El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

La casa de Bill Gates! Mortal + yapa

mirá la casa de bill (1 de sus casas)

La casa de Bill Gates! Mortal + yapa

El comedor de invitados es casi tan grande como el State Dining Room de la Casa Blanca: cien cubiertos sobrados.
En el garaje caben sus veinte coches de época.
La piscina, de mármol de Carrara y en forma de «L», tiene hilo musical subacuático.
Por todas partes se ven televisiones: treinta y dos monitores formando una deslumbrante pared electrónica.
Un sistema «inteligente» de cien microcomputadores vela por el mínimo detalle.
La casa de huéspedes vale 200 millones; la del guarda, más modesta, cien millones (la del perro, mínimo, como la de los Boyer).
La obra faraónica, aunque desde fuera no se aprecie, ha costado la friolera de 5.000 millones de pesetas y ha tardado seis años en rematarse (tres veces más que el rascacielos más alto de Seattle, el Seafirst Center, 76 pisos).
Con ustedes, la nueva «cibermansión» de Bill Gates en el lago Washington, a punto de estrenarse. ¿Acaso dijo que no le iban las ostentaciones?


Rico entre los ricos

La revista Forbes lo acaba de proclamar, por tercer año consecutivo, rico entre los ricos norteamericanos. Y esta vez la distancia sobre su seguidor, el financiero Warren Buffett, es inapelable: 18.500 millones de dólares (casi dos billones y medio de pesetas) frente a 15.000 millones pelados.
Sólo su nómina se estima en torno a los treinta «kilos» mensuales, aunque la llave de su fortuna está en el 24% de acciones de Microsoft, tal vez la empresa más rentable del planeta.
Cuando Gates empezó a concebir la idea de la «cibercasa», sus sueños eran otros. Entonces iba de discreto y tímido por la vida, camuflado tras sus gafillas de carey, incómodo en el papel de fulgurante estrella.
Pensó en una casa «modesta» de unos 6.000 metros cuadrados, no más, enclavada en una colina y muy respetuosa con el paisaje. Encontró el terreno adecuado en Medina, a 15 kilómetros de Seattle, y lo dejó en barbecho hasta que llegara el momento.
En 1990 comienzan las obras. Presupuesto inicial: 2.000 millones de pesetas.


Batalla arquitectónica

Gates confía el diseño a un arquitecto, James Cutler, de gran reputación en el Northwest por sus casas «camufladas» en los bosques. Aunque coinciden en la idea maestra, Gates sufre lo suyo para arrancar a Cutler ciertas concesiones.
Cutler es un «neoludita» convencido: le revienta la cosa tecnológica. Apenas usa el ordenador, considera la televisión como un artilugio antisocial. Trabaja mayormente con madera reciclada y se niega a convertir la casa en una «tecnosfera».
Olvídate del diseño interior, le dice Gates. Lo que quiero es luz, mucha luz, techos no demasiado altos, espacios diáfanos. El proyecto se amplía y se encarece. A Gates comienza a parecerle el monasterio de El Escorial.
En esto llega el matrimonio, 1994. Su esposa, Melinda French, ejecutiva de su propia compañía, dice «sí» con una condición: hay que introducir grandes cambios en los planos de la «cibermansión».
«Yo no pienso vivir en ese sitio», se queja la prometida. «Más que una casa, parece un palacio de convenciones».
Vuelta a empezar. Melinda sugiere el nombre de un interiorista de Nueva York, Thierry Despont...
La batalla está servida: la escuela del Northwest contra la escuela de Nueva York. Resulta que Cutler y Despont son enemigos ancestrales, no se hablan. «Big Brother» Bill Gates, vencedor de tantas batallas, asiste impotente a la guerra que ha estallado en el patio de su casa.
Cada arquitecto trabaja con su propio contratista. Lo que hace uno lo deshace el otro. Se dilatan las obras, se dispara el presupuesto.


