En las relaciones sexuales, aunque hay muchas formas de disfrutar de ello, tanto hombres como mujeres llega un momento que ansían lograr el orgasmo. Es una forma de culminar la relación y de disfrutarla al 100%.

Orgasmo femenino ¿cómo lograrlo?


No hay que obsesionarse con llegar al orgasmo porque no es el todo, pero lógicamente cuando estás disfrutando del sexo, el grado de excitación cada vez es mayor y llega un momento que necesitas dejar explotar toda esa energía que tienes acumulada. La manera de hacerlo es a través del orgasmo, son unos segundos de éxtasis que te llevan a otro mundo.

Pues bien como sabemos no todas las mujeres son iguales, algunas tienen más facilidad y otras menos, al igual que funcionan de un modo totalmente diferente al hombre.

Si un hombre quiere hacer lograr el orgasmo a una mujer debe tener en cuenta algunas cosas para que ella pueda disfrutar plenamente y no centrarse solo en su placer. Como sabemos y no debemos olvidar las relaciones sexuales es cosa de dos y no hay que ser egoístas.

Habitualmente las mujeres necesitan unos preliminares para entrar en materia, no siempre pero en muchos casos es necesario. Un hombre normalmente no lo necesita pero a una mujer hay que despertarle los estímulos, jugar con ella, despertar sus sentidos y disfrutar de cada movimiento, caricia o beso. No hay que tener prisa, no hay que ir directos al grano porque en muchos casos lo único que se conseguirá es que la mujer no logre el grado de excitación necesario.

info.


Una cosa es que te pueda gustar lo que estás haciendo y lo disfrutes, pero si estimulas su cuerpo como es debido, notarás que eso se intensifica y que además de disfrutarlo, desprende deseo, excitación y pasión.

Entrando ya de lleno en la relación sexual, la mujer necesita estimular su clítoris, por lo general, para lograr esas sensación de poder alcanzar el orgasmo. Como bien sabemos la gran mayoría de terminaciones nerviosas se encuentran en él y no dentro de la vagina con lo que al estimularlo despierta en la mujer todos sus instintos y sensaciones para disfrutar plenamente del momento.

Placer


Hay muchas manera de estimular el clítoris y variedad de prácticas sexuales, todo depende de lo que apetezca más en cada momento y de la predilección que tengas las mujeres por un método u otro.

Podemos usar las manos, ya sea jugando los dos a masturbarse mútuamente, una situación muy excitante, bien a acariciarlo con la mano durante el coíto. Para esta última dependerá mucho de la postura que se elija, ya que no con todas queda accesible.

Una buena postura para estimular el clítoris con la mano, ya sea el propio hombre o la misma mujer( que en muchas ocasiones le resulta más fácil porque conoce mejor su cuerpo y lo tiene más accesible), puede ser la del perrito, la mujer tumbada boca a bajo o bien sentada encima del hombre espaldas a él. Cualquier postura en la que el clítoris quede libre.

Otra buena manera de estimularlo es con el roce del clítoris contra el cuerpo del hombre durante el coíto. Hay posturas en las que por la posición que se toma es ideal para sentir ese roce y estimularlo para lograr el orgasmo.


En este caso es bueno que el hombre apriete su pelvis contra la mujer para que pueda sentirlo mejor. Una buena postura para ello es la del misionero, el hombre hace presión hacia abajo para que la mujer lo note más y ella debe ser la que busque el roce y el movimiento para lograrlo. En este caso y hablando mal, no se trata que ella se tumbe y se abra de piernas, sino que debe colaborar en la práctica y mover sus caderas.

La postura ideal sería la mujer encima, ya sea sentada o estirada, de este modo ella es quien controla el movimiento, el ritmo y la velocidad, por tanto puede buscar el punto de roce que más le estimule para lograr su orgasmo. Siempre sin olvidarse del placer de él.

Otra buena postura puede ser el chico sentado, en una silla o el sofá, por ejemplo, y la chica sentada encima. También es una buena postura para lograr el roce y la estimulación necesaria del clítoris.

Con el sexo oral se estimula directamente el clítoris con la lengua y eso hace que todo el placer se centre en él. Hay que tener en cuenta que es importante el no ejercer demasiada presión ni hacer movimientos excesivamente rápidos, ya que al ser tan sensible es posible que en vez de lograr que sienta placer, sien molestías o incluso dolor.Por último la práctica por excelencia que a muchas mujeres les encanta y con la que tienen facilidad para lograr el orgasmo es el sexo oral.

Es importante la comunicación entre ambos y saber como le gusta a la mujer que se lo hagan. Cada una es diferente y tal vez hay muejres que quieren que sea rápido y fuerte y otras que sea más suave y lento. Se trata de probar, ver como reacciona el ir intensificando poco a poco.


Por último también nos quedan siempre los juguetes sexuales. Estos pueden darnos mucho juego y hacer que ambos disfruten.

Podemos usarlos tanto en solitario como en pareja. Igual que con la mano, se pueden usar para la masturbación mútua o bien para estimular el clítoris durante el coíto en según que posturas. Incluso dependiendo del juguete que sea, ya que hoy en día hay mucha variedad y algunos incluso que te dejan tener las manos libres, una buena alternativa también es usar un juguete que estimule el clítoris tipo arnés, y al mismo tiempo poder hacer una felación al chico. Ella se irá excitando cada vez más por la estimulación que recibe del juguete y el además de disfrutar de la felación, sentirá como cada vez más aumenta el grado de excitación de ella.

Como ves hay muchas formas de hacer que una mujer disfrute de su orgasmo plenamente, solo se trata de conocer un poco su cuerpo, sus preferencias y saber donde estimular en cada momento.

Hay que dejar volar la imaginación y probar nuevas posturas, situaciones, juguetes o todo lo que se nos ocurra y nos apetezca hacer.