Mitos de la informática cotidiana

Mitos de la informática cotidiana


Mitos de la informática cotidiana


La informática no es sólo una actividad, una disciplina y un gigantesco marco en el cual hacer negocios, también es el centro neurálgico de muchas pasiones que generan contenido con cada una de sus manifestaciones. Algunas son verdaderas, otras falsas. Algunas buscan el impacto y el posicionamiento sobre productos y puntos de vista. Otras son simplemente consecuencias del avance presuroso de la tecnología y las incapacidades comunicativas para separar lo real de lo ficcional en el discurso cotidiano. En este pequeño artículo repasamos algunos mitos de la informática cotidiana intentando poner a prueba sus postulados.

La mayor parte del conocimiento que manejamos es heredado, transmitido de forma tradicional y legitimado por la reproducción de este mismo contenido con la misma génesis en la costumbre, usando todos los medios del que el sentido común se pueda hacer. No es nuestra culpa tampoco, la tecnología, particularmente, avanza con pasos largos y muchas veces el acompañamiento informativo se observa como retrasado, por lo que si la transmisión de verdades a medias era un problema en el pasado, ahora el escenario no ha cambiado demasiado, sino que hasta genera nuevos productos y objetos sobre los que hacer recaer mitos y rumores. Recortando el espectro de atención, en la informática cotidiana podemos ver muchos de estos mitos pululando la web y el acervo de conocimiento popular con un nivel de acatamiento que asusta, pero que, sobre todo, es aprovechado por grandes compañías para vendernos productos utilizando estos mismos mitos como estrategias de mercadeo, si es que no las inventaron ellos previamente. En esta pequeña lista, y tal vez la primera de una saga, de mitos sobre la informática cotidiana, te ponemos al corriente de algunas mentiritas piadosas y de otras más perversas.



Más funciones, mejor programa

Para quien tiene años revolviendo entre los baúles insondables del software, esto le debe parecer tan obvio que hasta es posible que lo saltee y no lo lea, pero debe reconocer que las empresas todavía siguen ganando millones en base a agregarle peso a sus aplicaciones. Este tipo de aplicaciones se denominan como bloatware, inflaware o directamente software inflado. Motivo de ello es que los desarrolladores, habiendo (o no) llegado a una versión definitiva de su aplicación o no sabiendo por donde seguir, hinchan a sus creaciones con funciones inútiles, o que sirven pero no pertenecen al grupo de lo que el usuario quería del programa en primera instancia, con lo que generan más incomodidades que ventajas. Como para ejemplificar, es como ponerle internet a los vehículos antes de, por ejemplo, mejorar la seguridad en caso de accidentes. Por eso, la búsqueda siempre se debe orientar a aplicaciones eficientes, es decir, funciones balanceadas con su capacidad de realizarlas al mejor nivel.

mitos
Un ejemplo de bloatware disfuncional: Nero hace de todo. Le falta planchar ropa y lavarte el carro. ¿Había necesidad?


Para tener seguridad, hay que gastar mucho dinero

Como verán, la seguridad tiene varios exponentes en esta lista de mitos de la informática cotidiana, y esto es porque el temor, el miedo, así como cuando se impone en la sociedad, doblega subjetividades y las pone a merced de cualquier discurso que se proponga como salvador, o como oferente de un producto excepcional, y que normalmente tiene la propiedad de ser caro. Esto sucede con las aplicaciones de seguridad de pago que se presentan como imprescindibles, desprestigiando el valor de las aplicaciones gratuitas, que si bien en otros tiempos eran inhallables y de paupérrimo desempeño, hoy día se tienen exponentes que le generan escalofríos a las corporaciones de seguridad informática. La suposición que da entidad a este mito es que las aplicaciones caras tienen mejores bases de datos y análisis más exhaustivos, además de soporte. Pero la diferencia con los resultados de aplicaciones como Avast, Avira, Sophos, AVG, Comodo y Microsoft Security Essentials -que se han llevado por delante las revisiones de AV Comparatives y otros-, no justifican las cantidades de dinero que se demandan por aquellos antivirus endiosados.

informática
Con la excusa de la seguridad promocionada se han robado más dinero que los virus. Cuidado.