La casa se quea pequeña

En 1995 llega la niña, Jennifer Katharine Gates, y la casa de soltero (1.500 metros cuadrados, a un kilómetro de la «cibermansión») se queda pequeña. Gates apremia a los obreros. Se implanta el doble turno. Los vecinos protestan por las molestias.
Sigrid Cuyton, ex concejala de Medina, amenaza con denunciar las obras porque el polvo, dice, está causando graves trastornos respiratorios a toda la familia. Al final, los Cuyton deciden tirar la toalla y emigran con todos los trastos a Seattle.
Una vecina se queja de roturas de cristales y temblores constantes. Sesenta camiones con cemento pasan por la puerta de su casa y hacen saltar en pedazos toda su porcelana china. Bill Gates, en persona, le pide perdón y todos tan contentos, aquí no ha pasado nada.
Al «Gran Hermano» se le puede ver alguna que otra noche armado con una manguera o con el palo de una escoba, dando instrucciones a diestro y siniestro para dejar todo como una patena.
El vecindario se rinde al poderoso influjo de uno de los hombres más ricos de la Tierra. La «cibermansión» figura ya en las guías turísticas locales: lo que se pierde en anonimato, se gana en seguridad y en prestigio.
«No veo llegar el día en que pueda estrenarla», asegura el propio Gates. «Parece que llevo toda la vida esperando».
Salvo nuevos imprevistos, la última piedra se pondrá en diciembre del 96. La mudanza, pasadas las navidades.


El pin electrónico

Aunque a Melinda no le gusta mucho la idea, Gates se ha emperrado en implantar el uso del «pin» electrónico hasta en el último rincón. Prendido en la solapa, el «pin» sirve lo mismo para abrir la puerta sin necesidad de llave, o encender la luz sin pulsar el interruptor, o caldear tu habitación a la temperatura ideal.
«He querido incorporar las últimas innovaciones, pero de un modo suave, poco intimidatorio», se defiende Gates. «La tecnología ha de estar a nuestro servicio; no podemos hacernos esclavos de ella, de eso estoy convencido».
«Dentro de unos años, la mayoría de las casas americanas funcionará más o menos como la mía», vaticina el «Gran Hermano». «Y al cabo de un tiempo, nos resultará extraño pensar cómo podíamos vivir sin estos inventos, como hoy ocurre con el lavavajillas o con la televisión».
El entretenimiento, por cierto, juega un papel vital: televisiones de alta definición, consolas que convierten automáticamente la «caja tonta» en la «caja lista» (o sea, el ordenador).
«Las posibilidades de ocio en el hogar serán inmensas», explicaba ya Gates en su particular libro de las profecías (The Road Ahead). «Lo cual no nos hará necesariamente ostracistas».
La cultura con mayúsculas también está presente. De las paredes cuelgan reproducciones electrónicas de los cuadros más valiosos del mundo. En la biblioteca reposa uno de los códices más preciados de Leonardo Da Vinci, adquirido por 3.700 millones de pesetas.
A falta de los últimos retoques, quienes han tenido el privilegio de ver la casa admiten que el resultado es deslumbrante... «Desde fuera no tiene desde luego el empaque del "palacio" de Donald Trump», sostiene el arquitecto y crítico Mark Alan Hewitt. «Pero una vez dentro el efecto es cegador. Hay un algo intangible en la alta tecnología que infunde a la vez respeto y veneración».
Quién sabe si dentro de un siglo los turistas visitarán la «cibermansión» de William Gates III con la misma curiosidad con la que hoy desfilan por San Simeón, el «pastiche» creado por su más directo antecesor, William Randolph Hearst.
Aunque, todo hay que decirlo, el «Gran Hermano» del siglo XXI se queda corto ante los delirios de grandeza del Ciudadano Kane, capaz de albergar bajo el mismo techo cuatro estatuas de la diosa Sekhmet (Egipto, 1.200 antes de Cristo), un frontispicio romano (año 270) y un artesonado en el techo «robado» a una iglesia de Teruel (siglo XIV).


