COMO HACER UNA RADIO POR INTERNET
Hasta ahora, tener una radio en la web era difícil porque requería crear un servidor capaz de albergarla. Pero la empresa belga Radionomy solucionó el problema y desde el 28 de febrero transmitir va a ser simple y gratuito

Si el fundamento de la radio es que existan sonidos, ondas, aire para transmitir, y del otro lado audiencia, era impensable que no hubiera un buen sistema para hacerlo desde internet, el medio que hace todo más sencillo. El problema radicaba en que había que recurrir a un programa llamado SHOUTcast, que transmite música y contenidos, aunque para hacerlo necesita de un buen servidor donde alojarlos. Lo que suponía que si alguien emprendía la tarea de hacer un programa desde su casa, además de algo interesante para decir, debía contar con una computadora y suficiente memoria para albergar los datos que irían al aire.


¿Qué faltaba entonces? Autonomía. Eso es lo que inventaron tres belgas y le pusieron el obvio pero buen nombre de Radionomy. El salto que da este invento es notable, porque provee de un servidor virtual donde almacenar los contenidos, gratis, para luego transmitirlos. El sistema va a ser tan fácil como entrar a la página http://www.radionomy.com/, descargarse un programa y cargarle los contenidos. Del resto se encarga el servidor, que emite aún cuando la computadora esté apagada, simplemente porque funciona las veinticuatro horas, para todos los usuarios. El resto es igual a otras radios: se emite mediante streaming, es decir, que quien quiera escuchar puede hacerlo directamente desde una página web sin bajar ningún programa.


Gilles Bindels, Cédric van Kan y Yves Baudechon, los cerebros del proyecto, no son ni geeks (fascinados con la tecnología) ni almas caritativas a lo Bill Gates. Se dedican a las ventas, el marketing y las finanzas, respectivamente, y el año pasado se unieron a Alexandre Saboudjian, un fanático de las comunicaciones, para inventar un sistema simple y rentable.


El plan cerró perfecto: la empresa Radionomy ofrece el servidor y obtiene sus ganancias de la publicidad que va intercalando entre las transmisiones. Y para incentivar más el negocio, prometen compartir las ganancias con los creadores de las emisoras que consigan más audiencia. Tan contentos quedaron con la idea que en el blog de Radionomy contaron paso a paso la firma del contrato con el fondo de inversión holandés que financió el proyecto; y posaron para una foto, bodega de fondo y copas de tinto en mano (ver ampliar foto).


Ahora buscan lo más importante: contenidos para cubrir la programación. Desde la página convocan a los eventuales creadores con una pregunta de marketing, claramente segmentadora: "¿Qué sos?" Y permiten elegir entre "periodistas", "artistas", "djs-programadores musicales", "creador de radios", "productor de contenidos", "anunciante", "inversor", "público" o, simplemente, "curioso". Después, se encargan de aclarar otras dos dudas importantes: la radio será legal y ellos se ocuparán de los derechos de autor, dos temas particularmente controvertidos en Europa y especialmente en Francia, el único país que ha tratado, sin éxito, de regular el copyright en internet. También será legal el servicio discográfico de Radionomy, que permitirá elegir entre un catálogo de 100.000 canciones, a las que se podrán sumar obras propias, videos y podcasts.


FUente :http://www.sitiosespana.com