Con elementos que tenemos a mano podemos realizar mantenimientos y arreglos sencillos y a bajo costo.

1- Pulidor de plata. Limpia los objetos, luego coloca papel de aluminio en el fondo de un balde. Agrega una solución de un cuarto de taza de bicarbonato de sodio, unas cucharadas de sal y agua hirviendo. La reacción química liberará de las manchas negras a los objetos.

2- Limpiador de gamuza. Con una lima de uñas raspa delicadamente las áreas que se han ensuciado en abrigos o zapatos, y las manchas se irán.

3- Cubierta para asientos anti-mascotas.
Coloca una alfombra de baño en el asiento de tu auto cuando estén por subir tus mascotas. La parte de goma de abajo hará que se quede en su lugar y cuando los animales terminen el viaje, puedes guardar la alfombra en el baúl para usarla la próxima vez, y así dejar tu coche libre de pelos y manchas.

4- Limpiador de tazas. Para quitar las manchas de té o café de las tazas, frótalas con cáscara de naranja y un poquito de sal.

5- Blanqueador natural de telas. Elimina la lavandina de tu lavadero. Agrega entre un cuarto a media taza de jugo de limón al agua con la que estás lavando la ropa y los blancos volverán a brillar.

6- Vidrios y espejos. Para limpiarlos sin dejar restos, utiliza papel de diario junto a tu limpiador habitual. Además, de ser muy económico, este papel deja menos residuos que otros, como el de cocina.

7- Secador de alfombras de baño. Mantén una percha para pantalones en el cuarto de baño. Luego de una ducha, cuelga la alfombra estirada en este elemento, enganchándolo en la barra de la cortina. Así se mantendrá seca y sin olor.

8- Removedor de pelos de mascotas. Ponte unos guantes de cocina y pasa las manos por sillones y sillas por las que dejaron rastros las mascotas. El pelo se agarrará a la goma del guante y no al sofá. Luego pon los guantes debajo de la canilla para que los pelos se vayan, no sin antes colocar un filtro en el drenaje.

9- Para quitar grasa de las manos. Si te manchaste, frota tus manos con una mezcla de agua y azúcar y listo.

10- Removedor de cera. Si una vela se derritió sobre un mantel, pon unos cubos de hielo en una bolsa hermética y cubre el área implicada por unos 20 minutos. Una vez que la cera se haya congelado, quítala con la ayuda de una espátula.

11- Limpiador de tablas de cortar. Para sacar los restos que quedan luego de cortar en tablas de madera o plástico, corta un limón por la mitad, apriétalo sobre la superficie y frótalo. Déjalo actuar unos 20 minutos antes de lavar con agua.

12- Mayonesa para sacar adhesivos. Coloca una buena cantidad de mayonesa sobre los stickers imposibles de sacar de vidrios y espejos. Luego ayúdate con una espátula.

13- Brillo para uñas para evitar el herrumbre. Pinta las bases de latas -de espuma de afeitar, por ejemplo- con este barniz incoloro. Así evitarás que queden marcados aros en diversas partes del baño.

14- Restos de huevo. Si se te ha caído huevo en alguna superficie, ponle sal y espera que actúe dos minutos antes de pasarle un trapo.

15- Resaltador de cobre. Revive el color y el brillo de tus utensilios de cobre con ketchup. Pon ketchup en un trapo y frótalo en sartenes y ollas. Luego de cinco minutos, lávalas con agua tibia y sécalas con una toalla.


Espero que algún tip les sirva...! Sigo sin saber cómo subir las imágenes...