BIENVENIDOS A MI POST

HAGO ESTE POST CON EL FIN DE QUITAR LA DUDA QUE MUCHOS USUARIOS NO SABEN QUE TV MONITOR COMPRAR UN LCD,PLASMA O LED.
EN EL POST SABRAN QUE ES LO MEJOR DE CADA UNO DE ESTOS TVMONITORES NO HE INCLUIDO AUN LA TECNOLOGIA DEL 3D PORQUE ES PARA LARGO Y NUNCA LO TERMINARAN DE LEER XD! OTRO DIA LO HARE ADEMAS AUN RECIEN EMPIESAN A SALIR LOS TV3D EN OTROS PAISES AUN NO SALEN A LA VENTA NO TENGO EL DATO JEJEJEJE NO SE SABE AUN QUE ES LO BUENO Y LO MALO CON EXACTITUD.


Televisores con pantalla LCD de alto contraste, más pequeños, más livianos y con un consumo de energía reducido gracias a la Retroiluminación LED blanco tipo Edge.

* Tamaño y peso reducidos: el sistema de Retroiluminación Edge LED permite que la pantalla LCD sea mucho más delgada y liviana.
* Consumo de energía y contraste mejorados: las mejoras obtenidas con el sistema de Retroiluminación LED reducen el consumo de energía mucho más que con el antiguo sistema de Retroiluminación convencional CCFL y logran un porcentaje de contraste que supera los 1000000:1 (1).



El sistema de Retroiluminación es el componente clave de la pantalla LCD. En una pantalla convencional se utilizan chips CCFL o LED que iluminan desde abajo, mientras que en los monitores de menor tamaño se utiliza la fuente de luz ubicada en los bordes de la pantalla. Esta última opción, normalmente no se utilizaba en pantallas de gran tamaño por su baja luminosidad (baja eficiencia en la transmisión de luz) y falta de uniformidad (irregularidad en la intensidad de luz).


SONY resolvió esos obstáculos desarrollando una tecnología de Retroiluminación desde los costados (2), permitiendo que la pantalla sea aún más delgada y liviana, incrementando el porcentaje de contraste a 1000000:1 (1) y reduciendo el consumo de energía en comparación con el sistema de Retroiluminación CCFL convencional.

(1) Porcentaje de contraste dinámico (porcentaje del nivel máximo de blanco en el nivel máximo de brillo hasta el nivel mínimo de negro en el nivel mínimo de brillo)
Aviso: Cada empresa de ventas puede decidir si revela o no el porcentaje de contraste dinámico en folletos de venta y otro material de marketing.

(2) Pantalla con Retroiluminación LED blanco tipo Edge. La placa de luz guía recibe la luz que emiten los chips LED y la reflecta de manera difusa. La lámina óptica y los filtros de luz garantizan la uniformidad del brillo en la pantalla.

Lcd,Led,Plasma que TV Monitor Comprar

led









PLASMA

Lo bueno

-Económico en tamaños superiores a 40”
-Mayor ángulo de visión que el LCD
-La mejor reproducción de color negro

Lo malo

-Menor resolución por pulgada que los LCD
-Reflejos en la pantalla
-Pantallas pesadas

Las pantallas de Plasma son conocidas por lograr niveles de contraste mayores. A diferencia de las pantallas LCD, la tecnología consiste en una serie de pequeñas cápsulas llenas de plasma para dar vida a la imagen, cuando es necesario presentar el color negro, las cápsulas se apagan completamente dando como resultado un contraste casi perfecto.

No existen televisores de plasma pequeños, por lo general arrancan desde las 32 pulgadas y pueden llegar a gigantescas pantallas que superan las 100 pulgadas, sin un aumento de precio considerable.
La resolución por pulgada es menor que en el LCD, es por ello que podemos ver una cuadrícula cuando estamos demasiado cerca de la pantalla.