Recorrido por la casa


Gates
La casa se encuentra situada a orillas del lago Washington.

casa
Todo huésped, tras recibir un "pin electrónico", queda conectado al ordenador central de la casa . El ordenador sabe dónde está cada invitado en todo momento y almacena información personalizada sobre él.

imagenes
De las paredes cuelgan grandes pantallas con reproducciones electrónicas de los cuadros más valiosos del mundo. El ordenador almacena información acerca del visitante y las pantallas se autoajustan a sus gustos (TV, música...). En la biblioteca reposa uno de los códices más preciados de Leonardo Da Vinci, adquirido por 3.700 millones de pesetas.

bill
En todas las habitaciones hay conexión directa a Internet. Además el visitante puede caminar por la casa sin perderse nada porque el ordenador sigue sus pasos programando las pantallas, luces, sonido y teléfono acorde con las intrucciones personalizadas de cada huesped.


hija
La enorme piscina, de marmol de Carrara, está dotada de un complejo sistema de hilo musical acuático


tremenda la casita de Bill, ahora la


YAPA


fotitos de él!

La casa de Bill Gates! Mortal + yapa
Gates
casa
imagenes
bill
hija
La casa de Bill Gates! Mortal + yapa
Gates
casa
imagenes

sabian que Bill tenia una hija???


bill

no se babeen

28 comentarios - La casa de Bill Gates! Mortal + yapa

@hernantaringa +1
la hija de bill gates es la mjuer mas codiciada en el planeta lejos!
@charlessssss +2
hija

homero: no se ve tan rico
gates: creame, soy inmensamente rico
homero: si, Mira que prolijo esta el corte de pelo
@Luchitoxxx +1
los hijos de bill gates usan ubuntu! XD
y bill gates tiene el nokia 1100
@larrilow +1
Luchitoxxx dijo:los hijos de bill gates usan ubuntu! XD
y bill gates tiene el nokia 1100


y a la mujer se la verìa vinculada con el dueño de apple
@Atrax88
a la mierd@ !!! esa es la hija...
@galeman
sfa la hija de gates eh la verdad
tiene un usb hembra x vagina
@Nas08
no creo q la casa tenga tanta tecnologia..
m parece q bolasean i agrandan las cosas, esta bien q tiene guita para 20 generaciones d su familia, pero bueno, es mi opinion.
un abrazo.
@nnicolas1905
La hija de bill esta mas buena, que poder volar
@ultragamer +1
Si no fuera por el yo no existiria I LOVE U BILL GATO!
@INFERNO3
charlessssss dijo:Gates

homero: no se ve tan rico
gates: creame, soy inmensamente rico
homero: si, Mira que prolijo esta el corte de pelo


NO ME HICE RICO FIRMANDO CHEQUES SEÑOR!!!!
@50_Cent
casa

uno de los hombres mas ricos del mundo..impresionante
@capitanrickotero1
ademas de equipar la casa, esquipo a la hija con 2 super cañones
@Vio_Die
algunos la pasan bien

imagenes
Violeta
@94molotov
50_Cent dijo:bill

uno de los hombres mas ricos del mundo..impresionante



Crei que eran los mods de taringa!
@luisuru
94molotov dijo:
50_Cent dijo:hija

uno de los hombres mas ricos del mundo..impresionante



Crei que eran los mods de taringa!




@darthtincho1
luisuru dijo:
94molotov dijo:
50_Cent dijo:La casa de Bill Gates! Mortal + yapa

uno de los hombres mas ricos del mundo..impresionante



Crei que eran los mods de taringa!





mamita, me siento como brad pit ahora
@Mechicabota +2
94molotov dijo:
50_Cent dijo:imagenes

uno de los hombres mas ricos del mundo..impresionante



Crei que eran los mods de taringa!


No, los mods de Taringa son estos:
bill


@WorthWay
luisuru dijo:
94molotov dijo:
50_Cent dijo:La casa de Bill Gates! Mortal + yapa

uno de los hombres mas ricos del mundo..impresionante



Crei que eran los mods de taringa!





jaaajjajajjajjajajja