Mito o Verdad: ¿El disco duro también necesita ventilación?

Discos duros también son componentes que se calientan, ¿el HD se daña por el exceso de calor?

Mito o verdad: ¿El disco duro necesita ventilación?


El HD (hard drive, o disco duro) es uno de los componentes que pertenecen a las computadoras personales desde que fueron inventadas. Y no es casualidad que aún sea el medio de almacenamiento de datos con mayor costo-beneficio.

Igual a todos los otros componentes activos, los HDs también producen calor durante su funcionamiento, siendo la temperatura variable conforme la carga del trabajo. Pero la duda aún no fue respondida, ¿realmente es necesario utilizar un cooler para evitar el sobrecalentamiento?

¿Por qué se calientan?

El desempeño y la capacidad de los HDs cambiaron mucho desde que fueron añadidos al mercado de las PCs, a comienzos de los años 80, pero la arquitectura continua la misma: millones de clusters magnéticos exhibidos sobre discos de metales. El proceso de leer/grabar bits es hecho por cabezales de grabación que alteran la polaridad de cada uno de los clusters, todo controlado por circuitos lógicos.

El disco duro posee muchas partes mecánicas que se mueven, además, en la mayoría de los HDs comunes, los discos giran a una velocidad aproximada de 7200rpm. Todos estos movimientos son la principal causa del calor generado, además de la placa controladora que también se sobrecalienta durante el funcionamiento.

Los fabricantes determinan que la temperatura segura de funcionamiento del HD queda entre 35 y 50 grados Celsius. Es posible medir la temperatura de los discos duros usando programas como HDD Temperature, o posicionando un termómetro directamente en el hardware.
Disipando calor

Si tu HD está funcionando normalmente y está bien instalado en el gabinete, apenas el contacto físico con la estructura metálica puede ser lo suficiente para disipar el calor, permitiendo que tu disco duro trabaje en temperaturas recomendadas, cerca de lo mínimo (35°C).

Pero no es solo con el HD que debemos preocuparnos. Aunque esté dentro de lo recomendado, el calor generado por el disco duro contribuye para el sobrecalentamiento de la computadora en general, aumentado la temperatura en el interior del gabinete. En este caso, utilizar otros medios para bajar la temperatura de la máquina pueden ser bienvenidos, pero con algunas observaciones.

Cooler activo

HD


Coolers con ventiladores proyectados especialmente para HDs pueden ser fácilmente encontrados en tiendas de informática. Estos componentes son fijados directamente en la parte interior del disco duro y pueden bajar hasta 10° de la temperatura.

Pero, este tipo de solución trae algunos inconvenientes. El primero es el exceso de humedad que genera para la placa controladora, pues los coolers hacen que el aire circule directamente debajo del HD, contribuyendo con la corrosión. Aún más problemático en ciudades costeras.

El segundo inconveniente es el hecho que los discos duros son extremamente sensibles a vibraciones, y pueden ser dañados por coolers que vibran mucho (principalmente los más baratos). Además, más ventiladores en tu gabinete significan más ruido.

Cooler frontal del gabinete

Disco duro


Una forma práctica y eficiente de enfriar el disco duro es utilizando un ventilador frontal instalado en la parte frontal del gabinete. En computadoras bien proyectadas, no transmite vibraciones a la máquina.

Además, este cooler puede enfriar más de un HD al mismo tiempo sin emitir viento directamente sobre la placa controladora. Recuerda también que coolers de gabinetes producen menos ruido, pues son mayores y de baja rotación.

Cooler pasivo

cooler


gual al cooler activo, este componente es instalado directamente en el HD objetivo de enfríarlo, pero sin utilizar un ventilador. La refrigeración es realizada por disipadores de metal fijados directamente en la estructura del hardware.

El desempeño de estos coolers es tan bueno como aquellos que utilizan ventiladores, son silenciosos y no necesitan ser alimentados por la fuente. Sin embargo, disipadores pasivos son grandes, obligando que el HD sea instalado en las ranuras de la placa madre (slot) destinadas al CD-ROM y además, ¡cuesta más!

Conclusión

En circunstancias normales, en que el disco duro de tu computadora está fijo al gabinete y funciona normalmente, no es necesaria la utilización de una solución extra para la temperatura del HD, pues no llega a ser un problema.

Ahora, en caso que desees disminuir la temperatura de tu gabinete y aumentar la vida útil de tu hardware, instalar coolers extras puede ser una buena idea. El método depende de lo que deseas gastar y el espacio de tu gabinete.

Si realmente utilizarás los coolers, dale preferencia a aquellos sin ventiladores (pasivos), pues son silenciosos, y principalmente, no ofrecen riesgos a tus datos. En caso que desees gastar menos, los ventiladores frontales del gabinete son la segunda mejor opción. Utiliza coolers activos instalados en el HD solamente si no tienes otra salida.

Autor del artículo: Jonathan D. Machado

FUENTE: http://www.bajaki.com