Cómo estacionar un Auto

Cómo estacionar un Auto



link: http://www.youtube.com/watch?v=BwmE_N_r1HQ


¿Quieres caber en ese espacio reducido? Si vas a conducir en la ciudad, es necesario que sepas estacionarte entre dos carros. Esta es una guía para que puedas hacerlo rápidamente y sin percances.

Cómo estacionar un Auto

1)

Encuentra un espacio. Busca un espacio donde puedas estacionar tu carro con seguridad y sin pegarle a otro carro. Es mejor encontrar un espacio que mida algunos pies (más o menos un metro) más que tu carro. Pero al estar en apuros, puedes estacionarte en un lugar más ajustado, o ¡salir de uno que se “encogió” después de que te fuiste!

Como

2)

Reclama el espacio y la posición para entrar de retroceso. Cuando veas el espacio, pon tu direccional hacia ese lado y disminuye la velocidad. Mira por tu retrovisor si hay alguien atrás muy cerca de ti, acercándose rápidamente, o en un camión, entonces en ese caso debes frenar suavemente primero para que puedan ver la luz del freno y puedan disminuir la velocidad de forma segura. Párate a la par del carro estacionado enfrente del espacio muy cerca y con la mitad de tu carro (el pilar entre las puertas del lado del pasajero) al nivel de la parte trasera del carro estacionado enfrente del espacio.
Si hay un carro parado allí con su direccional encendido o con las luces de reversa encendidas, el espacio ya esté siendo reclamado. Espera atrás del espacio para que se pueda estacionar, o pasa alrededor si es seguro.
Si viene otro carro atrás de ti mientras intentas estacionarte, quédate donde estas y mantén tu direccional encendida. Es posible que hasta tengas que bajar tu ventanilla y hacer una señal con tus manos para que se pase el conductor alrededor tuyo.
Mientras más ajustado esté el espacio, más debes acercarte al otro carro. Dos pies (60 cm) estarían bien si el espacio no fuera muy ajustado Cuídate de no rayar. Usa de guía la orilla de tu retrovisor, pero ten cuidado ya que muchas veces hay carros que son unas cuantas pulgadas más anchos al nivel del picaporte o un poco más debajo de donde se adhieren los retrovisores.
La razón por la que tienes que estacionarte de retroceso es porque todos los vehículos se conducen solo con las llantas de enfrente. Las de atrás cambian de dirección con un gran giro de la llanta de enfrente y cambia de posición con un cambio de velocidad de la parte de enfrente. (Las llantas traseras no están trabadas, así es que pueden girar a diferentes distancias o hasta en diferentes direcciones para que esto ocurra.) Así es que primero tienes que dirigir la parte trasera dentro del espacio de estacionamiento y luego enderezarlo con la parte de enfrente sin moverse, luego guía o serpentea la parte de enfrente para que entre.
Algunos carros tienen tracción de cuatro ruedas, pero aún así las ruedas traseras generalmente son montadas más adentro para distribuir más del peso relativamente ligero en la parte de atrás en ellas, lo cual hace que se muevan relativamente poco para poder mover mucho la parte trasera del carro.

estacionar



3)

Estudia el espacio mientras manejas.
¿Es por lo menos un poquito más largo que tu carro? Si no, encuentra otro.
¿Hay alguna regla para estacionarse en ese lugar? ¿Hay alguna boca de agua o entrada que no se permita bloquear? ¿Algún límite de tiempo? ¿Hay que poner monedas en un parquímetro?
¿Tiene alguno de los carros (o el tuyo) un parachoques inusualmente alto, áspero o angular? ¿Alguien olvidó guardar su gancho de remolque? Si es así, ten cuidado de no dañar el carro de alguien con un golpe debido a alguno de esos peligros.
¿Hay obstrucciones, incluyendo un bordillo muy alto, a la par del camino? Si es así, endereza la parte trasera del carro gradualmente mientras lo retrocedes para que no lo golpees ni lo roces.

auto


4)
Si el espacio está muy ajustado, y tienes a un pasajero, considera pedirle que se baje y que te ayude a estacionarte. Baja la ventana para escuchar. O hasta podrías pedirle a un extraño que te ayude.
Que tu amigo te muestre la distancia entre tu carro y el que está atrás (o enfrente) con sus manos. (por ejemplo que te diga: “el espacio es así de grande.”) Eso hará más fácil obtener la distancia correcta, asumiendo que tu amigo es una persona competente.