Las pantallas de Plasma son auto-luminiscentes, es decir, generan su propia luz. Están rellenas de un gas especial llamado “Plasma”, que en resumidas cuentas, al contacto con la electricidad la convierte en luz. Si pudiéramos ver la estructura de una pantalla de plasma en un microscopio veríamos algo parecido a un cartón de huevo con cada celda pintada de fósforo verde, rojo y azul. Como un panal de colores cubierto con un vidrio, que encapsula en su interior al gas, formando miles de capsulitas independientes, cada una con su propio control de brillo pixel por pixel.

pantalla



LCD


Lo bueno

-Económico en tamaños menores a 40”
-Mayor resolución que Plasmas
-Sin peligro de imágenes congeladas
-Gran variedad de tamaños
-Pantallas más ligeras que el plasma

Lo malo

-Caro en tamaños superiores a 40”
-El negro se ve como gris obscuro
-Menor ángulo de visión que el plasma

Los paneles de cristal líquido iniciaron la revolución de las pantallas planas y delgadas. Desde su aparición en la década de los noventa, esta tecnología ha mejorado considerablemente a la vez que mantiene su concepto original.

Se trata de un par de cristales entre los cuales yace un líquido que genera las imágenes, los paneles LCD no producen luz propia, es necesario colocar una lámpara detrás del cristal para ver claramente.
La tecnología LCD tiene problemas al reproducir el color negro, que en el mejor de los casos termina viéndose como un gris muy oscuro, además, los colores pueden cambiar si es que no tienes la pantalla frente a ti.

Las pantallas LCD se encuentran disponibles en una gran variedad de tamaños y despliegan imágenes en alta resolución en casi todos los modelos. Esta tecnología maneja precios similares al plasma siempre y cuando no sobrepasen las 40 pulgadas, de otra forma resultan demasiado caras.
las pantallas de LCD (Liquid Crystal Display) no generan su propia luz. Dependen de una lámpara posterior. Explicar como funciona el cristal líquido es un poco más complejo. A grandes rasgos, las imágenes se forman “desviando” el paso de la luz con cristal líquido en un efecto semejante al que hace una persiana. El color se obtiene jugando con varias persianas y filtros de colores. Es como tener un sándwich de 3 o más ventanas de colores, cada una con una persiana. Si se dejan totalmente abiertas pasa toda la luz blanca de la lámpara, pero si se cierra una, solo deja pasar la luz de los colores no bloqueados. De esta forma, al cerrar todas las persianas se bloquea casi totalmente el paso de la luz, aunque siempre queda la lámpara encendida detrás. Es por este motivo que algunas pantallas de LCD hacen efectos raros en el color y el brillo cuando son vistas de lado o son giradas. Algunas pantallas LCD cuentan con todo un respaldo de lámparas fluorescentes detrás, aunque otras como las de las Notebooks o celulares, sólo cuentan con unas pocas lámparas sólo en el marco de la pantalla, las cuales iluminan un cristal esmerilado con un grabado especial llamado “Fresnel”. El fresnel distribuye la luz en toda la pantalla casi uniformemente, permitiendo que el diseño de la pantalla de tu laptop sea tan delgadita, pero que si no la ves totalmente de frente o si te mueves, el brillo de la pantalla te hace algunas jugarretas.

televisor


LED


Lo bueno

-Color negro similar al plasma
-Pantallas delgadas (2.5 cm)
-Bajo consumo de energía
-Misma resolución de una pantalla LCD
-Sin peligro de imágenes congeladas

Lo malo

-Precio elevado
-Poca variedad de tamaños

Combinando lo mejor de ambas tecnologías, tenemos a las pantallas LED. Consiste en un panel con la misma resolución de las pantallas LCD, iluminado por diodos emisores de luz, una especie de focos que pueden modificar el nivel de brillo en secciones diferentes logrando un color negro similar al plasma.
Las pantallas LED consumen hasta 40 por ciento menos energía que las otras dos tecnologías y son mucho más delgadas, en promedio tienen una pulgada de ancho.

