Un AMIGO: Te manda e-mail que te hacen reflexionar y meditar.
Un VERDADERO AMIGO: Te manda e-mail de tías en bolas y asquerosidades.

Un AMIGO: Piensa que los problemas por los que te quejas son recientes.
Un VERDADERO AMIGO: Te dice: "Deja de quejarte de las mismas gilipolleces siempre y soluciónalo, que ya me tienes harto!".

Un AMIGO: Nunca te vio Llorar.
Un VERDADERO AMIGO: Ya tiene los hombros mojados de verte llorar y ya sabe que eres un mariconazo.

Un AMIGO: Desconoce el nombre de tus padres.
Un VERDADERO AMIGO: Tiene siempre el teléfono de tus viejos encima por si te llevan preso.

Un AMIGO: Lleva una botella de vino a tu casa cuando hay fiesta. Un VERDADERO AMIGO: Llega a tu casa completamente pedo, se toma todo lo que encuentra en su camino, se descojona de tus invitados y te hace quedar como el culo.

Un AMIGO: Odia que le llames a la hora de la siesta, pero te atiende igual.
Un VERDADERO AMIGO: Directamente ni te atiende.

Un AMIGO: Busca hablar de tus problemas.
Un VERDADERO AMIGO: Te los intenta solucionar con unas cuantas botellas de cerveza de por medio.

Un AMIGO: Actúa como invitado en tu casa.
Un VERDADERO AMIGO: Entra a tu casa abre la nevera, te putea si esta vacía, te caga el baño y se sienta a ver lo que él quiera en la tele.

Un AMIGO: Piensa que se acaba la amistad si hay una discusión.
Un VERDADERO AMIGO: Se mama, te infla a hostias y al día siguiente ni se acuerda de qué pasó, pero esta todo bien.

Un AMIGO: Espera que estés siempre a su lado.
Un VERDADERO AMIGO: Espera siempre estar a tu lado.

Un AMIGO: Nunca te putea.
Un VERDADERO AMIGO: ya te ha dicho todas las barbaridades habidas y por haber.

Un AMIGO: Te cuida toda la noche si estas muy borracho.
Un VERDADERO AMIGO: Te tira en unos matorrales para que no te detengan y a las 8 de la mañana te pasa a buscar para llevarte a tu casa.

Un AMIGO: Si te quieren pegar intenta arreglarlo con explicaciones.
Un VERDADERO AMIGO: Se mama, se pelea y te pegan a ti de rebote por salir a defenderle.

Un AMIGO: Nunca dice cosas que sabe que te molestan.
Un VERDADERO AMIGO: Si sabe que te molesta algo lo va a hacer hasta el agotamiento.

Un AMIGO: Te diría "Pásale este mensaje a todas aquellas personas que verdaderamente aprecias y quieras y todos tus deseos se harán realidad".
Un VERDADERO AMIGO: Te diría "Déjate de leer mamonadas y manda algo bueno o voy a tu casa y te alicato a ostias!".