Más megapixeles, mejores fotografías

Es uno de los engaños más groseros en la fotografía amateur y en la informática en general. Esto es como decir Miguel Angel era un genio porque pintaba con pinceles enormes sobre paredes inmensas, pero es lo que el mercado nos ha estado vendiendo constantemente al poner el foco en la capacidad de resolución de las imágenes y no en la calidad de los componentes, como los sensores y su sensibilidad. Ni que hablar de las particularidades de los lentes, pues los detalles son detallados si se los puede capturar. ¿Alguna vez, luego de utilizar una cámara de fabricante de lectograbadoras de DVD, con 20 MP de resolución, detector de sonrisas, antishake, masajes, etc., has comparado la fotografía con la de una cámara de menor capacidad de pixeles pero de compañías con una historia irrefutable en cuanto a desarrollo de lentes? Sí. Esa es la sensación, te estafaron. Esto se da también porque luego de los 6 MP, por una cuestión de medios para reproducirlo y observarlo, la mayor parte del contenido se pierde. Así que la próxima vez que te encuentres ante la disyuntiva, ahorra en megapíxeles y gana en lentes. Y en un curso de fotografía, claro.

sistemas
Una mala fotografía de 15 megapíxeles es una gran mala fotografía.


Para trabajar con gráficos, un Mac es indispensable

En algún momento esto fue una verdad completa, es innegable. La arquitectura de los microprocesadores (basadas en el chip PowerPC) de Apple antes del 2006 tenía ciertas ventajas sobre lo que proponían Intel o AMD, pero con el cambio de estrategia de Apple para utilizar procesadores Intel (por costos, en general), esta ventaja se diluyó parcialmente. Es que más allá de igualarse en este aspecto, por sus características de gestión de fuentes y algunos detalles ínfimos más, Apple sigue siendo apenas más eficiente que Windows o Linux en el tratamiento gráfico a niveles exigentes. Pero antes de que me lancen un iBook Air por la cabeza, hay que decir que ni por asomo la frase que presenta al ordenador de Apple como una opción obligada cuando se va a trabajar con gráficos es válida, pues, y siempre tomando en cuenta que hablamos de un diseñador gráfico serio, la diferencia radica en el presupuesto que se tenga y en cuánto quieres gastar. Las diferencias en cuanto a rendimiento son ínfimas dada la importancia del hardware y lo multiplataforma del software, y en cuanto a dinero siguen siendo absurdamente altísimas. Pero, sobre gustos (y anchura de billeteras) no hay… bueno, ya te lo sabes.

seguridad
Diseñador Gráfico = Mac. Ya no tiene tanta validez esta ecuación.


Los virus son el peligro mayor para nuestra información

Si bien el análisis de esta aseveración puede llegar a ser el más subjetivo de la lista de mitos de la informática cotidiana, este tipo de presunciones de amenaza son amplificadas hasta el cansancio, y sin embargo no se les quita el halo de hipocresía que las rodea. Lo que quiero decir con esto es que la principal amenaza para nuestra información sensible o la que fuera, somos nosotros. Los virus, y estoy seguro de que nadie cree en tormentas personales que los siguen, no te atacan todos los días y te borran información, sino que es una contingencia que responde a ciertas variables y que se da, en la misma persona, muy esporádicamente. El daño que puede llegar a hacer un virus por sí solo es lo menos en relación a la cantidad de variables dependientes de nuestra negligencia, como la inobservancia en la protección de los datos ante ataques informáticos, descomposición de ordenadores, cortes de energía abruptos, robos, falta de limpieza y mantenimiento, indiferencia sobre los backups y, por supuesto, la generación actitudinal de los medios para que el malware se haga con nuestro sistema. ¿Le cambiamos el título al mito? Nosotros somos el peligro mayor para nuestra información.

Mitos de la informática cotidiana
Cuida a tu información de tus propios olvidos y tus negligencias: con eso hecho, el resto está solucionado.