5)

Gira y prepárate para entrar retrocediendo. Cambia la velocidad a reversa. Mira por tu retrovisor del lado del conductor para asegurarte que la calle atrás de ti está despejada de tráfico antes de que empieces a entrar de retroceso. Mira para atrás por encima de tu hombre para ver el espacio. Mueve el volante en dirección contraria a la que quieres que vaya tu carro.
Los conductores que conducen a la izquierda darán todo el giro a la izquierda.

un


6)

Retrocede casi todo el camino hacia adentro. Suelta el freno y lentamente empieza a girar un poco rápidamente al retroceder en el espacio. Mientras vas retrocediendo hacia el espacio revisa a menudo en frente y alrededor de tu carro. Continúa hasta que la llanta trasera del lado del bordillo esté cerca de la distancia que se quiere (no más de 1 pie (30 cm) de la distancia que se desea) y la parte trasera del carro aún se encuentre a algunos pies de distancia (como a un metro) del carro de atrás.
La fuerza en tu carro normalmente se distribuirá para que la mitad de enfrente se mueva un poco a la izquierda, lejos del carro del frente, y la parte trasera gire completamente a la derecha. Mientras practicas está atento para que no rayes el carro a la par tuya.
A algunas personas les gusta ajustar el retrovisor del lado del pasajero para ver el bordillo. Simplemente mueve el retrovisor para abajo hasta que puedas ver el bordillo. Un principio básico es que si el bordillo desaparece en el retrovisor cuando el retrovisor apunta para abajo, probablemente estés demasiado cerca del bordillo.
Si la llanta trasera pega contra el bordillo, ya fuiste demasiado lejos; si esto pasa simplemente cambia de velocidad para moverte para adelante unos cuantos pies, e inténtalo de nuevo.

Cómo estacionar un Auto

7)

Enderézate mientras terminas de entrar. Gira el volante a la izquierda una vez que la parte trasera de tu vehículo esté casi toda adentro del espacio, aún mientras retrocedes. (En un espacio holgado, un buen momento para hacer el cambio es cuando tu parachoques delantero está a la par del parachoques trasero del carro que está enfrente.) Maniobra completamente dentro del espacio y endereza tu carro al mismo tiempo.
Esto mueve la parte de adelante rápidamente para la derecha y para atrás. Esto mueve la parte trasera mayormente para atrás, pero un poco más para la derecha mientras el frente se integra desde la izquierda.
Si el frente de tu carro aún tiene al carro de enfrente cerca, ten cuidado de no rayarlo.

Como

8)



