"Exigiendo que Bruselas presione a Moscú, Washington ejerce un doble juego, puesto que para EE.UU. la Unión Europea es un rival tan peligroso como Rusia", opina el politólogo Andréi Manoilo.

EE.UU. aprovecha crisis de Ucrania para hundir la economía

La Unión Europea no quería sancionar a Rusia, pero Washington la obligó a hacerlo a pesar de que la medida suponía para la Unión Europea el riesgo de sufrir daños económicos, reconoció el vicepresidente de EE.UU., Joe Biden, hablando este jueves sobre los pilares de la política exterior de la Casa Blanca ante estudiantes de la Universidad de Harvard.

"La Unión Europea es un rival económico importante para EE.UU. Aprovechando la inestabilidad en Ucrania Washington intentaría presionar simultáneamente a dos de sus rivales: Europa y Rusia", opinó Manoilo ante la agencia de noticias RIA Novosti.

estados unidos

"Por una parte, EE.UU. está intentando involucrar a la Europa en sus proyectos, especialmente en sus proyectos políticos. Por otra parte, se aprovechan de cualquier oportunidad para socavar su poderío económico y posponer el momento en el que Europa culminará su proceso de unificación y empezará a actuar en la arena internacional como un Estado único. Es por eso que ahora para Washington es tan importante implicar a la UE en el conflicto ucraniano, enemistarla con Rusia, para debilitar de este modo a ambas partes", subrayó el analista.

En cuanto a las perspectivas de la propia Ucrania, insistió en que su economía acabará totalmente destruida, pero que Washington se distanciará del problema. Según Manoilo, serán Moscú y, posiblemente, Bruselas quienes echarán un cable a Ucrania para restablecer la estabilidad política y financiera del Estado.