Japón y su política pública contra el acoso sexual en el metro

Mientras en Chile un grupo de diputados acaba de anunciar un proyecto de ley que crea el delito de acoso sexual en la vía pública, promovido principalmente para frenar los "agarrones" en el metro, en Japón el tema se ha convertido en un grave problema, siendo común encontrar a hombres fotografiando a mujeres bajo sus faldas e incluso a grupos que, tras organizarse por Internet, acuden a los vagones para acosar en masa a escolares. Conozca qué ha hecho Japón para evitar estas situaciones, en las siguientes líneas.

Chikan -  Abusadores en metros de Japón

tren

Política pública contra el Chikan
Hace exactamente 10 años que Japón comenzó una suerte de “tolerancia cero” contra el Chikan, o acoso sexual en el metro, tras un aumento explosivo de las denuncias por tocaciones indebidas y otros delitos sexuales ocurridos en los momentos de mayor afluencia. Fue así como, tras legislar para endurecer las penas para los acosadores, se comenzó a implementar una batería de normas que son perfeccionadas cada año.

abuso

re

Las medidas

Vagones sólo para mujeres: Una de las medidas más efectivas para frenar este tipo de delitos ha sido sido el habilitar vagones sólo para mujeres en los horarios punta de la mañana, que es cuando se registra más del 60% de los acosos. Estos carros de metro se distinguen por llevar adhesivos rosados en las ventanas y su objetivo es evitar tanto el acoso como la toma de fotografías obscenas con teléfonos celulares sus faldas, hechos de los que difícilmente pueden defenderse en vagones repletos.

Les

Policías y cámaras: Además, cada año se suman más medidas tendientes a mejorar la seguridad en el metro, como la reciente instalación de cámaras de vigilancia en el metro, y la presencia de policías que suben a los vagones para controlar el comportamiento de los usuarios y tomar detenido de inmediato a quienes sean sorprendidos cometiendo un abuso.

Campañas: También se han masificado las campañas de prevención, y es común ver a estudiantes repartiendo folletos a usuarios del metro. Generalmente, los consejos para las mujeres son utilizar los vagones exclusivos, y cuando no los hay el denunciar de inmediato cualquier tipo de acoso al policía del vagón, o en su defecto gritar. A los hombres se solicita tomar la correa del metro con las dos manos, evitar pararse al lado de una mujer, poner sus bolsos en la parrilla y no hacer nada que pueda ser malinterpretado.

japones

Culo

Denuncias en aumento
Sin embargo, a pesar de la gran cantidad de medidas adoptadas, las denuncias han aumentado, lo que según expertos, no se debería a un incremento en las situaciones de acoso, sino a una mayor conciencia pública de que los delitos de índole sexual deben ser denunciados. Ya sea por una mayor conciencia o por un repunte de los delitos, lo cierto es que el Chikan está tan extendido en Japón que, según un reciente estudio, el 70% de las escolares japonesas ha sido acosada sexualmente en algún medio de transporte público, lo que se repite en más del 60% de las niponas entre 20 y 30 años.

Sexo


Un problema social
Aún cuando se realizan constantes esfuerzos a nivel político para disminuir el acoso en el transporte público, el Chikan sigue siendo tomado con humor en algunos en programas de televisión , que realizan burlescas representaciones, y es común encontrar en kioskos y tiendas un tipo de manga que recrea situaciones de este tipo y que goza de gran popularidad en tierras niponas. Además, el Chikan se ha hecho un nicho en el comercio sexual y se han abierto clubes nocturnos ambientados como vagones de metro (Imekura), donde hombres acuden para ver o tocar a mujeres, vestidas como colegialas y oficinistas.

El fenómeno también ha tomado ribetes delictivos en foros de Internet, en los que grupos de hombres buscando contrarrestar las medidas anti-chikan, se organizan para acorralar a estudiantes, normalmente menores de edad, y acosarlas sexualmente, hechos que se multiplican en meses de verano.

Actualmente, solo en Tokio se registran más de 3.000 denuncias por acoso en metros y desde que se comenzaron a implementar las normas se ha arrestado a más de 2.000 hombres, entre 14 y 80 años, mientras en todo Japón las detenciones superan las 4.000 cada año. Sin embargo, se espera que el tema se torne aún más complejo, pues últimamente los hombres se han animado a denunciar acosos de parte de abusadores, pero también de abusadoras, se han incrementado las denuncias contra mujeres que denuncian falsos acosos, previa extorsión, y los medios han publicado varios casos de asesinato de individuos que, luego de ser denunciados en un vagón, han sido golpeados hasta la muerte por turbas de usuarios del metro.

mano

a


Combatiendo el acoso en Chile
En nuestro país, si bien el tema no es nuevo, sí las medidas contra este tipo de situaciones. En este sentido, los diputados Alejandra Sepúlveda, Karla Rubilar, Leopoldo Pérez, Matías Walker, Alejandro Santana y Pedro Browne, acaban de ingresar un proyecto de ley que crea el delito de acoso sexual en la vía pública, sancionándolo con presidio menor (desde 61 días a 5 años, de acuerdo a las circunstancias del hecho).

Para la diputada Sepúlveda, este proyecto de ley "viene a cubrir un vacío legal que actualmente existía en esta materia. Es impresentable que una mujer, no importando su edad, tenga que ser víctima de este tipo de acoso sexual que, por lo demás, es tan frecuente". El tema promete seguir en la agenda política, tal como ocurre en Japón, y la iniciativa parlamentaria se suma a la campaña "Levanta la voz si no te respetan" que lanzó recientemente el Servicio Nacional de la Mujer.
[/font]


Fuente:http://asiapacifico.bcn.cl/noticias/japon-politica-publica-contra-acoso-sexual-en-metro

sexual

metro