Emiten menos calor y son más amigables con el medio ambiente, su instalación es relativamente sencilla e incluso pueden colgarse del techo. La única desventaja es el precio, que llega a ser hasta el doble de un LCD o plasma.
Las pantallas de LEDs se están poniendo de moda, pero la mayoría siguen siendo idénticas a las de LCD. De hecho su imagen se forma exactamente igual, mediante las mismas persianas de LCD, la única diferencia es que en vez de tener un respaldo de lámparas fluorescentes estas se iluminan con LEDs. Los LEDs son esas lucesitas de colores comúnmente utilizadas para indicar si un aparato está prendido, que iluminan el cargador de batería de tu celular, o de tu cámara, o el panel de tu DVD o tu microcomponente. En rendimiento estas luces son muy económicas, de muy larga duración y en el caso de las pantallas de LCD con LEDs son de color blanco. El 60% de las pantallas LED del mercado son de fresnel como tu Notebook, o sea que son iluminadas desde el borde del marco con LEDs que siempre permanecen encendidos, con lo que logran un diseño impresionantemente delgado sin afectar demasiado la calidad de imagen al compararse con el LCD normal. El 30% de las pantallas de LCD con respaldo LED tienen realmente un respaldo de varios LEDs distribuidos sobre toda la superficie de la pantalla que siempre permanecen encendidos, mientras que el restante 10% además de tener sus LEDs distribuidos por la pantalla, también son capaces de regular la intensidad de luz LED por LED de manera independiente según la señal de imagen que reciban, siendo los únicas pantallas de LCD que logran conseguir negros realmente puros.

monitor

MITOS

Cuando surgieron los televisores de LCD y Plasma, ambas sufrían algunos inconvenientes que hoy en día ya no se presentan, sin embargo, los fanáticos de cada tecnología se valen de los siguientes argumentos para convencerte:

Mito 1: Las pantallas de plasma emiten un zumbido molesto
Mito 2: Las pantallas LCD duran el doble que un plasma
Mito 3: Mostrar imágenes fijas en un plasma afecta la pantalla
Mito 4: Las pantallas LED duran para siempre

En sus inicios, las televisiones de plasma emitían un sonido agudo y no funcionaban correctamente, en especial a grandes alturas, como en la Ciudad de México. Actualmente vienen blindadas de fábrica para evitar molestias.

Es cierto que las pantallas de plasma poseen el menor tiempo de vida, sin embargo, la diferencia es mínima a comparación de la tecnología LCD. Se estima que una pantalla de plasma dura por lo menos 15 años antes de que su brillo se vea reducido a la mitad, así que no debes preocuparte.

En su debut, las pantallas de plasma podían dañarse al desplegar una imagen fija durante las primeras horas de uso, sin embargo, los modelos actuales han resuelto ese problema y la posibilidad de que se presente es muy remota.
Falso, los focos LED son extremadamente eficientes pero no inmortales. Aun así destaca su duración, que en ocasiones duplica el tiempo de vida a comparación de las pantallas LCD.

1. Debe estar preparada para soportar los formatos de señal de video de los próximos 10 años, sin importar si adquieres Plasma LCD o LED. Si no quieres verte en la necesidad de cambiarla dentro de un par de años, fíjate que sea de resolución Full HD (1080p) que actualmente es el máximo estándar de calidad de imagen que puede ofrecer los discos BluRay, que tenga por lo menos 2 entradas HDMI y sintonizador de alta definición. También considera el consumo de energía y las funciones que ayuden a reducir tu recibo de luz. Algunas cuentan con sensores de iluminación que optimizan el brillo y color de la pantalla reduciendo el consumo de energía hasta en un 70%, representando a la larga un ahorro de varios miles de pesos. Piensa también en el uso real que le vas a dar y no te dejes apantallar por funciones extra que en la práctica jamás usarás, a menos que consideres indispensables unos lentes 3D, receptor bluetooth , wi-fi, broad band, 15 entradas USB o ese tipo de “Funciones” que aunque no utilices te las cobrarán como lumbre.

