiento?

–Claro, porque todo ese ahorro va a la inversión porque los bancos se lo prestan a quienes generan riqueza que son las empresas, y ese fenómeno produjo un crecimiento del PBI tan extraordinario que es siete veces superior al que tuvo Argentina desde el ’75 hasta hoy y tres veces superior al que tuvo Brasil.
El valor de ahorrar
Si alguien guardó bajo el colchón U$S 100 dólares en 1975, hoy tiene U$S 100 dólares, que además representan mucho menos por la inflación de esa moneda a lo largo de los años. Si en cambio un chileno llevó esos U$S 100 a un banco de su país que los convirtió en su moneda virtual (UF), hoy tiene el equivalente a U$S 400 dólares de capitalización, más U$S 1.200 de intereses.

inflacion


Fuente: http://www.lavoz.com.ar/suplementos/negocios/entrevistas/moneda-virtual-asegura-desarrollo

compra de dolares

moneda virtual