Apodos para mujeres fáciles

Le dicen…

LA HELICOPTERO A donde llega levanta polvo
LA ACEITUNA Negra, chiquita pero igual se la comen
LA MOTOSIERRA No deja palo parado
LA CAPA DE OZONO Cada día tiene el hoyo más grande
LA TABLA DEL UNO Por lo fácil
LA TRES MOSQUETEROS Una para todos y todos para una
LA RELOJ DE ARENA La dan vuelta cada medía hora
LA SEMAFORO Después de las doce nadie la respeta
LA LUZ DE SOL Se entrega a todos por igual
LA TORTUGA Duerme con la cabeza adentro
LA BANDERA DE EE.UU La han clavado hasta en la Luna
LA PIÑATA Siempre le dan con el palo
LA VASITO DE AGUA No se le niega a nadie
LA TARIMA DEL PUEBLO Ahí se monta cualquiera
GUADAÑA: Una afiladita y a los yuyos.
TAPA DE SOTANO: La levantan de la argolla.
PALA DE PUNTA: Si no esta clavada, esta apoyada.
BOLSA DE HARINA: Cuanto mas la sacuden, mas polvo echa.
COLECTIVERO RESPONSABLE: No deja una parada sin recoger.
ESTACA DE ACERO: Se la puede clavar en cualquier lugar.
GRIPE: La ha tenido todo el mundo.
BOLSA DE RESIDUOS: La recogen a la tardecita, de noche o de madrugada.
ROLEX: Solamente se lo ponen los de guita.
ALPARGATA: Se la ponen todos los gauchos.
CORNALITO: Sale con mediomundo.
ESTACA DE CIRCO: La clavan en cualquier baldio.
HORMIGA ATOMICA: No hay polvo que la destruya.
MUSEO NATURAL: Junta toda clase de bichos.
REMISSE: El cliente nunca sabe lo que va a pagar hasta que se baja.
ORILLA DE MAR: Todo concha.
CATASTRO: Se conoce todos los baldios y todos los potreros.
VELOCIMETRO: Sin tripa, no funciona.
CEMENTERIO DE MASCOTAS: Podes enterrar el gato por una modica suma.
MEDIA FINA: No se le escapa un punto.
CARACOL DE MAR: Sobrevive gracias a la concha.
ACELGA: No hay bicho que no la ataque.
CUBIERTA GASTADA: Pincha en cualquier calle.
PERLA: Para saber el valor, tenes que abrirle la concha.
LOCOMOTORA VIEJA: Funciona a pito y leña.
SAPO: Se alimenta con los bichos que se traga.
TABLA DEL UNO: Es la mas facil.
MARCHA DE SAN LORENZO: La tocan desde la primaria.
MILANESA: No hay quien no la haya comido.
LATITA DE CERVEZA: Para disfrutarla, hay que abrirle el agujero.