Mac y Linux no tienen virus

Siendo ingenuos y dejando de lado las implicaciones subjetivas que se generan con base al fanatismo y a la ceguera que este produce, hay muchas personas que creen fehacientemente que Linux y Mac no tienen nada de qué preocuparse. Y si bien la ocupación –como para quitar el stress que genera el “pre”- es mínima en cuanto a la que sufren, artificial y también realmente, los usuarios de Windows, quienes tengan los sistemas operativos arriba nombrados deberían no levantar sus escudos y afilar sus espadas ante el enemigo viral, sino modular los cánticos de victoria e infundada soberbia. Cualquier analista de sistemas de seguridad y cualquier empresa, hasta las independientes y sin fines de lucro, declara que que las infecciones de Elf en Linux existen, que ensambladores incrustados en código hacen de las suyas aprovechando cavidades y que los ejecutables a.out en Unix también son potenciales víctimas en el sistema operativo más seguro que por hoy existe, aunque a niveles muy pequeños. En Mac la cosa ya está más difundida desde hace años, pero la persistencia de la negación es un mal que no cesa. Todo lo bueno también tiene defectos, a aceptarlo.

mitos
"Oh. Gracias. Debe ser un virus" Esto ya no es exclusividad de Windows.


Otros mitos de la informática cotidiana

Si la tarjeta gráfica tiene más RAM, debe ser mejor

Puede parecer una tontería, pero el poder que tiene esto para vender es enorme, y si no que se le digan a todos los que han comprado tarjetas nVidia y Radeon de diferentes generaciones pero sólo en el nombre. Lo que importa en las tarjetas de vídeo es la capacidad del chip de procesamiento, lo que refiere a la RAM resulta ser como lo que se ve en las cámaras fotográficas digitales y los megapíxeles; son cuestiones cuantificables, y todos sabemos que un número mayor vende más al público desinformado, salvo cuando está ubicado en el precio, claro. Por eso, no te fijes en la cantidad de RAM únicamente, sino en los modelos de las tarjetas y coteja las especificaciones.

Los productos mejor reseñados deben ser mejores

Los que prueban productos o aplicaciones para dar alguna valoración sobre ellos son personas, y por lo tanto están sujetos a, aún con la mejor intención, dejarse llevar por la experiencia que tienen con él. La objetividad no existe, y la elección de palabras es una representación de nuestra estructura mental como agentes sociales inmersos en una maraña de cosas en suceso. Un producto puede tener ventajas para mí, y no tenerlas para ti. Lo mismo al revés. Usa las revisiones como referencias, pero no como determinantes de tus decisiones.

informática
Los números engañan. Miremos donde hay que mirar.


Hasta aquí vamos por hoy con esta lista de mitos de la informática cotidiana, y si les gusta prepararemos otra lista con tantas otras mentirillas o verdades temporales que circundan y limitan, y sugestionan nuestras acciones con la informática en general y la vida en la red, reflejo nublado (o blureado) de la sociedad. Mientras tanto, apaga tranquilo el ordenador desde el botón, no te desesperes si no paraste el proceso del dispositivo USB antes de arrancarlo del puerto y no gastes energías refrescando la pantalla para liberar RAM, eso ya no sucede hace mucho mucho mucho tiempo. Saludos!

FUENTE


sistemas

13 comentarios - Mitos de la informática cotidiana

@dkboca12
como el mito de "quitar hardware con seguridad" cuando vas a sacar un pendrive, en las propiedades del pendrive dice que esta configurado por defecto para retirado rapido y no hace falta hacer lo que todos hacen
@JuanValenz
+10 porque no se en donde mas gastarlos
@contrAdiscurso
Favoritos para no olvidar leerlo ya que ahora no puedo
@contrAdiscurso
Gracias, has ayudado a una ignorante en el tema a no ser engañada tan fácil.
@LoKoReLoaDeD
Más megapixeles, mejores fotografías

Es uno de los engaños más groseros en la fotografía amateur y en la informática en general


exacto... mi camara no la subo nunca de 3 megapixeles... es mas que de sobra, lo que importa es la óptica (lentes) de la cámara , así como el firmware de la cámara (que sea bueno y funcione a 100 junto a la óptica)

bueno ya me quedé a gusto, nunca se fien de los megapixeles, es el engaño de los tontos!!!!
@LoKoReLoaDeD
PD: mereces 10 puntos pero solo puntuo a novatos a nosotros con un buen comentario nos sobra (o debería) recomendado y buen post