2. Si lo que buscas es la imagen perfecta, con movimientos continuos y realmente con calidad de cine, actualmente no hay nada que supere lo que te pueden ofrecer las pantallas de Plasma, en ambientes controlados y de relativa oscuridad. Han evolucionado para alcanzar una resolución Full HD 1080p y como cada uno de sus pixeles es auto-luminiscente, nada supera el impresionante contraste que pueden alcanzar, pues cada pixel se puede apagar y encender totalmente en número casi infinito de intensidades sin mencionar la mezcla de colores y tonos que puede lograr en su conjunto. Son ideales para acondicionar un verdadero Cine en Casa y ser empotradas en paredes o techos, pues su calidad de imagen siempre será impecable sin importar el ángulo en que las veas. Incluso algunas tienen certificaciones THX Home Cinema. La frecuencia en Hertz (Hz) o cuadros por segundo es la que define el realismo en los movimientos de la imagen, pero también tiene una relación directa con la salud de tu vista. Puedes encotrar pantallas de Plasma con más de 600Hz, con lo que pueden procesar 3 veces más movimiento y cuadros por segundo que lo que puede alcanzar el mejor LCD o LED, es decir, 3 veces menos nociva que estas tecnologías y 20 veces menos que la frecuencia de la señal de TV convencional NTSC. Plasma es la mejor opción en calidad de imagen para su uso a manera de cine y entretenimiento, sin embargo tienen algunos inconvenientes. El principal es que su color es producido por fósforo, cuyo brillo tiene una durabilidad limitada, por lo que en ambientes muy iluminados o de condiciones muy variables requerirá más potencia y durará menos el fósforo, o peor aún, si deseas usar tu TV con fines comerciales, como monitor de computadora o para jugar videojuegos con fondo fijo, el fósforo de tu pantalla se puede “quemar” de manera dispareja y en casos extremos puede quedar una imagen tatuada. Otros inconvenientes son el calor que producen y el consumo de energía.

3. Por su parte el LCD convencional, de respaldo de lámparas fluorescentes, es mucho más versátil y para múltiples usos. Se puede utilizar como monitor de computadora, es ideal para videojuegos con fondos fijos y trabajan muy bien en ambientes muy iluminados o de luz muy variable. Estas pantallas son más económicas que las de LEDs y consumen mucho menos energía que las de Plasma. Su nitidez es espectacular, pues los pixeles se forman en el cristal líquido a nivel molecular, sin embargo, no te dejes engañar por los vendedores con este atributo. La verdad es que están diseñadas para recibir una señal Full HD 1080p y aunque pudieran alcanzar mas resolución, este no es un factor determinante pues dependen de la señal que les envíes… es decir, la misma que le puedes enviar a una pantalla de Plasma o una de LEDs. Otra ventaja es su diseño. Son bastante más delgadas y ligeras que las de Plasma, además de que representan el gran volumen de ventas para los fabricantes, por lo que su inversión en diseño es de lo más elegante. Si para ti el espacio es un factor determinante, son una opción muy buena siempre y cuando las mantengas en su base. Uno pensaría que al ser más ligeras las puedes empotrar con mayor facilidad. Esto es cierto, pero recuerda que el LCD tiene la desventaja de que el color y el contraste se afecta dependiendo del ángulo del que las veas. Si sólo tú vas a ver este televisor, deberás empotrarlo en tu lugar favorito, a la altura de tu vista y a una distancia suficiente para que el total de la diagonal de tu pantalla se cubra al extender tu mano frente a ella, pero olvídate de invitar más gente y pretender que la disfruten de igual manera. Si consideras recibir invitados y deseas empotrar un LCD en una base de pared o techo fija, te recomiendo que la base sea giratoria, pues es un hecho que la calidad de imagen se verá afectada si no la observas totalmente de frente, y pues… al ser giratorias lo que habías ganado en su diseño delgado lo perderás… Otra desventaja que tienen es el contraste que pueden alcanzar, que se hace especialmente evidente en el detalle en escenas oscuras o cuando quieres ver una película o un videojuego de noche. Esto es porque a fin de cuentas tienen un potente respaldo de lámparas siempre encendidas detrás de ellas. Algunos fabricantes han intentado disminuir este defecto con funciones para reducir el brillo de las lámparas, pero es un hecho de que jamás podrán alcanzar la calidad de imagen que te puede ofrecer una Plasma de noche. Otro defecto que no han podido resolver del todo son los “brincos” de imagen que tienen los objetos en movimiento. Esto es porque la frecuencia en cuadros por segundo que puede procesar un LCD es muy baja. A mediano plazo este defecto puede ser muy nocivo para la salud de tu vista. Seguramente te ha pasado que con un periodo largo expuesto a tu computadora te lloran los ojos, se te ponen rojos, no puedes enfocar bien, o te duele la cabeza y requieres tomarte un descansito. Lo mismo pasa con la mayoría de los televisores LCD por la baja frecuencia que tienen. Si a pesar de estos defectos tu le encuentras más ventajas al LCD, te recomiendo que inviertas en una pantalla que tenga una frecuencia en Hz lo más alta posible. Las más populares (baratas y dañinas) tienen una frecuencia de 60Hz, pero las puedes encontrar de 120 y hasta 240hz. Pregunta por la frecuencia. Esta es casi imperceptible a simple vista en el piso de la tienda, pero ya que lo instales en tu casa, la salud de tu vista te cobrará la factura en unos pocos meses o te lo agradecerá tallándote menos los ojos tras esas largas jornadas rompe-records de tu videojuego favorito.

