Un artista comprometido con la causa ambiental

Nicolas Uriburu, arte y medio ambiente


Nicolás García Uriburu, reconocido internacionalmente por sus obras pictóricas y sus famosas "intervenciones", llegó ayer a San Rafael para integrar el jurado de la muestra "Todos tenemos derecho a un ambiente sano", organizada por la Multisectorial del Sur y la Fundación Valentín Bianchi. Los participantes son alumnos de establecimientos educativos del departamento.

Uriburu ha sido un precursor en la defensa del medio ambiente a través de acciones artísticas. Su primer "intervención" fue en 1968, cuando la conciencia ecológica era incipiente, y consistió en colorear de verde los tres kilómetros del Gran Canal de Venecia, con un líquido no contaminante que usan las marinas del mundo para identificar embarcaciones en el agua. El objetivo fue protestar por la polución de este canal. Posteriormente repitió acciones similares usando el mismo color en diversos sitios y fuentes de agua de ciudades europeas, en San Pablo, Tokio y Buenos Aires.

"He coloreado muchas aguas en el mundo y no me he equivocado, porque el calentamiento de la tierra y todo el problema climático los vengo anunciando hace más de 40 años" y "ahora las consecuencias están a la vista", señaló el artista en diálogo con este diario.

También fue uno de los primeros en utilizar el verde como manifestación de la naturaleza. "En principio me preguntaban los alemanes porqué usaba el verde, si hay otros colores en la naturaleza, diez años después empezaron a aparecer los partidos verdes y Greenpeace". Con esta organización ambientalista ha trabajado en conjunto en manifestaciones públicas, como fue la defensa de la Selva de Yungas, en Salta, amenazada por un gasoducto, y para reclamar la limpieza del Riachuelo.

Pero su compromiso social no se agota en el tema ambiental. Trabaja también en el rescate de la cultura precolombina, para lo que creó y dirige una fundación, que además posee un museo de preservación y difusión de las manifestaciones culturales de los pueblos originarios.

También le preocupa la ausencia de una política cultural. "Ningún gobierno se interesa en la cultura y no existe ley de mecenazgo" -dijo- "yo he visto pasar presidentes, he hablado con todos ellos sobre el tema, y me han mirado como a un extraterrestre". Recordó que el fomento del arte no sólo refuerza la identidad cultural del país, sino "que no se dan cuenta que atrae mucho dinero".

Dijo que, actualmente, el desarrollo artístico de la Argentina depende del esfuerzo individual de los artistas. Se lamentó de que ocurra esto porque "el país tiene muy buenos artistas, pero el problema es la falta de una política cultural".



Más de 600 trabajos en el certamen

La muestra artística cuenta con más de 600 trabajos de alumnos de octavo y noveno años de escuelas de todo el departamento. García Uriburu consideró que "es muy linda la idea de empezar a trabajar con la naturaleza, a quererla y cuidarla desde niños".

La apertura de la exposición se hará hoy a las 19 en una concesionaria automotriz de avenida Mitre 70. El jurado, que integra el artista, elegirá 20 trabajos para ser expuestos en distintos comercios del centro bajo la consigna "Queremos que el arte invada la ciudad para crear conciencia". Luego, esas obras serán exhibidas en abril y mayo de 2008 en el Centro Cultural Borges de Buenos Aires.



Un poco mas de Nicolas Garcia Uriburu

medio ambiente
Uriburu y Salvador Dalí, París, 1968

contaminacion
Uriburu y Andy Warhol, New York, 1969

Nicolás García Uriburu nace en Buenos Aires, en 1937. Es arquitecto, artista plástico y pionero del land-art. Exhibe sus obras en los principales museos y galerías del mundo.

Su trabajo es reconocido mediante varios premios. En 1998, obtiene el Gran Premio de Pintura Nacional y, entre los premios internacionales, recibe el Prix Lefranc (París, 1968); el Primer Premio de la Bienal de Tokio (Tokio, 1975); y el Premio a la Trayectoria del Fondo Nacional de las Artes (Buenos Aires, 2000).