Jala la parte de adelante hacia el bordillo y centra el carro.
En un espacio holgado, continua en reversa lo más atrás que puedas sin pegarle al parachoques del vehículo que está atrás de ti. Cuando estés cerca, cambia la velocidad para adelante y gira el volante de nuevo hacia la derecha, y muévete para adelante tranquilamente hacia el bordillo mientras centras el vehículo en el espacio.
En un espacio ajustado, serpentea la parte de enfrente hacia adentro. Al menos que tengas a un ayudante, un sentido de la distancia inusual, o una cámara en la parte de atrás, toparás ligeramente a por lo menos el carro atrás de ti. Hará que salir del estacionamiento sea difícil para todos los involucrados (tu y ellos tal vez tengan que repetir este proceso). Es más aceptable como una necesidad en una ciudad grande y llena de gente. No lo hagas si tu u otro carro no tiene un parachoques común y corriente y sin obstrucciones o si uno de los vehículos entre los que te estacionaras es un vehículo pesado. Si para ti es difícil estacionarte, tal vez sea imposible o casi imposible, que un camión salga del espacio sin dañar tu carro.
Gira, retrocede hacia el espacio, y empieza a enderezarte como antes, pero con particular cuidado. Las llantas traseras necesitan estar a la distancia correcta del bordillo antes de serpentear la parte delantera hacia adentro, lo cual no hará mucho más que cambiar de adelante para atrás.
Retrocede muy lentamente mientras te acercas al carro tras de ti. Probablemente lo golpees ligeramente. Si tu parte de adelante no ha sido jalada hasta adentro en el primer intento, entonces gira hacia el bordillo y conduce hacia adelante. Sal de allí y luego regresa para jalarlo más hacia el bordillo. Repítelo hasta que el carro este en el espacio.
Golpear ligeramente a un parachoques no debería causarle mayor daño siendo este una pequeña marca o un pequeño rayón. No arrastres la esquina de tu carro en contra de otro carro – retrocede y muévete para adelante una vez más para asegurarte de hacerlo sin problemas. Hay “defensas para parachoques” de goma o “protectores” disponibles en varios colores y pueden proteger las esquinas de tus parachoques, de las marcas y hay que otras con una superficie gomosa resbaladiza. Si ya quieres usar estas defensas, remueve la cinta adhesiva de doble lado con un poco de calor u otras técnicas suaves para reducir el riesgo en tu pintura.
Centra tu carro en el espacio No lo dejes parado en otro.
En un lugar muy ajustado si estas muy lejos del bordillo en el primer intento, también serpentea la parte de atrás. Tu carro es probablemente rectangular y como tal, más grande diagonalmente, que de adelante para atrás. Si retrocedes la parte de atrás hasta dentro de un lugar ajustado de una sola vez, o si tratas de sacar solo la parte delantera de tu carro de un lugar ajustado para salir, la esquina trasera del lado del conductor y la esquina de la parte delantera del lado del pasajero tendrán poco espacio para moverse hacia adelante y hacia atrás. Dale marcha atrás a esto para escapar de un lugar demasiado pequeño.
Retrocede hacia adentro del espacio poniendo cerca la parte de atrás, pero no muy cerca del bordillo, por ejemplo, dos pies (60 cm)
Cuando estés hasta la parte de atrás del espacio, gira las llantas delanteras rápidamente hacia el bordillo y conduce hacia adelante lo suficiente para que el frente se sesgue hacia el bordillo. Esto cambia la dirección del carro sin mover mucho las llantas de atrás.
Endereza las llantas delanteras para moverte para adelante. Esto jala las llantas traseras hacia adelante y hacia el bordillo.
Gira las llantas delanteras alejándolas del bordillo y retrocede a manera de que la parte trastera del carro se sesgue hacia el bordillo. De nuevo, esto cambia la dirección del carro sin mover mucho las llantas traseras.
Endereza las llantas traseras y retrocede hacia el carro de atrás. Esto mueve el eje trasero de regreso y hacia el bordillo.
Repítelo cuanto sea necesario. La parte delantera buscará su manera de entrar durante el proceso y puede girarse fácilmente de un lado a otro dándole giro hacia el bordillo mientras te mueves hacia adelante.
Si estas simplemente muy lejos del bordillo en un espacio de tamaño normal, salirse e intentarlo de nuevo puede ser más fácil.

estacionar
9)

En este punto, si todo ha salido bien, deberías ya estar bien estacionado. Si no es así, no te preocupes. Sólo pon tu direccional para avisar que estas a punto de salir, ponte a la par del carro de enfrente, cambia tu direccional de lado, y empieza de nuevo.
Abre tu puerta cuidadosamente. Mira hacia atrás por tu retrovisor para saber si viene algo, particularmente si hay tráfico cerca de la línea de estacionamiento o si hay bicicletistas, patinadores u otros vehículos en el área.
Si el bordillo fuera inusualmente alto, pídele a tus pasajeros que abran sus puertas con cuidado. Podrían golpear y abollar la puerta contra el bordillo o rayar la orilla de abajo y se expondría al oxido. Si la puerta no puede ser abierta completamente antes de que salgan, no debe ser abierta completamente antes de entrar porque el peso al entrar bajará el carro y la puerta a un nivel más bajo.

auto


un

Cómo estacionar un Auto

Como

Fuentes de Información - Cómo estacionar un Auto

Tags: Como | estacionar | auto | un

Dar puntos
35 Puntos
Votos: 6 - T!score: 6/10
  • 0 Seguidores
  • 2.088 Visitas
  • 12 Favoritos

6 comentarios - Cómo estacionar un Auto

@JohnesMaster Hace más de 1 año +2
24 historias con sus moralejas...
@Pabloavi Hace más de 1 año +1
nino triste
@alejandro8727 Hace más de 1 año +2
a mas de una le vendria bien leer esto...pero ni asi creo que ayudaria
@Pacha054 Hace más de 1 año +3
uhhh pero estacionando ese autito de mierda es facil, en la vida real no tenes tres minutos, tenes un auto mas grande, te estas meando, y tu mujer no te para de hablar y te desconceentraAA
@DXAPSYCKO Hace más de 1 año +2
sin contar que no falta el que te bocinea apurándote
@irietion Hace más de 1 año +1
Muy bueno, gracias
@soyleo559 Hace más de 1 año
De nadas , yo tambien tengo que practicar! jajajja
@diegoalles Hace más de 1 año +1
estacionar