4. Las ventajas y desventajas de las pantallas de LEDs con iluminación de fresnel (desde el marco) o con LEDs repartidos en toda su superficie son exactamente iguales a las de LCD. Son igual de dañinas que el LCD y con esa calidad de imagen buena a secas. A fin de cuentas también se basan en el LCD para obtener el color y control de imagen. Tal vez las únicas 2 diferencias marcadas que tienen contra el LCD convencional son el diseño y el consumo de energía. Las luces LED son muchísimo más compactas que las lámparas fluorescentes y no requieren de ventilación, por lo que pueden reproducir imágenes en pantallas con impresionantes espesores de hasta 22mm, por lo que si tu eres un apasionado por el diseño, ves a tu centro de entretenimiento como un factor de status, deseas que tu televisor refleje tu carácter sofisticado sin importar si está encendido o apagado por igual y que se integre a la perfección con los refinados acabados de tu hogar, definitivamente la mejor opción son las pantallas de LEDs con fresnel. La otra ventaja de los LEDs es su extremadamente bajo consumo de energía, que puede ser 7 veces menor a las lámparas fluorescentes del LCD convencional y hasta 20 veces más económicas que el Plasma. Si te importa muchísimo el diseño, no te interesa mucho la calidad de imagen, ni pretendes pasar muchas horas diarias viendo TV, puedes optar por esta tecnología, que aunque es aproximadamente 3 veces más cara que el LCD convencional en unos cuantos años se acaba devengando la inversión en las facturas de tu recibo de luz.

5. Los fabricantes siguen intentado obtener con LCD la misma calidad de imagen que en Plasma con las ventajas del uso de respaldos LED. Aún no lo logran, pero se están acercando bastante. El adelanto mas significativo en este camino es el uso de respaldos LED de brillo variable. Si bien no tienen un diseño tan impresionante como el de las pantallas de LED con fresnel, tampoco son nada despreciables. Esta tecnología modula la cantidad de luz en diferentes zonas del respaldo según lo demande la señal que reproduce. Para comprenderlo, sería como reemplazar el respaldo de lámparas por un televisor Blanco y Negro hecho de LEDs, detrás del LCD. De esta manera los LEDs dejan de permanecer encendidos permanentemente, reducen hasta 40% el consumo de energía, incrementan el contraste y con esto el detalle del que hablábamos particularmente en las sombras o al ver el televisor de noche. Aún no se han logrado desarrollar LEDs que controlen su brillo pixel por pixel a resolución Full HD 1080p como lo hace el plasma, pero se están acercando bastante. Independientemente de que en un futuro cercano lo logren, aún faltaría vencer 2 barreras para alcanzar la calidad del Plasma: Lograr que la calidad de imagen se mantenga excelente sin importar el ángulo del que se vea y forzar al LCD a mejorar su frecuencia para que deje de ser tan agresivo con la salud de la vista.

Y QUE DECIDES UN LCD, PLASMA, O LED


Es una decisión muy personal.


GRACIAS POR PASAR
COMENTAME