Desde 1968, cuando realiza la Coloración del Gran Canal de Venecia durante la Bienal, intenta dar, a través de sus intervenciones a gran escala en la Naturaleza, una señal de alarma contra la contaminación de ríos y mares.

Con su arte, provisto de cierta significación política (Unión de Latinoamérica por los ríos, No a las fronteras políticas, entre otros), denuncia los antagonismos entre la naturaleza y la civilización, y entre el hombre y la civilización.

Uriburu desarrolla, paralelamente a su carrera artística, una importante labor social. Se destaca en la defensa del medio ambiente mediante acciones como las múltiples plantaciones de árboles, tanto aquí como en Europa. Es miembro fundador del Grupo Bosque con quienes participó en las campañas de reforestación de Maldonado, Uruguay.

En Buenos Aires, preside la Fundación que lleva su nombre, dedicada al estudio del arte de los pueblos originarios de América. Es curador vitalicio del museo que lleva su nombre en la ciudad de Maldonado, Uruguay, en donde se exhibe la Colección de Pintura y Escultura Nacional, que el artista ha donado al estado uruguayo.

Según Schopenhauer todo hombre que concibe una idea y desea comunicarla tiene derecho de recurrir al arte. Uriburu utiliza ese derecho a la perfección y sus ideas concientizadoras presentes en sus pinturas, intervenciones en la naturaleza y acciones sociológicas, nos reflejan como sociedad, nos alertan, nos llaman a tomar conciencia de nuestro entorno, nos indican un camino.

Los conceptos de Nicolás García Uriburu están en la naturaleza misma y son dirigidos al hombre común con la intención de transformarlo.

Sus intervenciones

arte
Coloration du Grand Canal, Venecia, 1968

verde
Coloration Fontaine du Lac de Vincennes, París, 1971

nicolas uriburu
Coloración del Puerto de Niza, 1974

Nicolas Uriburu, arte y medio ambiente
Coloración del Puerto de Amberes, Bélgica, 1974

medio ambiente
Coloration Fontaine du Louvre, París, 1989

contaminacion
Basta de contaminar, Riachuelo de Buenos Aires, 1999
Acción conjunta con Greenpeace


arte
Coloración Fuentes del Trocadero, París, 1972

Algunas obras de Nicolas Garcia Uriburu sobre el medio ambiente

verde
S.O.S. Brasil (Amazonia), 1991 | Óleo sobre tela | 380 x 720 cm
Col. Fundación Nicolás García Uriburu


nicolas uriburu
Sucurí, 1990 | Óleo sobre tela | 190 x 540 cm | Col. del artista

Nicolas Uriburu, arte y medio ambiente
Green Venice, 1968 | Fotografía y pastel | 110 x 110 cm | Col. Amalia Lacroze de Fortabat

medio ambiente
Coloration East River (New York), 1970 | Fotografía y pastel | 85 x 130 cm | Col. del artista

contaminacion
Hidrocromía Intercontinental (Río de la Plata, Buenos Aires), 1970 | Fotografía y pastel | 90 x 130 cm | Col. Eduardo Costantini, Museo de Arte Latinoamericano de Buenoa Aires (Malba)

arte
Eating each day you destroy a forest, 1982 | Palillos y resina | 21 x 20 cm | Col. Museo Hara de Tokio, Japón

verde
Plantación de 7000 robles, J. Beuys y N. Uriburu, 1987 | Óleo sobre tela | 180 x 190 cm | Col. Museo Nacional de Bellas Artes, Buenos Aires

nicolas uriburu
Caso 2, Celulosa Argentina, Capitán Bermúdez, Río Paraná, 2000 | Fotografía digital y acrílico | 125 x 145 cm | Col. Marcos y Azul Pereda

Nicolas Uriburu, arte y medio ambiente
Green Venice (autorretrato), 1988 | Óleo sobre tela | 180 x 380 cm | Col. Fundación Nicolás García Uriburu |

medio ambiente
Amazonia, pulmón verde del mundo, 1981 | Instalación | foto 80 x 60 cm | Col. del artista

Fuente:
www.nicolasuriburu.com.ar