Cuando una persona está cansada o agotada, tiene una sensación de malestar, incomodidad y de impotencia, y se requiere una gran fuerza de voluntad para realizar una determinada actividad.

Existen diversas causas para este malestar, desde la anemia, la depresión, el insomnio crónico, el padecimiento de alguna enfermedad como el cáncer o la diabetes, e incluso la debilidad propia después de alguna intervención quirúrgica.

Existen varios remedios populares que ayudan a combatir este estado de falta de fortaleza y de energía, a continuación te presentamos 10 remedios naturales que te pueden ayudar a sentirte mejor.

Remedio 1: Infusión de Menta y Cola de Caballo
Tomar una infusión de menta y cola de caballo Para ello, se utilizarán 30 gramos de menta, 30 gramos de cola de caballo y ¼ litro de agua el cual se llevará a ebullición y retirará del fuego. Luego, se añade la menta y la cola de caballo y se deja reposar por 5 minutos. Pasado ese tiempo, debe colarse.

Remedio 2: Reconstituyente de Avena
Se puede elaborar, para combatir el cansancio y el agotamiento, un reconstituyente de avena. Para elaborarlo, se debe mezclar unas cuantas cucharadas de avena y leche de avena en una batidora Si se quiere, se puede añadir, además, un poco de miel.

Remedio 3: Naranjas
Debido a que la falta de vitamina C causa fatiga, se debe preparar diariamente el jugo de cuatro naranjas.

Remedio 4: Vino y especias
En un litro de vino tinto se debe agregar 25 gramos de hojas de romero, 20 gramos de hojas de salvia y 20 gramos de miel. Se pone, todo ello, en baño María por 20 minutos y luego se deja reposar hasta que se enfríe Se toma un vasito antes de cada comida

Remedio 5: Tomar una bebida de guaraná
Puede ser de las que se venden listas en supermercados y tiendas naturistas.

Remedio 6: Milagroso jugo de frutas
Se obtiene el jugo de 25 gramos de manzana,250 gramos de naranja y50 gramos de limón y se toma en ayunas. Es un poderoso reconstituyente.

Remedio 7: Reconstituyente en caso de delgadez excesiva
Mezclar a partes iguales romero, tomillo, serpol, malva y genciana. 1 cucharada por taza. 1 taza antes de las comidas.

Remedio 8: Leche fortalecedora
Poner al baño maría seis tazas de leche; cuando hierva, añadir dos yemas batidas con dos cucharadas de azúcar de caña, la corteza rallada de medio limón y un trozo de vainilla. Beber una taza preferiblemente durante la mañana.

Remedio 9: Confeccionar Hidromiel
Para ello, utilizar tarro de cierre hermético, dejar macerar durante 10 días 2 cortezas grandes de canela, 1/2 gr de clavos de especia y la piel de un limón en 350 gr. de alcohol de 90°. Filtrar. A fuego lento, mezclar 400 gr. de miel con 1 litro de agua y dejar hervir hasta que el compuesto se reduzca a la mitad. Cuando esté tibio, unirlo a la maceración anterior. Esperar que se enfríe completamente y embotellar. Definido como la bebida de los dioses, el hidromiel es un enérgico reconstituyente que combate el cansancio.

Remedio 10: Maravillosa infusión
Preparar una infusión con 1/2 cucharadita de flores de lavanda, 1/2 cucharadita de romero y 1 taza de agua. Se debe mezclar las flores de lavanda y el romero; deposítalas en una taza. Luego se debe verter el agua hirviendo y tapar; esperar 10 minutos. Beber 1 taza 2 veces al día, en caso necesario. No se recomienda su uso en mujeres embarazadas, lactantes, menores de 6 años o con gastritis.

Si la persona siente un cansancio persistente, y no se alivian con estos consejos es recommendable que consulte con su médico y destacar algún padecimiento crónico.